Infortelecom

Noticias de ministerio del interior

13-06-2017 | Fuente: abc.es
Putin se emplea a fondo con su principal adversario político
El presidente Vladímir Putin, que según todos los indicios presentará su candidatura a los comicios presidenciales del próximo mes de marzo, no deja ni respirar a sus adversarios políticos. Parece obsesionado con la idea de que el bloguero anticorrupción de 41 años, Alexéi Navalni, pueda arrebatarle, no ya el poder, sino la simpatía de la población. La manifestación que Navalni convocó para ayer en contra de la corrupción en el seno del Gobierno ruso fue desbaratada minuciosamente incluso antes de que comenzara. La protesta discurrió sin su presencia, con cientos de detenidos y con una desproporcionada actuación de los antidisturbios, pese a que fue pacífica. El líder opositor fue arrestado en el portal de su vivienda, cuando salía para unirse a los manifestantes, según aseguró su esposa Julia a través de Twitter. Navalni deberá permanecer 30 días en prisión tras ser condenado por incumplir reiteradamente la ley de manifestaciones. En San Petersburgo y en otras ciudades del país también hubo manifestaciones y numerosas personas arrestadas. Tras el éxito de convocatoria obtenido en la manifestación «anticorrupción» del pasado 26 de marzo, cuando Navalni, logró sacar a la calle a más de 15.000 personas, el popular bloguero llamó nuevamente a sus partidarios a protestar el 12 de junio, festividad del «Día de Rusia». En esa fecha de 1990 fue adoptada el acta de soberanía de la Federación de Rusia, en lo que fue el comienzo de su divorcio de la desaparecida Unión Soviética. En las últimas semanas y a medida que se acercaba el 12 de junio, parecía cada vez mayor el número de personas que a través de distintas organizaciones ciudadanas, fundamentalmente la llamada Fundación de Lucha contra la Corrupción de Navalni, expresaban el deseo de participar en las protestas. También entre colectivos de estudiantes y grupos juveniles. El acto se convocó en más de 200 ciudades rusas. Así que, ante el miedo a que las protestas pudieran llegar a ser masivas, las autoridades recurrieron a las habituales prácticas intimidatorias. Puesto que el 26 de marzo hubo muchos adolescentes en la protesta, los legisladores se ha puesto ya a estudiar la posibilidad de prohibir a los menores acudir a manifestaciones. En muchos centros de enseñanza se ha obligado a los alumnos a comprometerse por escrito a no unirse a las protestas. La semana pasada, el departamento de Interior del Ayuntamiento moscovita, anunció que se han colocado unas nuevas cámaras en el centro de la ciudad capaces de identificar a las personas filmadas, algo que la oposición tachó de «farol» con el propósito de desmovilizar. La última andanada para disuadir a la ciudadanía de la conveniencia de no hacer caso a Navalni fue lanzada el sábado por el Ministerio del Interior de Rusia, que alertó de supuestas informaciones sobre «provocaciones» durante las manifestaciones que, en caso de producirse, tendrían «una contundente respuesta de parte de las fuerzas del orden». Y eso que la manifestación convocada para ayer en Moscú estaba autorizada dentro de un trazado concreto, exactamente la avenida del Académico Sájarov, relativamente céntrica, pero no en pleno meollo de la ciudad. En mitad de este crispado ambiente, el bloguero anticorrupción denunció presiones de las autoridades a las compañías que ofrecen servicios de montaje de escenarios y megafonía para eventos. Al no poder garantizar todo lo necesario para celebrar el mitin, Navalni convocó el domingo a sus seguidores a manifestarse, no en la avenida Sájarov, sino en la céntrica calle Tverskaya, que es en donde se solicitó el acto desde el principio sin obtener el consentimiento oficial. La Policía advirtió de inmediato que, al no ajustarse al itinerario autorizado, la manifestación sería reprimida sin contemplaciones. Y así ha sido. Aprovechando que ayer en la calle Tverskaya tuvo lugar el habitual «paseo popular» de cada festividad, Navalni convocó a los suyos a unirse al festejo. La Policía comunicó que no tendría nada en contra mientras no hubiera pancartas ni se pronunciasen consignas. Pero, según este corresponsal pudo constatar in situ, los agentes intervinieron con porras contra quienes no contravinieron ninguna norma. También practicando detenciones arbitrarias. Entonces sí, ante la injustificada actuación policial, la gente empezó a gritar «¡vergonzoso, vergonzoso!» y «!Rusia sin Putin, Rusia sin Putin, Putin ladrón!». La represión se recrudeció, aunque había muy pocas pancartas y escasa disposición de los concentrados a enfrentarse con los policías. Pero, incluso sin ofrecer resistencia y según la emisora Eco de Moscú, se practicaron centenares de detenciones en Moscú y en San Petersburgo, que podrían rozar el millar. Hubo también arrestos en Vladivostok. El número total de asistentes a la manifestación de Moscú fue, según el Ministerio del Interior, de 3.500. Los organizadores elevan la cifra a 5.000. «Soy Julia Naválnaya. Alexéi fue detenido en la entrada del edificio. Me pidió que les dijera que nuestros planes no han cambiado: en la Tverskaya», dijo la esposa del opositor en Twitter. A Navalni, que tiene intención de presentar su candidatura a las elecciones presidenciales de marzo de 2018, se le acusa ahora de dos faltas administrativas, «desoír las instrucciones de la Policía» e «infringir la normativa sobre celebración de actos públicos». Podría ser condenado a otros 15 días de prisión menor, como ya le sucedió tras la protesta del 26 de marzo. Otro de los arrestados ayer fue el dirigente opositor, Iliá Yashin. A juicio del economista ruso, Serguéi Aleksáshenko, «el Kremlin ha perdido definitivamente el sentido de la realidad y juega a agravar la situación sin comprender que en este juego el que perderá será el régimen» de Putin.
12-06-2017 | Fuente: abc.es
El opositor Navalni, entre los 700 detenidos por protestas contra Putin en Rusia
Alexéi Navalni se encuentra entre los al menos 700 detenidos en relación con las manifestaciones organizadas por este líder opositor este lunes en toda Rusia para protestar contra la corrupción convocadas este lunes por toda Rusia y que no habían sido autorizadas. Según periodistas de Reuters testigos de los hechos, en Moscú, serían al menos 206 los detenidos, mientras que en San Petersburgo la cifra alcanza el medio millar, según ha informado el Ministerio del Interior ruso. En San Petersburgo, la segunda ciudad del país, unas 3.500 personas han secundado la protesta a pesar de no estar autorizada, según Interior. Por otra parte, Navalni, ha sido arrestado a la puerta de su casa cuando se dirigía a la marcha convocada en Moscú, según ha informado su esposa. «Saludos. Soy Yulia Navalnaya. Felicidades a todos por la fiesta (Día de Rusia). Alexéi ha sido detenido en el portal de casa. Me ha pedido que os transmita que los planes no cambian: Tverskaya», ha escrito su esposa en su cuenta de Twitter. El líder opositor cambió anoche el lugar de la protesta en Moscú de la zona donde había sido autorizada por el Ayuntamiento a la céntrica calle Tverskaya, donde este lunes tienen lugar celebraciones por el Día de Rusia, lo que ha sido calificado por las autoridades como una «provocación», informa Efe. Una detención que ha sido confirmado por el Departamento del Interior de Moscú y sobre la que se ha añadido que Navalni fue trasladado a una comisaría para dejar constancia de «faltas administrativas», ha revelado la agencia Sputnik quien ha añadido que se le atribuye al opositor infracciones contra el reglamento de mítines y manifestaciones, además de desacato a la autoridad. Alexéi Navalni, en una imagen del pasado marzo- Efe «La manifestación sigue adelante. Va a ser pacífica», ha explicado a Efe un responsable del equipo de Navalni en la plaza Pushkin, donde arranca, hacia el Kremlin, la calle Tverskaya. Navalni sorprendió anoche al hacer un llamamiento por vídeo a sus partidarios pidiéndoles que asistan a Tverskaya en vez de al lugar previamente autorizado por el Ayuntamiento, alegando que no había conseguido que ninguna empresa les montara el escenario ni los equipos de sonido para un mitin. «Rusia sin Putin», «Putin ladrón» Finalmente, pese a la falta de autorización, miles de personas marchan por esa céntrica calle moscovita, en la que han comenzado a gritar consignas contra el presidente ruso, Vladímir Putin. «Rusia sin Putin», «Putin ladrón» y otros lemas similares son coreados por los manifestantes, la mayoría jóvenes, muchos de los cuáles ondean banderas rusas. En la protesta de Moscú se han rociado con gas pimienta a los manifestantes, según ha informado a Reuters un testigo desde el lugar, sin que esté claro quién lo ha empleado. Según OVD-Info, un medio especializado en el seguimiento de detenciones en las manifestaciones, ha cifrado en 121 los arrestos en la capital rusa y en 137 las que se han producido en San Petersburgo, recoge Afp. El llamamiento a las manifestaciones ha sido considerado una «provocación» por las autoridades, habida cuenta de que en dicha calle tienen lugar hoy celebraciones populares por el Día de Rusia. «La detención de Navalni es un reflejo de que (el presidente ruso) Vladímir Putin no quiere que a las elecciones de 2018 se presente ningún candidato que no sea del sistema», ha añadido el responsable del equipo del líder opositor, que tiene intención de concurrir a los comicios. Centenares de efectivos policiales están desplegados junto a la plaza Pushkin, donde también pueden verse decenas de furgones policiales. La fiscalía de Moscú ha advertido de que «c ualquier intento de celebrar un acto no autorizado en la calle Tverskaya será considerado ilegal y las fuerzas del orden tendrán que tomar las medidas necesarias». Vladímir Chernikov, jefe del departamento de policía de Moscú, ha indicado que actuarán contra cualquier intento de alterar el orden y la ley y que detendrán a todo aquel que lleve «pancartas y lemas». Navalni ha convocado para este lunes una masiva jornada de protestas contra la corrupción en la administración pública en 212 ciudades del país.
11-06-2017 | Fuente: abc.es
La participación en las legislativas francesas cae ocho puntos respecto a 2012
La primera vuelta de las legislativas francesas transcurre hoy con una escasa movilización ciudadana y un gran despliegue de seguridad, que en pleno estado de emergencia vela por que no haya incidentes en unos comicios que configurarán la nueva Asamblea Nacional. «Hay más gente en las playas que en los colegios electorales», resumió hoy la cadena BFM TV, respaldada por las cifras facilitadas por el Ministerio del Interior. El Ministerio francés del Interior cifró en 40,75% la participación en los comicios hasta las 17:00. Asimismo, indicó que en la primera ronda de las legislativas precedentes la movilización ciudadana fue del 48,31% en 2012 y del 49,28% en 2007. Continúa la tendencia observada al mediodía, cuando habían acudido a votar, en una jornada soleada en gran parte del país, un 19,24% de los electores, igualmente por debajo del 21,06 anotado hace cinco años y del 22,56 hace diez. Cerca de 67.000 colegios electorales abrieron hoy en Francia a las 08.00 (06.00 GMT) y permanecerán abiertos hasta las 20.00 (18.00 GMT) en las grandes ciudades, entre ellas la capital, París, aunque comenzarán a cerrar dos horas antes en áreas de menor tamaño. Unos 47,5 millones de electores están convocados para renovar los 577 escaños de la cámara baja del Parlamento francés y los sondeos señalan que La República en Marcha (LREM), el partido del presidente, Emmanuel Macron, conseguirá una amplia mayoría de entre 350 y 427. Elecciones cercanas La cercanía con las elecciones de los pasados 23 de abril y 7 de mayo, que auparon a la Presidencia al socioliberal Emmanuel Macron, y una campaña marcada por sucesos paralelos, como los atentados de Londres o el ataque frustrado en la catedral de Notre Dame, han restado además atención mediática e interés. "Ha habido una falta de debate", lamenta Alexandre, que prefiere no desvelar el contenido de su voto, pero apunta que el balance de estas primeras semanas de mandato "globalmente no es decepcionante". Michael, parisino de 35 años, y jefe de un gabinete de 'coaching', sí admite en voz alta haber respaldado La República en Marcha (LREM), el partido de Macron, y cree que este último ofrece "una buena imagen de Francia en el extranjero". Opiniones como la suya hacen prever, según los sondeos, que su formación conseguirá una amplia mayoría, con entre 350 y 427 escaños de los 577 disputados. "Me parece positivo a condición de que esté a la escucha de todos los otros partidos", asegura Michael, que confía en que haya consenso cuando se identifiquen "problemas puntuales". El resultado definitivo no se conocerá hasta el próximo domingo: en esta primera ronda, salen elegidos los candidatos que obtengan más del 50 % de los sufragios y un número de votos equivalente al menos al 25 % de los electores inscritos. De lo contrario, pasan a la segunda los dos aspirantes que hayan finalizado en cabeza, y aquellos votados por al menos el 12,5 % de los inscritos, lo que podría dar lugar a triangulares el próximo día 18. La participación, por ello, volverá a ser determinante, pero los propios participantes admiten el poco calado de esta última cita: "Hay cierto cansancio, tras una serie de secuencias electorales, con las primarias y las presidenciales", dijo hoy la presidenta del ultraderechista Frente Nacional (FN), Marine Le Pen. Quienes sí acudieron a las urnas vieron sus pertenencias registradas a la entrada de los colegios, dentro del despliegue que mantiene el previsto para las presidenciales y que cuenta con 50.000 policías y gendarmes y con militares de la operación antiterrorista Sentinelle. "Creo que los servicios secretos hacen su trabajo y yo confío en la seguridad. Estoy tranquilo", concluyó Michael, acostumbrado desde la aplicación del estado de emergencia en noviembre de 2015 a la presencia reforzada de agentes en las calles.
09-06-2017 | Fuente: abc.es
Londres y Mánchester apuestan por el laborismo
Las elecciones celebradas este jueves en el Reino Unido han caído como un jarro de agua fría sobre Theresa May. La primera ministra, campeona del Brexit, ha logrado la victoria para su partido, el conservador, pero con menos escaños de los obtenidos en los comicios de mayo de 2017. Una tendencia que se ha reproducido en el Gran Londres, con ocho millones y medio de habitantes, y en el Gran Mánchester, que cuenta con casi tres. Este año, de los 70 escaños en juego en el Gran Londres, 48 han ido a parar a los laboristas y 22 a los conservadores. De los 27 del Gran Mánchester, 23 han sido para los laboristas y 4 para los conservadores. En ambos, la victoria del partido que lidera Jeremy Corbyn no solo ha sido contundente, sino mejor que la obtenida en las anteriores elecciones: los laboristas han ganado tres escaños en el Gran Londres y uno en el Gran Mánchester; por su parte, los conservadores han perdido cinco en el primero, y uno en el segundo. Múltiples factores pueden explicar estos resultados. Londres y Mánchester han sido ciudades golpeadas por el terrorismo en 2017. La capital británica, en dos ocasiones: la primera en marzo, cuando un hombre atropelló a varias personas cerca de Westminster, sede del Parlamento, matando finalmente a cinco; la segunda, hace tan solo unos días, cuando tres terroristas dejaron ocho víctimas mortales tras sembrar el terror la misma noche que se celebraba la final de la Liga de Campeones. Por su parte, Mánchester sufrió la violencia en mayo, cuando un radical se hizo explotar en un concierto de Ariana Grande, causando 22 muertos y 116 heridos. «Nunca debimos haber recortado el número de policías», lamentó Corbyn tras los últimos atentados. Su observación también era un reproche contra May, que a la que acusaba, por su etapa al frente del Ministerio del Interior, de haber debilitado a las fuerzas de seguridad. Un mensaje que ha podido calar entre los votantes del Gran Londres y del Gran Mánchester, haciendo que utilicen su voto como un castigo contra la gestión conservadora de la crisis abierta por la violencia yihadista. Resultados de las elecciones generales británicas. Gráfico: Luis Cano/ABC
08-06-2017 | Fuente: abc.es
Theresa May: de la imprevisión a lo imprevisible
El Partido Conservador británico se enfrenta hoy al examen de las urnas con unas perspectivas complicadas, más aún después de un episodio terrorista que ha vuelto a poner en tela de juicio la eficacia de la Policía y su solvencia para evitar la innecesaria agonía de quienes, como la familia del español Ignacio Echeverría, han tenido que esperar cuatro días para recibir las peores noticias sin poder todavía ver su cuerpo. La primera ministra convocó elecciones anticipadas como una jugada de estrategia, apoyada en una amplia ventaja frente a los laboristas que, lejos de ampliar, como era su plan, solo ha logrado reducir con su torpeza. La victoria de May, en términos absolutos, parece garantizada, pero la separación en las encuestas frente al Partido Laborista apenas alcanza los seis puntos y abre la puerta a diversas combinaciones, en las que, con muy poca diferencia de votos, se puede pasar de la mayoría absoluta a la derrota. May ha querido centrar su campaña en el Brexit, pretendiendo un segundo plebiscito, pero el Partido Laborista consiguió poco a poco introducir el debate social, hasta que el atentado del Puente de Londres trastocó definitivamente la estrategia conservadora. Aunque Corbyn cayó en la torpe tentación de utilizar la matanza del sábado con fines electorales, May ha tenido que ponerse a la defensiva para explicar su paso por el Ministerio del Interior y para salir al paso de la falta de celo de la Policía ante los yihadistas de Londres, supuestamente fichados. Su ofensiva final, anunciando mayor dureza de penas y mayores potestades policiales contra el terrorismo, resulta improvisada. Frente a May, Corbyn representa una alternativa aún más confusa y peligrosa para la estabilidad de un país aislado ya de la UE y que se mueve entre la imprevisión y lo imprevisible.
07-06-2017 | Fuente: abc.es
Ya han muerto 25 españoles civiles en atentados terroristas en el extranjero desde 1994
Un total de 25 españoles civiles han fallecido en atentados terroristas ocurridos en el extranjero desde 1994, contabilizando a Ignacio Echeverría , que perdió la vida junto con otras siete personas el pasado sábado, 3 de junio, en el atentado de Londres reivindicado por Daesh. Ignacio Echeverría es el primer español que muere en una acción terrorista desde el atentado contra la embajada en Kabul (Afganistán) del 11 de diciembre de 2015. Aquel día perdieron la vida dos agentes de la Policía Nacional desplegados en Afganistán, Isidro Gabino Sanmartín y Jorge García Tudela, en un atentado que está siendo investigado por la Audiencia Nacional. En 2016 no hubo ninguna víctima mortal española en los diversos ataques registrados en otros países, aunque sí hubo doce heridosSegún el «Balance del terrorismo en España 2016» del Centro Memorial de Víctimas del Terrorismo, presentado recientemente en el Ministerio del Interior, 2015 fue el último año con españoles fallecidos en atentados, concretamente en Túnez y Francia, además del de Kabul. España ha conseguido mantenerse libre de las acciones terroristas de corte yihadista desde el atentado del 11 de marzo de 2004 , el que sigue siendo la mayor masacre en suelo europeo. En 2016 no hubo ninguna víctima mortal española en los diversos ataques registrados en otros países, aunque sí hubo doce heridos. El último atentado con víctimas mortales en España se remonta al 30 de julio de 2009, cuando la banda terrorista ETA asesinó con una bomba lapa a los guardias civiles Diego Salvá y Carlos Sáenz de Tejada en Calviá, en las Islas Baleares. Un año después, el 16 de marzo de 2010, falleció en Francia en un tiroteo la última víctima de ETA, el policía galo Jean-Serge Nèrin. Hasta 2016, España es con 253 el país europeo que más víctimas de terrorismo ha registrado en lo que llevamos de siglo XXI, de acuerdo con los datos recopilados en el «Libro Blanco y Negro del terrorismo en Europa», presentado el 5 de mayo en Madrid. Le siguen Francia con 250 víctimas; Reino Unido, con 74 asesinados; Bélgica, 36, y Alemania, con 24. Estos son los atentados en el exterior en los que fallecieron españoles civiles desde 1994: ?Francia: El 14 de noviembre de 2015, 137 personas mueren en el ataque en la Sala Bataclán de París, entre ellos Juan Alberto González Garrido y Michelli Gil Jaimez, una ciudadana que tenía la doble nacionalidad hispanomexicana. En el atentado de la sala Bataclán (París) hubo varias víctimas españolas ?Túnez: El 18 de marzo de 2015 fallece el matrimonio formado por Antoni Cirera Pérez y Dolors Sánchez Rami en el asalto del Parlamento y zonas adyacentes como el Museo Nacional del Bardo. ?Yemen: El 2 de julio de 2007, ocho turistas españoles perdieron la vida en un atentado suicida ocurrido en las ruinas de Mareb, situadas a unos 200 kilómetros al este de la capital yemení, Saná. Siete de ellos murieron en el momento del ataque, mientras que la octava falleció dos semanas después a consecuencia de las heridas. Otros seis españoles resultaron heridos. ?Casablanca (Marruecos): Cuatro españoles fallecieron el 16 de mayo de 2003 en un ataque en la Casa de España de Casablanca contra objetivos occidentales y judíos. En total hubo 45 muertos y decenas de heridos. [Especial: Los atentados del 11-S, diez años después] ?Nueva York: En los atentados del 11 de septiembre de 2001 contra las Torres Gemelas de Nueva York perdieron la vida tres españoles: uno de ellos era un policía que participó en las labores de rescate y otros dos trabajaban en empresas en los edificios atacados. ?Omagh (Ulster): El atentado más mortífero de la historia del conflicto en Irlanda del Norte, ocurrido el 15 de agosto de 1998, se cobró la vida de dos españoles: un estudiante de intercambio de 12 años y su monitora, de 23. ?Estambul (Turquía): El 2 de abril de 1994 un español de 48 años murió y otros tres resultaron heridos en una explosión en el Gran Bazar de Estambul. El atentado fue reivindicado por el Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK). ?Egipto: el 26 de agosto de 1994 murió un niño de 9 años tras ser tiroteado el autobús en el que viajaba junto a sus padres, que resultaron heridos, y otros turistas en el Alto Egipto. ?Marrakech (Marruecos): Dos turistas españoles perdieron la vida el 24 de agosto de 1994 en un hotel de Marrakech cuando tres miembros de una red integrista islámica comenzaron a disparar indiscriminadamente en el vestíbulo.
07-06-2017 | Fuente: abc.es
El Gobierno y la familia confirman la muerte de Ignacio Echeverría, el héroe del atentado de Londres
Después de cuatro días de angustia, su familia y el Gobierno español han informado esta tarde que Ignacio Echeverría murió en el ataque yihadista del pasado sábado en Londres. Pasadas las cuatro de la tarde, Ana Echeverría aseguró a través de Facebook que su hermano «no sobrevivió al momento del atentado« y que «hasta el viernes como pronto no podemos estar con su cuerpo». El Gobiermo manifestó por su parte que había recibido la confirmación de las autoridades británicas de que el joven de 39 años se encontraba entre las ocho víctimas mortales de «los crueles ataques terroristas» del sábado. El comunicado del Ejecutivo español destacó la «actitud ejemplar» de Echeverría, quien golpeó con un monopatín a uno de los terroristas mientras éste acuchillaba a una mujer. La última vez que sus amigos le vieron estaba tendido en el suelo cerca de la zona de ocio del mercado de Borough. El Gobierno y las fuerzas de seguridad españolas habían mostrado su «perplejidad» este miércoles por la tardanza del Reino Unido en la identificación de las víctimas. Las autoridades de ese país tenían ya desde el pasado lunes las huellas dactilares, el ADN y datos dentales de este ciudadano español que vivió en Las Rozas hasta 2016, cuando se trasladó a Londres para trabajar en el banco británico HSBC. El ministro de Asuntos Exteriores, Alfonso Dastis, manifestó horas antes que «podemos entender que haya que respetar ciertos protocolos de identificación, pero hay que tener en cuenta la situación de la familia, que no esta muy lejos de ser inhumana». El ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, también se refirió al momento «inhumano» y «desesperante» que estaban viviendo la familia, de la que destacó su comportamiento «ejemplar». Sus padres, Ana Miralles de Imperial y Joaquín Echeverría, aterrizaron en Londres el martes por la tarde procedentes de Madrid. Allí les esperaban funcionarios del Ministerio del Interior británico, según fuentes familiares. Dos de sus hermanas se recorrieron estos días los hospitales londinenses en su busca. La heroicidad de Ignacio ha sido ampliamente resaltada por ciudadanos y autoridades en los medios de comunicación y las redes sociales. La BBC le ha llamado «El héroe español del monopatín». Echeverría había pasado la tarde en un parque con unos amigos disfrutando de una de sus pasiones: el «skateboard». Cuando regresaban a casa en bicicleta por el Puente de Londres vieron cómo un hombre apuñalaba a una mujer. Lo que en principio les pareció una pelea se convirtió a sus ojos en cuestión de segundos en una matanza terrorista. Ignacio no se lo pensó dos veces, tiró la bicicleta, «cogió su monopatín y golpeó al terrorista en la cabeza, que se revolvió contra él y le dio una puñalada que le dejó tumbado en el suelo», según relató a ABC su prima Alejandra Hornedo. Uno de los amigos que presenciaba la escena «observó cómo el terrorista le miraba luego a él, por lo que cogió su bicicleta y huyó aterrorizado. La última vez que lo vio Ignacio estaba tendido en el suelo, no sabe si después le dieron más cuchilladas», según explicó él mismo a la familia. Ignacio Echeverría había nacido en Ferrol hace 39 años. Su padre, un ingeniero asturiano, trabajaba entonces en la central térmica de Endesa de As Pontes, donde Ignacio fue al colegio A Magdalena. Después estudió Derecho en la Universidad Complutense e hizo un máster en la Sorbona. Estaba soltero y desde 2016 residía en Londres, donde trabajaba como analista en HSBC. Se dedicaba a la lucha contra el blanqueo de capitales. Uno de sus amigos agregó que precisamente era un experto en «saber qué países son colaboradores del terrorismo». El héroe español del último atentado de Londres tenía cuatro hermanos, que residían en distintos partes del mundo: Madrid, Londres, París y Santo Domingo. Su madre, Ana, es abogado, como él. Alejandra Hornedo, su prima de 32 años, los describe como una «familia unida de buenas personas». En concreto, describe a su compañero de juegos en los veranos de Comillas (Cantabria) como «el primo más bueno y más educado, siempre dispuesto a ayudar a la abuela y a los demás». Le recuerda también como una persona «alegre, siempre sonriente y dispuesto a hacer un favor». Desde pequeño iba siempre con su monopatín a todos lados, a la playa, a tomar un helado..
07-06-2017 | Fuente: abc.es
Zoido dice que es «inhumano» y «desesperante» que Reino Unido no informe sobre Ignacio Echeverría
El ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, ha tachado de «inhumano» y de «desesperante» que Reino Unido no haya dado todavía ninguna información sobre el español Ignacio Echeverría, desaparecido desde el pasado sábado cuando se perdió su paradero en la zona del Puente de Londres, donde se produjo un atentado yihadista que causó la muerte de siete personas. En declaraciones a RNE recogidas por Europa Press, el ministro ha asegurado que no hay ninguna novedad sobre Echeverría, al mismo tiempo que ha dicho que espera que «se reduzca» el plazo de «24 o 48 horas» que las autoridades británicas han pedido para dar información. Zoido, que ha recalcado que está «acompañando» a los familiares «en todo momento», ha destacado su «comportamiento ejemplar» ante una situación tan «angustiosa»: «Han pasado muchas horas», ha dicho Zoido, insistiendo en la petición de que «no se demore más» la «angustia» de no saber el paradero de Echeverría. El ministro entiende que los protocolos de Reino Unido sean «lentos», pero ve «extraña» tanta demora, especialmente porque se trata de un atentado terrorista: «Me extraña que estén tardando este tiempo para identificar una persona», ha subrayado. Echeverría, ferrolano de 39 años, permanece desaparecido desde el sábado, cuando pasadas las diez de la noche un nuevo atentado yihadista causó siete muertos y 48 heridos en una zona de bares y restaurantes junto al Puente de Londres. El ciudadano español, empleado del banco británico HSBC, golpeó con su monopatín a uno de los terroristas mientras éste acuchillaba a una mujer. La Policía británica informó en un comunicado que la «identificación formal» de las siete víctimas mortales del ataque ocurrirá «durante los próximos días». Scotland Yard no ofreció detalles sobre la situación de las cinco personas que, según medios británicos, seguían desaparecidas este martes. Entre ellas este español, vecino de Las Rozas hasta que se trasladó a Londres por motivos de trabajo en 2016. Vuelo cancelado Sus padres, Ana y Joaquín Echeverría, aterrizaron en Londres el martes por la tarde procedentes de Madrid, donde han pasado días de enorme incertidumbre. Allí les esperaban funcionarios del Ministerio del Interior británico, según fuentes familiares. Para mayor desesperación, el vuelo que tenían previsto a las 12:00 del mediodía fue cancelado y no pudieron volar hasta las 15:00 horas. Dos de sus hermanas y sus amigos han recorrido estos días los hospitales londinenses en su busca. La heroicidad de Ignacio ha sido ampliamente resaltada por ciudadanos y autoridades en los medios de comunicación y las redes sociales. La BBC le ha llamado «El héroe español del monopatín». Ignacio Echeverría había pasado la tarde en un parque con unos amigos disfrutando de una de sus pasiones: el «skateboard». Cuando regresaban en bicicleta por el Puente de Londres vieron cómo un hombre apuñalaba a una mujer. Lo que en principio les pareció una pelea se convirtió a sus ojos, en cuestión de segundos, en una matanza terrorista. Ignacio no se lo pensó dos veces, tiró la bicicleta, «cogió su monopatín y golpeó al terrorista en la cabeza, que se revolvió contra él y le dio una puñalada que le dejó tumbado en el suelo», según el relato a ABC de su prima Alejandra Hornedo. Uno de los amigos que presenciaban la escena «observó cómo el terrorista luego le miraba a él, por lo que cogió su bicicleta y huyó aterrorizado. La última vez que vio a Ignacio estaba tendido en el suelo, no sabe si después le dieron más cuchilladas». Así se lo explicó él mismo a la familia. «Es una persona alegre, siempre sonriente y dispuesto a hacer un favor»Ignacio Echeverría nació en Ferrol porque su padre, un ingeniero de Asturias, trabajaba entonces en la central térmica de Endesa de As Pontes. En la localidad coruñesa, donde se le recuerda como un apasionado del monopatín, el béisbol y el surf, fue al colegio A Magdalena. Después estudió Derecho en la Universidad Complutense e hizo un máster en la Sorbona. Está soltero y desde 2016 trabaja como analista en HSBC, el banco británico que puso un detective a disposición de la familia para ayudar en la búsqueda. Ignacio se dedica a la lucha contra el blanqueo de capitales. Uno de sus amigos agregó que precisamente es un experto en «saber qué países son colaboradores del terrorismo». Su hermano Joaquín condenó con contundencia el atentado del pasado 22 de marzo en Londres en las redes sociales. El ferrolano es el cuarto de cinco hermanos, que residen en distintas partes del mundo: Madrid, Londres, París y Santo Domingo. Su madre, Ana, es abogada, como él. Alejandra Hornedo, su prima de 32 años, los describe como una «familia unida, de buenas personas». En concreto, considera a su compañero de juegos en los veranos de Comillas (Cantabria) como «el primo más bueno y más educado, siempre dispuesto a ayudar a la abuela y a los demás». Le recuerda también como una persona «alegre, siempre sonriente y dispuesto a hacer un favor». De pequeño -añade- iba siempre con su monopatín a todas partes, a la playa, a tomar un helado..
07-06-2017 | Fuente: abc.es
La tardanza de Londres aumenta la angustia de la familia de Ignacio Echeverría
Se prolonga la angustia de la familia de Ignacio Echeverría para saber si el héroe español del último atentado yihadista de Londres está vivo o muerto. Tres días después de la matanza, las autoridades británicas pidieron este martes por la tarde a sus padres y al Ministerio de Asuntos Exteriores español un plazo de «24 o 48 horas más» para informar sobre su verdadera situación. Hacia las ocho de la tarde, su hermano Joaquín publicó en Facebook que «seguimos sin noticias de Ignacio Echeverría. Las autoridades británicas nos piden 24 o 48 horas más para darnos información». Fuentes de Exteriores señalaron a ABC que «igual tenemos que esperar hasta el jueves (por mañana)». La Policía británica informó en un comunicado que la «identificación formal» de las siete víctimas mortales del ataque ocurrirá «durante los próximos días». Scotland Yard no ofreció detalles sobre la situación de las cinco personas que, según medios británicos, seguían desaparecidas este martes. Entre ellas este español, vecino de Las Rozas hasta que se trasladó a Londres por motivos de trabajo en 2016. Echeverría, ferrolano de 39 años, permanece desaparecido desde el sábado, cuando pasadas las diez de la noche un nuevo atentado yihadista causó siete muertos y 48 heridos en una zona de bares y restaurantes junto al Puente de Londres. El ciudadano español, empleado del banco británico HSBC, golpeó con su monopatín a uno de los terroristas mientras éste acuchillaba a una mujer. Vuelo cancelado Sus padres, Ana y Joaquín Echeverría, aterrizaron en Londres el martes por la tarde procedentes de Madrid, donde han pasado días de enorme incertidumbre. Allí les esperaban funcionarios del Ministerio del Interior británico, según fuentes familiares. Para mayor desesperación, el vuelo que tenían previsto a las 12:00 del mediodía fue cancelado y no pudieron volar hasta las 15:00 horas. Dos de sus hermanas y sus amigos han recorrido estos días los hospitales londinenses en su busca. Las autoridades españolas insistieron al Gobierno británico en que acelerase «al máximo» los trámites de identificación. El ministro de Exteriores, Alfonso Dastis, indicó el martes que su homólogo británico, Boris Johnson, le había prometido «adelantar los trámites» para identificar a las víctimas. Su hermano Joaquín ha agradecido, también a través de las redes sociales, el trato dispensado a la familia en «estos horribles momentos» por la Embajada y el Consulado de España en Londres, así como por los ministros de Exteriores y de Interior, José Ignacio Zoido, entre otras personas. La heroicidad de Ignacio ha sido ampliamente resaltada por ciudadanos y autoridades en los medios de comunicación y las redes sociales. La BBC le ha llamado «El héroe español del monopatín». Ignacio Echeverría había pasado la tarde en un parque con unos amigos disfrutando de una de sus pasiones: el «skateboard». Cuando regresaban en bicicleta por el Puente de Londres vieron cómo un hombre apuñalaba a una mujer. Lo que en principio les pareció una pelea se convirtió a sus ojos, en cuestión de segundos, en una matanza terrorista. Ignacio no se lo pensó dos veces, tiró la bicicleta, «cogió su monopatín y golpeó al terrorista en la cabeza, que se revolvió contra él y le dio una puñalada que le dejó tumbado en el suelo», según el relato a ABC de su prima Alejandra Hornedo. Uno de los amigos que presenciaban la escena «observó cómo el terrorista luego le miraba a él, por lo que cogió su bicicleta y huyó aterrorizado. La última vez que vio a Ignacio estaba tendido en el suelo, no sabe si después le dieron más cuchilladas». Así se lo explicó él mismo a la familia. «Es una persona alegre, siempre sonriente y dispuesto a hacer un favor»Ignacio Echeverría nació en Ferrol porque su padre, un ingeniero de Asturias, trabajaba entonces en la central térmica de Endesa de As Pontes. En la localidad coruñesa, donde se le recuerda como un apasionado del monopatín, el béisbol y el surf, fue al colegio A Magdalena. Después estudió Derecho en la Universidad Complutense e hizo un máster en la Sorbona. Está soltero y desde 2016 trabaja como analista en HSBC, el banco británico que puso un detective a disposición de la familia para ayudar en la búsqueda. Ignacio se dedica a la lucha contra el blanqueo de capitales. Uno de sus amigos agregó que precisamente es un experto en «saber qué países son colaboradores del terrorismo». Su hermano Joaquín condenó con contundencia el atentado del pasado 22 de marzo en Londres en las redes sociales. El ferrolano es el cuarto de cinco hermanos, que residen en distintas partes del mundo: Madrid, Londres, París y Santo Domingo. Su madre, Ana, es abogada, como él. Alejandra Hornedo, su prima de 32 años, los describe como una «familia unida, de buenas personas». En concreto, considera a su compañero de juegos en los veranos de Comillas (Cantabria) como «el primo más bueno y más educado, siempre dispuesto a ayudar a la abuela y a los demás». Le recuerda también como una persona «alegre, siempre sonriente y dispuesto a hacer un favor». De pequeño -añade- iba siempre con su monopatín a todas partes, a la playa, a tomar un helado.. @Number10gov families of the victims of LB attacks feel mistreated by lack of information leading to unnecessary agony. 63 hrs still no news? Fernando Vergara (@fernanvergara) 6 de junio de 2017La lentitud de las autoridades británicas en la identificación de las víctimas ha exasperado a su entorno. Su cuñado, Fernando Vergara, que también reside en Londres, mostró su malestar en un mensaje en Twitter dirigido al Número 10 de Downing Street: «Las familias de las víctimas de los ataques del London Bridge se sienten maltratadas por la falta de información, que lleva a la agonía innecesaria. 63 horas y todavía no hay noticias». A pesar de los malos presagios, los padres del héroe español en el último atentado yihadista de Londres se aferraban a un hilo de esperanza. El lunes Joaquín estaba convencido de que «Ignacio va a ser uno de los heridos y lo va a acabar contando». Ana, por su lado, les animaba diciendo que «faltaban dos muertos y ocho heridos por identificar». Las autoridades británicas tienen ahora la palabra.
06-06-2017 | Fuente: abc.es
El héroe español que se enfrentó a los terroristas con un monopatín
La última vez que sus dos amigos vieron a Ignacio Echeverría, ferrolense de 39 años, estaba tendido en el suelo cerca del Puente de Londres y el mercado de Borough. Acababan de patinar en un parque cercano cuando presenciaron cómo un yihadista apuñalaba a una mujer y luego a un policía. Primero pensaron que era una pelea, pero en unos segundos vieron la carnicería. Echeverría, que trabaja en la City desde 2016, no se lo pensó dos veces, tiró su bicicleta y se enzarzó con el terrorista con su única arma: un monopatín, según explicó un familiar a ABC el domingo por la noche. Veinticuatro horas después, y a pesar de la intensa búsqueda de familiares y autoridades, seguían sin conocer su paradero. Políticos y ciudadanos corrientes no han dejado de ensalzar la heroicidad del ciudadano español. Alfonso Dastis pidió a Boris Johnson que aceleren «al máximo» la identificaciónEl Gobierno, la embajada y el consulado estuvieron este lunes en permanente contacto con las autoridades británicas y la familia en Londres y Madrid. Al final de la tarde, el ministro de Exteriores, Alfonso Dastis, conversó con su homólogo británico, Boris Johnson, para pedirle que acelerasen «al máximo» los trámites de identificación de las víctimas, para «no añadir» más angustia a las familias. Poco antes, a la salida de una comisión del Senado, Dastis había asegurado que «no hay novedades, estamos pendientes de que las autoridades británicas nos den información, sabemos que hay alguno de los fallecidos no identificados y no queremos descartar nada». El ministro confió en tener información fidedigna «pronto» y añadió que «estamos acuciando a las autoridades británicas porque, francamente, esto es una cosa que no se puede prolongar mucho tiempo». Siete muertos, 48 heridos, 18 en estado crítico, es el balance de la última barbarie terrorista en Londres. De momento solo están identificadas tres víctimas mortales: una ciudadana canadiense, un británico y un francés. Las autoridades británicas solicitaron este lunes las huellas dactilares del español desaparecido al Ministerio del Interior para poder identificarlo, según reveló su padre, Joaquín Echeverría, a varias emisoras de radio. Al parecer, salió a hacer deporte sin documentos. Su hermana Isabel, también residente en Londres, hizo un recorrido por los hospitales durante la noche, acompañada por los amigos del ferrolense. Varios centros permanecían acordonados. Sus padres tenían previsto trasladarse este martes a la capital británica. Es experto en la lucha contra el blanqueo de dinero Zoido pidió calma a la familia y señaló que Ignacio «puede estar» entre los 48 heridos que todavía están «sedados» tras ser intervenidos en algún hospital londinense. El ministro enfatizó también las «condiciones humanas» del valiente abogado español, experto en la lucha contra el blanqueo de dinero que trabaja en el banco británico HSBC. «Golpeó al asesino con un monopatín mientras los otros dos terroristas le agredían por detrás, y quedó tendido en el suelo. ¡Qué coraje!», apuntó un familiar. Uno de sus amigos dijo también que «es experto en saber qué países son colaboradores del terrorismo». Nacido en Ferrol, vivió en As Pontes (La Coruña) hasta que comenzó sus estudios universitarios. Durante un tiempo también residió en París, donde hizo un máster en la Sorbona, relataron familiares a este diario. Antes de trasladarse a Londres en 2016 vivía en la localidad madrileña de Las Rozas. Ignacio Echeverría tiene cuatro hermanos, que residen en distintos puntos del mundo, como París, Santo Domingo o Madrid. También varios sobrinos. En verano se reúnen en Comillas (Cantabria). El Ayuntamiento de As Pontes afirmó este lunes que su padre, que es ingeniero, trabajó durante muchos años en Endesa. Su enorme familia no ha descansado estas horas: además de conversar con los medios de comunicación han publicado en las redes sociales su descripción física y atuendo en el momento de la desaparición. El banco británico en el que trabaja puso este lunes un detective a disposición de la familia para ayudar a sus hermanas a «moverse en las esferas» a las que se debe acudir en estas circunstancias. Su padre destacó que es una «atención profesional» que además supone «un consuelo muy grande». Estudiante hospitalizado Otro español que se vio afectado por la matanza es Alejandro Martínez, un estudiante de máster que está hospitalizado en Londres pero deseando curarse de sus heridas para poder examinarse. Juan Ignacio Zoido explicó que «tiene lesiones en una muñeca, el tórax y una mano, aunque no revisten gravedad».
...
8
...