Infortelecom

Noticias de sistemas operativos

19-04-2020 | Fuente: as.com
El Bluetooth puede ser clave en la lucha contra el COVID-19
Las dos grandes multinacionales desarrolladoras de sistemas operativos, Apple y Google, junto con MIT, trabajan en el rastreo de contactos a través de la tecnología disponible en los móviles.
23-11-2019 | Fuente: abc.es
El «gran hermano» Putin planea un control absoluto de todos los recovecos de la sociedad civil rusa
En medio del escándalo de espionaje que estalló el jueves entre Rusia y Serbia, aliado histórico de Moscú, a cuenta de un aparente acto de soborno a militares del país balcánico por parte de agentes de la inteligencia rusa, documentado mediante un vídeo publicado en Youtube, el presidente, Vladímir Putin, se apresta a cerrar aún más las filas de su sistema autoritario para cerrar precisamente cualquier vía de influencia extranjera en su propio país. La Duma, la Cámara Baja del Parlamento ruso, acaba de aprobar en tercera y definitiva lectura un proyecto de ley sobre la preinstalación obligatoria de aplicaciones y sistemas operativos creados exclusivamente en Rusia para teléfonos móviles, ordenadores y tabletas. La comercialización de dispositivos sin software ruso preinstalado incurrirá en responsabilidad administrativa con multas de hasta 200.000 rublos (unos 2.800 euros). La medida surge después de que el pasado 1 de noviembre entrara en vigor la ley para crear un «internet soberano», aislado del resto del mundo y sometido a un control férreo por parte del Estado, mientras expertos han empezado ya a trabajar en una enciclopedia digital rusa que deberá suplantar a Wikipedia. El máximo dirigente del Kremlin dijo recientemente que la versión digital de la Gran Enciclopedia Rusa «tendrá información más fiable y con una presentación más moderna» que Wikipedia, con la que coexistirá, al menos en una primera etapa. De mayor trascendencia, sin embargo, va a ser el proyecto aprobado en la Duma, también el jueves, para convertir en «agente extranjero» a cualquier particular que difunda en Rusia información u opiniones en Internet con financiación foránea. Se trata de otra vuelta de tuerca más del Kremlin para intentar detener o al menos limitar el enorme caudal de críticas que recibe el poder a través de las redes sociales y que, a su juicio, se promueve desde el extranjero «con la finalidad manifiesta de desestabilizar la situación» política. El borrador deberá pasar la semana entrante por el Consejo de la Federación (Cámara Alta) y ser firmado después por el presidente Vladímir Putin. De esta forma, no sólo periodistas, sino cualquier persona cuyas opiniones o revelaciones resulten molestas para las autoridades y reciban dinero desde otro país deberá registrarse ante el Ministerio de Justicia ruso como «agente extranjero», denominación que implica la obligación de declarar periódicamente las sumas que se reciben desde fuera y cómo se gastan, con sus lógicas implicaciones fiscales. También a informar detalladamente de la actividad que desarrolla. De no inscribirse en la lista de «agentes extranjeros» del Ministerio de Justicia, los infractores se arriesgarán a ser sancionados con fuertes multas u otras medidas de carácter administrativo. Además lo que divulguen será inmediatamente retirado de la red. Las organizaciones rusas de defensa de los Derechos Humanos señalan que la nueva norma persigue lograr una atmósfera intimidatoria para que la gente se lo piense dos veces antes de expresar en internet lo que piensan. Así, pasarán ahora a engrosar la lista de «agentes extranjeros» no sólo los medios de comunicación, organizaciones o cualquier persona jurídica financiada desde fuera, sino también las personas físicas (particulares) que «difundan los materiales de esos medios de comunicación reconocidos como agentes extranjeros o participan en su confección y reciban dinero desde otros países, aunque sea por un concepto que nada tiene que ver con la actividad informativa, o desde las entidades rusas financiadas por fuentes extranjeras», reza el borrador. En la Duma sostienen que la acción de la ley no se extenderá a las corresponsalías de medios extranjeros, como ABC en Moscú, por ejemplo. Sin embargo, existen publicaciones digitales como «inopressa.ru» o «inosmi.ru» que hacen resúmenes de artículos aparecidos en la prensa extranjera, reproduciendo gran parte del texto tras ser traducido al ruso e incluso a veces en su totalidad. El abogado ruso Maxim Chernavin asegura que «cualquier persona que distribuya materiales creados por medios extranjeros y reciba fondos de ellos podrá ser reconocida como un agente extranjero (..) incluso si su abuela que vive en Letonia le envió dinero para pagar los estudios». Human Rights Watch (HRW), estima que la norma supone «un paso más hacia la restricción de la independencia de los medios en Rusia» y afectará en primer lugar a periodistas y blogueros. El concepto de «agente extranjero», que se asocia en Rusia ya desde la época soviética a enemigo o traidor a la Patria, apareció de nuevo en la legislación rusa en 2012, aplicado a las ONGs, en particular a las dedicadas a la promover la Sociedad Civil y la defensa de los Derechos Humanos, con financiación externa. Pero, en 2017, la medida se extendió a los medios de comunicación como respuesta a Estados Unidos por tachar de «agente extranjero» al canal de televisión ruso Russia Today (RT) tras ser acusado de apoyar la candidatura de Donald Trump durante la campaña electoral de 2016 y desplegar una significativa labor de zapa contra la de Hillary Clinton. Aquella modificación de la ley de «agentes extranjeros» afectó sobre todo al canal internacional estadounidense CNN y a las emisoras Radio Liberty y la Voz de América, también a la televisión alemana Deutsche Welle. Es decir a todos aquellos medios de comunicación extranjeros con difusión dentro de Rusia tanto de forma escrita como audiovisual, y que estén financiados desde fuera del país. La actualización en curso de este norma afectará ahora a periodistas, blogueros e incluso a cualquier particular. La OSCE ha instado a Rusia repetidamente a desterrar el término de «agente extranjero» y más aún a dejar de tipificarlo en su legislación.
25-06-2019 | Fuente: elpais.com
WhatsApp dejará de funcionar en estos móviles: cómo saber si le afecta
Terminales populares con sistemas operativos anticuados dejarán pronto de dar servicio a la aplicación
03-06-2019 | Fuente: elpais.com
El iPad contará con su propio sistema operativo
Apple anuncia las nuevas versiones de los sistemas operativos de sus productos y su apuesta por acercar la tableta a las posibilidades de un ordenador
28-06-2017 | Fuente: elpais.com
El nuevo ataque ?ransomware? usa la misma vulnerabilidad que WannaCry
Este nuevo ciberataque se sirve de una debilidad en el protocolo de los sistemas operativos Windows para compartir en red
27-06-2017 | Fuente: elpais.com
El nuevo ataque ?ransomware? usa la misma vulnerabilidad que WannaCry
Este nuevo ciberataque, conocido como Petya, se sirve de una debilidad en el protocolo de los sistemas operativos Windows para compartir en red
08-03-2017 | Fuente: elpais.com
¿Qué supone la filtración de Wikileaks para tu seguridad?
El 'ciberarsenal secreto de la CIA' muestra vulnerabilidades de muchas versiones de todos los sistemas operativos de los dispositivos modernos
08-03-2017 | Fuente: abc.es
Cómo es el ciberespionaje de la CIA, según WikiLeaks
El portal de filtraciones WikiLeaks publicó ayer miles de documentos sobre las sofisticadas herramientas de ciberespionaje de la CIA, de los que la agencia habría «perdido el control». Según los documentos, la agencia norteamericana puede penetrar en teléfonos inteligentes, ordenadores e incluso televisores y robar datos, saltarse el cifrado de WhatsApp o convertir los dispositivos en «micrófonos encubiertos» Estas herramientas habrían sido creadas por un grupo de desarrollo de software llamado EDG, por sus siglas en inglés, dentro de la CIA. Este grupo, siempre según Wikileaks, es responsable del desarrollo, las pruebas y el soporte operativo de todos los exploits, malwares, troyanos o virus utilizados por la CIA en sus operaciones secretas en todo el mundo. El EDG estaría al frente de unos 500 ciberproyectos. Los proyectos La mayoría de los programas detallados por Wikileaks se refieren a herramientas para el hackeo, implantación, control y exfiltración de información en diferentes tipos de dispositivos. Pero no son los únicos. También se detalla la creación de una una biblioteca de técnicas de ataque de malware «robadas» a otros países, para que en un posible ataque llevado a cabo por la CIA, los investigadores crean que proviene de otro país. O el estudio de sistemas de control de los nuevos vehículos para hackearlos. iOS «La División de Dispositivos Móviles de la CIA desarrolló numerosos ataques para hackear y controlar remotamente teléfonos inteligentes», defiende WikiLeaks. Entre los sistemas operativos afectados estaría iOS, de Apple, para el que la CIA creó un departamento específico de desarrollo pese a que estos dispositivos suponen el 14% del mercado, dice el portal, algo que solo puede explicarse por «su popularidad entre las élites sociales, políticas, diplomáticas y empresariales». Los malware creados servirían para infestar, controlar y «robar» datos de iPhones y otros productos de Apple que ejecutan iOS, como iPads. Android Una unidad similar se creó con Android como objetivo. Este sistema operativo se utiliza en la mayoría de los teléfonos inteligentes del mundo, incluyendo Samsung, HTC y Sony. Por ejemplo, la CIA tendría hasta 24 tipos de ataques de «año cero» para Android. Este tipo de ataques se sirven de fallos en la programación para infiltrarse y, aunque la mayor parte de actualizaciones del sistema intentan subsanar estos fallos, hay quienes tardan semanas en hacerlo, o incluso que nunca llegan a hacerlo. Gracias a estos programas, la CIA habría logrado saltarse el cifrado de aplicaciones de mensajería instantánea como WhatsApp, Signal o Telegram, que habían introducido recientemente el encriptado en sus mensajes para evitar brechas de privacidad. El caso de las Smart TV Las televisiones inteligentes de Samsung también se podrían ver afectadas. Gracias a un programa supuestamente elaborado por la CIA junto al MI5 británico, podrían transformarse en «micrófonos encubiertos», incluso aunque el usuario crea haber apagado el televisor. El programa llamado «Weeping Angel» infectaría la televisión y la mantendría en un falso estado de apagado. Entonces el aparato grabaría las conversaciones y las mandaría a través de internet a un servidor remoto de la CIA. Ataques «robados» Entre los documentos hechos públicos también se encuentra un programa llamado Umbrage. Se trata de una biblioteca de técnicas de ataque de malware «robadas», ya que han sido producidas en otros países, incluida Rusia. De esta forma, la agencia norteamericana podría enmascarar la autoría de sus ataques y confundir a los investigadores que quieran determinar el origen. Controlar los coches Otros detalles que contiene la filtración, «la mayor» de la historia de la agencia según Julian Assange, parecen de ciencia ficción. Por ejemplo, a partir de octubre de 2014 relatan cómo la CIA comenzó a estudiar cómo hackear los sistemas de control de vehículos utilizados por los nuevos coches y camiones. «El propósito de tal control no se especifica, pero permitiría a la CIA participar en asesinatos casi indetectables», dijo el portal de filtraciones.
07-03-2017 | Fuente: abc.es
WikiLeaks asegura que la CIA espía a través de iPhones, Android y Smart TV
El portal de filtraciones WikiLeaks ha publicado este martes miles de documentos sobre las sofisticadas herramientas de ciberespionaje de la CIA, que estarían «fuera de control». Según los documentos, la agencia norteamericana puede penetrar en teléfonos inteligentes, ordenadores e incluso televisores y robar datos, saltarse el cifrado de WhatsApp o convertir los dispositivos en «micrófonos encubiertos». En una nota de prensa, el portal dirigido por Julian Assange ha informado de que los 8.761 archivos hechos públicos bajo el nombre «Vault 7» son los primeros de una serie. Provienen de «una red aislada y de alta seguridad» de la sede de la CIA en Langley, Virginia. En Europa, la base de operaciones estaría en el consulado en Fráncfort. De acuerdo con los archivos fechados entre 2013 y 2016, la CIA habría logrado saltarse el cifrado de aplicaciones de mensajería instantánea como WhatsApp, Signal o Telegram, que habían introducido recientemente el encriptado en sus mensajes para evitar brechas de privacidad. «La División de Dispositivos Móviles de la CIA desarrolló numerosos ataques para hackear y controlar remotamente teléfonos inteligentes», defiende WikiLeaks. Entre los teléfonos afectados estarían el iPhone de Apple, o los sistemas operativos Android de Google o Windows de Microsoft. Los teléfonos infectados pueden enviar la geolocalización del usuario, las comunicaciones de audio y texto, así como activar encubiertamente la cámara y el micrófono del teléfono. Lo mismo ocurre con las televisiones inteligentes de Samsung. Gracias a un programa supuestamente elaborado junto con el MI5 británico, podrían transformarse en «micrófonos encubiertos», incluso aunque el usuario crea haber apagado el televisor. Fuera de control Siempre según WikiLeaks, la CIA perdió hace poco el control de la mayor parte de «su arsenal de hacking». Es decir, de los sistemas de control remoto, software malicioso, virus informáticos o troyanos. Este material estuvo circulando entre antiguos hackers del Gobierno norteamericano hasta que uno de ellos filtró la información al portal de Assange. Jonathan Liu, un portavoz de la CIA citado por «The Guardian», se ha negado a confirmar si los documentos filtrados son ciertos. «No hacemos comentarios sobre la autenticidad o el contenido de presuntos documentos de inteligencia», dijo. No obstante, distintos expertos consultados por medios estadounidenses les han dado credibilidad. El filtrador, del que no se ha publicado el nombre, explicó antes de enviar los archivos a Assange que su intención era iniciar un debate público sobre la seguridad, la creación, el uso, la difusión y el control democrático de las herramientas de ciberespionaje. «Hay un gran riesgo de proliferación en el desarrollo de armas cibernéticas», ha asegurado Wikileaks. En su opinión, la incapacidad de las agencias de inteligencia para controlar sus programas una vez han sido creados así como su alto valor de mercado son gran parte del problema. Otros programas Entre los documentos hechos públicos también se encuentra un programa llamado Umbrage. Se trata de una biblioteca de técnicas de ataque de malware «robadas», ya que han sido producidas en otros países, incluida Rusia. De esta forma, la agencia norteamericana podría enmascarar la autoría de sus ataques y confundir a los investigadores que quieran determinar el origen. Otros detalles que contiene la filtración, «la mayor» de la historia de la agencia según Assange, parecen de ciencia ficción. Por ejemplo, a partir de octubre de 2014 relatan cómo la CIA comenzó a estudiar cómo hackear los sistemas de control de vehículos utilizados por los nuevos coches y camiones. «El propósito de tal control no se especifica, pero permitiría a la CIA participar en asesinatos casi indetectables», dijo el portal de filtraciones.
05-01-2017 | Fuente: elpais.com
Así es la tele del futuro: pantalla plana, tecnología OLED y sin altavoces
Las curvas, los sistemas operativos y los mandos estrafalarios ceden el protagonismo del que gozaron en ediciones anteriores del CES a la calidad de imagen