Infortelecom

Noticias de terrorismo

05-01-2021 | Fuente: abc.es
Austria pide un registro europeo de imanes radicales
El Gobierno de Austria ya ha comenzado a llevar un registro de los imanes que predican en mezquitas de su territorio, con el objetivo de detectar focos de radicalización que puedan ser atajados a tiempo. Pero esta iniciativa no es eficiente, dado que los predicadores residentes en otros países de la Unión Europea (UE) se desplazan puntualmente a mezquitas o asociaciones musulmanes austriacas en intervenciones que sirven como gancho para mantener después contacto a través de internet. Por ese motivo, Austria desea solicitar al resto de países de la UE que realicen registros similares y que estos datos confluyan en Bruselas, de manera que se vaya constituyendo un banco de datos que sirva como herramienta en la lucha contra el terrorismo y contra el antisemitismo. Así lo ha explicado la ministra austriaca para Asuntos Europeos, Karoline Edtstadler, que también presenta como «pioneras» las iniciativas del gobierno de Viena para controlar la financiación de las mezquitas. «El ataque de noviembre (en el que murieron cinco personas y otras veinte resultaron heridas) nos ha afectado profundamente. Todavía hay velas en el lugar de los crímenes, junto a la sinagoga de Viena. Y la conclusión es clara: lloramos, pero también vamos a emprender una lucha activa contra quieres amenazan nuestra vida libre», explica la ministra, el contexto en el que surgen estas propuestas. Inmediatamente después de ese atentado, el Gobierno que forman los conservadores del canciller Sebastian Kurz y el partido Los Verdes legisló un paquete de medidas preventivas que desea ahora extender al resto de la UE. «En primer lugar, es importante para Europa que se mejore aún más la cooperación y el intercambio de datos entre las autoridades judiciales y de seguridad de los Estados miembros. Formulamos esta demanda junto con Francia y también fue bien recibida en la cumbre de la UE de diciembre», dice Edstadler, «en la lucha contra el Islam político, estoy a favor de crear un directorio de imanes europeos basado en el ejemplo austriaco. La mayoría de los imanes viajan a través de muchos países de la UE, por lo que las autoridades de seguridad deben saber quién está predicando qué en qué mezquita. Austria es pionera en la prohibición de financiar mezquitas y asociaciones musulmanas desde el extranjero, algo que también es muy popular en Dinamarca, por ejemplo. También sería importante que los fondos del nuevo presupuesto de la UE estén tan estrictamente controlados en el futuro que no vayan a organizaciones y asociaciones que representan posiciones islamistas y antisemitas». Edstadler ha llevado a cabo en su país una campaña a favor de una «ley de herencia cultural austriaco-judía». «Apoyamos a la sociedad religiosa israelí con cuatro millones de euros al año. Queremos asegurar financieramente a las comunidades, promover la vida judía en Austria y mejorar su protección», explica, «en algunas parroquias, como Innsbruck, solo quedan unos pocos miembros y apenas quedan rabinos. Pero nadie debería olvidar que vivimos en una Europa cuya cultura está moldeada por influencias cristianas y judías. Esta cultura es la base del Estado de derecho en una sociedad abierta y libre». Cerrando mezquitas En el mes de noviembre, el Gobierno austriaco ordenó el cierre de las dos mezquitas de Viena en las que se radicalizó el autor del atentado islamista, una medida que consensuó con la Comunidad Musulmana de Austria (IGGÖ), la mayor del país, argumentando que «son centros que atentan contra nuestros valores más básicos y no podemos permitirlo». Al igual que entonces, el gobierno argumenta que no se trata de medidas contra los musulmanes ni contra su religión, sino «contra quienes se sirven de la religión para atacar nuestra libertad». El cierre tuvo como base la información puntual de los servicios de inteligencia, que sin embargo no puede ni es su competencia vigilar sistemáticamente las mezquitas, por lo que el gobierno está buscando otras medidas alternativas de control. Casi el 80% de los judíos en Alemania ya han experimentado ataques antisemitas. En Austria los ataques antisemitas se han duplicado desde 2014. «Y eso es intolerable», dice la ministra en una entrevista concedida al diario alemán «Die Welt». Solo en 2019, el Israelitische Kultusgemeinde de viena registró 550 ataques, a pesar de que el gobierno había tomado medidas preventivas el año anterior, cuando en una ofensiva contra el «Islam político», ordenó el cierre de siete mezquitas acusadas de difundir ideas extremistas y se planteó incluso la deportación de 60 imanes que predican en Austria, aunque reciben su sueldo desde Turquía, y que habían sido identificados por sus prédicas de carácter yihaidsta. Es fue la primera aplicación de la ley aprobada en 2015, que prohíbe la financiación extranjera de predicadores y lugares de culto musulmán, para limitar la influencia foránea sobre la comunidad islámica austriaca. Esa misma ley, aprobada por el anterior gobierno de conservadores y socialdemócratas, exige también que de forma paulatina las prédicas sean llevadas a cabo exclusivamente en alemán y que los imanes que prediquen en Austria reciban su formación en el interior del territorio austriaco.
04-01-2021 | Fuente: abc.es
Helga Schmid llega a la OSCE para construir un nuevo equilibrio con Rusia
Helga Schmid, experimentada y carismática diplomática alemana de 59 años, reunió a principios de diciembre suficiente consenso en torno a su nombre para ocupar el cargo de secretaria general de la OSCE, una organización que atraviesa una profunda crisis. «Si alguien puede hacer algo, esa es Helga», sugieren fuentes diplomáticas alemanas. Dada la situación geopolítica que la presidencia de Donald Trump ha impulsado desde EE.UU. en la última legislatura, el equilibrio de la OSCE ha cobrado prioridad en los objetivos de la UE y la receta es otra mujer alemana que ha trabajado una media de 16 horas al día durante las dos últimas décadas y media, un perfil similar al de Ursula von der Leyen. A partir de hoy, dirigirá la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa, que reúne a 57 países, con el objetivo de ganar relevancia. Excepto en el este de Ucrania, donde la OSCE garantiza en gran medida que se mantenga un alto el fuego entre los separatistas y el gobierno de Kiev, y en la exitosa lucha contra el contrabando de armas en los Balcanes, la organización es apenas visible. Hasta ahora, la OSCE no ha desempeñado ningún papel en la mediación de crisis actuales como las de Bielorrusia o Nagorno-Karabaj en el sur del Cáucaso. Pero se trata de una plataforma internacional a la que la UE desea sacar mucho más partido. Los miembros son todos los países europeos, Turquía, los estados sucesores de la Unión Soviética, junto a Estados Unidos y Canadá. En ninguna otra mesa se sientan juntos actualmente los representantes de Europa, América, Rusia y Bielorrusia. En ningún otro foro coinciden los principales diplomáticos de Armenia y Azerbaiyán. Pero no sirve de nada si los miembros no se unen y prefieren bloquearse entre sí. Durante los últimos 15 años, los estados autoritarios bajo el liderazgo de Moscú han tratado de hacer cumplir en el seno de la organización su propia definición de democracia, seguridad internacional y violaciones de derechos humanos. Pero ni siquiera los estados occidentales están siempre de acuerdo en temas fundamentales como la lucha contra el terrorismo internacional. El principal objetivo de Schmid es convencer a Moscú de que actuar juntos es mejor y más barato a largo plazo que perpetuarse en el papel de alborotador internacional. Forjar coaliciones y ganar credibilidad, un proceso que solamente avanzará milímetro a milímetro. Figura de consenso Schmid, actualmente secretaria general del Servicio Europeo de Acción Exterior, ha cuajado como figura de consenso para poner fin a las disputas internas. Sustituirá a Thomas Greminger y será la primera mujer en ocupar este cargo. Junto a ella, ocupará otro puesto de responsabilidad vacante desde hace más de cuatro meses la portuguesa Teresa Ribeiro, que sustituirá como representante de Libertad de Prensa en la OSCE a Harlem Désir, cuya continuidad en un segundo mandato fue bloqueada por Azerbaiyán, una república autoritaria del Cáucaso, en respuesta a las críticas recibidas por la censura y arrestos de periodistas. La Oficina de la OSCE sobre Instituciones Democráticas y Derechos Humanos (ODIHR) será dirigida por el italiano Matteo Mecacci. Su antecesora, la exministra de Exteriores islandesa Ingibjörg Sólrún Gísladóttir, había sido vetada para seguir en el puesto por Tayikistán, después de que la ODIHR denunciara que en las elecciones de marzo en ese país se habían vulnerado derechos y libertades. El comisionado para las minorías nacionales será Kairat Abdrakhmanov, que en el pasado fue ministro de Exteriores de Kazajistán. Los cuatro cargos de dirección de la organización son tradicionalmente atribuidos a occidentales, a pesar de que, desde hace años, Rusia y Asia central denuncian falta de representación. Moscú había exigido que uno de los cargos directivos recayera en un representante de la Comunidad de Estados independientes (CEI), creada tras la desaparición de la Unión Soviética. Pero los occidentales se opusieron, reprochando a Rusia sus exigencias sin aceptar a cambio que se vuelvan a calcular los baremos de las contribuciones. En 2019, Estados Unidos financió la institución en un 11,5%, por encima del 9% que aportan Francia, Alemania, Italia y Reino Unido. Rusia solo aporta 6%, y algunas contribuciones, con las de Georgia o Armenia (0,5% cada uno) son simbólicas. Schmid ya jugó un papel clave, como secretaria general adjunta del Servicio Europeo de Acción Exterior (SEAE) en Bruselas, en la negociación del acuerdo nuclear con Irán para el llamado grupo de los seis (cinco poderes de veto de la ONU más Alemania), una labor por la que recibió la Cruz Federal del Mérito de primera clase y la Medalla Manfred-Wörner. A lo largo de su trayectoria, ha tejido una tupida red de contactos extendida por todo el mundo y sus colaboradores destacan su capacidad de rompehielos forjada a la sombra de destacadas personalidades políticas. El exministro alemán de Exteriores Joschka Fischer, de Los Verdes, la puso al frente de su oficina. Y después del traslado de Schmid a Bruselas a principios de 2006, el entonces jefe diplomático de la UE, Javier Solana, la envió durante años a numerosas misiones secretas, desde Bielorrusia al Líbano, de Israel a Kosovo. Ahora le ha sido encargado un nuevo equilibrio en la relación con Vladimir Putin, que desearía que la OSCE se concentrara únicamente en temas de seguridad, pero al que serán planteadas cuestiones sobre el Estado de derecho. Los europeos desean también acercarse a países de Asia central a través de la OSCE, por ser la única organización internacional en la que están a un nivel de igualdad con los rusos. Helga Schmid se formó en Literatura, Historia y Política en la Universidad de Múnich. También estudió Derecho Internacional y de la Unión Europea, Economía y Relaciones Internacionales en la Academia Diplomática de Viena. Desde 1988 ha sido adjunta del ministro de Asuntos Europeos, entre 1991 a 1994 oficial de prensa y asuntos públicos de la embajada alemana en Washington D. C., hasta 1998 Schmid trabajó como asesora política del ministro de Asuntos Exteriores Klaus Kinkel y desde 1998 a 2000 ocupó el mismo cargo con el ministro de Asuntos Exteriores verde Joschka Fischer. Entre 2000 y 2005, ocupó varios puestos ejecutivos en la sede del Ministerio de Asuntos Exteriores en Berlín, entre ellos el de jefa de personal político y jefa de la Oficina Ministerial de 2003 a 2005, hasta que en 2006 pasó a ser directora del Servicio de Planificación de Políticas y Alerta Temprana del alto representante de la Unión para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad, Javier Solana, en la Secretaría General del Consejo de la Unión Europea en Bruselas. Tras la creación del Servicio Europeo de Acción Exterior, Schmid se convirtió en secretaria general adjunta de asuntos políticos en 2010 y participó en las negociaciones sobre el programa nuclear de Irán, como autora principal del tratado de cien páginas que se concluyó con éxito en 2015. En septiembre de 2016, relevó a Alain Le Roy como secretaria general del Servicio Europeo de Acción Exterior.
31-12-2020 | Fuente: elmundo.es
Trimiño responsabiliza a Bildu de que hoy se siga justificando el terrorismo de ETA en Euskadi
Denuncia del líder de las juventudes del PSE 
30-12-2020 | Fuente: abc.es
Trump complica a Biden un futuro acercamiento al régimen cubano
Estados Unidos se plantea devolver a Cuba a la lista de países patrocinadores de terrorismo, de la que salió en 2015 con el anuncio por parte de Barack Obama de normalizar las relaciones con el régimen castrista. Solo tres países son ahora miembros de ese «club»: Irán, Siria y Corea del Norte. El Departamento de Estado ha elaborado una propuesta para esa designación, según ha adelantado «The New York Times», en una decisión que complicaría los planes del próximo presidente, Joe Biden, de mejorar las relaciones con Cuba. Si se formaliza, la inclusión de Cuba en la lista sería una maniobra política de Donald Trump, al que le quedan algo menos de tres semanas en la Casa Blanca. Por un lado,.. Ver Más
29-12-2020 | Fuente: abc.es
La pandemia no frena los asesinatos de periodistas
La pandemia, que ha llenado los hospitales y los cementerios y hecho trizas la economía global, también ha supuesto un golpe para los defensores de la libertad de expresión, que de nuevo tienen que llorar a los que se juegan la vida por emancipar a los ciudadanos con buenas informaciones. A pesar de las restricciones impuestas por el virus y las trabas que han significado para el reporterismo, un total de 50 periodistas han muerto en 2020, según el último Balance Anual de Reporteros Sin Fronteras (RSF), que se ha presentado hoy. Son solo tres menos que el año pasado, cuando nada dificultaba la tarea de los que salen a las calles a buscar noticias y denunciar los desmanes del poder. Son, de nuevo, cifras alarmantes, como demuestra el documento, que expone con datos otras conclusiones poco halagüeñas, que invitan a la reflexión. «La tendencia es inquietante. Hay menos muertos que el año pasado, pero la cifra sigue siendo desorbitada», denuncia Alfonso Armada, presidente de la Sección Española de RSF, al otro lado del teléfono. «Aunque ha habido menos coberturas, los periodistas han seguido siendo asesinados», lamenta, subrayando que las dificultades para trabajar, como los períodos de confinamiento o la amenaza para la salud que supone el virus, no se han traducido en menos víctimas. En otro informe de RSF publicado hace unos días, donde se detallaba el número de periodistas arrestados y desaparecidos en el mundo -387 están en la cárcel, 54, secuestrados-, se hacía énfasis en los excesos que se han cometido contra la libertad de expresión, con el pretexto de la lucha contra la pandemia -una especie de cajón de sastre- y la aprobación de marcos legislativos especiales -como el estado de emergencia, por ejemplo- para frenar el Covid-19. En primavera, durante la primera ola, se registró un elevado número de ataques contra periodistas, sin ir más lejos. El coraje de los periodistas locales Lo cierto es que los datos que ha presentado hoy la organización, que de un primer vistazo se podrían leer con optimismo, son más bien desesperantes. La realidad que dibujan resulta sombría, pues ponen sobre la mesa la indefensión de los periodistas locales -las principales víctimas de los asesinatos, lo eran 49 de los 50 muertos este año- o la debilidad de los corresponsales y los enviados especiales, una figura que agoniza por la crisis económica que padecen los medios de comunicación. «Los conflictos -señala Armada- se están cubriendo peor o mediante "freelance". El periodismo más difícil está siendo el local, porque son reporteros que tienen menos defensas, trabajan para medios locales y están más expuestos. Me admira su coraje, porque saben lo que se juegan, pero siguen informando». Confirmando esa tenebrosa tendencia, otra cifra invita a la inquietud: el 68 por ciento de los asesinados murieron en países que no están en guerra, pero donde la violencia -que se puede practicar desde el Estado o por parte de las mafias y grupos de poder de distinta naturaleza- está a la orden del día. Otro número para la reflexión: el 84 por ciento de las víctimas habían sido señaladas, después de publicar informaciones incómodas o investigar corruptelas de distinto grado. Su muerte fue intencionada, y no un accidente mientras hacían su trabajo. En este mapa de la infamia en 2020, la lista de países con más muertos queda así: en México, 8 periodistas fueron asesinados; en Irak, 6; en Afgansitán, 5, y en Pakistán y la India, 4. Los rostros Como recuerda Armada, a la frialdad de los números hay que darle el calor de la carne y los rostros, la profundidad de la vida, para comprender el drama de los hechos que describen. Hace unos días, el periodista iraní Ruholá Zam, capturado en una estrafalaria operación propia de una película de espías, fue ahoracado en Teherán, después de ser acusado de haber incitado las protestas contra el régimen de 2017. Igual que en época soviética, le obligaron a confesarse culpable de un crimen que seguramente no había cometido, en un proceso pensado para infundir miedo y callar bocas de los opositores a la República Islámica. En diciembre, la periodista afgana Malala Maiwand, una defensora de las mujeres que no se acobardaba ante el terrorismo de los fanáticos, recibió varios tiros cerca de su casa, perdiendo la vida. A principios de septiembre, el reportero Julio Valdivia, que cubría sucesos en el estado de Veracruz, México, apareció decapitado. En este país de centroamérica, el narcotráfico, que ha penetrado en las instituciones y debilitado el Estado hasta ponerlo en jaque de manera permanente, suele ser el responsable de las muertes. Con su desenlace trágico, los casos de Zam, Maiwand y Valdivia pasan a integrar la lista de los 937 periodistas asesinados en los últimos diez años, según los datos de RSF. El auge la retórica populista y su enseñamiento con la prensa, la propaganda sobre las presuntas virtudes del autoritarismo chino y la crisis del modelo de negocio de los medios de comunicación, que los sumerge en la precariedad y los debilita, permanecerán en el horizonte de las luchas de la organización. «A pesar de que muchos periodistas son asesinados por hacer su trabajo, otros toman el relevo. Periodistas dispuestos a denunciar a los grupos que extorsionan y convertirse en voz de las personas que no tienen palabra», afirmaba hoy Armada, durante la presentación del balance. Como demuestra el paso del tiempo, el periodismo sobrevive, a pesar del hostigamiento de sus perseguidores.
29-12-2020 | Fuente: abc.es
Investigan si la paranoia contra el 5G está detrás de la bomba de Nashville
El ajetreo habitual del centro de Nashville, capital del «country», con decenas de bares donde cada noche se suben a sus escenarios cantantes que esperan que alguien les descubra, lo sustituyó en la mañana de Navidad una sola canción. «Downtown» de Petula Clark, el clásico de los años sesenta, que sonó por los altavoces de una autocaravana aparcada en la zona, desierta a las 6.30 de la mañana de un festivo. Antes, los mismo altavoces emitieron un aviso en el que pedían a todo aquel que estuviera en las inmediaciones que evacuara la zona. Cuando sonó la música, la autocaravana detonó, en una explosión enorme que dañó buena parte de los edificios de alrededor. El más perjudicado, uno de la compañía telefónica AT&T, que sufrió graves destrozos. Las autoridades no tardaron en calificar la explosión de «intencionada» y todo apunta a que su autor fue Anthony Quinn Warner, un hombre de 63 años de Antioch, un suburbio de Nashville. Entre los escombros dejados por la detonación se encontraron restos de la matrícula de la autocaravana, que condujeron a él. Warner estaba dentro del vehículo y se cree que estaba solo y que fue el único fallecido en la explosión. Los misterios de la bomba que sacudió Nashville son abundantes. Desde por qué sonó «Downtown» hasta el motivo que llevó a Warner a detonar su autocaravana, previo aviso a todo el que pudiera escucharlo, de que abandonara la zona. Según aseguraron fuentes cercanas a las fuerzas de seguridad a ABC News, el FBI está «investigando seriamente» si Warner actuó por «paranoia sobre la tecnología 5G». Los investigadores creen que no es casual el hecho de que Warner aparcara la autorocaravana enfrente del edificio de AT&T, una de las compañías que están desplegando la red de 5G en EE.UU. La explosión interrumpió el servicio telefónico de emergencias 911 y dejó sin conexión a buena parte de los clientes de AT&T en el estado. «Sabemos que hay cierta información que se comparte en internet, y estamos fijándonos en todos los posibles motivos», aseguró Douglas Korneski, el jefe del FBI que dirige la investigación. Eso incluye si Warner creía que «la tecnología 5G se usa para espiar a los estadounidenses». Las teorías conspiratorias sobre la red de 5G son abundantes y han cobrado mayor fuerza en los últimos años. Circulan teorías infundadas en redes sociales de que provocan cáncer, de que son un instrumento para el espionaje de China o de que un test con esta tecnología provocó la muerte de cientos de pájaros. Élites globales En los últimos meses, con el impacto de la pandemia de Covid-19, se ha llegado a acusar al 5G de ser una tecnología implantada por las «élites globales» para diseminar el virus. Son teorías sin fundamento científico que apuntan a que las terminales contagian el virus o debilitan el sistema inmune para facilitar su transmisión. Los ataques contra instalaciones de tecnología 5G se han extendido en Europa y, con menor intensidad, en EE.UU. Pero uno de los lugares con mayor impacto en el país ha sido Tennessee. Hace un año, se declararon cuatro incendios intencionados en torres de 5G en Nashville. En mayo de este año, una circular emitida por el Departamento de Seguridad Nacional, el FBI y el Centro Nacional de Antiterrorismo califica los ataques anti-5G como la mayor amenaza a «infraestructuras críticas» a la que se enfrenta EE.UU. y advertía de los crecientes llamamientos en redes sociales a cometer actos vandálicos contra ellas. De momento, no hay pruebas suficientes para determinar que ese fue el motivo que llevó a Warner a detonar su caravana junto al edificio de AT&T. Sí se sabe que era un especialista en tecnología, y que trabajaba como consultor informático para empresas locales. Antes había tenido un negocio de alarmas contra robos. La otra vinculación con las telecomunicaciones fue el trabajo de su padre, empleado de Southern Bell, una compañía telefónica que acabó formando parte de AT&T. Su padre murió de demencia en 2011, a los 78 años. El ataque de Warner, por fortuna, no dejó ninguna otra víctima. La Policía recibió avisos de los mensajes que se emitían desde la autocaravana y trató de evacuar al máximo número de vecinos. La explosión sólo dejó tres heridos leves.
28-12-2020 | Fuente: elmundo.es
Antequera homenajea con una escultura a Ajax, el perro de la Guardia Civil que evitó una masacre de ETA
Antequera homenajea a Ajax, un símbolo del "sacrificio, la tenacidad y la lucha contra el terrorismo", en palabras de su compañero 
28-12-2020 | Fuente: abc.es
Los talibanes aprovechan la salida de Trump para golpear Kabul con «terrorismo selectivo»
El Gobierno afgano decidió este lunes duplicar el número de policías en Kabul, en medio de una ola de ataques selectivos que tiene casi a diario como objetivo a políticos, activistas, intelectuales o periodistas. «La presidencia de Afganistán ha acordado duplicar el número de policías en la capital», anunció el primer vicepresidente del país, Amrullah Saleh, quien reconoció que Kabul, con más de 5 millones de habitantes, tiene un número proporcional de agentes muy inferior a la media de otras grandes ciudades del mundo. El proceso de reclutamiento para aumentar las filas de la Policía requerirá «paciencia y precisión», adelantó Saleh, sin detallar el número de agentes activos. Entretanto, los puestos de control en las afueras de Kabul han sido transferidos al Ejército, y la protección de varias organizaciones gubernamentales y no gubernamentales, incluidos algunos ministerios, fue puesta a cargo de los servicios de seguridad del Gobierno. «Como resultado de esto, al menos 500 policías regresaron a su trabajo principal» en la capital, dijo. Este anuncio del aumento de los cuerpos policiales en la capital llega en medio de una situación «muy peligrosa, terrible y horrible para el pueblo afgano», según resumió a Efe el director del Foro de la Sociedad Civil Afgana, Aziz Rafiee. Los asesinatos casi diarios de activistas, periodistas y otros miembros prominentes de la sociedad parecen tener como «objetivo humillar su trabajo y sus esfuerzos por los derechos humanos, el acceso a la información y la libertad de expresión para evitar que la gente esté al tanto de lo que sucede», dijo el activista. Este mismo lunes, dos ataques con bomba tuvieron lugar en la capital afgana: uno contra una camioneta del Ejército, en el que al menos una persona resultó herida al explotar la bomba adherida al vehículo, y otro cuando un artefacto explosivo en una bicicleta fue detonado al paso de un autobús que transportaba a funcionarios. «A raíz de la (segunda) explosión resultaron heridos seis civiles», dijo a Efe el portavoz de la Policía de Kabul, Firdaws Faramarz. Ningún grupo armado ha reivindicado estos ataques, aunque las autoridades afganas acusaron a los talibanes. El portavoz del Ministerio del Interior, Tariq Arian, reveló a Efe que «debido a la reciente ola de violencia, incluidas las explosiones de bombas caseras de los talibanes, cientos de compatriotas han resultado muertos y heridos». «Tales ataques son crímenes de guerra contra la humanidad», dijo, asegurando que este tipo de acciones forman parte de una nueva estrategia insurgente para hacerse ver, después de haber sido derrotados en el campo de batalla. El principal portavoz talibán, Zabihullah Mujahid, remarcó, sin embargo, en declaraciones a Efe, que sus combatientes solo atacan objetivos militares. «Nuestra política es muy clara, solo atacamos los objetivos que son miembros de los círculos de seguridad del enemigo (..) que están directamente involucrados en la guerra. Pero los asesinatos selectivos de civiles, miembros de la sociedad civil, profesores universitarios y líderes religiosos no son responsabilidad nuestra ni parte de nuestra estrategia de guerra», subrayó. Mujahid culpó a los miembros del grupo yihadista Estado Islámico (EI) y a las agencias de inteligencia afgana de esos atentados. «Estos ataques los llevan a cabo ellos mismos (las fuerzas afganas) o por orden suya. Quieren eliminar a las figuras que critican a la Administración de Kabul, o fabricar propaganda negativa contra los combatientes talibanes», sentenció.
28-12-2020 | Fuente: abc.es
Cinco años de cárcel para la activista saudí Loujain al Hathloul por luchar por los derechos de las mujeres
La destacada activista defensora de los derechos humanos saudí Loujain al Hathloul, detenida en mayo de 2018, ha sido condenada en primera instancia por un tribunal de Arabia Saudí a cinco años y ocho meses de cárcel, informaron hoy medios locales. El Tribunal de Sanciones de Riad condenó a la activista por «servir a una agenda externa al reino usando internet (..) con el fin de perjudicar el sistema público, además de colaborar con un número de personas y entes que cometieron actos criminales de acuerdo con la ley de terrorismo», según el periódico saudí Okaz. De acuerdo con la web de ese medio, la pena de cinco años y ocho meses se aplicará desde la fecha de su detención en mayo de 2018, además de que se le descontarán dos años y diez meses de prisión al «tener en consideración el estado» de la activista. El juez, que pronunció la sentencia durante una sesión a la que tuvieron acceso los medios locales, dijo que dicha suspensión «se considerará nula en el caso de que la procesada cometa cualquier crimen en los próximos tres años», según Okaz. Asimismo, el juez informó al fiscal general del reino y a la activista que pueden apelar la sentencia en un periodo legal de 30 días a partir de mañana. También pueden mostrar sus objeciones, ya sea apelando o pidiendo especificaciones durante el mismo periodo. Por su parte, la hermana de Loujain, Alia al Hathloul, dijo a Efe que la familia desconoce de momento la sentencia dictada en la capital saudí. Torturas y agresiones El juicio de Loujain se reanudó a finales de noviembre, después de que el tribunal aplazara en más de tres ocasiones la vista de la sentencia y desestimara las acusaciones de tortura y agresión sexual de la defensa de la activista durante sus dos años en prisión preventiva. La joven fue detenida junto a otras diez activistas en mayo de 2018 después de exigir públicamente el derecho a conducir de las mujeres y el fin del sistema de tutela masculino, y fue acusada de mantener contactos con individuos y entidades «hostiles» a Arabia Saudí y reclutar a funcionarios para obtener información confidencial. Durante su detención, varias ONG han denunciado que Al Hathloul ha sufrido abusos sexuales, torturas y amenazas por parte de las autoridades saudíes, que la tienen retenida en régimen de aislamiento desde principios de este año, según su familia y la organización Amnistía Internacional.
28-12-2020 | Fuente: abc.es
El autor del ataque de Nashville, un hombre atemorizado por el 5G que se suicidó con la explosión
Las autoridades identificaron este domingo al autor del ataque de este viernes en Nashville (EE.UU.) y aseguraron que murió en la explosión y que no hay otros sospechosos del suceso, aunque siguen investigando por qué lo hizo. En una rueda de prensa, las autoridades federales y locales confirmaron que el responsable de la explosión del día de Navidad fue Anthony Quinn Warner, un hombre blanco de 63 años que vivía en el sureste de Nashville. «Él estaba presente cuando la bomba estalló y pereció en la explosión», afirmó el fiscal federal por el distrito central de Tennessee, Don Cochran, durante una rueda de prensa. Las autoridades identificaron a Warner como un posible sospechoso de la explosión gracias a las pistas enviadas por ciudadanos y consiguieron muestras de su ADN que luego compararon con el de los restos humanos que se hallaron en el lugar de la explosión, explicaron los agentes. «Ahora mismo no hay ninguna indicación de que otras personas estuvieran implicadas», dijo el agente especial del Buró Federal de Investigaciones (FBI) encargado de la investigación, Doug Korneski. Los agentes siguen investigando qué llevó a Warner a planear y lanzar el ataque, y las respuestas al respecto «no llegarán rápidamente», advirtió Korneski, quien añadió que habrá que esperar a conocer la motivación para determinar si fue un acto de terrorismo naconal. Paranoico El FBI interrogó este sábado a varios conocidos de Warner, que era especialista en electrónica, y les preguntó si sabían que el sospechoso tenía miedo de la tecnología 5G, según varias cadenas locales. Los investigadores creen que Warner sufría de paranoia en lo relacionado con esa tecnología punta y creía que podría servir para espiar a los estadounidenses, aseguró la cadena WSMV. Eso encajaría con una de las posibles motivaciones para el ataque que exploran los investigadores: la posibilidad de que tuviera como objetivo perturbar las telecomunicaciones en la zona. La autocaravana estalló cuando estaba aparcada enfrente de un edificio de la empresa de telecomunicaciones AT&T, lo que provocó la interrupción del servicio de telefonía fija y móvil de miles de personas en todo el estado de Tennessee y en partes de los vecinos Kentucky y Alabama. Otra alarma Por otro lado, las autoridades detuvieron este domingo en las afueras de Nashville al conductor de otro «vehículo sospechoso», y cortaron el tráfico en un tramo de la autopista local para investigarlo. El vehículo, un camión blanco, había emitido «un mensaje de audio similar al que se escuchó antes de la explosión del día de Navidad en Nashville», según un comunicado de la oficina del alguacil del condado de Rutherford, en Tennessee. Sin embargo, después de varias horas de investigación, las autoridades no encontraron ningún explosivo en el camión blanco y dieron por cerrado el caso, indicaron varios medios locales. La explosión de Nashville causó tres heridos leves y daños a decenas de edificios cuando una autocaravana con una bomba estalló a primera hora del día de Navidad, minutos después de emitir una grabación que instaba a evacuar la zona. Justo antes de estallar, el mensaje de alerta de la autocaravana se detuvo y empezó a sonar la canción «Downtown» (centro de la ciudad), de Petula Clark, según la Policía local.
...
6
...