Infortelecom

Noticias de movimientos sociales

13-08-2020 | Fuente: abc.es
Biden trata de asegurarse con Harris el voto de mujeres y negros
Las cartas de la reelección de Donald Trump ya están sobre la mesa. Joe Biden, el inminente nominado demócrata a la presidencia, anunció el martes su elección como compañera de candidatura: la senadora Kamala Harris, que aspira a convertirse en la primera vicepresidenta de la historia de EE.UU. y la primera persona negra en ese cargo. A partir de ahora, la campaña entra en ebullición. Dentro de cuatro días, arranca la convención demócrata, con una alineación estelar de discursos de pesos pesados del partido, desde Barack y Michelle Obama a Alexandria Ocasio-Cortez. Será un evento casi por completo virtual, al igual que la convención republicana prevista para la semana siguiente y con Trump, quizá, dando su discurso desde Gettysburg, escenario principal de la guerra civil estadounidense. Poco después, los debates entre candidatos, el sprint final de campaña -con la sombra de la pandemia- y la cita electoral del 3 de noviembre. En la maratón electoral que queda por delante, está por ver el impacto de la inclusión de Harris en el «ticket presidencial» de los demócratas. Los sondeos demuestran que, de forma tradicional, la elección de vicepresidente no influye de forma significativa en el electorado. Y la historia proporciona muchos casos en los que la elección de vicepresidente no sirvió ni para ganar su estado: Al Gore, vicepresidente con Bill Clinton, no retuvo Tennessee en 2000; tampoco John Edwards, aspirante demócrata a vicepresidente en 2004, le sirvió a John Kerry para ganar Carolina del Norte. Ni el republicano Paul Ryan aportó su estado de Wisconsin en 2012 en la derrota de Mitt Romney. De la misma forma, ha habido candidatos que han parecido intrascendentes en la campaña. El último ejemplo, Tim Kaine, el segundo de Hillary Clinton en su derrota histórica de 2016 ante Trump. De Mike Pence, el actual vicepresidente, Trump aprovechó su conexión con el votante conservador y evangélico, pero el presidente ha defendido que la elección de «ticket presidencial» no es relevante. ¿Será diferente este año? Es obvio que Biden no ha elegido a Harris para ganar ningún estado: California, por donde es senadora la nueva candidata, es territorio demócrata. Pero sí es posible que su elección sea más relevante que en otras campañas presidenciales. Porque Biden elige más que una lugarteniente para recuperar la Casa Blanca. Si logra la victoria, el exvicepresidente con Obama jurará su cargo el próximo enero con 78 años, los cumplirá en noviembre. Es decir, acudiría a su reelección con casi 82 años. Estados bisagras Biden se ha referido a sí mismo como un «candidato de transición», que busca «recuperar el alma» del país tras el ?trumpismo? y servir de puente hacia una nueva generación de políticos más inclusiva. Trump, para criticar a Harris, la ha calificado de «testamento político en vida» de Biden. La elección de Harris se ve como una «opción segura« dentro de los parámetros en los que se mueve el Partido Demócrata, dominado por las elites urbanas y por la identidad racial y de género. Biden se comprometió en marzo a que su vicepresidente fuera una mujer y el verano de protestas y movimientos sociales tras la muerte de George Floyd forzó a que formara parte de una minoría. Con Harris, Biden también hace malabares para contentar al partido y tratar de no asustar a electorados clave que necesita para ganar la elección. Por ejemplo, las zonas suburbanas en estados bisagra, como Michigan, Pensilvania y Wisconsin -donde Trump se impuso en 2016-, de mayoría blanca, que no ven con buenos ojos a Trump, pero recelan de candidatos izquierdistas o que se centren en asuntos -abolición de la policía, cancelación de deuda estudiantil, derechos de transgéneros- que les son ajenos. Harris se ha demostrado como una política moldeable. Criada en el activismo social, se convirtió en la favorita del «establishment» de California como fiscal general y figura de «ley y orden». Pero, como candidata a la presidencia de EE.UU., el año pasado, abrazó programas sociales como la sanidad pública universal o el Green New Deal, la transformación hacia la «economía verde». Cuando esos postulados perdieron brillo, ella matizó su compromiso con ellos. La candidata ha conseguido moverse entre las dos placas tectónicas del partido demócrata, el «establishment» y la corriente izquierdista que domina su discurso -al menos, hacia la opinión pública- desde la elección de 2016 y eso es, a la vez, un arma a su favor y una debilidad. Trump y sus aliados, de forma inmediata, se han decidido a colocarla como estandarte de la facción radical, lo que está lejos de la realidad, pero podría minar su impacto electoral. El martes por la noche, los comentaristas televisivos más cercanos a Trump, en Fox News, trataban de reafirmar esa impresión. Sean Hannity calificó a Harris de «apoyo del radicalismo extremo» y aseguró que su elección «solidifica el ?ticket presidencial? de los grandes partidos más extremo de izquierda radical en la historia de EE.UU.». Tucker Carlson, el actual presentador estrella de la cadena, aseguró que Harris es la «persona más transaccional de EE.UU.», por su baile entre la moderación y las propuestas izquierdistas Ayer, Trump se refería sin ambages a uno de los electorados en los que Harris podría ayudar a Biden: el de las mujeres suburbanas, que muestran un creciente distanciamiento frente a Trump en las encuestas. «La ?ama de casa suburbana? me votará a mí», aseguró en Twitter. «Quieren seguridad y están encantadas de que acabe un viejo programa por el que la vivienda de bajo coste invadiría sus barrios», añadió en un comentario con tintes raciales. El objetivo es asustar al votante moderado y convencerle de que, pese a la percepción moderada que puede tener la dupla Biden-Harris -buena parte de la facción izquierdista de los demócratas la aceptan a regañadientes-, en realidad esconde un programa radical. Biden, que va por delante en las encuestas, hubiera preferido no tener que escoger a nadie. Cualquier cambio en la campaña es un riesgo. Pero la elección de Harris, de alguna forma, complementa lo que él no tiene: ofrece juventud frente a su edad, refuerza su tirón en el voto negro -una de las razones por la que perdió Hillary Clinton en 2016 es por no entusiasmar a ese electorado-, le da la categoría de histórica a su candidatura y está un poco más a la izquierda que él. Lo que está por ver es si, además de encajar en los equilibrios del partido demócrata, seduce también a un electorado que nunca ha colocado a una mujer en la Casa Blanca y que en la última elección mostró su desapego con la elite política.
22-05-2020 | Fuente: abc.es
Bolsonaro baja el tono y acerca posturas con los gobernadores
Después de aislarse y discutir con varios dirigentes brasileños, el presidente Jair Bolsonaro convocó una videoconferencia con alcaldes y gobernadores para pedirles diálogo ante el azote de la pandemida de Covid-19 en el país. Con casi 19.000 muertes y siendo el tercer país en número de infectados después de Estados Unidos y Rusia, el mandatario mostró preocupación por la gravedad de la crisis. «Tenemos que trabajar en conjunto», pidió el presidente como salida para «vencer esta crisis», refiriéndose a la pandemia a la que le ha restado importancia desde el primer caso detectado en Brasil, en marzo. Pese a la aparente buena voluntad, Bolsonaro insistió en que su principal interés sigue siendo la reapertura económica, contra la posición de buena parte de los dirigentes, que se han enfocado en la salud. La reunión encabezada por Bolsonaro contó con la presencia física de miembros de su gabinete, y virtual, de gobernadores, alcaldes y de los presidentes de la Cámara de Diputados, Rodrigo Maia, y del Senado, Davi Alcolumbre. «Debemos darle continuidad al esfuerzo de todos en la búsqueda de mitigar problemas y alcanzar a quienes son afectados por esta crisis, cuyo tamaño todavía desconocemos», señaló citando el número de muertes y los cerca de 292.000 casos, indicó. El cambio de tono de Bolsonaro coincide con los comentarios del presidente estadounidense, Donald Trump, que el martes insinuó que podría cerrar sus fronteras a los viajeros brasileños. «Sabemos cómo esto perjudica a Brasil y a todo el mundo», explicó el líder ultraderechista, admirador declarado de su homólogo norteamericano. La izquierda pide destituirlo Bolsonaro les ofreció a sus interlocutores un programa de apoyo financiero de unos 21.000 millones de dólares para el combate contra el coronavirus y les pidió, a cambio, que lo apoyen con la congelación de los sueldos públicos hasta el final de 2021. Los gobernadores y los presidentes de las dos cámaras se avinieron a trabajar en conjunto, como les pidió el presidente del país. «Brasil precisa estar unido», dijo el gobernador de Sao Paulo, Joao Doria, que añadió: «Vamos en paz. Vamos a trabajar por Brasil y vamos juntos». «Es hora de levantar una bandera blanca», dijo por suparte el presidente del Senado, Davi Alcolumbre, según recoge Efe. Sin embargo, el cambio de tono de Bolsonaro no parece suficiente para el Partido de los Trabajadores y otros seis partidos de la izquierda brasileña, que pidieron ayer al Congreso la instalación de un juicio político para la destitución de Bolsonaro por su gestión de la crisis, que tacharon de «atentado a la salud». El documento, respaldado por movimientos sociales, intelectuales y académicos de izquierdas, acusa al presidente de poner en riesgo a la población con su postura ante el coronavirus.
19-02-2020 | Fuente: elpais.com
Donna Haraway: ?Me hice feminista gracias a la ciencia ficción?
La pensadora estadounidense, teórica de la noción de Chtulhuceno, reflexiona sobre el cambio impulsado por el Me Too y los movimientos sociales en la era de Trump
30-12-2019 | Fuente: abc.es
El Gobierno de Ortega excarcela a casi un centenar de presos políticos
El Gobierno de Daniel Ortega excarceló este lunes a 91 presos políticos, que estaban recluidos en los centros penitenciarios de Chipote y en La Modelo. Entre los excarcelados se encuentra la conocida popularmente como la Banda de los Aguadores, que está formada por 16 jóvenes, entre ellos la líder estudiantil Amaya Coppens. El grupo fue detenido ?acusado de tráfico ilegal de armas? el pasado mes de noviembre cuando llevaban botellas de agua a las madres de presos políticos que hacían huelga de hambre en la iglesia de San Miguel Arcángel, en Masaya. El edificio fue asediado durante días por la policía y sufrió los cortes del suministro eléctrico y de agua como medida de presión por parte de las autoridades. <blockquote class="twitter-tweet"><p lang="es" dir="ltr">Amaya Coppens firme y digna!!!Sos un ejemplo para toda <a href="https://twitter.com/hashtag/Nicaragua?src=hash&amp;ref_src=twsrc%5Etfw">#Nicaragua</a>. Celebramos tu liberación, y la de cada presa y preso político que regresa hoy a su hogar. Demandamos libertad plena para todxs sin excepción!!! <a href="https://twitter.com/hashtag/Nicaragua?src=hash&amp;ref_src=twsrc%5Etfw">#Nicaragua</a> <a href="https://t.co/nva0ofTRFP">pic.twitter.com/nva0ofTRFP</a></p>&mdash; Articulación de Movimientos Sociales (@articulacion_ni) <a href="https://twitter.com/articulacion_ni/status/1211676200625553411?ref_src=twsrc%5Etfw">December 30, 2019</a></blockquote> <script async src="https://platform.twitter.com/widgets.js" charset="utf-8"></script> Como en casos anteriores, no se trata de liberaciones sino de excarcelaciones, es decir, que a los presos se les ha cambiado el régimen de cárcel por casa. «Nos hicieron firmar un documento donde nos otorgan el régimen de convivencia familiar, donde tenemos una serie de restricciones», explicaba Jesús Tefel, otro de los aguadores excarcelado, a su salida de prisión, según recoge el diario «La Prensa». A pesar de que la Ley de Amnistía, aprobada el pasado verano por el régimen de Ortega, había permitido la salida de las cárceles a decenas de presos, todavía quedaban en ellas más de un centenar y medio de detenidos. La liberación de todos los presos políticos fue la exigencia de la Alianza Cívica ?plataforma que aglutina a la oposición? para seguir las negociaciones con el Gobierno nicaragüense. Este incumplimiento no permitió avanzar en la pacificación social del país ni en la planificación de unas elecciones anticipadas ?la principal demanda de la oposición?, algo a lo que se han negado de manera sistemática el presidente Ortega. Reacciones Una de las primeras reacciones a la excarcelación de los presos políticos fue la de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (OACNUDH). En un mensaje en su cuenta de Twitter, saludó la decisión del Gobierno de excarcelar a 91 personas. Y consideró que con ella «se da un paso positivo para restituir la libertad plena a todas las personas detenidas en el contexto de las protestas, incluyendo a las que todavía permanecen presas». Por otra parte, la OACNUDH alentó al Gobierno de Nicaragua «a seguir el camino del diálogo y cumplir las recomendaciones de los órganos regionales e internacionales para superar la persistente crisis de DDHH». Asimismo, reiteró su disposición «de colaborar para tales fines».<blockquote class="twitter-tweet"><p lang="es" dir="ltr"><a href="https://twitter.com/hashtag/OACNUDH?src=hash&amp;ref_src=twsrc%5Etfw">#OACNUDH</a> alienta al Gobierno de <a href="https://twitter.com/hashtag/Nicaragua?src=hash&amp;ref_src=twsrc%5Etfw">#Nicaragua</a> a seguir el camino del diálogo y cumplir las recomendaciones de los órganos regionales e internacionales para superar la persistente crisis de <a href="https://twitter.com/hashtag/DDHH?src=hash&amp;ref_src=twsrc%5Etfw">#DDHH</a>. Asimismo, reitera su disposición de colaborar para tales fines (2)</p>&mdash; OACNUDH (@OACNUDH) <a href="https://twitter.com/OACNUDH/status/1211706457927770114?ref_src=twsrc%5Etfw">December 30, 2019</a></blockquote> <script async src="https://platform.twitter.com/widgets.js" charset="utf-8"></script> La excarcelación se habría producido gracias a las gestiones del representante del Vaticano en Nicaragua, el nuncio Waldemar Sommertang, con el Gobierno de Ortega; así como por «la actuación unida de los nicaragüenses y la presión de los hermanos de otros países», indicó la Alianza Cívica a través de un comunicado.<blockquote class="twitter-tweet"><p lang="es" dir="ltr"><a href="https://twitter.com/hashtag/AlianzaInforma?src=hash&amp;ref_src=twsrc%5Etfw">#AlianzaInforma</a> l Nicaragua está de júbilo por la excarcelación de un grupo de presos políticos que fueron apresados por ejercer sus derechos y por ser solidarios.<br> <a href="https://t.co/rsEPZ2rvvF">https://t.co/rsEPZ2rvvF</a></p>&mdash; Alianza Cívica Nicaragua (@AlianzaCivicaNi) <a href="https://twitter.com/AlianzaCivicaNi/status/1211676201095438336?ref_src=twsrc%5Etfw">December 30, 2019</a></blockquote> <script async src="https://platform.twitter.com/widgets.js" charset="utf-8"></script> En los últimos meses la presión internacional sobre el régimen de Ortega ha aumentado a través de las sanciones aplicadas por EE.UU., que han afectado a uno de los hijos del presidente y a varias empresas que tienen vínculos con su familia. También la Unión Europea aprobó sanciones el pasado mes de octubre. La crisis social y política en Nicaragua comenzó en abril de 2018 tras la aprobación por parte del Ejecutivo de una reforma de la Seguridad Social que provocó semanas de protestas, que después desencadenaron un incremento de la represión de las fuerzas de seguridad del Estado y de grupos de paramilitares afines al régimen sandinista. El balance fue de más de 300 muertos y cientos de detenidos, entre ellos varios periodistas. Además ha obligado a salir del país a más de 80.000 nicaragüenses. Amaya Coppens: «En 2020 seguiré luchando hasta que todos seamos libres» En sus primeras declaraciones tras salir de la cárcel por segunda vez, Amaya Coppens explicaba los motivos que la llevaron a ser detenida el pasado mes de noviembre: «Por llevar agua a madres que estaban protestando y exigiendo la liberación de sus hijos, detenidos arbitrariamente. Hoy más que nunca este régimen sabe lo que significa un pueblo unido». Tras agradecer las muestras de apoyo, que han sido muchas, durante estos 46 días de cautiverio, tuvo palabras hacia su familia y en especial hacia sus dos hermanos que fueron golpeados hace unos días por turbas orteguistas. Sobre las condiciones en la cárcel de Chipote, en la que estuvo detenida, reconoció que al tratarse el suyo de un «grupo mediático» tuvieron más cuidado con ellos. «En nuestro caso no ha habido tanta tortura como sabemos que han vivido y siguen viviendo muchos nicaraguenses».<blockquote class="twitter-tweet"><p lang="es" dir="ltr">?? <a href="https://twitter.com/amaya_coppens?ref_src=twsrc%5Etfw">@amaya_coppens</a> brinda declaraciones después de haber sido excarcelada esta mañana junto a un grupo de presos políticos <a href="https://twitter.com/hashtag/nicaraguainvestiga?src=hash&amp;ref_src=twsrc%5Etfw">#nicaraguainvestiga</a> <a href="https://t.co/HbXsGNU0Dz">pic.twitter.com/HbXsGNU0Dz</a></p>&mdash; nicaraguainvestiga (@nicaraguainvest) <a href="https://twitter.com/nicaraguainvest/status/1211684287847817216?ref_src=twsrc%5Etfw">December 30, 2019</a></blockquote> <script async src="https://platform.twitter.com/widgets.js" charset="utf-8"></script> A pesar de no quejarse, según pudo saber este periódico, Coppens, que sufre de asma y de problemas de presión, no siempre contó con los medicamentos necesarios, así como de la posibilidad de disponer de una simple toalla o sábanas, según la información facilitada por su familia. También habría perdido bastante peso. En cuanto a cómo encara el nuevo año, la líder estudiantil se muestra igual de firme que antes de ser encarcelada por segunda vez. Su objetivo es «seguir en la lucha hasta que todos seamos libres, porque Nicaragua no es libre». Y su deseo para el 2020, «que sigamos juntos. Precisamente lo que más teme el régimen es la solidaridad. Juntos vamos a cambiar Nicaragua», concluye Coppens con una sonrisa.
03-12-2019 | Fuente: abc.es
Evo Morales, a ABC: «La OEA fortaleció el golpe de Estado en Bolivia»
Evo Morales renunció a la presidencia de Bolivia a principios del mes de noviembre, y abandonó el país para refugiarse en México, donde el presidente López Obrador le ofreció asilo por razones humanitarias. Durante casi un mes, el expresidente no ha dejado de hacer declaraciones y ofrecer entrevistas polarizando aún más la situación. Mientras tanto en Bolivia se trabaja contra reloj para realizar unas nuevas elecciones, tras las fraudulentas denunciadas por la Organización de los Estados Americanos (OEA), que precipitaron la salida de Morales del poder. ¿Por qué no dio inmediatamente respuesta al informe de la OEA que le acusaba del fraude? El acuerdo con la cancillería de la OEA es que había que entregar un informe el día 13 de noviembre. El día 10, en la madrugada, nos pasaron la información preliminar y vimos que había decisiones políticas y no técnicas. Entonces, pedí hablar con Luis Almagro, el secretario general. No pude hablar con él. Y avisé que con ese informe iban a provocar muertos en Bolivia. Hasta la semana pasada no hay informe oficial de la OEA. Con ese informe, fortaleció el golpe de Estado, que inició el día después de las elecciones. Un estudio de la Universidad de Michigan concluye que no ha habido fraude. Multitud de académicos internacionales no lo ven y creen que la OEA debería pedir disculpas. La oposición dice que puede volver cuando quiera, pero que no va a poder presentarse a las nuevas elecciones. Todo sea por pacificar. Si Evo es una molestia, yo retiro mi candidatura. Pero si repasamos todas las normas legales e internacionales y la jurisprudencia, yo podría ser candidato. Pero yo no voy a ser candidato para evitar todos los problemas que tienen. Se ha publicado que va a ser jefe de campaña del Movimiento Al Socialismo (MAS). ¿Es eso cierto? No, me enteré por la prensa. Yo no sé de dónde sale eso. No he anunciado que vaya a ser el jefe de campaña, pero mi idea es seguir apoyando y conversando desde México. Usted dijo que renunció por el bien de Bolivia. Su marcha dejó un vacío de poder. ¿Eso no fue llevar a Bolivia a una situación de enfrentamiento entre regiones orientales y occidentales? ¿Fue eso un gesto irresponsable? Adriana Salvatierra, la expresidenta del Senado, renunció por redes, pero no presentó una renuncia escrita. Por lo tanto, ella seguía siendo presidenta así que no han respetado la suspensión constitucional. Pero, ¿por qué nadie recogió el poder dentro del MAS? No lo comparto. Algunos dicen que Evo es nuestro líder, pero no sé. Yo nunca manejé aparatos con roscas ni políticamente ni sindicalmente. Mi experiencia es unir, unir y unir. No tengo formación académica, pero lo más importante es unir. Primero uní mi región, todo el movimiento campesino y demás. Hay información publicada sobre posible influencia de espías chinos y rusos para impulsar las protestas en Ecuador y Chile. ¿Cuál es su opinión? No tengo información. Tengo buena relación con China y con ellos siempre hablé de comercio, de desarrollo, de invertir. Con Rusia recién estamos esperando y quiero presencia de Rusia en América Latina para frenar esta forma de hegemonizar. Queremos buenas relaciones con Rusia que permitan equilibrar la situación. El gobierno interino ha expulsado a varios cubanos y venezolanos desde que tomó el poder.. Sobre la relación con Cuba, he de decir que gracias a nuestros programas de cooperación se haa operado a 700.000 personas de forma gratuita. La gente esta ahora pidiendo a gritos que vuelvan los médicos cubanos. Ya no hay tomografías, terapia intensiva y hay hospitales cerrados. Eran médicos para la gente más humilde. ¿Está evaluando la posibilidad de marcharse a Cuba o Venezuela? Si mi gobierno de facto no garantiza mi ingreso, prefiero estar en un país vecino como Perú, Brasil, Argentina o Paraguay. Hay información publicada sobre posible influencia de espías chinos y rusos para impulsar las protestas en Ecuador y Chile. ¿Cuál es su opinión al respecto? No tengo información. Tengo buena relación con China y con ellos siempre hablé de comercio, de desarrollo, de invertir. Con Rusia estamos esperando y quiero que haya presencia de Rusia en América Latina para frenar esta forma de hegemonizar. Queremos buenas relaciones con Rusia que permitan equilibrar la situación. El Gobierno interino ha expulsado a varios cubanos y venezolanos desde que tomó el poder. ¿Cuál es su visión sobre esta decisión? Sobre la relación con Cuba, he decir que gracias a nuestros programas de cooperación se han operado 700.000 personas gratuita. La gente esta ahora pidiendo a gritos que vuelvan los médicos cubanos. Ya no hay tomografías, terapia intensiva y hay hospitales cerrados. Eran médicos para la gente más humilde. Han sido polémicos sus esfuerzos por ser reelegido. ¿Ha retorcido las leyes para mantenerse en el poder? Los movimientos sociales han presentado un referéndum para modificar la Constitución que perdimos por 60.000 votos. Entonces, no se modificó la Constitución. Segundo, la Constitución dice que los tratados internacionales con respeto a los DD.HH. están por encima. Entonces, es una interpretación constitucional dentro de los tratados internacionales para permitir la reelección, como ha sido en Costa Rica, Honduras y Nicaragua, entre otros. ¿Cuál es la respuesta a la filtración de los supuestos audios suyos en los que presuntamente usted llamaba al desabastecimiento de La Paz para dañar la economía? En 13 años, ustedes saben cómo he dejado la economía. ¿De dónde vienen estos conflictos? el 20 de octubre, las elecciones nacionales, al día siguiente, el candidato Carlos Mesa, que perdió las elecciones, convoca a movilizarse contra el fraude. ¿Qué fraude? En el fondo era un golpe de Estado. Sabían que habían perdido la primera vuelta. El 21 de octubre, dos tribunas electorales quemadas por militantes del partido de Mesa. Perdieron 4 millones de dólares con los paros, lo cual es significante para un país pequeño. ¿Es su voz la de los audios? Le estoy explicando de dónde viene el conflicto. El 22 de octubre otro tribunal electoral quemado en otro departamento. De los nueve departamentos que tiene Bolivia, cinco quemados. También las actas de escrutinio. Hay viene la violencia, cortan caminos, cortan calles pagando a la gente. Es racismo que ha pasado a fascismo. ¿Qué yo entiendo por fascismo? Con violencia quemar propiedades privadas, otra cosa es quemar instituciones públicas, pero luego fueron contra militantes, dirigentes del gobierno a quemar sus casas. Quemar la casa de mi hermana y amenazar a la gente si no renuncia. Entonces, ¿de donde viene la amenaza al pueblo? ¿Cuánta gente ha sido procesada por estos actos? El día 10 de noviembre fue cuando decidí renunciar. Agresiones, agresiones, contra las familias de nuestros militantes. Además de eso la policía amotinada, las fuerzas armadas y encima se suma al golpe la Organización de los Estados Americanos (OEA). ¿Entiendo por sus palabras que para usted el audio que supuestamente envió es una respuesta a todas estas agresiones que denuncia? Te explico, por favor. Te estoy dejando explayarte, pero no respondes a la pregunta. Hasta ese momento no había ni un muerto a bala. Luego el lunes y el martes empiezan los fallecidos y llevamos 33 muertos a bala. Luego dijeron que tenía 325 millones de euros en El Vaticano, ¿dónde están los euros? Luego decían que me estaban protegiendo los militares rusos. Todo es parte de esas acusaciones y del montaje. Ahora están hablando de narcoterrorismo y de vínculos con la FARC, ¿te imaginas? El Gobierno interino quiere demandarle ante Corte de La Haya.. Pueden demandar si quieren, esta en sus manos. Yo ya fui detenido en Bolivia en 1995. Pueden hacer lo que quieran, yo me defenderé. Yo ya he contratado un equipo jurídico internacional para defenderme legalmente. Vamos a prepararnos para defendernos. ¿Qué balance hace de su mandato? Pese algunos errores que cometimos, todo fueron éxitos. En veinte años de liberalismo la renta petrolera eran 3.000 millones de dólares, en 13, la renta petrolera es 38.000 millones de dólares. La extrema pobreza se redujo de 38,2% a menos de 15%. En Bolivia apenas había 1.000 kilómetros de camino pavimentado, hemos dejado 5.300 kilómetros. En lo político refundamos Bolivia en un estado plurinacional y nacionalizamos los recursos naturales y las empresas estratégicas. Los servicios básicos del pueblo privado no pueden ser negocio. Defendemos derechos individuales y colectivos.
26-11-2019 | Fuente: abc.es
Conmoción en Colombia tras la muerte de un joven estudiante herido por la Policía en las protestas
La muerte del estudiante colombiano Dilan Cruz, de 18 años, herido el sábado por la Policía durante una manifestación pacífica en Bogotá, conmocionó a su país este lunes, en el quinto día de las protestas contra el presidente Iván Duque. Cruz falleció esta noche en el Hospital San Ignacio, en el barrio de Chapinero, donde había sido ingresado el sábado por la tarde después de que una bomba aturdidora disparada por el Escuadrón Móvil Antidisturbios (Esmad) de la Policía lo hiriera de gravedad en la cabeza cuando se encontraba en la céntrica Avenida 19 para participar en la protesta antigubernamental. «Con pesar informamos que, no obstante la atención brindada durante estos días en nuestra Unidad de Cuidados Intensivos, Dilan Cruz, en razón a su estado clínico, acaba de fallecer. Nuestros sentimientos solidarios de pésame a su familia y personas cercanas a él», indicó el hospital en un comunicado. Cruz se convierte así en la primera víctima mortal de la violencia policial en Colombia desde que se iniciaron las protestas y se suma a otras tres personas que murieron en disturbios el pasado jueves en las ciudades de Buenaventura y Candelaria, en el departamento del Valle del Cauca (suroeste). Desde el jueves, decenas de miles de colombianos asisten a diario a manifestaciones inicialmente convocadas por centrales obreras y movimientos sociales contra posibles reformas laboral, de pensiones y tributaria del Gobierno, entre otras causas. Homenaje póstumo Después de conocerse la muerte de Dilan Cruz, quien hoy debería haber recibido el grado de bachiller del Colegio Ricaurte, en el sur de Bogotá, decenas de ciudadanos llegaron a las inmediaciones del Hospital San Ignacio para rechazar la violencia policial y exigir justicia. Con una pancarta en la que se leía «Esmad asesino» y cacerolas en mano, bloquearon la Carrera Séptima tumbánsose en el suelo y guardando un minuto de silencio como homenaje a la víctima. Las redes sociales se incendiaron con mensajes de apoyo a su familia y en rechazo a los ataques del Esmad contra la protesta pacífica con tendencias como «Dilan», «Lo mataron», «Asesino», «El 26-N, el paro sigue», «Desmonte del Esmad ya» y «Ni perdón ni olvido». La Defensoría del Pueblo se sumó a las voces de condolencias y en su cuenta de Twitter lamentó «profundamente la muerte del joven Dilan Cruz. Por su memoria, que sea la última persona que muera en estas circunstancias». «Lamentamos profundamente la muerte del joven Dilan Cruz. Expresamos nuestras sinceras condolencias a su mamá, su abuelo y sus dos hermanas. Reitero mi solidaridad con esta familia», escribió por su parte Duque en la misma red social, mensaje que fue contestado con numerosos reproches y condenas a su Gobierno. Diálogos en suspense El mandatario convocó esta tarde a los sindicatos que organizaron las protestas contra su Gobierno a una reunión que tendrá lugar mañana martes, lo que el país esperaba desde el primer día de las manifestaciones, aunque tras la muerte de Dilan Cruz este encuentro está en duda. El anuncio de la reunión lo hizo la ministra de Trabajo, Alicia Arango, quien dijo a periodistas que «mañana se reunirá el presidente con los representantes del paro nacional en una primera reunión» que tendrá lugar en la Casa de Nariño, residencia del mandatario y sede del Ejecutivo. «Después llegarán otros sectores a reunirse también para expresar cualquier otra inquietud que tienen sobre el cambio que ellos quieren que Colombia haga», añadió la ministra. Una jornada empañada Las concentraciones de este lunes transcurrieron en absoluta calma y con música en una tarde marcada por la diversidad de los participantes entre los que había grupos de feministas, cristianos, estudiantes, jubilados y de la comunidad LGBTI. «Consideramos que no tenemos que permanecer en silencio ante las injusticias, las reformas pensionales, laborales y fiscales que va a adelantar (tramitar) el Gobierno, y el retroceso de garantías sociales y derechos humanos que plantea este Gobierno para los colombianos», dijo a Efe Estela Colmenares, una de las manifestantes. Entre la multitud sobresalió un grupo de mujeres de la Iglesia Cristiana Evangélica que llevaban carteles con mensajes como «A Jesús también le duele la injusticia», «El señor le da fuerza a su pueblo, el señor lo bendice con paz» o «No podemos tener una relación con Jesucristo ignorando la injusticia de este mundo». En Bogotá el sitio de concentración fue el Parque Nacional, donde decenas de miles de personas entonaron cánticos y luego continuaron hacia el Hospital San Ignacio para expresar su apoyo a Dilan, convertido en un símbolo de resistencia para los manifestantes.
16-11-2019 | Fuente: abc.es
Vandalismo en el aniversario de los «chalecos amarillos» en París
Francia ha «conmemorado» este sábado el primer aniversario del estallido de la crisis nacional de los «chalecos amarillos» con el despliegue de millares de anti disturbios en París y una docena de capitales de provincias, donde ayer se multiplicaron los incendios, los incidentes de violencia incontrolada, sofocada con cañones de agua y gases lacrimógenos. En París, más de cuatro mil gendarmes y CRS (Compañías Republicanas de Seguridad, anti disturbios), habían tomado toda la geografía estratégica: Arco del Triunfo, Campos Elíseos, Plaza de la Concorde, Tuillerías, Louvre, Asamblea Nacional, Grandes Bulevares, todas las grandes arterias comerciales. Una veintena de estaciones de metro fueron cerradas preventivamente. Líneas de autobuses cortadas, avenidas controladas por los CRS. Ante tal manifestación de fuerza «preventiva», millares de «chalecos amarillos», de extrema izquierda o nihihilistas, en su inmensa mayoría, montaron sucesivas batallas campales en la capital: en la Puerta de Champerret, en la Plaza de Italia? cuyos bulevares adyacentes fueron el escenario de varias batallas de «posiciones»: incendio de coches, destrucción de oficinas bancarias, efímeras barricadas ardiendo? antes que los cañones de agua de los CRS y el uso de gases lacrimógenos rompiese el «frente» amarillo, que volvía a «rehacerse» unas calles más arriba o más abajo. A media tarde de este sábado, en la Plaza de Italia, la Avenida del Hospital y la calle Boblillot, los bares se abrían y cerraban para acoger a «chalecos amarillos» y personal del barrio que huía de los anti disturbios, enzarzados unos y otros en interminables «tertulias», despotricando a tumba abierta contra el Gobierno de Emmanuel Macron. A la caída de la tarde, bandas minoritarias de «chalecos amarillos» dispersados por la fuerza, en Plaza de Italia y la Puerta de Champerret, iniciaron un oscuro vagabundeo errante por otros barrios, dando gritos, apedreando bancos, incendiando algún coche. «Batallas» de la misma índole se sucedieron en Burdeos, Toulouse, Montpellier, Nantes, Lyon y Marsella. «Batallas» de la misma índole se sucedieron en Burdeos, Toulouse, Montpellier, Nantes, Lyon y Marsella A última hora de la tarde, el ministerio del Interior anunció más de un centenar de detenciones, numerosos heridos y un número imprecisos de coches incendiados, con destrozos materiales mal evaluados. El 17 de noviembre de 2018, más de 280.000 «chalecos amarillos» se manifestaron pacíficamente en toda Francia. En el movimiento participaron, entonces, izquierdas «tradicionales», pequeños patronos que denunciaban la presión fiscal, pequeña burguesía de provincias que temía y teme la precariedad creciente. Estalló entonces un movimiento que pronto se transformó en una franquicia usada por la extrema izquierda y la extrema derecha con objetivos muy diversos. Concesiones de Macron Emmanuel Macron hizo concesiones presupuestarias por un montante de 26.000 millones de euros: ayudas fiscales, precio de los combustibles, nuevos servicios en la Francia «periférica». Esas concesiones entre mediados de diciembre del 2018 y mediados de enero de este año no terminaron de satisfacer a nadie. Pequeños empresarios, pequeña burguesía precaria, se retiraron del movimiento, que se transformó definitivamente, a lo largo de este año, en una franquicia de todo tipo de protestas radicales y ultraradicales. El primer movimiento pacífico terminó transformándose, a partir del 1 de mayo pasado, en un movimiento tentacular donde todo cabe: de la «convergencia de luchas» de la izquierda nada parlamentaria al «patriotismo radical» (ultra conservador), pasando por los grupúsculos nihilistas sin otro objetivo conocido que la violencia urbana incontrolada. Macron teme que la «cólera amarilla» termine infiltrándose en un inflamable rosario de movimientos sociales: sindicatos que protestan contra la empantanada reforma del sistema nacional de pensiones, estudiantes que denuncian la precariedad gremial, médicos, enfermeras y personal hospitalario que denuncian el hundimiento del modelo hospitalario nacional. Macron teme que la «cólera amarilla» termine infiltrándose en un inflamable rosario de movimientos sociales Macron intentan responder en todos los frentes, afirmando comprender la inquietud y la angustia. La conmemoración del estallido de la crisis de los «chalecos amarillos» parece sugerir, sin embargo, que Francia es víctima de ataques de angustia social incontrolada e inflamable. Los partidos políticos tradicionales están hundidos y nadie cree en ellos. Los sindicatos viven una histórica crisis de pérdida de influencia. Un 52% de los franceses dicen «comprender» las protestas amarillas. El 48 % de los electores de extrema derecha y el 44 % de los electores de extrema izquierda se dicen «representados» por una cólera social de contornos culturales y políticos más definidos pero inquietantes.
16-11-2019 | Fuente: abc.es
Bolivia vive la jornada más violenta desde el estallido de las protestas
El enfrentamiento entre la Policía y el Ejército bolivianos con manifestantes contra el Gobierno de la autoproclamada presidenta interina de Bolivia, Jeanine Áñez, en la ciudad de Sacaba, en el departamento de Cochabamba, ha dejado al menos ocho cocaleros muertos, decenas de heridos y más de un 100 de detenidos. Los hechos han tenido lugar en el puente Huayllani, en la ciudad de Sacaba, según el diario boliviano «La Razón Digital», que ha agregado que las fuerzas de seguridad han impedido que los cocaleros avanzaran y llegaran a la ciudad. El comandante de la Policía de Cochabamba, Jaime Zurita, ha indicado que se ha incautado a los manifestantes armas de fuego, bazucas artesanales y explosivos. «Hemos negociado hasta más no poder y entonces cuando las cosas pretenden salirse de control, entonces la Policía tiene que tomar el mando y restablecer el orden público», ha indicado Zurita tras retomar el control del puente. Zurita ha añadido que los cocaleros pretendían ingresar hacia Cochabamba de manera «pacífica», pero que, finalmente, «se les encontró armamento y artefactos explosivos», ha sostenido. Fuego real Por su parte, el expresidente de Bolivia, Evo Morales, ha condenado las muertes de los cocaleros y el uso de fuego real contra los manifestantes. «Condeno y denuncio ante el mundo que el régimen golpista que tomó el poder por asalto en mi querida Bolivia reprime con balas de las Fuerzas Armadas y la Policía al pueblo que reclama pacificación y reposición del Estado de Derecho», ha indicado en su cuenta de Twitter. «Ahora asesinan a nuestros hermanos en Sacaba, Cochabamba», ha lamentado. En este contexto, Morales también ha pedido que las Fuerzas Armadas y la Policía bolivianas «paren la masacre». «El uniforme de las instituciones de la patria no puede mancharse con la sangre de nuestro pueblo», ha reclamado. «La dictadura de Jeanine Áñez y los golpistas (Carlos) Mesa y (Luis Fernando) Camacho nos acusaron de 'dictadura'», ha continuado el expresidente de Bolivia. «Ahora su 'presidenta' autonombrada y su gabinete de abogados defensores de violadores y represores masacra al pueblo con las fuerzas armadas y la Policía como la verdadera dictadura», ha apostillado. Para justificar el golpe, Mesa y Camacho nos acusaron de "dictadura". Ahora su "presidenta" autonombrada y su gabinete de abogados defensores de violadores y represores, masacra al pueblo con las FFAA y la Policía como la verdadera dictadura. #NoAlGolpeDeEstadoEnBolivia pic.twitter.com/FiDDor2idk? Evo Morales Ayma (@evoespueblo) November 16, 2019 Diálogo para pacificar En cambio, el nuevo Gobierno boliviano ha instado a los movimientos sociales a participar en un diálogo para pacificar el país. En concreto, el ministro de la Presidencia, Jerjes Justiniano, ha destacado que ya ha habido reuniones con algunos sectores sociales, pero existe apertura a dialogar también incluso con el movimiento que protagonizó la manifestación de este viernes en Sacaba. Justiniano ha explicado que por orden de Áñez él mismo irá a Cochabamba para impulsar el diálogo. Sin embargo, ha destacado que uno de los fallecidos en Sacaba presenta una herida de muerte «realmente singular», porque el proyectil entró por la parte de atrás de la nuca y de arriba hacia abajo: «Eso quiere decir que no provino de un enfrentamiento cruzado, sino que vino de atrás de su propia fuerza». Justiniano ha destacado que otro objetivo es decirles a las organizaciones que «las cosas buenas que se hicieron en el anterior gobierno van a continuar, que los proyectos no se van a paralizar». «Lo que queremos demostrar es que las cosas que se hicieron bien se van a continuar haciendo bien, que no se va a esconder el sol que ni se va a ir la luna, que vamos a seguir viviendo», ha señalado. En este contexto, el ministro de Exteriores de Venezuela, Jorge Arreza, también ha denunciado la «represión desmedida» y la «masacre» en Cochabamba. «Imágenes fuertes, pero necesarias, para denunciar el carácter represor y dictatorial de quienes han asaltado el poder en Bolivia», ha escrito en su cuenta de Twitter, acompañando el mensaje con un vídeo. «La comunidad internacional debe condenar y actuar para detener esta barbarie», ha zanjado. Más de 100 detenidos Un total de 110 personas también han sido detenidas este viernes en La Paz en una nueva jornada de protestas en Bolivia, en este caso contra el Gobierno de Áñez, ha informado el diario «El deber». «Estamos procesando cada caso particular, se les están revisando sus pertenencias, hemos encontrado artefactos explosivos, piedas, palos, hondas, objetos contundentes con los que estaban causando temor a su paso», ha indicado el subdirector de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen, Cristian Saavedra. La crisis política en Bolivia estalló tras las elecciones presidenciales celebradas el pasado 20 de octubre. Morales proclamó su victoria mientras que la oposición denunció un «fraude gigantesco». La auditoría de la Organización de Estados Americanos (OEA) ha confirmado «irregularidades». Morales dimitió el domingo y el martes llegó a México en calidad de asiliado político. Áñez se ha proclamado mandataria interina para evitar el vacío de poder dejado por la renuncia del líder indígena y otros altos cargos, asegurando que su objetivo es celebrar nuevas elecciones.
13-11-2019 | Fuente: abc.es
Un grupo de simpatizantes de Guaidó invade la embajada de Venezuela en Brasilia
Un grupo de quince simpatizantes del líder de la oposición venezolana, Juan Guaidó, invadió el martes la sede de la embajada de Venezuela en Brasilia, horas antes de la abertura de la XI Cumbre Brics, donde se reúnen los líderes de los mayores países emergentes, entre ellos los de China y Rusia, que apoyan la permanencia de Nicolás Maduro en el comando de Venezuela. Fue la primera vez que el grupo de Guaidó entra en la embajada desde que el presidente Jair Bolsonaro aceptó las credenciales del grupo opositor a Maduro a principios de este año. El Gobierno de Bolsonaro no tiene relaciones diplomáticas con los chavistas. Según informaciones del grupo de Guaidó, los empleados de la embajada le abrieron la puerta a Tomás Silva, diplomático acreditado por el Gobierno brasileño de Jair Bolsonaro, que no reconoce a Maduro como presidente. La embajadora de Guaidó en Brasil, María Teresa Belandria, no se encuentra en el país, pero afirmó en un comunicado que empleados abrieron la puerta y entregaron voluntariamente las llaves de la sede diplomática, reconociendo a Guaidó como presidente legítimo de Venezuela. En la nota, Belandría les pidió a los demás funcionarios de la embajada y en los siete consulados venezolanos en Brasil que adopten la misma decisión e «incorporen sus esfuerzos laborales a favor de todos los venezolanos que residen en Brasil», además de garantizarles sus derechos laborales. En su cuenta Twitter, el canciller venezolano Jorge Arreaza contestó esa versión, denunciando la invasión de la embajada por la fuerza. «Hacemos responsable al Gobierno de Brasil por la seguridad de nuestro personal e instalaciones. Exigimos respeto a la Convención sobre Relaciones Diplomáticas», escribió el canciller. El encargado de negocios de la embajada venezolana, Freddy Mergote, pidió a su vez, la solidaridad de los «movimientos sociales y partidos políticos» brasileños para rechazar la entrada del grupo de Guaidó. El diputado Paulo Pimenta, del Partido de los Trabajadores (PT), favorable a Maduro, se unió a chavistas en la puerta de la embajada, afirmando que la acción ocurrió con el apoyo del Gobierno Bolsonaro y su cancillería. El Gabinete de Seguridad Institucional (GSI), que cuida de la organización de la Cumbre de los BRICS, negó las declaraciones de Pimenta e informó que está tomando medidas para resolver la situación pacíficamente, delicada por ser un área diplomática. «Como siempre, hay personas inescrupulosas e irresponsables que quieren aprovechar los eventos para generar desorden e inestabilidad», dice el GSI. El apoyo público del hijo de Bolsonaro, el diputado Eduardo Bolsonaro, a los representantes de Guaidó, generó preocupación en la cancillería brasileña, que aún tiene embajada y funcionarios en Caracas.
04-11-2019 | Fuente: abc.es
Maduro y Díaz-Canel llaman a aprovechar repunte de izquierda en Latinoamérica
Los presidentes de Cuba, Miguel Díaz-Canel, y Venezuela, Nicolás Maduro, exhortaron este domingo a la izquierda latinoamericana a enfrentar unida el imperialismo aprovechando el debilitamiento de la derecha en la región y el retorno de gobiernos progresistas a Argentina y México. Ambos mandatarios intervinieron en la clausura del «Encuentro Antimperialista de Solidaridad, por la Democracia y contra el Neoliberalismo», que comenzó el viernes en La Habana con la participación de unos 1.200 representantes de organizaciones sociales y partidos políticos de izquierda de numerosos países. Maduro, cuya presencia en Cuba no había sido anunciada, sostuvo en su discurso que «empieza a configurarse una nueva situación geopolítica en la región», una «nueva ola antineoliberal que tendrá espacios en el futuro (..)». A su juicio el «frente progresista» que conforman el Gobierno de México, con Andrés Manuel López Obrador, y el futuro Ejecutivo de Argentina tras la victoria del peronista Alberto Fernández jugará «un papel clave» en los próximos años en la articulación de Latinoamérica. Y a ello sumó el «frente de los pueblos en la calle», en referencia a las recientes protestas populares en Chile, Ecuador y Perú, donde la población «irá abriendo camino». Sacudiendo culpas Frente a este escenario, criticó que «el Gobierno de Estados Unidos, estúpido como es, y los imbéciles de la derecha que gobiernan en algunos países dicen que lo que esta pasando en Latinoamérica es culpa del Foro de Sao Paulo, de Maduro y de Raúl (Castro)». «Tratan de dividirnos para que no nos podamos ver y encontrar el camino, pero quien puede articular la unión son los pueblos», agregó, a la vez que defendió que estos «tienen derecho a la rebelión y la búsqueda alternativa». También el gobernante cubano apeló a la unidad y a la solidaridad regional frente a los embates de Washington contra Venezuela y Cuba después de arrancar su discurso proclamando: «Con Raúl y con Maduro, a los yankis le estamos dando duro». «Trabajando desde lo mucho que nos une, se pueden construir proyectos comunes frente a la agresión imperialista y sus aliados oligárquicos», consideró Díaz-Canel ante un público en el que se encontraba su predecesor y aún líder del Partido Comunista de Cuba (PCC, único legal), Raúl Castro. Mencionó «las recientes victorias de la izquierda en Bolivia y Argentina, la heroica resistencia de Venezuela y Cuba al cerco económico total y las protestas anticoloniales que le han puesto un freno a las recetas del mercado», para a continuación subrayar: «no pueden desmovilizarnos otra vez». «Los sectores progresistas están conscientes de la urgencia de la unidad si realmente queremos construir juntos un proyecto emancipador antiimperialista, comprometido con la genuina y tantas veces postergada integración», agregó. El cerco de EE.UU. Los presidentes de Venezuela y Cuba también denunciaron de nuevo la persecución de EE.UU. a sus gobiernos, sobre los que Washington ha incrementado la presión con nuevas sanciones que en el caso de la isla se deben a su supuesto apoyo militar y logístico a Maduro. «Se nos acusa de sostener a la Revolución Bolivariana, en una trasnochada versión de la teoría de los satélites que en su momento desataron contra la antigua URSS y apelan a ese pretexto para justificar el bloqueo», señaló Díaz-Canel. Sostuvo que «Trump y su corte de viejos halcones arremeten contra la Revolución cubana, la Bolivariana, el Foro de Sao Paulo, el sandinismo, los liderazgos políticos de izquierda brasileña, boliviana, argentina y movimientos sociales, populares, progresistas de toda la región». «En pleno siglo XXI, llueven amenazas y agresiones de diverso grado sobre todos los gobiernos soberanos que se niegan a servir a la potencia hegemónica para instalar bases militares, entregar sus recursos o ceder a su mandato», insistió. Además, como antes había hecho Maduro, el mandatario cubano tachó de «mentiras colosales» las acusaciones a su país y a Venezuela de «promover los levantamientos populares en cualquier esquina del planeta». A su vez, el presidente venezolano defendió que sigue en pie "gracias a una legitimidad ganada y una fuerza popular indestructible" pese a que se le acusa de dictador. «Se nos persigue y se nos acusa de todo para justificar cualquier cosa, un golpe de estado, una invasión, un magnicidio, todo han intentado y no han podido. Nos tienen miedo (..). ¿Por qué tanta campaña, por qué tanto temor, tanta manipulación y mentira?», preguntó. Maduro vaticinó asimismo que el chavismo ganará las elecciones legislativas previstas para el año que viene e incluso juró «que así va a ser». En el foro que hoy clausuraron los dos mandatarios junto a Raúl Castro se aprobó un plan de acción para fortalecer la acción de «de las fuerzas progresistas y de izquierda» que incluye una estrategia de comunicación a través de las redes sociales y acciones concretas de respaldo a Cuba. Entre ellas destaca una llamada a que el próximo 16 de noviembre se organicen protestas ante las embajadas y consulados de EE.UU. en todo el mundo para condenar el embargo sobre la isla.
1
...