Infortelecom

Noticias de relaciones exteriores

12-07-2016 | Fuente: abc.es
Maduro ha vuelto a cerrar la frontera con Colombia hasta nuevo aviso
El presidente Nicolás Maduro ha vuelto a cerrar la frontera con Colombia sorprendido por la avalancha de más de 35.000 compradores venezolanos que habían pasado este domingo 10 haciendo mercado en la vecina Cúcuta, tras autorizar su apertura provisional apenas por 12 horas. La decisión de reabrir de forma permanente la zona limítrofe, que ya lleva once meses de clausura decretada unilateralmente por Maduro, será discutida el próximo 4 de agosto por las dos cancilleres María Angela Holguin de Colombia y Delcy Rodríguez de Venezuela. En el encuentro, que podría ser en Caracas, se revisarían todos los temas binacionales, dijo la ministra Holguin. Pero antes, el próximo viernes las autoridades militares y policiales de ambos países se reunirán para «avanzar» en lo relativo a la seguridad en la frontera y la labor conjunta para mantenerla. La titular de relaciones exteriores de Colombia ha aclarado que la reunión con su homóloga venezolana será preparatoria del encuentro que sostendrán los presidentes Juan Manuel Santos y Nicolás Maduro para la reapertura definitiva de la frontera. La frontera terrestre de 2.219 kilómetros fue cerrada el 19 de agosto del año pasado por orden de Maduro como parte de una campaña para combatir el contrabando y a presuntos paramilitares que operan en esa zona. El domingo 10 fue un día de gloria tanto para los venezolanos que cruzaron en masa los pasos fronterizos que unen la ciudad colombiana de Cúcuta con las de San Antonio del Táchira y Ureña para comprar víveres y medicinas que escasean en su país, como para el comercio del departamento Norte de Santander. Esa zona fronteriza es la más activa de los dos países que han alcanzado un intercambio de 7.000 millones de dólares y que los dos lados esperan que se reactive después de once meses de parálisis sin sentido. Los sectores políticos y sociales venezolanos están presionando para que Maduro reabra nuevamente la frontera.
31-05-2016 | Fuente: abc.es
Quiénes son Jürgen Mossack y Ramón Fonseca, los abogados de los «papeles de Panamá»
Hasta hace una semana, los nombres de Jürgen Mossack y Ramón Fonseca eran para la mayoría de los mortales unos perfectos desconocidos fuera de Panamá. Al menos para quienes no habían sentido la necesidad de abrir una empresa pantalla en un paraíso fiscal. Pero la revelación de más de once millones de documentos del despacho panameño de estos dos abogados, en una filtración a la que tuvo acceso el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ), los ha situado ante los ojos del mundo. Del tándem Mossack-Fonseca, el primero es el menos expuesto a la luz pública. Jürgen nació cerca de la ciudad alemana de Nüremberg en 1948, hijo de un miembro de las Waffen-SS, un cuerpo de elite de las fuerzas armadas nazis durante la Segunda Guerra Mundial y que, al concluir la contienda, se ofreció como espía para los Estados Unidos. Según documentos de la inteligencia norteamericana que cita el ICIJ, «estaba a punto de sumarse a una organización clandestina, ya fuera de exnazis convertidos en comunistas [?] o de nazis no conversos disfrazados de comunistas», si bien un oficial escribió que la oferta podría ser tan solo «un astuto intento de salirse de una situación incómoda». Posteriormente, el padre del abogado se habría ofrecido también desde Panamá a la CIA como informante sobre actividades comunistas en Cuba. Jürgen Mossack se trasladó a Panamá con su familia a principios de los años 60, según ha indicado su socio de bufete. Completó sus estudios de Derecho en 1973 y trabajó como abogado en Londres durante un tiempo y, a su vuelta a Panamá, abrió un despacho que luego se acabaría fusionando con el de Ramón Fonseca. Además, Mossack es miembro del Club Unión, una conocida organización panameña en la que su hija Nicole celebró en 2008 la fiesta de sus quince años. Además, entre 2009 y 2014, fue participado en Conarex, el consejo de relaciones exteriores del pequeño país centroamericano. Un letrado en la política y la literatura La biografía de su socio, Ramón Fonseca Mora, ha sido más pública, no solo por su actividad como abogado, sino también por su participación en la política panameña y en el mundo de la literatura. Nacido en Panamá en 1952, estudió Derecho y Ciencias Políticas en la Universidad de Panamá y en la London School of Economics. En algún momento de su juventud sintió la llamada del Señor para servir como sacerdote, un camino que finalmente no escogió. También trabajó para Naciones Unidas durante seis años. Al final renunció a redimir al mundo y montó un pequeño despacho como abogado en Panamá. «No salvé a nadie ni hice ningún cambio», confesó en unas declaraciones en 2008, y decidió, en cambio, dedicarse a su profesión, formar una familia, casarse y «llevar una vida normal». «A medida que uno envejece, se vuelve más materialista», recordaba. Fonseca ha sido hasta hace unas semanas el presidente del Partido Panameñista, la organización política de corte nacionalista al que pertenece el actual presidente del país, Juan Carlos Varela, del que además ha sido ministro consejero. Sin embargo, el pasado 11 de marzo renunció a estos dos puestos para poder defender a su despacho en Brasil de posibles implicaciones en el escándalo de corrupción en torno a la empresa estatal Petrobras. Es autor de distintas obras de ficción y de ensayo, algunas publicadas en una editorial como Alfaguara, y cuenta con varios premios nacionales a sus espaldas. Su último título, 'Míster Políticus' (Editorial Exedra, 2012), aborda «los enmarañados procesos de los que se valen funcionarios inescrupulosos para afincarse en el poder y, desde allí, satisfacer sus detestables ambiciones, arropados con el manto falaz de un fementido servicio a la nación». Según la información con la que se anuncia en internet, trata cuestiones como las «mentiras, medias verdades, cinismo rampante, máscaras atildadas para ganar el favor de los electores, manipulación de los medios de comunicación, puñaladas traperas, alianzas de conveniencia, concusión apenas disimulada, enriquecimiento ilícito, junto a todos los males que han llevado a la política criolla y a sus cultores al peor nivel de descrédito». En 2007 se convirtió en presidente de la Fundación Ojitos de Ángel, título de una de sus novelas, y también ha sido durante cinco años socio fundador y director de Mi Banco, que se presenta como un banco destinado para personas con medios económicos limitados. Una amplia red internacional Fue en 1986, la época en que el dictador Manuel Antonio Noriega estaba bajo el foco internacional por casos de blanqueo de dinero y narcotráfico, cuando Mossack y Fonseca decidieron unir sus fuerzas y fusionar sus oficinas. Al año siguiente abrieron una primera oficina en el exterior, en las Islas Vírgenes Británicas, el paraíso fiscal que permitía mantener ocultos los nombres de los propietarios de empresas extraterritoriales y donde los papeles ahora revelados sitúan la mayoría de las compañías «offshore» tramitadas por el despacho panameño. En 1994, el despacho Mossack-Fonseca contribuyó a que Niue, un pequeño atolón del Pacífico de 2.000 habitantes, redactara una legislación favorable a la llegada de este tipo de empresas y luego llegó a firmar un acuerdo que les daba los derechos exclusivos para abrir compañías extraterritoriales en la isla. En la actualidad, estos abogados cuentan con una red de 500 empleados o representantes asentados en más de 40 oficinas de distintos países. El bufete ha creado más de 200.000 empresas en dos centenares de países y registró una facturación de más de 42 millones de dólares en 2013, con clientes que, a la luz de lo ahora revelado, van desde jefes de gobierno a deportistas y figuras del mundo del cine. El propio Fonseca ha dicho, en una entrevista con el diario panameño 'La Prensa': «El mundo no es perfecto y nosotros no tenemos una varita mágica para saber quién se mete en problemas y quién no». El abogado compara a su despacho con una factoría automovilística cuyos vehículos se utilizaran para un robo. «Es muy difícil que las fábricas prevean eso. Nosotros somos como una fábrica de sociedades, de fundaciones, de fideicomisos», asegura.
28-05-2016 | Fuente: abc.es
Un juez concede la suspensión provisional a la extradición del Chapo Guzmán
Un juez mexicano ha concedido este sábado la suspensión provisional al narcotraficante Joaquín «el Chapo» Guzmán en contra de la decisión de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) de extraditar al capo a Estados Unidos. Según aparece publicado en el Consejo de la Judicatura Federal (CJF), este mismo viernes se dio a conocer que el Juzgado Décimo Tercero de Distrito de Amparo en Materia Penal de la Ciudad de México concedió esta suspensión provisional como una medida cautelar y acorde a los planteamientos de un juicio de amparo. Esta suspensión tendrá efecto «hasta en tanto se notifique a las autoridades responsables lo que se resuelva en relación con la suspensión definitiva», indicó el juez. Además, dio un plazo «improrrogable» de 48 horas para que la Cancillería presente un informe que justifique que esta decisión cumple con el Tratado de Extradición firmado entre ambos países. De no recibir este documento, el juzgado señaló que se celebraría una audiencia el próximo 2 de junio, explicita la CJF en su número de expediente 485/2016. Esta resolución tiene que ver con el anuncio hoy de la defensa del líder del cártel de Sinaloa de que ya presentó un amparo contra la decisión del Gobierno de Enrique Peña Nieto de extraditar al capo a Estados Unidos, donde enfrenta numerosos cargos. Los abogados Juan Pablo Badillo Soto y José Luis González Meza dijeron en rueda de prensa que el jueves presentaron el recurso contra el dictamen emitido por la Cancillería mexicana a favor de la extradición de su cliente, que calificaron de «inconstitucional». Tras la revisión del Juzgado Decimotercero de Distrito, que ya se ha dado, serán los magistrados de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, quienes decidirán el futuro de Guzmán, señaló González Meza. «Va tardar mucho tiempo para que se lleven al Chapo» a EE.UU, indicó el letrado, que incluso barajó la posibilidad de que ni siquiera sea entregado al vecino del norte. El Chapo afronta numerosos cargos en Estados Unidos. Una corte de California lo acusa de tráfico de cocaína, mientras que otra de Texas le imputa este mismo delito, además de delincuencia organizada, asociación delictiva, lavado de dinero, homicidio y posesión de armas de fuego. La Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) anunció el viernes pasado su decisión de conceder la extradición del capo, unos días después de recibir dos opiniones jurídicas a favor de la entrega a EE.UU. para que sea procesado en los dos tribunales mencionados. El criminal fue recluido el 8 de enero en la prisión del Altiplano, en el central Estado de México, tras su captura en su estado natal de Sinaloa, seis meses después de que se fugara de ese penal a través de un túnel de 1,5 kilómetros. En mayo fue trasladado de manera sin previo aviso a una prisión de Ciudad Juárez, fronteriza con Estados Unidos, lo que desató rumores sobre una inminente extradición del narcotraficante que fueron desmentidos por las autoridades. El Gobierno atribuyó el traslado de Guzmán a obras para reforzar la seguridad en el Altiplano y a una rotación de presos peligrosos.
19-05-2016 | Fuente: abc.es
Brasil se aleja de los países bolivarianos y se acerca a la Argentina y EE.UU.
La diplomacia brasileña ha dado un vuelco con la entrada del presidente interino Michel Temer. En los primeros días del Gobierno, el canciller José Serra, uno de los nombres más fuertes del nuevo gabinete, mostró que su gestión será muy distinta a la que el Partido de los Trabajadores (PT) imprimió durante casi catorce años. En sus primeros pasos en el Ministerio de Relaciones Exteriores, Serra criticó duramente la injerencia de los llamados países ?bolivarianos?, que criticaron a Temer, y dio señales de que debe cerrar las embajadas que el PT abrió en países africanos, como parte de su política Sur-Sur. En dos notas oficiales, emitidas en su primer día de trabajo, Serra cuestionó a los países que se "permiten opinar y propagar falsedades sobre el proceso político interno de Brasil". Los comunicados, que según la prensa local fueron apoyados por Temer, respondió a los mensajes de Venezuela, Cuba, Bolivia, Ecuador, Nicaragua y El Salvador, que cuestionaron la legitimidad de Temer y su Gobierno. Venezuela convocó a su embajador de vuelta a Caracas. La nueva cara del Itamaraty, nombre de la sede de la cancillería brasileña, genera debates incluso entre diplomáticos. Algunos apoyan el giro y el nombramiento de Serra, un nombre de peso, que fue gobernador de São Paulo, ministro clave de los años de Fernando Henrique Cardoso y candidato socialdemócrata a la presidencia. Pero, según BBC Brasil, diplomáticos críticos a Serra dicen que la nueva posición brasileña puede poner en riesgo acuerdos comerciales y la reputación diplomática del país. Para el especialista en Relaciones Internacionales de la Fundación Getulio Vargas (FGV), Oliver Stuenkel, el tono de Serra contra los países "bolivarianos" no debe mantenerse. Muchos diplomáticos celebran que el Itamaraty retome la importancia que perdieron durante los casi seis años de Rousseff, cuando hubo recortes de presupuesto, y los embajadores tardaban meses para presentar sus credenciales a la presidencia. Marcando su primer viaje internacional a Argentina, como han hecho casi todos los Gobiernos en las últimas décadas, Serra ha dado señales de que el Gobierno Temer está alineado al de su homólogo Mauricio Macri, en otro giro de la política externa sudamericana, tras los años Kirchner y PT. La expectativa también es que la política se oriente más hacia Estados Unidos.
17-05-2016 | Fuente: abc.es
La élite política rusa amenaza con un boicot a Eurovisión el año que viene en Ucrania
La victoria de la ucraniana Jamala en la edición de este año del Festival de Eurovisión ha causado estupor entre algunos diputados rusos y miembros del Gobierno. Sobre todo por el hecho de que la letra de la canción ganadora, «1944», evoca la brutal deportación de los tártaros de Crimea ordenada en aquella fecha del siglo pasado por el sanguinario dictador comunista, Iósif Stalin. El favorito era el ruso Serguéi Lázarev y se ha quedado en el tercer lugar, rebasado en dos puestos por Ucrania, vecino con el que Moscú mantiene las peores relaciones de su historia después de arrebatarle la península de Crimea y de alentar la sublevación armada prorrusa en las regiones de Donetsk y Lugansk. El senador ruso, Frants Klintsévich, considera que el resultado obtenido por Jamala nada tiene que ver con la música. «La victoria en Eurovisión no ha sido de la cantante ucraniana Jamala con su tema 1944, sino de la política, que ha derrotado al arte», estimó ayer Klintsévich. A su juicio, no se puede descartar que, debido a que el año que viene el certamen tendrá lugar en Ucrania, Rusia lo boicotee. Lo mismo piensa el diputado de la Duma, Alexéi Pushkov, que ha definido el festival de Eurovisión como «un campo de batallas políticas». Pushkov dirige el comité de relaciones exteriores en la Cámara Baja y en la Alta lo hace Konstantín Kosachov, que cree incluso que la «injusticia» cometida con Lázarev puede poner aún más el cuestión el precario alto el fuego vigente en el este de Ucrania. El viceprimer ministro ruso, Dmitri Rogozin, escribió ayer en Twitter que el año que viene su país debería enviar a Eurovisión al polémico rockero ultranacionalista, Serguéi Shnúrov, del grupo «Leningrad». «Podrá ganar o perder, pero seguro que Shnúrov los envía a todos a un sitio que yo sé», afirmó Rogozin. El propio cantante ha reaccionado a la propuesta del viceprimer ministro en Instagram aceptándola. «Iré al horripilante reino europeo a imponer la verdad», asegura Shnúrov. Algunas publicaciones rusas señalan que a Lázarev le han «robado» la victoria. No obstante, en Rusia también hay quienes han aplaudido el triunfo de Jamala, que es tártara y nacida en Kirguistán, a dónde fue deportada su familia. El diputado de la asamblea local de San Petersburgo del partido liberal Yábloko, Borís Vishnevski, felicitaba ayer en su blog a la representante ucraniana y recordaba las duras condiciones de vida que los tártaros de Crimea, al igual que otros pueblos de la Unión Soviética, tuvieron que soportar en la época de Stalin por las deportaciones. «La mitad de ellos murieron», recuerda Vishnevski, quien denuncia que el canal oficial ruso «Rossía» ocultará el sábado durante la retransmisión desde Estocolmo el verdadero sentido de la canción, diciendo que la letra trataba sobre «el abandono de sus hogares en Crimea por parte de los tártaros a la búsqueda de una vida mejor». La connotación del tema de Jamala con la situación actual de los tártaros de Crimea es clara. Tras la anexión de la península por Rusia, no han cesado de denunciar el empeoramiento de su situación y las frecuentes detenciones de activistas. El mes pasado, la Justicia rusa prohibió la actividad del Medzhlis, la asamblea de los tártaros, calificada de «órgano extremista» por negarse a admitir que Crimea es ahora rusa. Ellos insisten en que la península fue ilegalmente anexionada y, por tanto, sigue perteneciendo a Ucrania.
15-05-2016 | Fuente: abc.es
La élite política rusa amenaza con un boicot a Eurovisión el año que viene en Ucrania
La victoria de la ucraniana Jamala en la edición de este año del Festival de Eurovisión ha causado estupor entre algunos diputados rusos y miembros del Gobierno. Sobre todo por el hecho de que la letra de la canción ganadora, «1994», evoca la brutal deportación de los tártaros de Crimea ordenada en aquella fecha del siglo pasado por el sanguinario dictador comunista, Iósif Stalin. El favorito era el ruso Serguéi Lázarev y se ha quedado en el tercer lugar, rebasado en dos puestos por Ucrania, vecino con el que Moscú mantiene las peores relaciones de su historia después de arrebatarle la península de Crimea y de alentar la sublevación armada prorrusa en las regiones de Donetsk y Lugansk. El senador ruso, Frants Klintsévich, considera que el resultado obtenido por Jamala nada tiene que ver con la música. «La victoria en Eurovisión no ha sido de la cantante ucraniana Jamala con su tema 1944, sino de la política, que ha derrotado al arte», estimó ayer Klintsévich. A su juicio, no se puede descartar que, debido a que el año que viene el certamen tendrá lugar en Ucrania, Rusia lo boicotee. Lo mismo piensa el diputado de la Duma, Alexéi Pushkov, que ha definido el festival de Eurovisión como «un campo de batallas políticas». Pushkov dirige el comité de relaciones exteriores en la Cámara Baja y en la Alta lo hace Konstantín Kosachov, que cree incluso que la «injusticia» cometida con Lázarev puede poner aún más el cuestión el precario alto el fuego vigente en el este de Ucrania. El viceprimer ministro ruso, Dmitri Rogozin, escribió ayer en Twitter que el año que viene su país debería enviar a Eurovisión al polémico rockero ultranacionalista, Serguéi Shnúrov, del grupo «Leningrad». «Podrá ganar o perder, pero seguro que Shnúrov los envía a todos a un sitio que yo sé», afirmó Rogozin. El propio cantante ha reaccionado a la propuesta del viceprimer ministro en Instagram aceptándola. «Iré al horripilante reino europeo a imponer la verdad», asegura Shnúrov. Algunas publicaciones rusas señalan que a Lázarev le han «robado» la victoria. No obstante, en Rusia también hay quienes han aplaudido el triunfo de Jamala, que es tártara y nacida en Kirguistán, a dónde fue deportada su familia. El diputado de la asamblea local de San Petersburgo del partido liberal Yábloko, Borís Vishnevski, felicitaba ayer en su blog a la representante ucraniana y recordaba las duras condiciones de vida que los tártaros de Crimea, al igual que otros pueblos de la Unión Soviética, tuvieron que soportar en la época de Stalin por las deportaciones. «La mitad de ellos murieron», recuerda Vishnevski, quien denuncia que el canal oficial ruso «Rossía» ocultará el sábado durante la retransmisión desde Estocolmo el verdadero sentido de la canción, diciendo que la letra trataba sobre «el abandono de sus hogares en Crimea por parte de los tártaros a la búsqueda de una vida mejor». La connotación del tema de Jamala con la situación actual de los tártaros de Crimea es clara. Tras la anexión de la península por Rusia, no han cesado de denunciar el empeoramiento de su situación y las frecuentes detenciones de activistas. El mes pasado, la Justicia rusa prohibió la actividad del Medzhlis, la asamblea de los tártaros, calificada de «órgano extremista» por negarse a admitir que Crimea es ahora rusa. Ellos insisten en que la península fue ilegalmente anexionada y, por tanto, sigue perteneciendo a Ucrania.
14-05-2016 | Fuente: abc.es
La cancillería brasileña repudia las críticas bolivarianas al nuevo Gobierno de Temer
El nuevo gobierno brasileño comenzó con una posición muy contundente en sus relaciones exteriores con los llamados países bolivarianos y contra las entidades que han cuestionado la legitimidad del presidente interino Michel Temer. El nuevo canciller, José Serra, emitió dos notas en que deja claro que el rumbo de la diplomacia brasileña será muy diferente al conducido por el Partido de los Trabajadores (PT), de Dilma Rousseff y Luiz Inácio da Silva, que simpatizaban especialmente con estos países. En uno de los comunicados, la cancillería «rechazó enfáticamente las manifestaciones de los gobierno de Venezuela, Cuba, Bolivia, Ecuador y Nicaragua, así como de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América/Tratado de Comercio de los Pueblos (ALBA/TCP), que se permiten opinar y propagar falsedades sobre el proceso político interno de Brasil». «Ese proceso se desarrolla en cuadro de absoluto respeto a las instituciones democráticas y a la Constitución Federal», dice la nota que muestra la nueva tónica del Palacio de Itamaraty, sede de la Cancillería. Según el ministerio de relaciones exteriores brasileño, el proceso que llevó a Temer a la presidencia siguió la ley, con el aval de la Corte Suprema. En una segunda nota, la cancillería «repudió» las declaraciones del Secretario General de la UNASUR, Ernesto Samper, sobre la coyuntura política de Brasil, que «califican de manera equivocada el funcionamento de las instituciones democráticas del Estado brasileño». «Los argumentos presentados, además de equivocados, dejan juicios de valor sin fundamento y prejuicios contra el Estado brasileño y sus poderes constituídos». Según la nota, Samper transmite una «interpretación absurda» de que las libertades democráticas, el sistema representativo, los derechos humanos y sociales y las conquistas de la sociedad brasileña se encuentran «en peligro». «La realidad es opuesta», dice la cancillería. El socialdemócrata José Serra, que fue ministro de Salud y de Planificación de Fernando Henrique Cardoso, Gobernador de São Paulo y dos veces candidato a la Presidencia, es uno de los principales ejes del nuevo gabinete Temer, y uno de los articuladores de las alianzas que lo sustentan y contribuyeron a fortalecer el proceso de suspensión de Rousseff. Serra será el responsable de recuperar el prestigio del Itamaraty, que pasaba por cortes y que tuvo poca relevancia en el Gobierno de Rousseff, criticada por dejar a diplomáticos y embajadores esperándola.
10-05-2016 | Fuente: abc.es
Un tribunal de México, favorable a la extradición de «El Chapo» a EE.UU.
Un tribunal de México ha dado su «opinión favorable» respecto a la extradición de Joaquín «El Chapo» Guzmán a Estados Unidos, lo que deja su traslado en manos del Gobierno de E nrique Peña Nieto, que es quien debe decidir si se lleva a cabo la extradición o no. Según ha informado el Consejo de la Judicatura Federal, «el Juzgado Tercero de Distrito de Procesos Penales Federales en la Ciudad de México» ha considerado «procedente la extradición internacional de Joaquín Archivaldo Guzmán Loera, requerido por el Gobierno de Estados Unidos». El tribunal ha considerado que se han cumplido los requisitos contemplados en el tratado de extradición existente entre México y Estados Unidos, país en el que un tribunal federal de California busca a «El Chapo» por «asociación delictuosa para importar y poseer con la intención de distribuir cocaína». Tras esta decisión judicial, queda en manos de la Secretaría de Relaciones Exteriores mexicana autorizar su traslado a Estados Unidos, si bien la defensa del narcotraficante podría presentar un amparo que podría prolongar el proceso un año más si terminara llegando a la Corte Suprema de Justicia, explican los medios locales. El traslado, ajeno a la extradición Por otro lado, el Gobierno mexicano asegura que el traslado de «El Chapo» el pasado sábado a un centro penitenciario en Ciudad Juárez , en la frontera con Estados Unidos, no pretende facilitar una futura extradición al país vecino, sino que forma parte del plan de rotación de presos peligrosos y a unas obras en su anterior cárcel. «No es un paso a la extradición, esa parte no nos toca definirla a nosotros, simplemente se decidió días atrás que se llevara a cabo el traslado y que el penal de Ciudad Juárez era el adecuado», dijo en entrevista con Imagen Radio el director de los penales federales, Eduardo Guerrero. El pasado 7 de mayo el Chapo fue trasladado desde el penal federal del Altiplano al Centro Federal de Readaptación Social (Cefereso) número 9, ubicado en Ciudad Juárez, en el norteño estado de Chihuahua, lo que provocó comentarios sobre su eventual inminente extradición a Estados Unidos. Ese mismo día, el Gobierno de México informó de que el traslado del cabecilla del cártel de Sinaloa se debía a obras en el Altiplano y no hizo comentarios sobre la posibilidad de la extradición.
09-04-2016 | Fuente: abc.es
Quiénes son Jürgen Mossack y Ramón Fonseca, los abogados de los «papeles de Panamá»
Hasta hace una semana, los nombres de Jürgen Mossack y Ramón Fonseca eran para la mayoría de los mortales unos perfectos desconocidos fuera de Panamá. Al menos para quienes no habían sentido la necesidad de abrir una empresa pantalla en un paraíso fiscal. Pero la revelación de más de once millones de documentos del despacho panameño de estos dos abogados, en una filtración a la que tuvo acceso el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ), los ha situado ante los ojos del mundo. Del tándem Mossack-Fonseca, el primero es el menos expuesto a la luz pública. Jürgen nació cerca de la ciudad alemana de Nüremberg en 1948, hijo de un miembro de las Waffen-SS, un cuerpo de elite de las fuerzas armadas nazis durante la Segunda Guerra Mundial y que, al concluir la contienda, se ofreció como espía para los Estados Unidos. Según documentos de la inteligencia norteamericana que cita el ICIJ, «estaba a punto de sumarse a una organización clandestina, ya fuera de exnazis convertidos en comunistas [?] o de nazis no conversos disfrazados de comunistas», si bien un oficial escribió que la oferta podría ser tan solo «un astuto intento de salirse de una situación incómoda». Posteriormente, el padre del abogado se habría ofrecido también desde Panamá a la CIA como informante sobre actividades comunistas en Cuba. Jürgen Mossack se trasladó a Panamá con su familia a principios de los años 60, según ha indicado su socio de bufete. Completó sus estudios de Derecho en 1973 y trabajó como abogado en Londres durante un tiempo y, a su vuelta a Panamá, abrió un despacho que luego se acabaría fusionando con el de Ramón Fonseca. Además, Mossack es miembro del Club Unión, una conocida organización panameña en la que su hija Nicole celebró en 2008 la fiesta de sus quince años. Además, entre 2009 y 2014, fue participado en Conarex, el consejo de relaciones exteriores del pequeño país centroamericano. Un letrado en la política y la literatura La biografía de su socio, Ramón Fonseca Mora, ha sido más pública, no solo por su actividad como abogado, sino también por su participación en la política panameña y en el mundo de la literatura. Nacido en Panamá en 1952, estudió Derecho y Ciencias Políticas en la Universidad de Panamá y en la London School of Economics. En algún momento de su juventud sintió la llamada del Señor para servir como sacerdote, un camino que finalmente no escogió. También trabajó para Naciones Unidas durante seis años. Al final renunció a redimir al mundo y montó un pequeño despacho como abogado en Panamá. «No salvé a nadie ni hice ningún cambio», confesó en unas declaraciones en 2008, y decidió, en cambio, dedicarse a su profesión, formar una familia, casarse y «llevar una vida normal». «A medida que uno envejece, se vuelve más materialista», recordaba. Fonseca ha sido hasta hace unas semanas el presidente del Partido Panameñista, la organización política de corte nacionalista al que pertenece el actual presidente del país, Juan Carlos Varela, del que además ha sido ministro consejero. Sin embargo, el pasado 11 de marzo renunció a estos dos puestos para poder defender a su despacho en Brasil de posibles implicaciones en el escándalo de corrupción en torno a la empresa estatal Petrobras. Es autor de distintas obras de ficción y de ensayo, algunas publicadas en una editorial como Alfaguara, y cuenta con varios premios nacionales a sus espaldas. Su último título, 'Míster Políticus' (Editorial Exedra, 2012), aborda «los enmarañados procesos de los que se valen funcionarios inescrupulosos para afincarse en el poder y, desde allí, satisfacer sus detestables ambiciones, arropados con el manto falaz de un fementido servicio a la nación». Según la información con la que se anuncia en internet, trata cuestiones como las «mentiras, medias verdades, cinismo rampante, máscaras atildadas para ganar el favor de los electores, manipulación de los medios de comunicación, puñaladas traperas, alianzas de conveniencia, concusión apenas disimulada, enriquecimiento ilícito, junto a todos los males que han llevado a la política criolla y a sus cultores al peor nivel de descrédito». En 2007 se convirtió en presidente de la Fundación Ojitos de Ángel, título de una de sus novelas, y también ha sido durante cinco años socio fundador y director de Mi Banco, que se presenta como un banco destinado para personas con medios económicos limitados. Una amplia red internacional Fue en 1986, la época en que el dictador Manuel Antonio Noriega estaba bajo el foco internacional por casos de blanqueo de dinero y narcotráfico, cuando Mossack y Fonseca decidieron unir sus fuerzas y fusionar sus oficinas. Al año siguiente abrieron una primera oficina en el exterior, en las Islas Vírgenes Británicas, el paraíso fiscal que permitía mantener ocultos los nombres de los propietarios de empresas extraterritoriales y donde los papeles ahora revelados sitúan la mayoría de las compañías «offshore» tramitadas por el despacho panameño. En 1994, el despacho Mossack-Fonseca contribuyó a que Niue, un pequeño atolón del Pacífico de 2.000 habitantes, redactara una legislación favorable a la llegada de este tipo de empresas y luego llegó a firmar un acuerdo que les daba los derechos exclusivos para abrir compañías extraterritoriales en la isla. En la actualidad, estos abogados cuentan con una red de 500 empleados o representantes asentados en más de 40 oficinas de distintos países. El bufete ha creado más de 200.000 empresas en dos centenares de países y registró una facturación de más de 42 millones de dólares en 2013, con clientes que, a la luz de lo ahora revelado, van desde jefes de gobierno a deportistas y figuras del mundo del cine. El propio Fonseca ha dicho, en una entrevista con el diario panameño 'La Prensa': «El mundo no es perfecto y nosotros no tenemos una varita mágica para saber quién se mete en problemas y quién no». El abogado compara a su despacho con una factoría automovilística cuyos vehículos se utilizaran para un robo. «Es muy difícil que las fábricas prevean eso. Nosotros somos como una fábrica de sociedades, de fundaciones, de fideicomisos», asegura.
31-03-2016 | Fuente: elpais.com
Arne y las balizas, otra polémica del funcionario de moda en CDMX
Un operativo frente a la embajada de Belice provoca una queja frente a la Secretaría de Relaciones Exteriores. Arne se defiende