Infortelecom

Noticias de reino unido

24-06-2018 | Fuente: abc.es
Reino Unido sigue partido en dos en el segundo aniversario de la votación del Brexit
Cerca de 100.000 simpatizantes de la Unión Europea marcharon ayer por el centro de Londres para exigir al Gobierno británico que convoque un nuevo referéndum sobre el acuerdo final del Brexit. Dos años después de la histórica votación, en la que el líder ?brexiter? Nigel Farage declaró «el día de la independencia» de Inglaterra, los manifestantes llenaron las principales arterias de la capital ondeando banderas británicas, irlandesas, europeas y todo tipo de pancartas coloridas para pedir un nuevo «Voto del pueblo». Las últimas encuestas no distan demasiado de aquel 52-48 por ciento a favor del Brexit de hace dos años ni de la brecha generacional que marcó aquella histórica votación. Según la agencia encuestadora británica Survation, seguir en la UE ganaría con un 52% en unas hipotéticas elecciones, aunque hace un mes la diferencia era aún más ínfima. Reino Unido está partido en dos, especialmente si se tiene en cuenta la edad de los votantes. En 2016, los mayores de 50 años, favorable en su mayoría al divorcio con Bruselas, decidieron el futuro de toda una generación que sí voto por seguir en la UE. Ahora -con datos de Survation-, si los menores de 50 años optan masivamente por el «Remain» (los jóvenes de entre 18 y 24 años, con hasta un 82%), los que peinan canas prefieren seguir fuera de la UE, en porcentajes que no bajan del 59% a partir de los 55 años. Setecientos treinta días después y a pesar de que pocos saben realmente qué significará el Brexit a partir del próximo 29 de marzo, no ha habido un claro cambio de opinión entre los británicos. May pide unidad «Unidad» puede que sea la palabra más utilizada por Theresa May en los últimos meses. A la primera ministra británica se le ha encargado llevar a puerto una de las empresas más complicadas de la historia de Reino Unido. Lo que seguro que ni ella misma se imaginaba es la dificultad máxima que se está encontrando en un camino repleto de baches y piedras que está dejando división en todos los estratos de la sociedad. La «premier» británica pide unidad constantemente porque la salida de Reino Unido de la UE no solo está resquebrajando a la ciudadanía sino a su propio Gobierno, su partido (el conservador) y en, general, la política británica. Theresa May fue elegida por su perfil de gestora y política eficiente, pero se ha encontrado una oposición tan férrea en cualquiera de sus decisiones que lleva ya demasiado tiempo viviendo como una equilibrista. No es casualidad que, como ha revelado una encuesta de «The Times» de hace un par de semanas, casi dos tercios de los británicos (66%) desaprueben su gestión del proceso. Dos de sus ministros, abanderados del Brexit duro, David Davis y Boris Johnson volvían a echar piedras sobre el tejado de May. El designado para dirigir el Brexit, Davis, amenazó a principios de junio con dimitir si la «premier» no accedía a sus propuestas, aunque esta crisis amainó finalmente no descarta otras mientras la negociación con la UE y la política interna británica sigan con las actuales turbulencias. Por su parte, el siempre excéntrico titular de Exteriores volvía a salirse de tono durante unas declaraciones privadas filtradas en las que pedía a May más «agallas» para acometer el proceso de salida de la UE y suspiraba porque fuera alguien como Trump quien liderase un proyecto así. A su vez en el Parlamento volvía recientemente a sufrir la amenaza (con dimisión incluida de su secretario de Estado de Justicia, Stephen Lee) de una rebelión interna por parte de los más proeuropeos de su partido, que exigen el «voto significativo» de los diputados de la Cámara de los Comunes sobre el acuerdo final al que se llegue con Bruselas. May los apaciguó con concesiones que finalmente, según estos rebeldes, no ha llevado a cabo. «Desde mi punto de vista, es inaceptable. No está en sintonía con los procedimientos habituales de la Cámara de los Comunes y niega por completo el objetivo de la enmienda, que era dar a los parlamentarios la capacidad de poder opinar», asegura Dominic Grieve, la punta de lanza del grupo proeuropeo «tory» y líder de los que buscan el Brexit más blando posible. Por tanto, la amenaza sigue vigente y podría ocasionarle problemas en un futuro a la primera ministra, que, por si fuera poco, tiene que mirar también al otro bando dentro de su partido, el de los más brexiters, que amenazan con tumbar sus políticas si Reino Unido mantiene alguno de los lazos actuales con el club comunitario como, por ejemplo, la unión aduanera. El único consuelo que le debe quedar a May es que su principal rival, el Partido Laborista, se encuentra en la misma situación. Su líder, Jeremy Corbyn ha sido criticado infinidad de veces por no tomar una posición clara con el Brexit. Su buen resultado en las elecciones generales del año pasado salvó su puesto, pero la indecisión y deriva laborista en este tema le han provocado innumerables rebeliones internas.
23-06-2018 | Fuente: abc.es
Atentado durante un mitin al presidente de Zimbabue
El vicepresidente de Zimbabue, Constantino Chiwenga, y su esposa han resultado heridos leves en el atentado destinado contra el presidente Emmerson Mnangagwa tras un mitin en la ciudad de Bulawayo, y que ha salido ileso de la detonación, que ha ocurrido justo detrás de él. «La señora Chiwenga ha resultado levemente herida y su marido también se vio afectado de manera menor», según fuentes oficiales bajo condición de anonimato. Según las mismas fuentes, también han resultado heridos el vicepresidente Kembo Mohadi, con lesiones en una pierna, y el ministro de Agua y Medio Ambiente, Oppah Muchinguri-Kashiri. Las imágenes captadas por la televisión estatal de Zimbabue muestran cómo Mnangagwa y sus acompañantes resultan alcanzados por la detonación al poco de bajarse de la tribuna tras su discurso electoral -los comicios se celebran el próximo día 30 de julio- en el Estadio Blanco de Bulawayo, la segunda ciudad del país. La Policía ya está investigando. Violencia tras el acuerdo de paz Este atentado tiene lugar después de que los partidos políticos de Zimbabue se comprometieran a firmar el próximo martes una «tregua» para contener las tensiones en el país antes, durante y después de las elecciones del mes que viene, según ha confirmado el presidente del Comité Nacional para la Paz y la Reconciliación (NPRC, por sus siglas en inglés), el juez retirado Selo Maselo Nare. «Este compromiso de paz permitirá que los ciudadanos responsabilicen a los políticos de sus actos», ha explicado en declaraciones recogidas por el «Herald». La cifra de candidatos al cargo es la mayor desde que el país obtuvo su independencia de Reino Unido en 1980, según destaca el diario oficial «The Herald», si bien es cierto que es la primera en la que no concurre su histórico antiguo mandatario, Robert Mugabe. Entre los 23 candidatos que presentaron el jueves la documentación ante la Comisión Electoral figura el actual presidente, así como la antigua vicepresidenta Joyce Muhuru y el líder del principal partido opositor, el Movimiento Democrático para el Cambio (MDC), Nelson Chamisa. En las últimas elecciones celebradas en 2013, solo hubo cinco candidatos, entre ellos Mugabe y el entonces líder del MDC, Morgan Tsvangirai, quien falleció hace unos meses. Mnangagwa, de 75 años, espera poder seguir en el cargo al que accedió tras la caída de Mugabe, mientras que Chamisa, de 40 años, confía en poder atraer el voto de los más jóvenes y poner fin a la hegemonía del gobernante ZANU-PF al frente del país. El mandatario ha prometido organizar elecciones justas y libres, tras unos últimos años marcados por las críticas internacionales contra las tácticas autoritarias de Mugabe. En aras de esta transparencia, el Gobierno zimbabuense invitará a observadores internacionales para que acrediten la legitimidad de todo el proceso. Desde su llegada al poder, Mnangagwa, apodado «Cocodrilo», ha solicitado el reingreso de Zimbabue en la Commonwealth y ha prometido romper con parte de la línea dura marcada por su predecesor, para por ejemplo abrir el país a la entrada de inversores extranjeros.
23-06-2018 | Fuente: abc.es
Miles de personas piden en Londres un segundo referéndum sobre el Brexit
Miles de personas se manifiestan hoy en el centro de Londres para solicitar la convocatoria de un segundo referéndum sobre los términos de la salida británica de la Unión Europea (UE). Cuando se cumple el segundo aniversario del plebiscito en el que los británicos votaron a favor del Brexit, miles de ciudadanos marchan desde la avenida Pall Mall, en el centro de la ciudad, hasta la plaza del Parlamento, donde diversas personalidades pronunciarán sendos discursos. En una jornada soleada en Londres, los manifestantes proeuropeos portan banderas de la UE y carteles que rezan «Queremos tener la palabra sobre el Brexit» o «Aún no nos hemos marchado". Los participantes, en un ambiente festivo y familiar, piden al Gobierno y a todos los partidos políticos que concedan al pueblo británico la oportunidad de votar en una nueva consulta sobre si aceptan o no el acuerdo sobre el Brexit que alcance la primera ministra británica, Theresa May, con el bloque comunitario. El Reino Unido está en el tramo final y decisivo de las negociaciones con Bruselas sobre la salida británica. La manifestación de hoy en Londres ha sido organizada por el grupo proeuropeo «El voto del pueblo» y cuenta con el apoyo de figuras destacadas, entre ellas el líder del Partido Liberal Demócrata (tercera formación del país), Vince Cable. El ministro británico de Exteriores, Boris Johnson, pidió hoy una salida «completa» de la UE y dijo, en un artículo publicado en el tabloide «The Sun», que la población no toleraría una retirada «suave» del bloque europeo sino que quiere romper con Bruselas. En el Reino Unido hay políticos que están a favor de un divorcio suave, con acceso al mercado único, y otros que prefieren uno «duro», la completa retirada del mercado común. Johnson, que votó por el Brexit en la consulta de hace dos años, señaló que los británicos quieren que el Gobierno «cumpla el mandato de la gente» y concrete una salida «completa» de la UE. En el referéndum de hace dos años, el 53,4 % de la población votó por el Brexit frente al 46,6 % que lo hizo en contra. El Reino Unido se marchará de la UE el 29 de marzo de 2019, dos años después de activar el Artículo 50 del Tratado de Lisboa, que inició la cuenta atrás para la desconexión. Londres y Bruselas aún no se han puesto de acuerdo sobre la relación comercial entre ambas partes ni cómo se resolverá el problema de la frontera entre las dos Irlandas, pues el objetivo es que siga siendo invisible para evitar perjudicar el proceso de paz en Irlanda del Norte.
23-06-2018 | Fuente: elpais.com
Cronología del Brexit: dos años de una ruptura histórica entre Reino Unido y la Unión Europea
En los 24 meses que han transcurrido desde la votación que aprobó la salida de los británicos del marco comunitario ambas partes han abordado acuerdos comerciales, derechos de ciudadanía y un compromiso para el pago de la factura que deberá asumir Londres
23-06-2018 | Fuente: abc.es
EE.UU. suspende «indefinidamente» los ejercicios militares en Corea del Sur
El Pentágono anunció hoy la suspensión «indefinida» de los ejercicios militares en Corea del Sur en cumplimiento de lo acordado entre el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y el líder norcoreano, Kim Jong-un, la semana pasada. «Para apoyar la implementación de los resultados de la Cumbre de Singapur, y en coordinación con nuestro aliado, la República de Corea, el secretario (James) Mattis ha suspendido indefinidamente los ejercicios» dijo el Pentágono en un comunicado. Además de la ya conocida suspensión de las maniobras conjuntas de agosto «Guardián de la Libertad», el Pentágono canceló dos programas de entrenamiento con militares coreanos programados para los próximos tres meses. El Pentágono también anunció que «decisiones adicionales dependerán de que Corea del Norte siga con negociaciones productivas de buena fe». Este anuncio llegó tras una reunión del secretario de Defensa de Estados Unidos, James Mattis; el secretario de Estado, Mike Pompeo; el presidente del Estado Mayor Conjunto, el general Joseph Dunford; y el asesor de Seguridad Nacional de Trump, John Bolton. La reunión tenía como objetivo hablar de «la implementación de los resultados de la Cumbre de Singapur». Los ejercicios militares «Guardián de la Libertad» son unas de las maniobras «defensivas» anuales que Washington y Seúl realizan «para mejorar la preparación» de sus fuerzas armadas, «proteger la región y mantener la estabilidad de la península». En 2017, las maniobras se desarrollaron del 21 al 31 de agosto y en ellas participaron 17.500 militares estadounidenses, 3.000 de ellos llegados de fuera de las bases que Washington tiene en Corea del Sur. Además de Estados Unidos y Corea del Sur, en las maniobras participaron Colombia, Dinamarca, Australia, Canadá, Nueva Zelanda, el Reino Unido y Holanda, países todos ellos integrantes de la coalición liderada por Washington y Seúl en la guerra de Corea (1950-1953). Aunque Estados Unidos siempre ha defendido que las maniobras «cumplen» con el armisticio firmado en 1953 y países neutrales ejercen de «observadores», Corea del Norte las considera una «provocación». Los otros dos ejercicios militares cancelados son del Programa Coreano de Intercambio de Marines (KMEP, en inglés), en los que también suelen participar miles de militares de ambos países.
22-06-2018 | Fuente: abc.es
Airbus amenaza con irse del Reino Unido y pone en juego 14.000 empleos si no hay acuerdo del Brexit
El fabricante aeronáutico europeo Airbus ha amenazado con replantearse sus inversiones y su presencia en el Reino Unido si el país abandona el año que viene la Unión Europea (UE) sin un acuerdo. La salida del país del mercado único y del espacio aduanero sin una transición acordada, según un comunicado difundido la noche del jueves, implicaría «fuertes interrupciones de la producción británica». «Este escenario obligaría a Airbus a reconsiderar sus inversiones en el Reino Unido y su implantación a largo plazo en el país, minando seriamente los esfuerzos del Reino Unido para mantener una industria aeroespacial competitiva e innovadora», apuntó el constructor. El jefe de operaciones de la compañía aeronáutica, Tom Williams, consideró necesario acelerar las medidas de mitigación porque «en cualquier escenario, el Brexit (la salida del Reino Unido de la UE) tiene graves consecuencias negativas para la industria aeroespacial británica y para Airbus en particular». Williams destacó que su firma quiere «detalles inmediatos sobre los pasos pragmáticos que se deben dar para operar de manera competitiva». Sin estos, en su opinión, el impacto sobre sus operaciones en ese país será «significativo». El grupo estimó que el actual periodo de transición previsto, que finaliza en diciembre de 2020, «es demasiado corto» para poner en marcha los cambios necesarios en su amplia cadena de suministro. Esto le llevaría a tener que examinar con atención «toda nueva inversión en el Reino Unido» y a abstenerse de ampliar su base de suministradores y socios allí. Airbus emplea en el Reino Unido a más de 15.000 trabajadores en más de 25 sedes y su cadena de suministro incluye a más de 4.000 compañías.
22-06-2018 | Fuente: abc.es
Airbus amenaza con irse del Reino Unido y pone en juego 15.000 empleos si no hay acuerdo del Brexit
Es una de las declaraciones de intenciones más importantes en lo que va de Brexit y nada menos que hecha por una de las empresas punteras en el mundo. Airbus ha advertido este viernes de sus planes para abandonar Reino Unido en caso de que el Gobierno británico no alcance un acuerdo con Bruselas. Esto podría poner en riesgo el empleo de las más de 15.000 personas que trabajan en sus 25 sedes y fábricas a lo largo de todo el país en una cadena de suministro que incluye, además, a más de 4.000 compañías. La compañía publicó una «evaluación de riesgos» en su página web donde asegura que «reconsideraría sus inversiones en el Reino Unido y su huella a largo plazo en el país», si Gran Bretaña abandona el mercado único y la unión aduanera sin un acuerdo de transición. Reclama, por tanto, un brexit blando que ayude a las empresas británicas a paliar el golpe. Su director de operaciones, Tom Williams aseguraba a la BBC que «este escenario obligaría a Airbus a reconsiderar sus inversiones en el Reino Unido y su implantación a largo plazo en el país, minando seriamente los esfuerzos del Reino Unido para mantener una industria aeroespacial competitiva e innovadora». Por eso necesita, dice el directivo, «detalles inmediatos sobre los pasos pragmáticos que se deben dar para operar de manera competitiva». Para Airbus el actual período de transición, acordado entre las dos partes y que terminará en diciembre de 2020, es demasiado corto para que las compañías reorganizaran sus cadenas de suministro. Esto le llevaría a tener que examinar con atención «toda nueva inversión en el Reino Unido», y a abstenerse de ampliar su base de suministradores y socios allí. Según Williams, Airbus respeta el brexit pero asegura que llevan advirtiendo desde hace tiempo para que la incertidumbre cese «si bien Airbus entiende que el proceso político debe continuar, como un negocio responsable, necesitamos detalles inmediatos. Hemos tratado de resaltar nuestras preocupaciones en los últimos 12 meses, sin éxito». El directivo era claro en sus declaraciones a la cadena pública británica «en pocas palabras, un escenario sin acuerdo amenaza directamente el futuro de Airbus en el Reino Unido». Una declaración de intenciones que se sucede en una semana en la que, después de muchas vueltas y amenazas de rebelión incluidas, se ha tramitado la llamada Ley del Brexit que adapta la legislación europea a la británica y a pocos días de que comience otra nueva ronda de negociaciones entre la UE y el Gobierno de May en la que se tiene que avanzar, al menos, en el asunto de la frontera en Irlanda.
22-06-2018 | Fuente: abc.es
El Reino Unido simplifica los requisitos para sus tres millones de europeos tras el Brexit
Tal y como anunció hace meses, el Gobierno británico ha simplificado al máximo la regularización de los residentes comunitarios en Reino Unido tras el Brexit. El Ministerio del Interior presentó ayer un largo dossier (de 57 páginas) con su propuesta para legalizar la situación de los más de 3 millones de europeos que viven en el país cuando finalice el proceso de salida de la UE. Para los que lleven más de 5 años viviendo en Gran Bretaña será tan sencillo, según el Ejecutivo, como aportar el nombre, la dirección y demostrar que no se tienen antecedentes penales graves (condenas superiores a 12 meses de cárcel). Así se conseguirá el «estatus de asentado». Este trámite que se realizará a través de la página web del Gobierno o de una aplicación móvil costará 65 libras, unos 73 euros, para los adultos y de 32,5 libras (37 euros) para los menores de 16 años. El único requisito será no haber viajado al extranjero durante más de seis meses en el periodo de un año. Lo mismo, pero sin pagar, necesitarán hacer aquellos que no han cumplido los 5 años en el país. Estos recibirán entonces el «estatus de pre-asentados» hasta que lleguen a ese periodo de estancia con el que accederán al anterior. El ministro del Interior, Sajid Javid, aseguró ante un comité parlamentario que la posición del Ejecutivo de May es la de «otorgar y no rechazar», por lo que negaba cualquier dificultad e intención de anular solicitudes.«No buscamos excusas para no conceder estos estatus. Deberá haber una muy buena razón por la que no lo obtengan» confirmaba. De hecho, la mayoría de los demandantes no tendrán que agregar ninguna documentación extra porque serán las bases de datos del Gobierno las que cotejen si este reside o no en suelo británico. En caso de que sí sea necesario habrá que enviar el pasaporte y una copia impresa de la solicitud, así como aportar una foto antes de contestar a una serie de preguntas relacionadas con los datos del demandante (número de la seguridad social, número de móvil) en un cuestionario que no sobrepasará los 20 minutos de duración. Este estará disponible en los 23 idiomas que se hablan en la Unión Europea y contará con un sistema de ayuda y un teléfono adicional donde se podrá consultar cualquier duda. Además, no será necesario estar trabajando o estudiando para poder permanecer en Reino Unido. Solo se requerirá haber vivido en el país desde antes de diciembre de 2020, cuando acabe el periodo de transición acordado con Bruselas. Una vez realizado el trámite, el Ministerio del Interior estudiará la propuesta y dará una respuesta «lo más rápido posible» señaló Javid. El plazo para solicitarlo se extiende hasta el 30 de junio de 2021 y, según el ministro, desde verano se realizarán las pruebas pertinentes para que el sistema esté funcionando a pleno rendimiento para comienzos del año que viene. Se calcula que el «Home Office» tendrá que procesar hasta 4.500 solicitudes diarias para poder regularizar la situación de todo aquel que lo pida. Eñ nuevo estatus mantendrá intactas las prestaciones que ahora mismo poseen los residentes comunitarios en suelo británico por lo que mantendrán sus derechos en todo lo que respecta a asistencia sanitaria, educación o el sistema de pensiones. En cuanto a las familias de los «asentados» que vivan fuera de Reino Unido, también podrán disfrutar de este estatus de por vida si lo solicitan antes de diciembre de 2020.
21-06-2018 | Fuente: abc.es
Un asesor de Trump viaja a Moscú para preparar un «posible encuentro» con Putin
El asesor de seguridad nacional de la Casa Blanca, John Bolton, viajará la semana próxima a Moscú para preparar un «posible encuentro» entre el presidente estadounidense, Donald Trump, y su homólogo ruso, Vladímir Putin. El portavoz de Bolton, Garrett Marquis, ha informado en su cuenta de Twitter del viaje del asesor de Trump, pero no ha confirmado si el encuentro entre los presidentes se produciría a mediados de julio en Viena, como asegura el diario británico «The Times». «Del 25 al 27 de junio, el asesor de seguridad nacional John Bolton se reunirá con aliados estadounidenses en Londres y Roma para conversar sobre asuntos de seguridad nacional y viajará a Moscú para hablar sobre un posible encuentro entre los presidentes Trump y Putin», ha indicado Marquis. Según «The Times», la Casa Blanca espera que la reunión entre los dos jefes de Estado se celebre o bien antes de la cumbre de la OTAN, que tendrá lugar el 11 y 12 de julio en Bruselas, o bien inmediatamente después de la visita de Trump al Reino Unido, prevista para el 13 de julio. El periódico indica que la cita podría tener lugar en Viena, donde está la sede de la Organización para la seguridad y la cooperación en Europa (OSCE), de la que EE.UU. y Rusia son miembros. La cadena estadounidense «CNN» ha asegurado este jueves, citando una fuente diplomática, que Viena es la localización más probable del encuentro, dado que Moscú ha insistido en que debe producirse en un lugar neutral y no en Washington, como supuestamente quería el Gobierno de Trump. El pasado viernes, Trump aseguró que es «posible» que se reúna con Putin, posiblemente este mismo verano, y el Kremlin también se ha mostrado abierto a esa posibilidad. No obstante, el ministro de Asuntos Exteriores de Rusia, Serguéi Lavrov, no ha querido confirmar hoy la fecha y el lugar de la posible cumbre, al tiempo que ha subrayado que Moscú busca una «normalización de las relaciones estrictamente bilaterales» con Washington. Trump y Putin se reunieron por primera vez en julio pasado durante la cumbre del G20 en Alemania, pero no se han visto desde entonces y ahora quieren un encuentro bilateral más amplio. Durante la cumbre del G7 a comienzos de junio en Canadá, Trump propuso que Rusia se reincorpore a ese grupo de las principales economías del mundo, del que fue expulsada en 2014 tras la anexión rusa del territorio ucraniano de Crimea. Aunque EE.UU. mantiene duras sanciones a Rusia, Trump se ha mostrado deseoso de mejorar las relaciones, algo que ha inquietado a la oposición demócrata debido a la posibilidad de que el entorno del actual mandatario facilitara la injerencia rusa en las elecciones presidenciales de 2016, algo que investiga el fiscal especial Robert Mueller.
21-06-2018 | Fuente: abc.es
Los requisitos que tendrán que cumplir los europeos que quieran residir en Reino Unido tras el Brexit
Los europeos que lleven cinco años viviendo en el Reino Unido tendrán que pagar 65 libras (73 euros), dar su nombre y dirección y demostrar que no tienen antecedentes penales graves para optar al «estatus de asentado» y poder permanecer de manera ilimitada en el país tras el Brexit. El Ministerio del Interior británico ha publicado este jueves una Declaración de Intenciones (SOI, por sus siglas en inglés), en la que ha adelantado los detalles de cuál será la situación de los europeos una vez se materialice la salida del Reino Unido de la Unión Europea (UE), el próximo 29 de marzo de 2019. A partir de esa fecha comienza el período de transición acordado por Londres y Bruselas, que finalizará el 31 de diciembre de 2020, y durante el cual los ciudadanos europeos deberán solicitar el «estatus de asentados» o el de pre-asentados, si no han cumplido cinco años de estancia en el Reino Unido. Los ciudadanos que obtengan este último estatus podrán continuar en el Reino Unido hasta que cumplan los cinco años, momento en el que deberán solicitar el de asentados. Según el documento, se considerará que alguien ha vivido de forma permanente durante ese tiempo, si no ha viajado al extranjero durante más de seis meses en un periodo de un año. El Ejecutivo conservador explicó que el plazo para solicitar ambas categorías se alargará hasta el 30 de junio de 2021, y las personas que lo obtengan serán tratadas como ciudadanos británicos en lo que respecta a la asistencia sanitaria, educación, beneficios y pensiones. Aquellos que ya gozaran de la residencia permanente en el Reino Unido en el momento de la solicitud no tendrán que abonar la cantidad exigida, mientras que los menores de 16 años disfrutaran de un descuento y solo tendrán que pagar 32,50 libras (37,22 euros). Además, los familiares de estas personas que vivan en otro país podrán viajar al Reino Unido incluso cuando termine el periodo de transición, siempre y cuando la relación de parentesco existiera antes del 31 de diciembre de 2020 y continúe existiendo una vez esa persona se traslade al país. El «Home Office» ha asegurado asimismo que para obtener ambos estatus no será necesario estar trabajando o estudiando, simplemente residir en el Reino Unido. La aplicación será online a través de la página del Ejecutivo (GOV.UK) o de una aplicación para el teléfono móvil, y el departamento gubernamental afirmó que ofrecerá ayudas a aquellos que no tengan acceso a plataformas digitales. Interior ha destacado que se trata de un procedimiento «rápido y sencillo» que estará disponible en los 23 idiomas que se hablan en la Unión Europea. Una vez el solicitante finalice la aplicación el «Home Office», este departamento la estudiará y dará respuesta en el «menor tiempo posible». La mayoría de los demandantes no tendrá que agregar ninguna documentación extra porque las respuestas que aporten serán contrastadas con la información almacenada en las bases de datos del Gobierno. «No buscamos excusas para no conceder estos estatus. Deberá haber una muy buena razón por la que no lo obtengas», manifestó hoy el ministro del Interior, Sajid Javid, en un comité de la Cámara Alta del Parlamento. El Ejecutivo de Theresa May espera que más de tres millones de ciudadanos europeos hagan esta solicitud una vez este disponible, previsiblemente a finales de año.
1
...