Infortelecom

Noticias de petroleo

28-01-2020 | Fuente: abc.es
El problema no es el «caso Delcy», es recibir al ministro de Turismo de Venezuela
Del desconocimiento de Nicolás Maduro como presidente de Venezuela ?por unas elecciones presidenciales en mayo de 2018 que buena parte de la comunidad internacional consideró un evidente fraude? debía seguirse el no reconocimiento de su Gobierno, incluido el ministro de Turismo, que fue recibido como tal en España la semana pasada, y el veto a la presencia de la Venezuela chavista en la feria Fitur celebrada en Madrid. La polémica de los últimos días se ha centrado en el «caso Delcy», por las torpes mentiras de José Luis Ábalos, ministro de Transportes y alto dirigente del PSOE, en relación a su entrevista con la vicepresidenta de Maduro, Delcy Rodríguez, a quien Bruselas, con el voto de la propia España en favor de las sanciones contra Caracas, tiene prohibido entrar o hacer escala en la UE. Además del importante punto de que España se ha saltado la sanción europea impuesta, convirtiendo en papel mojado la decisión comunitaria, cuya acción exterior normalmente ya cuesta de haber creíble en el mundo, está que el Ejecutivo de Pedro Sánchez reciba a alguien como número dos de un Gobierno cuyo número uno Madrid dice no reconocer. Ministro de un presidente no reconocido Es esto último lo que tiene una dimensión más general y explica por qué, a pesar de que la llegada hace un año de Juan Guaidó a la presidencia de la Asamblea Nacional venezolana ­?lo que le hacía asumir la presidencia interina del país por la ilegitimidad de Maduro?, este sigue en su puesto y nada ha cambiado. Por eso, conviene quitar por un momento la vista del «caso Delcy» y admirarse de que el Gobierno de Sánchez haya presentado como tan natural, sin que nadie lo haya cuestionado, que Ábalos hubiera ido a recibir al ministro venezolano de Turismo, que llegaba a Madrid para acudir a Fitur. En la diplomacia cotidiana es donde la presión sobre Caracas pierde todo el aire. Y es con ese normal trato a la Venezuela oficialista como la coalición Sánchez-Iglesias está virando la postura que en su día adoptó España, al margen de si el viaje de Rodríguez fue realmente solicitado o no (conspiración de Podemos) y si ahí había algún defendible intento de mediar en la crisis que vive Venezuela. Inconsistencia en la presión diplomática Pocos países ?apenas Estados Unidos? han sido consecuentes con la decisión de desconocer a Maduro libremente adoptada por cada uno, y eso irresponsablemente ha continuado dando oxígeno al régimen autoritario chavista. La presión diplomática sobre este solo podía tener éxito si el cerco era absoluto y si España, como otros países importantes en la relación con Venezuela, hacía lo siguiente: negar reconocimiento tanto al embajador como al resto de cuerpo diplomático designados por el Gobierno de Maduro o incluso proceder a su expulsión, rompiendo las relaciones diplomáticas; congelar las cuentas bancarias gestionadas por la Embajada y negarle transacciones financieras; rechazar los contactos bilaterales en el seno de organizaciones internacionales con representación del Gobierno chavista, y promover la exclusión de esta en organismos donde España tenga mayor influencia, como la Cumbre Iberoamericana de 2020, que este año debe celebrarse en Andorra. Muchas de esas medidas fueron aplicadas internacionalmente contra Sudáfrica durante el apartheid, y contribuyeron decididamente a un cambio de régimen al hacer sentir a Pretoria su consideración de «paria». En el caso venezolano, en una situación distinta pero también humanitariamente grave, la ruptura con el Gobierno de Maduro cuenta con la facilidad de que Juan Guaidó haya sido reconocido por muchos países como presidente encargado, también España. Coherencia con ese reconocimiento sería conceder la única representación de Venezuela en Madrid al embajador designado por Guaidó, darle el control del edificio de la Embajada, de sus cuentas bancarias y otros bienes en España, etc. Presión comercial y mediación Un ámbito en el que España puede aumentar la presión es el comercial. Pero ese ha sido el primer talón de Aquiles de cualquier política de dureza contra del Gobierno de Maduro por parte del Ejecutivo español, ya con Mariano Rajoy. El temor a que las empresas españolas presentes en Venezuela se vieran más perjudicadas de la cuenta ha suavizado ciertas actitudes en la Moncloa. Frente a una Administración Trump que ha actuado contra los intereses de la industria petrolera estadounidense con sus sanciones a PDVSA, España se ha mostrado más comprensible con la actividad de Repsol en Venezuela. Repsol se está saltando las sanciones de Estados Unidos alegando que sigue comerciando el petróleo venezolano para cobrarse la deuda contraída (es verdad que la estadounidense Chevron hace lo mismo, pero con menos descaro). Por último, el nuevo Gobierno español es libre de intentar sondear si puede avanvar en un papel de mediación para resolver la crisis venezolana. Pero contactos de ese tipo deben realizarse siempre de un modo mucho más discreto y sin poner patas arriba la política de dureza que se supone España está aplicando frente a Maduro, en la cual el no reconocimiento oficial de este es el elemento crucial.
27-01-2020 | Fuente: elpais.com
Las Bolsas mundiales ahondan las pérdidas por el miedo al coronavirus
Todos los valores del Ibex registran pérdidas, con los sectores turístico, bancario, energético y metalúrgico entre los más golpeados. El petróleo cae con fuerza
25-01-2020 | Fuente: abc.es
Oslo estrena nuevo Ejecutivo en minoría
Con una selfie la primera ministra noruega y líder de los conservadores de Høyre, Erna Solberg, daba este viernes el pistoletazo de partida a su nuevo ejecutivo luego que este lunes los ultraderechistas del FrP (Partido del Progreso) ?el primer partido xenófobo gobernante en Europa? decidieran abandonar el Gobierno. Solberg intentará así un Ejecutivo que ahora se queda en minoría en el Storting (el Parlamento unicameral noruego), aunque los dirigentes del FrP han adelantado que seguirán puntualmente apoyando a la primera ministra. Con vistas a las elecciones generales del próximo año que se antojan duras para los partidos de centro derecha, Solberg ha debido reemplazar o reubicar a dos tercios de los ministros con la esperanza de mantener viva las perspectivas de la coalición de cara a las elecciones. La rápida renovación del Gabinete se debe sobretodo a que las últimas encuestas apuntan a una ventaja abrumadora de la oposición de centro izquierda que podría volver a gobernar el país escandinavo el próximo año. Solberg ha confesado en rueda de prensa este viernes que gobernar en minoría será complejo, «las deliberaciones en el Storting ya no tendrán una conclusión inevitable», ha dicho Solberg. El tamaño del Gabinete se ha reducido en dos ministerios, el veterano legislador Jan Tore Sanner cambia del ministerio de Educación al de Finanzas ?que gestiona el fondo soberano más grande del mundo? y la estrella en ascenso entre los conservadores, Tina Bru de 33 años, se hará cargo de la cartera de Petróleo y Energía. Solberg descartaba el lunes un adelanto electoral anunciando que seguiría gobernando y que reemplazaría los siete ministerios vacantes dejados por el Partido del Progreso cuya líder es la ahora exministra de Finanzas Siv Jensen. Según Jensen, «La gota que ha colmado el vaso» ha sido la decisión de Solberg de repatriar a una mujer vinculada al Daesh por «razones humanitarias», debido a que uno de sus hijos está gravemente enfermo y necesita asistencia sanitaria. La repatriación de la madre de 29 años ?que se encuentra actualmente bajo arresto en Oslo? significa para Jensen no poner la seguridad de Noruega como primera prioridad. El bloque conservador noruego ?que gobierna ahora en un tripartito con los democristianos euroescépticos del KrF y los liberales de Venstre? repitió legislatura, un hecho inédito desde hace 30 años. Y a pesar que los partidos rojiverdes en la oposición ?los laboristas del Ap, Los Verdes, los socialistas de Izquierda y los centristas del Sp? obtuvieron 7.000 votos más, el sistema electoral de Noruega dio a fines de 2017 la victoria en el Storting a Solberg con 89 escaños contra 80, número que queda ahora en 61 de los 169 escaños.
25-01-2020 | Fuente: abc.es
Lo que Zapatero calla sobre el régimen de Maduro
La entrevista que el expresidente José Luis Rodríguez Zapatero concedió ayer a la SER, centrada en buena parte en la visita del presidente interino de Venezuela, Juan Guaidó, este sábado a España, no ha dejado a nadie indiferente. Sus declaraciones han sido criticadas por distintos sectores, incluso por otro expresidente socialista, Felipe González, que inmediatamente después de la entrevista publicó un comunicado cuestionando su posicionamiento respecto a Guaidó. En su intervención, Zapatero denunció la desinformación existente en torno a lo que está sucediendo en Venezuela, «el 90% de la información que se publica está sesgada, y siempre del mismo lado», afirmó, subrayando que él conocía la realidad del país al que había viajado 38 veces en los últimos cuatro, en su condición de mediador entre el Gobierno de Maduro y la oposición. Lo cierto es que, en algunos de sus afirmaciones, el expresidente también cayó en la desinformación o también en el sesgo. Algunas fueron excesivamente graves, lo que no contribuye, por mucho que lo intente, a mejor el clima de diálogo y de paz en Venezuela y con sus interlocutores internacionales, como él tanto pregona. Zapatero, en el último tramo de la entrevista, apoyó claramente la postura del presidente Pedro Sánchez de no recibir a Guaidó. Fue entonces cuando llegó la última pregunta sobre si consideraba que el líder del Ejecutivo español «se equivocó reconociendo a Juan Guaidó como presidente interino» hace ahora un año. El expresidente quiso arrojar luz, desde su perspectiva posiblemente condicionada por esos 38 viajes a Venezuela, sobre la situación política de un país con dos gobiernos. «Para que los ciudadanos comprendan, hay un gobierno que es el que gobierna en Venezuela [el de Nicolás Maduro], que es el que da los visados, es el que tiene el control de la autoridad y demás.. Y resulta que llega un Gobierno, que es el de EE.UU., que los bienes y los activos que el Gobierno de Venezuela tiene se los da a unos señores que no tienen ningún título más que se reconocieron.. [en referencia a Juan Guaidó y su equipo] Por tanto hay miles de millones por ahí que nadie controla. Para el derecho internacional es una situación insólita», indicó. Gobierno ilegítimo En esta afirmación, el expresidente Zapatero no cuenta, porque sí debe de saberlo, que el actual presidente interino, Juan Guaidó, fue elegido presidente de la Asamblea Nacional (la legítima, que fue votada democráticamente el 6 de diciembre de 2015 y en la que ganó la oposición) el 5 de enero de 2019. Esta elección se producía meses después de los comicios presidenciales del 20 de mayo, convocados por la Asamblea Nacional Constituyente (un Parlamento paralelo puesto en marcha por Maduro para quitar funciones al legítimo). El proceso electoral incluyó varias irregularidades, como la inhabilitación de candidatos de la oposición. La falta de transparencia motivó que sus resultados no fueran reconocidos por gran parte de la comunidad internacional, que no aceptó la reelección de Maduro, que había creado un proceso electoral a su medida para continuar en el poder. Ya dos años antes, el Ejecutivo de Maduro había nombrado un nuevo Tribunal Supremo, en sustitución del legítimo (que incluía críticos con el régimen) que tuvo que exiliarse tras haber cursado el gobierno órdenes de detención contra algunos de sus miembros. El no reconocimiento de Maduro como presidente del país dejaba por tanto un vacío de poder que, según el artículo 233 de la Constitución -aprobada por Hugo Chávez en 1999-, se resolvía de manera transitoria con el nombramiento en su lugar del presidente de la Asamblea Nacional. «Cuando se produzca la falta absoluta del Presidente electo o Presidenta electa antes de tomar posesión, se procederá a una nueva elección universal, directa y secreta dentro de los treinta días consecutivos siguientes. Mientras se elige y toma posesión el nuevo Presidente o la nueva Presidenta, se encargará de la Presidencia de la República el Presidente o Presidenta de la Asamblea Nacional», reza dicho artículo. La versión del Zapatero no se ajusta, por tanto a la realidad, y cae en lo que tanto criticó ayer: la desinformación. Buen conocedor de la verdadera realidad de Venezuela, gracias a su puente aéreo con Venezuela, no dudó en calificar de «sesgada» el «90% de las informaciones que se producen sobre Venezuela. Información que se inclina siempre «del mismo lado», apostilló. Un lado que, evidentemente, no le gusta al régimen de Maduro ni a sus simpatizantes. Violaciones de DD.HH. Por sesgada debemos entender aquellas informaciones que denuncian las violaciones constantes de los derechos humanos en Venezuela, sobre la crisis económica y social que sufre el país desde hace años, del índice de peligrosidad y de corrupción que organismos nacionales e internacionales han reflejado a través de la recogida de datos y testimonios. ABC y otros medios de comunicación se han hecho eco de muchas de ellas. Zapatero no realizó ayer mención alguna en su intervención a estas violaciones ni a las dramáticas condiciones de vida que existen en Venezuela. La realidad que conoce el expresidente parece obviar a los 4,5 millones de desplazados fuera de sus fronteras desde 2015, según un informe del pasado mes de octubre de la ONU, organismo al que el propio Zapatero otorga total legitimidad -pues reconoce al Gobierno de Maduro y no a los representantes de Guaidó-, y por lo tanto estaría fuera de toda sospecha sobre un posible sesgo. Igual de legítimo debe parecerle entonces el último informe de la Oficina de las Naciones Unidas para los DD.HH. sobre Venezuela, publicado el pasado mes de julio y elaborado a petición del Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas. Un texto que indica que en el último decenio -y especialmente desde 2016- el Gobierno venezolano y sus instituciones han puesto en marcha una estrategia «orientada a neutralizar, reprimir y criminalizar a la oposición política y a quienes critican al Gobierno». Algo que ha llevado a cabo a través de «un conjunto de leyes, políticas y prácticas que ha reducido el ámbito democrático, ha desmontado el sistema de control institucional sobre el poder ejecutivo y ha permitido la reiteración de graves violaciones de derechos humanos», explica. El informe, que comprende desde enero de 2018 hasta mayo de 2019 y que se hizo público días después de la visita a Venezuela de la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los DD.HH., Michelle Bachelet, se refiere a la «paulatina militarización» de las instituciones del Estado durante la última década. «Tanto a fuerzas civiles como militares se les atribuye la responsabilidad de detenciones arbitrarias, malos tratos y torturas a críticos del Gobierno y a sus familiares, violencia sexual y de género perpetrada durante los periodos de detención y las visitas, y uso excesivo de la fuerza durante las manifestaciones». En cuanto a los colectivos, grupos armados civiles progubernamentales, considera que estos han contribuido al deterioro de la situación y documenta «66 muertes durante las protestas realizadas de enero a mayo de 2019, de las cuales 52 son atribuibles a las fuerzas de seguridad del Gobierno o a los colectivos.» Asimismo, hace mención de las «ejecuciones extrajudiciales» cometidas por las fuerzas de seguridad, «en particular por las Fuerzas Especiales (FAES), en el contexto de las operaciones policiales», que según el informe, «ha sido sorprendentemente elevada». Detenciones arbitrarias, censura, represión Siguiendo con la vulneración de derechos de los ciudadanos venezolanos, en especial contra aquellos que son críticos con el Gobierno de Maduro, el texto recoge que, hasta el 31 de mayo de 2019, había 793 personas privadas arbitrariamente de libertad, entre ellas 58 mujeres, «y en lo que va de año 22 diputados de la Asamblea Nacional, incluido su Presidente, han sido despojados de su inmunidad parlamentaria». Hace hincapié, además, en que «la mayoría de las víctimas de vulneraciones de derechos humanos no han tenido acceso real a la justicia ni a una reparación adecuada». Denuncia también el constante ataque a libertad de expresión, mediante la prohibición o la clausura de medios de comunicación, y la detención de periodistas independientes. «En los últimos años el Gobierno ha tratado de imponer una hegemonía comunicacional imponiendo su propia versión de los hechos y creando un ambiente que restringe los medios de comunicación independientes». También acusa al Gobierno de Maduro de «incumplir su obligación de garantizar los derechos a la alimentación y a la atención sanitaria». Un aspecto que, según,Zapatero, sería consecuencia de las sanciones internacionales, punto que también aborda el informe de la ONU al afirmar que se han agravado, «en el caso de las sanciones vinculadas a la exportación de petróleo», aunque «la economía de Venezuela estaba en crisis mucho antes de que se les impusieran sanciones a algunos de sus sectores». La lista de violación de DD.HH. en Venezuela es extensa, como reconoció la Bachelet que exhortó al Gobierno de Maduro a tomar medidas. «Espero sinceramente que las autoridades examinen con detenimiento toda la información contenida en este documento y apliquen sus recomendaciones. Todos deberíamos estar de acuerdo en que todos los venezolanos merecen una vida mejor, sin miedo y con acceso a los alimentos, el agua, la atención médica y la vivienda adecuados, así como a otras necesidades básicas», afirmó la Alta Comisionada de Naciones Unidas para los DD.HH.
24-01-2020 | Fuente: abc.es
Venezuela, el país más corrupto de toda América y el quinto del mundo
La corrupción se ha desbordado con el régimen de Nicolás Maduro y ha empeorado, según Transparencia Internacional, capítulo Venezuela, cuyo informe de 2019 fue presentado este jueves en Berlín, que coincidió con la visita al Parlamento Europeo en Bruselas del presidente interino Juan Guaidó. En su informe anual, Venezuela subió de escala con el mayor índice de Percepción de Corrupción (IPC) en toda América y el Caribe y en el quinto lugar en el mundo junto a países que coinciden con su marca autoritaria, totalitaria y ausencia de democracia, lo que refleja que la corrupción va de la mano de las tiranías. El estudio hace una medición basada en una escala de 0 a 100 puntos, donde cero es el peor desempeño en los esfuerzos de los países en la lucha contra la corrupción, Venezuela obtuvo apenas 16. «El bajo rendimiento de la nación suramericana solo está por encima de países como Somalia, Sudán del Sur, Siria y Yemen con puntuaciones de 9, 12, 13 y 15, respectivamente», precisa la comparación. Hace un año, en 2018, Venezuela ocupaba el lugar 168 entre 180 países, y el registro en 2019 lo lleva a la casilla 176, con una caída de 8 puestos, que muestra «el pobre desempeño anticorrupción del gobierno de Nicolás Maduro», dijo Delia Ferreira Rubio, presidente de Transparencia Internacional. «El IPC 2018 concluía que mientras la corrupción se mantuviera sin control, la democracia estaría amenazada en todo el mundo, por lo que el índice 2019 también expresa una agudización de la crisis en el sistema político venezolano», puntualiza Ferreira. También recomendó que «la frustración con la corrupción gubernamental y la falta de confianza en las instituciones habla de una necesidad de una mayor integridad política» al señalar que «los gobiernos deben abordar urgentemente el papel corruptor del gran capital en la financiación de los partidos políticos y la influencia indebida que ejerce en nuestros sistemas políticos». A propósito del mal desempeño del régimen en el combate de la corrupción, el ex ministro de Energía y Petróleo y ex presidente de la estatal PDVSA, Rafael Ramírez, (2002-2014) dio una entrevista a la alemana DW en la que aseguró que el «chavismo ha dilapidado más de 700.000 millones de dólares». «Le dije a Maduro que iban a bajar los precios del petróleo en 2014 (estaban a 100 dólares el barril) y no hizo nada. Sólo dijo que era por culpa de EEUU que utilizaba el sistema de fracturación hidráulica. Maduro ha puesto al frente de la industria petrolera a sus amigos y le entregó PDVSA al jefe de la Guardia Nacional, el general Quevedo que no sabe nada de petróleo y a los militares a gerenciar a PDVSA», añadió Ramírez al recordar que el general Quevedo fue el mayor represor de las protestas en el 2014 y 2017. Lo sorprendente es que el propio Ramírez, al que llamaban «el zar del petróleo», acusa al chavismo y a Maduro de destruir a PDVSA y de robarse unos 700.000 millones de dólares de los ingresos petroleros. Además de los numerosos casos de corrupción en los que está involucrado, Maduro también tiene una acusación de haber recibido sobornos por parte de la brasileña Odebrecht por más de 35 millones de dólares en el financiamiento de su campaña electoral en el 2013, un caso que ha sido denunciado por la ex fiscal Luisa Ortega Díaz ante la Corte Penal Internacional en 2017.
23-01-2020 | Fuente: abc.es
Crisis política en Noruega por la repatriación de una mujer afín al Daesh por «razones humanitarias»
El Gobierno seguirá adelante, así lo ha indicado la jefa del Ejecutivo noruego, Erna Solberg. La primera ministra y líder de los conservadores de Høyre descarta así un adelanto electoral después de que los ultraderechistas del FrP (Partido del Progreso) ?el primer partido xenófobo gobernante en Europa? decidieran salir del Gobierno. Solberg se queda de esta manera en minoría en el Storting (el Parlamento unicameral noruego), con siete ministros menos y la presión de disminuir el número de carteras que en su segunda legislatura ha alcanzado el máximo histórico de 17 ministerios. La salida del FrP se veía venir. «La gota que ha colmado el vaso», ha dicho esta semana la líder del FrP y ahora exministra de Finanzas Siv Jensen refiriéndose a la decisión de Solberg de repatriar a una mujer vinculada al Daesh por «razones humanitarias», debido a que uno de sus hijos está gravemente enfermo y necesita asistencia sanitaria. Según Jensen el peligro de permitir el ingreso al país a personas vinculadas al Daesh es mayor que la obligación humanitaria de ayudar al niño, acusando a Solberg de no poner la seguridad de Noruega como su primera prioridad. La repatriación de la madre de 29 años ?que se encuentra actualmente bajo arresto en Oslo?, deja ahora a la primera ministra en un tripartito con los democristianos euroescépticos del KrF y los liberales de Venstre. Desde Oslo aclaran que la crisis se solventará antes de que acabe enero, incluido el nombramiento de los ministros de carteras clave como Finanzas, Petróleo o Asuntos Sociales. El bloque conservador del Gobierno noruego repitió legislatura, un hecho inédito desde hace 30 años. A pesar que los partidos rojiverdes en la oposición ?los laboristas del Ap, Los Verdes, los socialistas de Izquierda y los centristas del Sp? obtuvieron 7000 votos más, el sistema electoral de Noruega dio a fines de 2017 la victoria en el Storting a Solberg con 89 escaños contra 80, número que queda ahora en 61 de los 169 escaños «Los conservadores están siendo demasiado complacientes con los liberales y los democristianos» ha dicho Jensen agregando que ?Esto da como resultado una política gris y aburrida?. El líder del FrP en la región de Nordland, Dagfinn Henrik Olsen, ha dicho que «es hora de irnos antes que desparezca lo último que identifica al partido. Lo que está sucediendo ahora es simplemente vergonzoso?.
22-01-2020 | Fuente: finanzas.com
La empresa estatal Petróleos Mexicanos (Pemex) informó este martes del lanzamiento en los mercados internacionales de bonos por 5.000 millones de dólares a plazo de 11 y 40 años como parte de una oper..
22-01-2020 | Fuente: abc.es
Acusan a Maduro de «traición a la patria» por incluir a Cuba en su Consejo de Ministros
Los venezolanos han reaccionado con una fuerte indignación, acusando a Nicolás Maduro de «traición a la patria» por anunciar la incorporación del embajador de Cuba al Consejo de Ministros del régimen venezolano. Y el embajador cubano en Caracas es Dagoberto Rodríguez, quien estaba complacido junto a Maduro y el vicepresidente económico, Tareck El Aissami, este lunes en la emisión de la estatal Venezolana de Televisión (VTV) durante la presentación de la comisión mixta cubanovenezolana y sus nuevas funciones. Maduro confesó lo que era un secreto a voces, convirtiendo la injerencia cubana en los asuntos internos de Venezuela desde hace 20 años en algo formal, protocolar y rutinario. «Le he dicho a Raúl Castro y se ha discutido en esta comisión mixta y estamos de acuerdo. Los embajadores (de Cuba) prácticamente forman parte del Consejo de Ministros». «El embajador de Cuba tiene que estar puertas abiertas en cada ministerio para coordinar las actividades», indicó Maduro tras consultarlo «con nuestro hermano mayor y protector, Raúl Castro». De inmediato, como la pólvora, la tendencia «traición a la patria» se difundió en las redes sociales, con numerosos comentarios de usuarios indignados. El primer vicepresidente de la Asamblea Nacional, Juan Pablo Guanipa, exclamó: «La vinculación de Nicolás Maduro con la dictadura cubana es el más vil y peor acto de traición a la patria». Más amplio fue el comentario del veterano político Enrique Aristiguieta: «Se agrava nuestro estatus de colonia. El embajador de Cuba asistirá a los Consejos de Ministros. Será el virrey. Qué asco de gente, Qué opina usted Padrino López? (ministro de la Defensa) y lo que queda de la Fuerza Armada?». Tuto Quiroga: «Una colonia castrista» El boliviano Jorge «Tuto» Quiroga, candidato a las elecciones de Bolivia, también opinó: «Narcotirano formaliza lo que todos saben: la Patria de Bolívar es hoy una colonia castrista. Maduro anuncia que embajador cubano manejará Consejo de Ministros en Venezuela». El educador Leonardo Carvajal consideró que es repudiable que el país se haya convertido en un protectorado de Cuba, según lo califica el propio Maduro por la forma como consulta al «hermano mayor» Raúl Castro. Pablo Aure, politólogo, también rechazó el anuncio de Maduro y recordó que fue una «Confederación de facto? Chávez en el 2007 en una visita a Cuba con ocasión a la firma de convenios (traición a la patria) dijo lo siguiente: "Con la firma de estos acuerdos hacemos una significativa contribución al proceso de unión e integración entre Cuba y Venezuela"». Sol Rojas, una habitual de Twitter, escribió: «La injerencia cubana al desnudo? queda demostrado el carácter de colonia en que la tiranía ha convertido a Venezuela. Este acto configura delito de traición a la patria», lo que está penado con 30 años de cárcel. Maduro también anunció que Cuba participaría en el relanzamiento de PetroCAribe, que ha sido un foco de corrupción. El diputado José Guerra protestó y condenó la inclusión de Cuba en esta alianza que solo sirve para regalar el petróleo venezolano a los aliados.
22-01-2020 | Fuente: abc.es
Guyana comienza a nadar en petróleo, sacado del área en disputa con Venezuela
En 2020, el tamaño de la economía de Venezuela bajará otro 10%, pero el de Guayana crecerá un 86%, el mayor salto del PIB en el mundo, que multiplica por catorce el incremento del PIB chino. Guyana se encuentra en un momento histórico con el comienzo de su producción petrolera, en campos «offshore» cuya soberanía discute la vecina Venezuela. El país, con algo menos de un millón de habitantes, pasará a ser el de mayor producción per cápita del mundo, por delante de Kuwait, y triplicará su PIB en cuatro años, pasando de los actuales 4.000 millones de dólares a 15.000 millones en 2024. El pasado 20 de diciembre, que el gobierno de Georgetown ya ha declarado «Día Nacional del Petróleo», comenzó a salir el crudo en el primer yacimiento, denominado Liza y situado a unos 190 kilómetros de la costa, a un ritmo de 120.000 barriles diarios. ExxonMobil, que explota el campo junto con la también estadounidense Hess y la china CNOOC, espera obtener unos 2 millones de barriles a lo largo del mes de enero, destinados básicamente a la exportación. La producción de ese Bloque Stabroek podría alcanzar en una segunda fase los 750.000 barriles diarios en 2025. Empate en 700.000 barriles diarios Si a ese bloque, que según las prospecciones cuenta con unos 6.000 barriles de petróleo y gas recuperables, se une el posible hallazgo en bloques adyacentes, en los que están perforando otras compañías como Repsol y Total, la producción de Guayana se acercaría al millón de barriles diarios, justo lo que, en horas bajas, está produciendo Venezuela, que en 2019 sacó un promedio de un millón de barriles diarios según el Gobierno venezolano y 792.000 según las fuentes secundarias de la OPEP. El petróleo de Guyana puede rivalizar con el de Venezuela. No solamente es de una densidad liviana y media y por eso exige menos procesos de destilación, frente al carácter pesado de la mayor parte del crudo venezolano, sino que una vez acabe el embargo establecido por la Casa Blanca a los cargamentos de Pdvsa, las refinerías estadounidenses ya no tendrán necesidad de volver a comprar petróleo venezolano, pues ya estarán adquiriendo el de Guyana. Disputa territorial La nueva riqueza de Guyana puede acentuar, sin que sea probable ningún especial conflicto, el tono de las reclamaciones territoriales de Venezuela, que desde que en 1899 un tribunal internacional dio la razón al vecino país en un fallo luego encontrado «nulo e írrito» no ha dejado de reivindicar un espacio que constituye el 70% del territorio del otro Estado. La disputa se refiere tanto al trazado marítimo de las actuales fronteras, a partir del delta del río Orinoco, como al territorio guayanés hasta el río Esequivo, que divide en dos la antigua colonia británica, y su proyección sobre el mar. De todos modos, con una producción venida abajo ?menos de la tercera parte de los 3,2 millones de barriles diarios que producía en 1998 cuando Hugo Chávez ganó por primera vez las elecciones?, el Gobierno venezolano se queda sin argumentos. Antes que reclamar como propio el petróleo que está extrayendo Guyana debería preocuparse en poner al día su propia industria y aumentar de nuevo la producción. Esta se está viendo recientemente afectada por las restricciones impuestas por Washington a las refinerías del Golfo de México para hacer tratos con Pdvsa, pero la caída de la producción viene de antes. De hecho, Caracas está demostrando que puede hacer frente a ese embargo gracias a que Rusia, especialmente a través de su compañía Rosneft, se está encargando de comercializar y transportar el petróleo fuera de la región. Acentuar la corrupción Por otra parte, la nueva riqueza de Guyana también podría suponer una mayor cooperación entre los dos países, pues es probable que los grandes ingresos que va a obtener acentúen la corrupción del Gobierno guyanés y facilite el lavado de dinero de negocios ilícitos, como el narcotráfico. El retraso de las elecciones generales, que el presidente guayanés, David Granger, ha fijado para el 2 de marzo, tiene que ver en parte con el deseo de esperar a contar con los beneficios económicos y de propaganda de la nueva producción petrolera. Eso, además, muestra una debilidad institucional que tristemente la «maldición de los recursos» puede agravar.
21-01-2020 | Fuente: abc.es
Trump, ante Greta Thunberg en Davos: «Hay que rechazar a los profetas de la fatalidad»
El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha llamado este martes en Davos a «rechazar a los profetas de la fatalidad» que reclaman acciones contra el calentamiento de la tierra. En la misma jornada en la que la activista sueca Greta Thunberg ha participado en el Foro Económico Mundial, Trump ha acusado a quienes luchan contra la crisis climática de ser los mismos «alarmistas» que siempre buscan «lo mismo», tener el «poder absoluto» y controlar «cada aspecto» de la vida de los demás. «Nunca dejaremos a los radicales socialistas destruir nuestra economía o erradicar nuestra libertad», ha dicho el mandatario estadounidense en un discurso en el que también ha presumido de que su país tiene en este momento el «aire más limpio de los últimos cuarenta años». Trump también ha asegurado que Estados Unidos se está acercando a su objetivo de ser «energéticamente independiente» y ha celebrado que ya no tienen que importar energía desde países «hostiles», además de ser en este momento, de lejos, el principal productor de petróleo y de gas del mundo. El presidente estadounidense ha anunciado el compromiso de su país de sumarse a la iniciativa para plantar un billón de árboles que promueve el Foro Económico de Davos y ha asegurado estar «comprometido» con «conservar la majestuosidad de la creación de Dios y la belleza del mundo». Pero ha insistido en que «éste no es un tiempo para el pesimismo sino para el optimismo» y ha llamado a los asistentes en Davos a seguir avanzando hacia el progreso rechazando las predicciones más negativas sobre el clima.
...
6
...