Infortelecom

Noticias de turquia

01-08-2020 | Fuente: marca.com
El Arsenal se juega la FA Cup... y Özil se marcha a Turquía
  Leer
31-07-2020 | Fuente: as.com
WRC: Turquía cambia su fecha para dar paso a Bélgica
La cita turca se ha adelantado una semana, lo que permite la entrada del Rally de Ypres el primer fin de semana de octubre.
31-07-2020 | Fuente: as.com
Özil y su adiós al Arsenal, con fecha y lugar de destino
El agente del jugador ha declarado que su representado "no se irá antes del verano de 2021" y ha nombrado sus posibles destinos: "¿Asia, América, Turquía?".
29-07-2020 | Fuente: as.com
No habrá descensos en Turquía, a petición de los clubes
Se pasará de 18 a 21 equipos en la próxima temporada. El Kayserispor, Ankaragucu y Malatyaspor habían descendido esta temporada, pero seguirán en la Súper Líg.
29-07-2020 | Fuente: abc.es
Turquía aprueba una ley para controlar y censurar contenido de redes sociales
El Parlamento turco aprobó este miércoles una polémica ley que cede a las autoridades un mayor control de los usuarios de redes sociales y les permite censurar contenidos. La enmienda, impulsada por la formación gubernamental islamista, Partido de Justicia y Desarrollo (AKP), ha sido aprobada esta madrugada con el apoyo de su aliado parlamentario, el ultranacionalista Partido de Movimiento Nacionalista (MHP). La normativa obliga a las empresas de redes sociales a designar a un representante y a mantener sus servidores en Turquía. Las compañías deberán almacenar datos de los usuarios en el país euroasiático y se establece un plazo de 48 horas para eliminar contenido que las autoridades consideren «ofensivo». En el caso de no cumplir con sus obligaciones podrían enfrentarse a multas de entre 1.500 y un millón de dólares. Los principales partidos opositores, así como varias ONG defensoras de los derechos humanos y asociaciones de periodistas se oponen a la reforma al considerarla «anticonstitucional». Advierten de que la medida puede llevar a un mayor control y censura de la ciudadanía. «Esta enmienda aumentará significativamente los poderes del Gobierno para censurar contenido en la red y procesar a los usuarios de redes sociales», señaló en un comunicado Andrew Gardner, portavoz de Amnistía Internacional en Turquía. «Es una clara violación del derecho a la libertad de expresión en la red y contraviene el derecho y las normas internacionales de derechos humanos», agregó. Durante el debate parlamentario, miles de usuarios publicaron mensajes en Twitter bajo la etiqueta «parad la ley de censura». El Gobierno argumenta que la ley es necesaria porque las compañías tecnológicas no han tomado medidas contra actividades como el acoso sexual, los juegos de azar ilegales, fraudes y apoyo al terrorismo. El AKP ya había advertido antes de que pretendía introducir medidas legales para mantener bajo control a los gigantes de las redes sociales como Twitter, Facebook y YouTube al obligarlos a eliminar contenido o asumir fuertes multas. Entre 2014 y 2019, el Gobierno turco ha ordenado el cierre de unas 27.000 cuentas en redes sociales y cerca de 246.000 páginas web, según un estudio de la Universidad turca de Bilgi y la Asociación de Libertad de Expresión (IFOD). En enero se pudo volver a acceder desde Turquía a la enciclopedia digital Wikipedia tras casi tres años de prohibición, después de que el Tribunal Constitucional considerara que el bloqueo atentaba contra los derechos recogidos en la Carta Magna. Turquía ocupa el puesto 154 de un total de 180 países en el índice de Reporteros Sin Fronteras sobre libertad de prensa, y ha detenido a decenas de periodistas bajo acusaciones genéricas como apoyo al terrorismo, según denuncian ONG de defensa de derechos humanos.
28-07-2020 | Fuente: abc.es
González Laya, de gira en Grecia en plena crisis diplomática con Reino Unido
La ministra de Asuntos Exteriores, Arancha González Laya, llega este martes a Atenas, la segunda ciudad que forma parte de la «mini» gira que la llevó ayer a Ankara, en plena crisis diplomática con Reino Unido por las restricciones, especialmente la cuarentena de 14 días, para los viajeros que procedan de España anunciada por el Gobierno británico este fin de semana. La titular de Exteriores ha emprendido este viaje para «estrechar las relaciones bilaterales con ambos países y compartir reflexiones sobre la situación del Mediterráneo», después de que la semana pasada aumentara la tensión entre Ankara y Atenas por el anuncio turco de querer realizar nuevas exploraciones de gas natural en aguas situadas al sureste de la isla griega de Rodas, una región que Turquía y Grecia consideran parte de su zona económica exclusiva. Turquía no es un país cualquiera para la diplomacia del Gobierno de Sánchez. España aspira a tener un papel mediador en los conflictos que tienen como protagonistas a Turquía, Grecia y Chipre, en primer plano, pero que se extienden a Libia con países como Egipto, Francia o Emiratos Árabes Unidos involucrados en los últimos meses. González Laya tiene previsto sostener una reunión con su homólogo Nikos Dendias, y luego será recibida por el primer ministro, Kyriakos Mitsotakis y la presidenta griega, Katerina Sakellaropoulou. Ayer lunes, la ministra española intentó rebajar las tensiones diplomáticas entre ambos gobiernos y anunció que Turquía está dispuesta a «pausar» durante un mes las exploraciones de gas natural en el Mediterráneo oriental para facilitar un entendimiento con Grecia. Choques sobre Santa Sofía Durante su visita en Turquía, la ministra de Asuntos Exteriores se manifestó sobre el cambio de estatus de la Gran Mezquita de Santa Sofía, lo que generó una fuerte controversia con su homólogo turco, Mevlut Cavusoglu, quien tuvo que intervenir para corregir sus palabras. González Laya dijo que para España «es importante que se mantenga el espíritu de este monumento que es una casa común para cristianos, católicos y musulmanes», dijo al tiempo que aseguró «nosotros creemos en el diálogo y dicho diálogo entre Turquía y la Unesco ayudará a preservar a Hagia Sophia». Sin embargo, su comentario despertó cierto resquemor en Cavusoglu, que aclaró seguidamente: «Si no le he entendido mal, ella dijo que prefiere mantenerla (refiriéndose a Santa Sofía) como una casa común. Por supuesto, si ella se refiere a una casa común para preservar Santa Sofía como un lugar que es patrimonio cultural de la humanidad con todas sus características y que está abierto a todos. Esto está bien», y continuó «pero si ella se refiere a que Santa Sofía, que fue convertida en una gran mezquita, permanecerá como un lugar donde otras creencias también puedan rezar, no estamos de acuerdo con eso».
27-07-2020 | Fuente: abc.es
El ministro turco desautoriza a González Laya sobre Santa Sofía: «Otras creencias no podrán venir a rezar»
La ministra de Asuntos Exteriores, Arancha González Laya, ha iniciado su visita oficial a Turquía, donde se ha reunido con su homólogo turco y otros alto cargos en un momento de creciente tensión entre Ankara y la Unión Europea. Según han detallado fuentes diplomáticas a Europa Press, la ministra tendrá una agenda «muy intensa» hasta el martes cuando viaje a Atenas. En una conferencia conjunta con su homólogo turco, Mevlut Cavusoglu, en Ankara, la ministra ha dicho que era importante que la reconvertida Gran Mezquita de Santa Sofía siga siendo parte del patrimonio mundial de la humanidad, tras el reciente decreto firmado por el presidente turco Recep Tayyip Erdogan para que el templo pasara de museo a mezquita la semana pasada. «Para España es importante que se mantenga el espíritu de este monumento que es una casa común para cristianos, católicos y musulmanes», dijo al tiempo que aseguró «nosotros creemos en el diálogo y dicho diálogo entre Turquía y la Unesco ayudará a preservar a Hagia Sophia». Sin embargo, su comentario despertó cierto resquemor en su homólogo turco, Mevlut Cavusoglu, que aclaró seguidamente: «Si no le he entendido mal, ella dijo que prefiere mantenerla (refiriéndose a Santa Sofía) como una casa común. Por supuesto, si ella se refiere a una casa común para preservar a Hagia Sophia como un lugar que es patrimonio cultural de la humanidad con todas sus características y que está abierto a todos. Esto está bien», y continuó «pero si ella se refiere a que Hagia Sophia, que fue convertida en una gran mezquita, permanecerá como un lugar donde otras creencias también puedan rezar, no estamos de acuerdo con eso».<blockquote class="twitter-tweet"><p lang="en" dir="ltr">Singing different songs on <a href="https://twitter.com/hashtag/HagiaSofia?src=hash&amp;ref_src=twsrc%5Etfw">#HagiaSofia</a> in a joint press event between visiting <a href="https://twitter.com/hashtag/Spain?src=hash&amp;ref_src=twsrc%5Etfw">#Spain</a> Foreign Minsiter Arancha Gonzalez Laya and her host, <a href="https://twitter.com/hashtag/Turkey?src=hash&amp;ref_src=twsrc%5Etfw">#Turkey</a>&#39;s Foreign Minister Mevlut Cavusoglu. . <a href="https://t.co/lAY3P9b4kr">pic.twitter.com/lAY3P9b4kr</a></p>&mdash; Abdullah Bozkurt (@abdbozkurt) <a href="https://twitter.com/abdbozkurt/status/1287704030400126978?ref_src=twsrc%5Etfw">July 27, 2020</a></blockquote> <script async src="https://platform.twitter.com/widgets.js" charset="utf-8"></script> Un nexo cultural Santa Sofía fue construida en época del emperador bizantino Justiniano I, en el año 537, como la mayor iglesia de la comunidad cristiana de la época. Tras la conquista otomana de Constantinopla, la actual Estambul, fue reconvertido en mezquita en el año 1453 por decisión de Mehmet II, conocido como 'El Conquistador'. En 1934, el estatus de Santa Sofía fue cambiado al de museo por un decreto firmado por Mustafá Kemal Ataturk, el fundador de la Turquía moderna. Dos firmas han determinado el futuro del templo: el Consejo de Estado, el más alto tribunal administrativo, anuló el 10 de julio el decreto firmado por Ataturk y que ha mantenido Santa Sofía como museo durante 86 años. Horas después, Erdogan firmó una orden por la que reconvirtió el templo en una mezquita, haciendo realidad así «el sueño de su juventud», según dijo entonces. Santa Sofía, declarada Patrimonio Mundial por la UNESCO, es un nexo cultural para cristianos y musulmanes y también uno de los principales centros de atracción turística, con 3,7 millones de visitantes en 2019. La decisión de Erdogan ha desconcertado a los turcos, que ven Santa Sofía como un emblema de la Constitución laica del país, aunque no ha provocado una crítica rotunda por parte de la oposición. Erdogan ha prometido que seguirá abierta a los turistas y a los fieles de todas las religiones.
26-07-2020 | Fuente: abc.es
Putin desafía de nuevo al coronavirus con más desfiles militares
En varios puertos rusos discurrieron hoy domingo desfiles navales con motivo del Día de la Armada rusa. El celebrado en Vladivostok, en el extremo oriental de Rusia finalizó el primero. El presidente ruso, Vladímir Putin, asistió al organizado en San Petersburgo. Las ciudades de Severomorsk, Kaspiisk, Baltiisk, Sebastopol, en Crimea, y hasta la base rusa de Tártus, en el litoral de Siria, se unieron también con paradas navales a los festejos. La agencia TASS informó que, solamente en el desfile de San Petersburgo, participaron más de 4.000 marinos, 46 navíos, incluyendo varios submarinos de la última generación, y más de 40 aviones y helicópteros. Acudieron miles de espectadores a contemplar el espectáculos desde la costa, concentraciones que, según los expertos sanitarios, contribuyen a hacer que aumente el riesgo de contagio del coronavirus. En la antigua capital imperial rusa los actos multitudinarios están prohibidos a causa de la pandemia, pero las autoridades locales han hecho una excepción. En San Petersburgo, durante el desfile, estuvieron presentes los restos mortales del legendario almirante ruso, Fiódor Ushakov, héroe de las batallas contra Turquía en el mar Negro durante la segunda mitad del siglo XVIII. Fue canonizado por la Iglesia Ortodoxa rusa y su cuerpo ha sido trasladado desde el monasterio de Mordovia en donde ha estado enterrado. Con motivo del 75 aniversario de la victoria sobre la Alemania nazi, se ha recordado también a los infantes de marina que defendieron durante la II Guerra Mundial los puertos de Leningrado, Sebastopol y Novorossiisk. Hasta la Antártida ha estado presente en la celebración, al cumplirse este año el bicentenario de su descubrimiento por marineros rusos, con el buque de investigación «Admiral Vladímirski». También se ha visto una réplica de la imponente fragata «Poltava» del siglo XVIII. Putin, que aumenta cada año la partida presupuestaria de gasto militar y asegura poseer armas «invencibles», tuvo que posponer por culpa de la Covid-19 el tradicional desfile en la Plaza Roja de Moscú, que tiene lugar cada 9 mayo en conmemoración de la victoria. Se llevó a cabo el pasado 24 de junio sin que la epidemia estuviera todavía superada. Los eventos masivos de carácter militar forman parte de la parafernalia que da cuerpo a una de las principales componentes ideológicas de sus sucesivos mandatos al frente de Rusia. Según Putin ni el desfile del 24 de junio ni la reciente votación, que duró siete días, de las enmiendas constitucionales para eternizarse en el poder causaron rebrote alguno de coronavirus.
26-07-2020 | Fuente: abc.es
El retorno del califato
En la costa turca al sur de Bodrum, en la provincia de Mu?la, hay numerosas ruinas de iglesias bizantinas. Recuerdo lo que me impresionó hace un año visitar una de ellas en Kameriye, una islita desierta, en la que varias cabras estaban aposentadas en el interior del templo. El silencio solo era roto por los balidos de los chivos hasta que apareció un barco con unos doscientos turistas rusos que se apresuraron a tomar el lugar con sus cámaras. Muchos se santiguaban. Saben que la ortodoxia tiene profundas raíces en un territorio que bajo el mandato de Recep Tayip Erdogan se está convirtiendo en la sede de un nuevo califato que aspira a desbancar a Arabia Saudí de liderazgo del islam sunní. El pasado viernes, por primera vez desde 1934, el culto musulmán volvió a Santa Sofía. Erdogan dio un paso más en la expulsión del cristianismo de Turquía. A lo largo de sus años de poder por todo el país se han convertido antiguas iglesias secularizadas en mezquitas. De ellas se ha borrado la iconografía cristiana. Ese lento cambio se empezó a aplicar en Santa Sofía en 2010, cuando se cambió la iluminación para resaltar los elementos musulmanes y ocultar los cristianos. Recordemos la historia del lugar: fue construida por el emperador Justiniano en el año 537 como la catedral de la capital de su Imperio de Bizancio. El Imperio fue conquistado por los musulmanes en el siglo XV y en 1453 las tropas del Sultán Mehmet II saquearon el templo y destruyeron sus iconos y buena parte de sus obras de arte. Lo que sobrevivió, esencialmente mosaicos de Cristo, la Virgen y otros santos, fue finalmente tapado con pintura en el siglo XVII. La catedral fue mezquita hasta que en 1934 Mustafá Kemal Atatürk la convirtió en museo. A principios del siglo XX, en la Turquía Otomana de los sultanes vivían millones de cristianos grecoortoxos y armenios. Hoy se calcula que quedan unos 60.000 armenios y apenas 2.000 fieles de la iglesia griega. El acoso sobre Santa Sofía que arrancó en 2010 dio un paso más en 2016 cuando el Gobierno autorizó -o quizá sea más exacto decir que promovió- el que desde el minarete del museo se llamara a los musulmanes a la oración. Por eso el paso dado el viernes es sólo la conclusión de lo que era previsible. Veremos ahora cómo se cubren o hacen desaparecer los símbolos cristianos que fueron restaurados cuando la mezquita se convirtió en museo. Lo que es evidente, por la actuación de Erdogan, es que no puede quedar ni un trazo del pasado cristiano de la mezquita. ¿Se imaginan lo que harían algunos en España si se intentara borrar de la mezquita de Córdoba todos los trazos musulmanes que hay en ella? Pues a pesar de que la Unesco considera el lugar Patrimonio de la Humanidad no parece que esto preocupe mucho a quienes tan preocupados están por el culto católico en la mezquita catedral cordobesa. Recordemos en esta hora que este Erdogan es el mismo con el que José Luis Rodríguez Zapatero puso en marcha aquella filfa de la Alianza de Civilizaciones en la que España ponía el dinero y Turquía marcaba la línea de actuación. La rendición de la izquierda española ante el Islam es inequívoca. Lo que hizo Zapatero en 2007 -de lo que hoy se beneficia su ministro de Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, como Alto representante de la ONU para la Alianza de Civilizaciones con sede en Nueva York- ha sido completado después con un giro aún más peligroso por el vicepresidente del Gobierno Pablo Iglesias entregado al islam chií de Irán. Con esta gente, no paramos de mejorar.
26-07-2020 | Fuente: abc.es
La lucha por el petróleo parte a Libia en dos
Las armas han callado esta semana en Libia y todos los ojos están puestos en la franja de 400 kilómetros que va desde la ciudad costera de Sirte hasta la base militar de Jufra, en el interior y a donde Rusia ha enviado refuerzos esta semana según la inteligencia estadounidense. Esta es la línea que marca el inicio de la provincia que alberga dos tercios de la producción petrolera libia, un país que cuenta con las mayores reservas de África. Después de nueve años de conflicto civil, convertido ya en una mini guerra mundial por la cantidad de actores externos implicados, Libia ha quedado partida en dos y es el petróleo el que marca la frontera. La producción y distribución están bloqueadas por las fuerzas rebeldes desde enero. El mariscal Jalifa Haftar tiene bajo su control los mejores pozos del país y por ello la producción se ha hundido de los 1,2 millones de barriles diarios, a apenas 100.000, una pérdida incalculable para el Gobierno de Unidad Nacional de Trípoli (GNA), reconocido por la comunidad internacional.<blockquote class="twitter-tweet"><p lang="en" dir="ltr"><a href="https://twitter.com/hashtag/Turkey?src=hash&amp;ref_src=twsrc%5Etfw">#Turkey</a> plans to explore a slice of the Mediterranean claimed by the Tripoli-based <a href="https://twitter.com/hashtag/Libyan?src=hash&amp;ref_src=twsrc%5Etfw">#Libyan</a> government <a href="https://twitter.com/hashtag/oilandgas?src=hash&amp;ref_src=twsrc%5Etfw">#oilandgas</a> <a href="https://t.co/bWI7amlOwo">https://t.co/bWI7amlOwo</a> <a href="https://t.co/pNgk7uAtjw">pic.twitter.com/pNgk7uAtjw</a></p>&mdash; Petroleum Economist (@PetroleumEcon) <a href="https://twitter.com/PetroleumEcon/status/1273179702954508295?ref_src=twsrc%5Etfw">June 17, 2020</a></blockquote> <script async src="https://platform.twitter.com/widgets.js" charset="utf-8"></script> Tras la liberación de la capital, las fuerzas del GNA, apoyadas por Turquía, esperan la orden para lanzar una operación y recuperar el control de Sirte. Al otro lado les espera el petróleo que defienden los hombres del Ejército Nacional Libio (LNA, por sus siglas en inglés), liderado por Haftar y respaldados por Rusia, Arabia Saudí, Emiratos Árabes Unidos, Francia y Egipto. Este último país tiene luz verde del parlamento para desplegar tropas en Libia si el GNA supera la línea roja. Tras varios meses de cerco sobre la capital, el frente se traslada a esta parte de Libia que puede ser la causa de un choque a gran escala. «Turquía estaría abierta a diferentes opciones y una alternativa podría ser una fuerza internacional, pero no acepta que sean los rebeldes quienes tengan el control absoluto» de la zona petrolera, como ocurre desde 2015, apuntó el analista Galip Dalay en la web especializada Middle East Eye (MEE). Además del interés estratégico que supone para Ankara tener un gobierno aliado en esta parte del Mediterráneo, los turcos aspiran a jugar un papel clave en el sector petrolero y gasístico. Una muestra de la importancia que la operación libia tiene en el país fue la reunión que tuvo Recep Tayyip Erdogan con Fayez Sarraj, presidente del GNA, menos de 24 horas después de rezar en la reconvertida Gran Mezquita de Santa Sofía. Acuerdo de alto el fuego El despliegue en enero de barcos, drones y miles de milicianos islamistas sirios por parte de Recep Tayyip Erdogan en apoyo al GNA no solo frenó el avance sobre Trípoli, sino que dio un giro completo a la guerra, acabó con el cerco que sufría la capital y obligó a Haftar a retroceder. Los rebeldes, por su parte, cuentan con el apoyo de armas y de mercenarios rusos, pero el despliegue no está al nivel del efectuado por Turquía. Un informe confidencial de Naciones Unidas al que tuvo acceso la agencia DPA en mayo reveló que entre 800 y 1.200 milicianos del Grupo Wagner, empresa privada rusa, combaten en Libia junto a las tropas rebeldes. Ankara y Moscú trasladan al norte de África el pulso que ya libran en Siria, y pese a que el mensaje lanzado esta semana es el de que lograron un acuerdo para «trabajar a favor de un alto el fuego creíble», según declaró esta semana a la agencia Reuters el asesor de seguridad de Erdogan, Ibrahim Kalin, siguen reforzando su presencia militar. Así lo desvelaron nuevas imágenes obtenidas vía satélite por Estados Unidos que mostraban la llegada de aviones de carga rusos a la base de Jufra.
...
7
...