Infortelecom

Noticias de panal

10-07-2016 | Fuente: abc.es
Hospitales venezolanos se colapsan por falta de equipos médicos y comida
La paciente Yolanda Sayago Méndez, de 64 años, se lanzó de la planta 9 del Hospital Central de San Cristóbal, estado Táchira, el pasado 30 de junio. Estaba desesperada por la falta de medicamentos para su tratamiento pero como buena católica tuvo el gesto de persignarse antes de lanzarse al vacío. Su muerte fue grabada en un vídeo casero que conmocionó a toda Venezuela. Era el segundo suicidio ocurrido en una semana en el principal hospital del Táchira. Los médicos del centro alegan que no disponen de medicamentos para atender a los pacientes. El sistema público de salud en el país está colapsando por falta de instrumentos y equipos quirúrgicos, medicinas y de productos básicos como mantas, sábanas, guantes, jeringuillas, algodón, alcohol y otros desinfectantes, como denunció el ex ministro de Salud, Rafael Orihuela. En declaraciones a ABC el médico Orihuela dijo que el régimen chavista ha fracasado en el sistema sanitario nacional después de 17 años en el poder. «La infraestructura sanitaria se ha deteriorado, no ha construido nuevos hospitales pero ni siquiera ha cumplido con mantener el servicio en óptimas condiciones en los 213 hospitales públicos existentes y la red de 4.605 de ambulatorios, muchos de los cuales han tenido que cerrar por no tener con qué funcionar». Los pacientes deben llevar sus propios instrumentos quirúrgicos, medicinas y comida si quieren ser atendidos. Sus familiares se ven obligados a peregrinar en las farmacias o en el mejor de los casos en el mercado negro de los «bachaqueros» (vendedores en la reventa) para buscar los productos anticancerígenos para el tratamiento de quimioterapia u otra enfermedad. Si los que sufren de algún cáncer, diabetes o hipertensión, no consiguen los productos, se mueren. El índice de salvación es muy bajo en estos momentos. El gremio de médicos está llevando la cuenta de cuántos se están muriendo por falta de medicamentos, sin contar con la mortalidad que se registra en las salas de urgencia por las infecciones y la contaminación sanguínea de los heridos. Muchos hospitales públicos han tenido que cerrar sus salas de emergencia porque no tienen como atender a los pacientes que llegan heridos por la violencia de las calles. Los delincuentes con pistola en mano obligan a los médicos a operar a los heridos aunque sea a la luz de los móviles y las velas por los apagones. Para el gobierno de Nicolás Maduro no existe la crisis humanitaria y sanitaria, eso es «un invento de la oposición», diceN en los medios de comunicación públicos y las radios comunitarias. Por este motivo no permite que lleguen las donaciones de alimentos, pañales y medicamentos que se han recolectado en Madrid y Miami. Sería como reconocer su fracaso. El chavismo ha impedido incluso que lleguen los buques internacionales con Médicos Sin Fronteras para operar a los venezolanos. Hay en el Hospital de Niños J.M. de los Ríos de Caracas unos 5.000 niños que esperan ser operados porque se ha deteriorado su infraestructura y no cuenta con la dotación de medicamentos. Mueren 29 niños al día por desnutrición. El pediatra Eduardo Mata Ruiz afirmó a ABC que las clínicas y hospitales no reciben vacunas «desde hace 10 meses, lo que pone en peligro la salud de los niños y su desarrollo. Aquí pueden generarse epidemias catastróficas para las nuevas generacione». La lista de vacunas necesarias es larga e interminable. El ex ministro de Salud Rafael Orihuela confirma a ABC lo que dice Mata y alerta que los virus no tienen frontera y se han expandido en el país. Dijo que la tasa de ataque del zika es del 63%, «más de 3 millones de venezolanos han sido infectados por esta virosis del zika. Es una epidemia terrible». El director del Hospital Vargas de Caracas y ex diputado chavista, Tirso Silva, reconoció la necesidad de «debatir sin prejuicios la donación de medicinas a Venezuela. La falta de medicamentos afecta la eficacia terapéutica. Es hora de hacer lo que sea para permitir el acceso de las donaciones recolectadas para los pacientes».
29-06-2016 | Fuente: elpais.com
Galicia pide al Gobierno que se rebaje el IVA a los pañales
El Parlamento autonómico aprueba por unanimidad una iniciativa ciudadana. El PP gallego defiende la medida como apoyo a las familias ante el "invierno demográfico"
20-06-2016 | Fuente: elpais.com
El agua, la terapia de Marina Alabau
La regatista, oro en Londres, ha preparado los Juegos de Río entre biberones y pañales y dice que cuando se mete en el mar se olvida de todo
19-06-2016 | Fuente: elpais.com
El agua, la terapia de Marina Alabau
La regatista, oro en Londres, ha preparado los Juegos de Río entre biberones y pañales y dice que cuando se mete en el mar se olvida de todo
02-06-2016 | Fuente: elpais.com
Competencia multa con 128 millones a siete empresas de pañales por inflar precios
Les acusa de pactar desde 1996 sobrecostes en los paquetes que financia la Seguridad Social para pacientes no hospitalizados. Hay cuatro directivos sancionados
01-06-2016 | Fuente: elpais.com
Competencia multa con 128 millones a siete empresas de pañales por inflar precios
Les acusa de pactar desde 1996 sobrecostes en los paquetes que financia la Seguridad Social para pacientes no hospitalizados. Hay cuatro directivos sancionados
31-05-2016 | Fuente: elpais.com
Competencia multa con 128 millones a siete empresas de pañales por inflar precios
Les acusa de pactar desde 1996 sobrecostes en los paquetes que financia la Seguridad Social para pacientes no hospitalizados. Hay cuatro directivos sancionados
19-05-2016 | Fuente: abc.es
El testimonio desesperado de una venezolana: «¿Hasta cuándo vamos a vivir así?»
Patricia Tagliaferri es una venezolana que decidió compartir su frustración con el estado de su país en un vídeo desgarrador en YouTube. En él relata las dificultades que viven los venezolanos en su vida cotidiana en la actualidad. Tagliaferri, que asegura que es funcionaria pública pero que nunca ha podido ejercer como técnico superior en informática, su titulación, relata la pobreza en la que vive el país. «Tengo un hijo de dos años que se merece un futuro mejor. No tiene pañales, no tiene leche, no tiene comida. Es el único que puede comer de vez en cuando un pedazo de pollo o de carne», cuenta. «Mi sueldo alcanza para comprar solamente tres pollos al mes». Esta venezolana también explica que su coche fue robado a punta de pistola delante de su marido y su hijo. «Tuvimos que rogar para que no nos mataran». También relata que no tiene cómo salir del país en busca de un futuro mejor. «Nos han empobrecido a todos. Lo único que podáimos vender, que era el carro, tampoco». «¿En qué país vivimos? Tengo una tía que hace cuesitón de tres seamans, por reclamar un horno que le quedó mal arreglado, mire cómo la dejaron», y enseña una foto de una mujer tendida en el suelo entre un mar de sangre. «¿Hasta cuándo? ¿Cuándo vamos a seguir viviendo así? ¿Hasta cuándo no hay alguien que nos ayude?», grita a cámara con la voz quebrada. Su objetivo con este vídeo es «que todo el mundo a nivel mundial se entere de lo que el venezolano vive todos los días». Añade: «Siempre he estado en contra de este gobierno. Este gobierno que nos ha llevado a la miseria, al fracaso, a una depresión terrible».
11-04-2016 | Fuente: abc.es
La técnica más cruel para interrogar que la CIA promete no volver a usar
A los agentes de la Central de Inteligencia Estadounidense (una organización más conocida por sus siglas: CIA) se les atribuyen el uso de todo tipo de tropelías para lograr que sus prisioneros desvelen información. Entre ellas han destacado siempre la privación del sueño o -por ejemplo- introducirles inyecciones por vía rectal. Sin embargo, hay una de ellas que ha llamado la atención de miles de personas por su barbarie: el «ahogamiento simulado» o «submarino». Una técnica que se basa en hacer que el cerebro del reo sienta que no es capaz de respirar. No obstante, parece que estas prácticas están a punto de tocar a su fin (en el caso de que todavía se siguiesen practicando). Al menos, así lo ha afirmado el director de la CIA, Jhon Brennan, a la cadena NBC News. En ella, el estadounidense ha señalado que su agencia no va a llevar a cabo prácticas «duras de interrogatorio» como el «ahogamiento simulado». «No estoy de acuerdo con muchas de estas tácticas que van de boca en boca. No pienso tolerar que ningún agente de la CIA la utilice», ha señalado. Estas palabras vienen como respuesta a las afirmaciones que hizo el candidato republicano Dondal Trump hace algunos días y en las que señalaba que, si es elegido presidente, volvería a legalizar el «submarino» (prohibido en 2009). El «ahogamiento simulado» El «ahogamiento simulado» fue considerado hasta 2009 como una de las torturas más bárbaras de la CIA. Esta se basa en colocar al prisionero en una camilla boca arriba. Posteriormente se le atan las manos y los pies para que no pueda moverse y, a continuación, se le tapan los ojos. Para terminar, se le rocía la cara regularmente con agua proveniente de un cubo. Puede parecer absurdo, pero la sensación que produce en el cerebro es similar a la que este siente cuando se está ahogando bajo el mar. El resultado, de hecho, ha sido calificado en multitud de ocasiones como clasustrofóbico y desesperante. Durante alos, el «ahogamiento simulado» era impartido como parte del programa SERE estadounidense, un curso de «Superviviencia, Evasión, Resistencia y Escape» que reciben todos los militares que llevan a cabo misiones en el exterior. Su objetivo es que, si son capturados en territorio enemigo, puedan sobrevivir a las torturas de sus enemigos sin darles ninguna información valiosa. Esta cruel práctica nació en los años 50, cuando se enseñó a los aliados como una forma de combatir contra los nazis. A pesar de que -según dicen las malas lenguas- el «ahogamiento simulado» fue utilizado por la CIA durante la primera década del año 2000 sobre todo tipos de presos en Guantánamo, finalmente fue prohibida en 2009. Lo mismo sucedió con otras tantas torturas que, según el Departamento de Justicia de Estados Unidos, se usaron. Entre ellas había algunas como privar a los reos del sueño, hacer que se vistan únicamente con un pañal, golpearles repetidamente en la cara y el abdomen o introducir en su celda insectos.
09-02-2016 | Fuente: abc.es
Detienen a tres delicuentes por su supuesta vinculación con el crimen del «Aylan mexicano»
Tres hombres fueron detenidos ayer por el asesinato del bebé de siete meses, Marcos Miguel Pano. Se trata de Juan Antonio López, Arturo Arzate y Óscar Silver, tres delincuentes a los que se capturó en una casa de lujo de uno de sus familiares, en Santiaguito de Etla, en Oaxaca. El asesinato del bebé, conocido como el «Aylan mexicano», y el de sus dos progenitores de 24 y 17 años, se produjo en Pinotepa Nacional, en Oaxaca y conmocionó México. Según el fiscal general del estado, Héctor Joaquín Carillo, «Juan Antonio López era el encargado de extorsionar a las autoridades locales» y fue el que dio la orden de perpetrar los asesinatos. La imagen del bebé, en pañales y camiseta, salpicado de sangre, despertó una vez más el pasmo y la náusea de México, donde pareciera que el horror nunca es suficiente. Acurrucado boca abajo, enseguida los medios y redes sociales lo compararon con el niño sirio ahogado en las costas griegas este verano: el «Aylan mexicano». Tráfico de drogas La procuraduría del estado declaró que los padres se dedicaban a la venta de drogas y que el probable móvil del crimen es un ajuste de cuentas. «Una pandilla de Guerrero los ubicó y acribilló», dijeron los fiscales en entrevista con CNN. La prensa local dice, además, que los jóvenes trabajaban para el narcotraficante Isidoro González Gerónimo, alias «El Isis», que trapicheaba en Guerrero y también fue asesinado en Pinotepa la misma noche.