Infortelecom

Noticias de florida

19-09-2018 | Fuente: abc.es
Fidel Castro: el dictador contra el «imperialismo»
El 4 de diciembre de 2016, las cenizas de Fidel Castro Ruz fueron depositadas en el cementerio de Santa Ifigenia de Santiago de Cuba. Habían recorrido la isla durante cuatro días desde La Habana, en un cortejo fúnebre cargado de simbolismo. Era el mismo viaje, pero a la inversa, que Castro había hecho en vida casi 58 años antes, cuando, tras el triunfo de la revolución el 1 de enero de 1959, se dirigió desde Santiago a la capital para inaugurar una nueva época. ABC ilustró la noticia de la muerte de Castro con una de sus fotos más conocidas, sobre fondo rojo. Su hermano y heredero político, Raúl Castro, anunció al mundo la muerte a los 90 años de edad del líder de la Revolución el 25 de noviembre de 2016. Se decretaron en su honor nueve días de luto en la isla.Tirano implacable para unos y héroe contra el imperialismo para otros, su muerte, el 25 de noviembre de 2016, ponía fin a la existencia de una figura clave del siglo XX, si bien en la jerga propagandística del régimen era solo una «desaparición física», dando a entender que su legado sigue vivo en cada uno de los cubanos. Con fama de conquistador, no se sabe a ciencia cierta cuántos hijos dejó, entre los que tuvo con sus dos esposas y otros fuera del matrimonio, aunque hay quien los cifra en once. No obstante, tras décadas de culto a su persona, muchos hablan de él como su «padre». Había nacido en 1926 en la provincia oriental de Holguín, hijo de un terrateniente de origen gallego. Siendo estudiante de Derecho en La Habana se zambulló en la acción política y a los 21 años participó en un intento de derrocar al dictador dominicano Rafael Trujillo. En su país, su primer desafío a Fulgencio Batista fue el asalto frustrado al cuartel de Moncada en Santiago de Cuba, en 1953. Encarcelado por ello y luego indultado, no tardaría en retomar la lucha. Se exilió en México, conoció al Che Guevara y regresó a la isla en 1956 a bordo del mitificado barco Granma. Los rebeldes se emboscaron en Sierra Maestra y combatieron durante más de dos años a Batista, hasta derrotarlo. Tras su viaje triunfal desde Santiago de Cuba, entró con sus carros de combate en La Habana. Pronto las promesas democratizadoras dieron paso a un régimen con juicios sumarios por tribunales revolucionarios, una reforma agraria y la expropiación de empresas y propiedades de cubanos y extranjeros. Galería de imágenes Vea la galería completa (7 imágenes) Saltaron las alarmas del otro lado del estrecho de Florida y EE.UU. financió en 1961 la fracasada invasión de bahía Cochinos por disidentes cubanos. En esos días Castro proclamó el carácter socialista de la revolución. Al año siguiente, el embargo estadounidense y la «crisis de los misiles» mantendrían la tensión. Pero ni este enfrentamiento ni la desintegración de la URSS han logrado tumbar el régimen castrista. En 2006, cuando la salud de Fidel Castro se resintió, cedió provisionalmente el poder a su hermano Raúl, que lo asumió de forma oficial en 2008. Pasó sus últimos años apartado de primera línea, pero entonces, como aún hoy, siguió muy presente en la vida cubana.
18-09-2018 | Fuente: abc.es
Un preso estrangula a un compañero de celda, le saca los ojos y se hace un collar con una oreja
Un horrendo crimen en el interior de una prisión ha conmocionado a Florida. Un recluso estranguló la pasada semana a su compañero de celda y, tras el asesinato, le sacó los ojos y arrancó una oreja, con la que se hizo un collar para pasearse con ella colgada al cuello ante otros internos. El suceso, que recoge el periódico «Miami Herald», tuvo lugar en un edificio anexo a la prisión de la Institución Correccional del condado de Columbia, en el norte de Florida, que acoge a 3.000 presos, entre ellos algunos de los más violentos del llamado estado del sol. La víctima es Larry Mark, de 58 años, que cumplía cadena perpetua por asesinar en 1981 en el condado de Broward a un taxista, al que destrozó el cráneo golpeándolo repetidas veces con un objeto contundente para sacarle 35 dólares y un anillo de boda. En cambio, no se ha facilitado el nombre del agresor. Según fuentes de la prisión consultadas por el mencionado diario, el compañero de celda de Mark estaba furioso con él por importunarle de forma insistente. Hasta que el jueves pasado decidió estrangularlo. Después le arrancó los ojos y le cortó una oreja. A continuación, puso el pabellón auditivo en un cordel alrededor de su cuello y alardeó con su «trofeo» ante otros reclusos durante varios minutos antes del desayuno en el comedor. Pensaba comerse los ojos Además, dejó los ojos del preso asesinado en una taza y contó a otros presos que pretendía comérselos o bebérselos más tarde. Se desconoce, según el periódico de Miami, por qué no se echó en falta a Larry Mark en el recuento previo al desayuno. Ese mismo días, horas después, se produjo una trifulca en otro edificio del complejo penitenciario, supuestamente sin relación alguna con el asesinato. Dos bandas, los Bloods (Sangres) y los Cutthroats (Degolladores), se enfrentaron a cuchilladas a causa de cierto contrabando.
18-09-2018 | Fuente: abc.es
El «hackeo» amenaza de nuevo las elecciones de EE.UU.
A pesar del presidente, hay verdadero miedo en Washington a que, de nuevo, unas elecciones, en este caso las legislativas que se celebrarán el seis de noviembre, sean vulnerables a injerencias extranjeras, especialmente procedentes de Rusia. Por ese motivo, Donald Trump se ha visto obligado a firmar un decreto mediante el cual aplicará sanciones automáticas contra cualquier «persona, entidad extranjera o país que autorice, conduzca o apoye cualquier injerencia extranjera en unas elecciones de EE.UU.». No se trata de un problema menor, porque 30 millones de estadounidenses residen en Estados que disponen de forma mayoritaria de sistemas de votación electrónicos que no dejan rastro alguno en papel y por tanto son extremadamente vulnerables a operaciones de «hackeo». Trump, reticente a aceptar cualquier prueba de interferencia extranjera en las presidenciales de 2016, emitió el decreto el 12 de septiembre sin pompa ni ruido. No hizo mención a él en Twitter y dejó que fuera el consejero de Seguridad Nacional, John Bolton, quien diera los detalles. Este explicó en una conversación con periodistas que el decreto es «sólo un esfuerzo más de los muchos que ha hecho esta Administración en contra de las injerencias extranjeras en las elecciones y en cualquier proceso de decisión política». Por lo demás, Bolton se negó a aclarar si la orden partía directamente del presidente o era obra de los jefes de las agencias de inteligencia, que tendrán un periodo de 45 días después de las elecciones de noviembre para analizar e informar a la Casa Blanca de posibles manipulaciones de la votación. La principal preocupación del Gobierno norteamericano es asegurar los centros donde se permite la votación por vías exclusivamente electrónicas, algo que en total afecta a 35.000 urnas de las 350.000 que funcionan en todo el país. Aunque en 31 de los 50 Estados se puede votar de forma digital, este método ha sido adoptado de forma generalizada y sin que deje rastro de papel en Georgia, Nueva Jersey, Carolina del Sur, Luisiana y Delaware, que suman una población de 30,7 millones de habitantes y deciden 40 de los 435 escaños de la Cámara de Representantes, en la que las encuestas prevén una ventaja de los demócratas de sólo 16 votos. El sistema de votación electrónica Tal es la inquietud en estas elecciones que a apenas cuatro semanas de que comience el voto por adelantado, una juez federal ha alertado de que Georgia, con 10 millones de habitantes y 14 escaños, es vulnerable a injerencias durante el voto. Un grupo de activistas demandó a las autoridades de Georgia tras detectar fallos de seguridad en sus servidores electorales. Le pedían a la juez que anulara el voto electrónico y obligara a usar papeletas físicas, algo que rechazó el lunes por la cercanía de la jornada electoral. En 2017 el Gobierno federal notificó a 21 Estados de que habían sido objeto de intentos de «hackeo» procedentes de Rusia en 2016. En julio, el fiscal especial Robert Mueller presentó cargos contra 12 funcionarios rusos por infiltración en los sistemas electorales de varios condados en Georgia, Florida e Iowa. La implantación de sistemas de votación electrónica en EE.UU. comenzó después del agónico recuento de las presidenciales de 2001 en Florida, donde la perforación de las papeletas físicas demoró 36 días la proclamación de George W. Bush como ganador. En teoría esas modernas urnas electrónicas, que no tienen conexión a Internet, están diseñadas a prueba de injerencias. Pero son vulnerables por su método de transmisión de datos: las máquinas contienen unos módems que se conectan a líneas telefónicas para transmitir los resultados electorales a la junta electoral. Esas conexiones se producen con «routers» que pueden ser y de hecho han sido «hackeados» en el pasado. Según Andrew Appel, profesor de ingeniería informática en la universidad de Princeton y experto en procesos de votación, «si la seguridad de quien ofrece esa conexión telefónica no es perfecta ?y no existen las conexiones perfectas? hay un riesgo de vulnerabilidad en esa transmisión». La supuesta manipulación de las elecciones de 2016 por parte de Rusia, que investiga el fiscal Mueller, ha creado dos bandos enfrentados: el presidente y los republicanos que le apoyan creen que no es necesario alterar el sistema de votación, mientras los demócratas demandan una vuelta a las papeletas tradicionales que les costaron la presidencia en 2001. Los críticos con el presidente creen que el decreto firmado la semana pasada, que no menciona a Rusia, es completamente insuficiente. «Debemos asegurarnos de que Vladimir Putin, Rusia y otros agentes extranjeros entienden que responderemos de forma decisiva, con duras consecuencias, a los que interfieran en nuestras elecciones», dijeron el senador demócrata Chris Van Hollen y republicano Marco Rubio en un comunicado crítico con Trump. La preocupación de estos senadores y de una gran cantidad de legisladores, sobre todo demócratas, es que una serie de medidas quirúrgicas, como la inutilización de las máquinas o la anulación de votos, acaben sembrando el caos la jornada electoral o, peor, decanten el resultado a favor de los candidatos más extremistas.
17-09-2018 | Fuente: abc.es
Díaz-Canel no cree una renuncia suprimir el «comunismo» de la Constitución de Cuba
El presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, aseguró este domingo que la eliminación del término «comunismo» en el proyecto de nueva Constitución del país no es una «renuncia» al estar implícito en el socialismo, en su primera entrevista televisiva desde que asumiera el cargo en abril. «No lo entiendo como una renuncia», respondió Díaz-Canel después de que la presidenta de la cadena estatal venezolana Telesur, Patricia Villegas, le preguntara por qué el texto provisional de la próxima Carta Magna menciona solo el «socialismo» como política de Estado, en contraste con la vigente, que consigna el «avance hacia la sociedad comunista». El presidente cubano aludió a las ideas del filósofo alemán Karl Marx, quien planteó el socialismo como un paso previo a alcanzar la meta de la sociedad comunista, al argumentar que «comunismo y socialismo están íntimamente relacionados» y «cualquiera de los dos términos implica el otro». En este sentido, defendió que, casi seis décadas después de imponerse el actual sistema de inspiración soviética bajo el liderazgo de Fidel Castro tras el triunfo de la Revolución de 1959, el país está hoy «más cerca de la construcción socialista, que es compleja y amplia». Junto con la apertura parcial a la economía privada y la eliminación de especificaciones de género en el matrimonio, la eliminación de la aspiración al comunismo ha sido uno de los cambios más destacados del proyecto de la nueva Constitución, que previsiblemente entrará en vigor a finales de año tras someterse el texto final a referéndum. El poder absoluto del Partido Comunista de Cuba Lo que no será modificado respecto a la actual Constitución de 1976 es el poder absoluto del Partido Comunista de Cuba (PCC, único legal), que se mantendrá como la «fuerza dirigente superior» del Estado, en un intento de blindar el sistema al prevenir la irrupción de otras fuerzas políticas. Sobre este asunto la periodista de Telesur también pidió su opinión al presidente cubano, que aludió a la necesidad de mantener la «unidad» frente a supuestos ataques externos para fragmentar la sociedad y la política de la isla. «El enemigo de la revolución cubana sabe que su arma es fragmentar nuestra unidad», alegó, en aparente alusión a EE.UU. y los disidentes de la isla, la mayoría asentados y organizados en la cercana península de Florida, donde gozan de una fuerte influencia política. Díaz-Canel aseguró que las generaciones jóvenes del país «se identifican con la revolución y con el partido» y por tanto están a favor del sistema que prohíbe otras fuerzas políticas al margen del PCC. La entrevista en exclusiva de Telesur a Díaz-Canel, emitida en diferido y supuestamente grabada días atrás, ha acaparado interés en Cuba al ser la primera que concede el mandatario, de 58 años, que el pasado 20 de abril asumió el mando del país de manos de Raúl Castro, que permanecerá al frente del PCC hasta 2021.
17-09-2018 | Fuente: abc.es
Díaz-Canel, a favor de la aprobación del matrimonio homosexual en Cuba
El presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, aseguró este domingo que la eliminación del término «comunismo» en el proyecto de nueva Constitución del país no es una «renuncia» al estar implícito en el socialismo, en su primera entrevista televisiva desde que asumiera el cargo en abril. Por otro lado, y haciendo otro anuncio llamativo, Díaz-Canel se manifestó a favor de modificar la definición de matrimonio la Constitución, lo que abriría las puertas a la eventual aprobación de una ley que avale el matrimonio homosexual en la isla. «No lo entiendo como una renuncia», respondió Díaz-Canel después de que la presidenta de la cadena estatal venezolana Telesur, Patricia Villegas, le preguntara por qué el texto provisional de la próxima Carta Magna menciona solo el «socialismo» como política de Estado, en contraste con la vigente, que consigna el «avance hacia la sociedad comunista». El presidente cubano aludió a las ideas del filósofo alemán Karl Marx, quien planteó el socialismo como un paso previo a alcanzar la meta de la sociedad comunista, al argumentar que «comunismo y socialismo están íntimamente relacionados» y «cualquiera de los dos términos implica el otro». En este sentido, defendió que, casi seis décadas después de imponerse el actual sistema de inspiración soviética bajo el liderazgo de Fidel Castro tras el triunfo de la Revolución de 1959, el país está hoy «más cerca de la construcción socialista, que es compleja y amplia». Junto con la apertura parcial a la economía privada y la eliminación de especificaciones de género en el matrimonio, la eliminación de la aspiración al comunismo ha sido uno de los cambios más destacados del proyecto de la nueva Constitución, que previsiblemente entrará en vigor a finales de año tras someterse el texto final a referéndum. El poder absoluto del Partido Comunista de Cuba Lo que no será modificado respecto a la actual Constitución de 1976 es el poder absoluto del Partido Comunista de Cuba (PCC, único legal), que se mantendrá como la «fuerza dirigente superior» del Estado, en un intento de blindar el sistema al prevenir la irrupción de otras fuerzas políticas. Sobre este asunto la periodista de Telesur también pidió su opinión al presidente cubano, que aludió a la necesidad de mantener la «unidad» frente a supuestos ataques externos para fragmentar la sociedad y la política de la isla. «El enemigo de la revolución cubana sabe que su arma es fragmentar nuestra unidad», alegó, en aparente alusión a EE.UU. y los disidentes de la isla, la mayoría asentados y organizados en la cercana península de Florida, donde gozan de una fuerte influencia política. Díaz-Canel aseguró que las generaciones jóvenes del país «se identifican con la revolución y con el partido» y por tanto están a favor del sistema que prohíbe otras fuerzas políticas al margen del PCC. La entrevista en exclusiva de Telesur a Díaz-Canel, emitida en diferido y supuestamente grabada días atrás, ha acaparado interés en Cuba al ser la primera que concede el mandatario, de 58 años, que el pasado 20 de abril asumió el mando del país de manos de Raúl Castro, que permanecerá al frente del PCC hasta 2021.
16-09-2018 | Fuente: abc.es
Luisa Ortega Díaz: «Maduro aplica un plan de exterminio contra la población»
Luisa Ortega Díaz fue destituida como fiscal general de Venezuela por Nicolás Maduro en julio de 2017, tras denunciar la ruptura del hilo constitucional y los excesos del régimen durante las protestas ciudadanas. En el exilio ha llevado ante el Tribunal Supremo (TSJ) legítimo, en Bogotá, la acusación por corrupción del mandatario venezolano, que ha sido condenado a 18 años de prisión. Responde por teléfono a ABC. ¿Qué capacidad hay para materializar la condena del TSJ en el exilio? El reconocimiento de los Estados es al Tribunal legítimo. Las autoridades que están en Venezuela, excepto el parlamento, son ilegítimas. Por ello, es deber del TSJ en el exilio y los distintos gobiernos reconocer esa sentencia. Aplicando las decisiones del Tribunal, Maduro ya no es el presidente legítimo y está inhabilitado para el cargo. Igualmente, esta decisión debe de ser acogida por organismos multilaterales como Interpol, que tendrían que declarar una alerta roja contra Maduro. ¿Para qué ha servido hasta ahora? La sentencia sirve para que, una vez derrotado el tirano de Venezuela, no haya que buscar elementos para procesarlo, puesto que ya hay condena firme. Además, visibiliza ante el mundo la trama de corrupción que compromete a Maduro. Hay pruebas fehacientes de su compromiso con Odebrecht en hechos de corrupción probados en detrimento del patrimonio del Estado. ¿Cuáles son los siguientes pasos que debe de dar el Tribunal? Tiene que oficiar o personarse en los distintos espacios a nivel global para que la sentencia se cumpla. Ir, por ejemplo, a Interpol y enviar copia certificada de la sentencia a distintos países. «Me identifiqué con el discurso de Chávez cuando tenía una propuesta humanista, pero con Maduro es una tiranía y atropello a los derechos del pueblo» ¿Ha gozado Maduro de garantías? Se le garantizó el debido proceso, no actuamos como él, sobre todo con sus adversarios, a los que viola todos sus derechos. Se designó un defensor público, porque Maduro nunca atendió ni las llamadas ni los oficios que se le enviaron para que se personara. ¿Cuáles son sus próximas acciones? Con fundamento en la Convención de Palermo, vamos a acudir a organismos de distintos países, ya sean Ministerios Públicos o al Poder Judicial, porque es probable que tengan más fuerza. No por menoscabar la decisión del Supremo en el exilio, pero siempre existen opiniones que hay que evaluar sobre si se cumplieron todas las acciones de ley con estos asuntos. Esto no sucedería si, por ejemplo, la Fiscalía de Perú, la de Brasil o cualquier sitio investiga a Diosdado Cabello. ¿Qué pruebas tiene contra Cabello? Lo que tenemos le compromete en la trama de Odebrecht y lo voy a mostrar cuando sea oportuno. El resultado de cualquier proceso penal es mostrar las pruebas en el juicio y no que haya una elucubración en los medios. ¿Es el mismo caso de Odebrecht que salpica a Maduro? Hay evidencias que comprometen a Cabello en esa trama, pero también otros casos. Yo entregué al diputado Ismael García pruebas que le comprometen en una trama de corrupción distinta y este diputado presentó las evidencias a la Fiscalía en Florida y se inició una investigación. Estamos buscando un organismo que, como en ese caso, pueda tener también competencias para investigar este caso. Leopoldo López, bajo arresto domiciliario, fue condenado cuando usted era fiscal general. ¿Comparte la decisión de arresto domiciliario? Nuestra Constitución establece el principio de libertad. Es decir, una persona puede ser condenada y permanecer en libertad. En ocasiones, estando en el ejercicio de mi cargo, he defendido esta postura. Yo era fiscal general, pero no estuve presente en ese juicio, así que no puedo decir si lo que se debatió fue lo correcto. La fiscal general de Venezuela en el exilio, en el Congreso de Colombia el pasado abril - Efe ¿Qué vínculos mantiene con la oposición venezolana? Una relación de respeto e interacción, como mantengo con muchos actores del Gobierno. La diferencia es que con el Gobierno no es pública, tiene que ser privada, porque, si no, la vida de ellos estaría en riesgo. ¿Queda algo de chavismo en usted? Siempre he estado identificada con las causas justas, de respeto a los derechos humanos, la igualdad y la justicia. Me identifiqué con el discurso de Chávez cuando tenía una propuesta humanista, pero se fue desdibujando. Con Maduro, sin embargo, se ha convertido en una tiranía y de atropello a los derechos del pueblo. ¿Por qué tardó tanto en tener una posición crítica con el chavismo? Los funcionarios del Ministerio Fiscal no pueden tener militancia política. Desde que tomé el cargo el 2 de enero de 2008, siempre fui crítica con el Ejecutivo y en 2009 formé un escándalo por tema de abusos policiales. Luego, en 2014, fui bastante crítica porque detuvieron a casi mil personas en protestas y pedimos para más de 700 la libertad sin cargos, porque eran detenciones arbitrarias. Perseguí a una ministra de salud porque robó casi mil millones de dólares de tres hospitales, pero el Poder Ejecutivo y el Judicial la protegieron. Siempre fui crítica. ¿Cuál es la principal diferencia entre Chávez y Maduro? Quien está en el poder en Venezuela es un tirano, no un hombre de Estado. Ha sembrado el terror y atropellado los derechos de los venezolanos, que huyen del país porque saben que quedarse es morir. Maduro está implementando un plan de exterminio contra la población y, además, es una amenaza para la seguridad de toda la región. «La crisis de refugiados pone en peligro la región» Usted va a acudir a la ONU por la crisis migratoria. ¿Qué acciones debería adoptar? Debe declarar la crisis de refugiados, porque eso da una serie de derechos a los venezolanos que deambulan por varios países. Primero, la prohibición de devolución y la posibilidad de desarrollarse profesionalmente, ya que muchos han salido y no tienen apostillados sus títulos. Recientemente comentó que Maduro tiene los días contados. ¿Sigue pensando lo mismo? Sí, estoy convencida, porque es una bomba de tiempo. Ni la gente acomodada encuentra medicamentos ni comida. O los países entienden la implosión que hay y la atajamos pronto, o pondrá en peligro la estabilidad de la región.
14-09-2018 | Fuente: abc.es
Trump insulta a Puerto Rico y niega los muertos por el huracán
La semana que viene se cumple un año de la llegada del huracán María a Puerto Rico, y la isla todavía tiene abiertas las heridas que dejó. Hace solo un mes se recuperó el acceso eléctrico en todo el territorio, y buena parte de sus infraestructuras siguen afectadas. Pero hay palabras que duelen más que pasar un año sin luz, sin posibilidad de conservar los alimentos, sin enchufar un ventilador para combatir el calor o sin servicios básicos en los hospitales. Donald Trump aseguró ayer que las estimaciones de fallecidos de María en Puerto Rico -territorio soberano de EE.UU.- son un invento. «No murieron tres mil personas en los huracanes que golpearon Puerto Rico», dijo en Twitter. 3000 people did not die in the two hurricanes that hit Puerto Rico. When I left the Island, AFTER the storm had hit, they had anywhere from 6 to 18 deaths. As time went by it did not go up by much. Then, a long time later, they started to report really large numbers, like 3000..? Donald J. Trump (@realDonaldTrump) September 13, 2018Explicó que cuando él visitó la isla, dos semanas después del huracán, la cifra de muertos estaba «entre 6 y 18 fallecidos» y que «los demócratas» confeccionaron una cifra mucho mayor «para hacerme quedar mal». Añadió que él tuvo éxito en conseguir «miles de millones de dólares» para la reconstrucción y que cuando una persona fallecía «por vieja» la metían en la lista. El mensaje, además de un insulto a la cara de las víctimas y de sus familiares, es un cúmulo de falsedades y de interpretaciones erróneas. Trump se olvidó de decir que la cifra de muertos que le dieron el mismo día que visitó Puerto Rico había subido a 45 cuando por la tarde se volvió a subir en el Air Force One. Y, sobre todo, hizo una caracterización falsa del número de fallecidos, que es una estimación establecida por un informe de la Universidad George Washington y que utiliza parámetros objetivos: compara los datos históricos de fallecidos en un periodo con los registrados en los meses posteriores al huracán. Factores como la ausencia de electricidad durante meses, la propagación de enfermedades, el desabastecimiento de agua o el cierre de hospitales se debieron al huracán y se relacionan de forma directa con el aumento de la mortalidad. Durante meses, el Gobierno de Puerto Rico aseguró que la cifra de muertos era de 64. Este verano, aceptó como buenos los datos de la Universidad George Washington. Seis meses después de la llegada de María, ABC visitó Puerto Rico y comprobó cómo la electricidad y el agua no habían llegado a amplias zonas de la isla, con municipios donde cerca del 70% de la población no tenía acceso y donde los hospitales seguían cerrados. No es el primer insulto de Trump a los puertorriqueños. En su visita tras el huracán, dijo que no era tan importante como «una catástrofe real como Katrina», en referencia al huracán que asoló Nueva Orleans en 2005; lanzó rollos de papel de cocina a la población haciéndose pasar por un jugador de baloncesto, y criticó que la isla había despilfarrado su presupuesto. Distorsionar la verdadLas declaraciones de Trump han sido recibidas por críticas furiosas de los demócratas -el senador Bennie Thompson ha exigido su «dimisión inmediata»- y de algunos republicanos, como Ileana Ros Lehtinen, representante de Florida en la Cámara de Representantes. «¿Cómo puedes ser tan egocéntrico como para distorsionar tanto la verdad?», se preguntó. La respuesta, probablemente, la sabe Trump: un insulto a Puerto Rico no le enfrenta a sus bases electorales. Quizás lo contrario.
07-09-2018 | Fuente: abc.es
Melania Trump, contra el funcionario que atacó a su marido: «Sabotea al país con sus acciones cobardes»
El presidente de EE.UU., Donald Trump, encabeza una febril campaña para desenmascarar al autor del artículo anónimo publicado este miércoles en el diario «The New York Times», que una veintena de asesores del mandatario han negado haber escrito. Uno tras otro, los miembros del gabinete y consejeros de Trump difundieron comunicados en los que negaban haber redactado la tribuna firmada por un «alto funcionario del Gobierno estadounidense» y que describía una campaña de «resistencia» al presidente por parte de varios miembros del Ejecutivo. Hasta la primera dama, Melania Trump, se pronunció sobre el escándalo para instar al funcionario en cuestión a «defender públicamente sus palabras». «Al autor del artículo de opinión: Usted no está protegiendo este país, usted está saboteándolo con sus acciones cobardes», dijo Melania Trump en un comunicado enviado a Efe. Trump, que ya ventiló el miércoles su ira por lo que considera una «traición», guardó hoy silencio sobre el tema, y únicamente emitió un tuit en el que acusó a «la izquierda» y a los medios de comunicación de haberse «vuelto locos», sin mencionar el artículo. Sin embargo, el presidente pidió que le imprimieran y trajeran a su despacho cada comunicado de los miembros de su gabinete y su equipo según se iban publicando, informó la cadena televisiva CNN. El primero en llegar fue el del vicepresidente de EE.UU., Mike Pence, que había encabezado las especulaciones debido a su gusto por la palabra «lodestar» («estrella polar» o «inspiración»), de uso muy poco común y que aparecía hacia el final de la tribuna. «El vicepresidente pone su nombre en sus artículos de opinión», afirmó en un tuit Jarrod Agen, el director de Comunicación de Pence. El propio Pence opinó después, en declaraciones a los periodistas desde Orlando (Florida), que el autor de la columna «debería renunciar», tal y como exigió el miércoles la portavoz de la Casa Blanca, Sarah Huckabee Sanders. El director nacional de Inteligencia de EE.UU., Dan Coats, y el secretario de Estado, Mike Pompeo, no tardaron en seguir el ejemplo de Pence, y a media tarde, más de 20 funcionarios se habían desvinculado del texto, ya fuera directamente o mediante sus portavoces. Entre ellos estaban los secretarios de Defensa, James Mattis; Justicia, Jeff Sessions; Seguridad Nacional, Kirstjen Nielsen; Tesoro, Steven Mnuchin; y Comercio, Wilbur Ross; además del asesor económico de Trump Kevin Hassett; su consejero de Seguridad Nacional, John Bolton; y el abogado jefe de la Casa Blanca, Don McGahn. En la lista hubo una ausencia notable: la del jefe de gabinete de la Casa Blanca, John Kelly, quien esta semana sí refutó públicamente el contenido del libro de Bob Woodward, pero que hoy guardó silencio, como también hicieron la hija y asesora de Trump, Ivanka, y su esposo Jared Kushner, aunque pocos en Washington sospechan de ellos. La reacción más extrema la tuvo la portavoz de la Casa Blanca, quien publicó en Twitter el número de teléfono de la sección editorial del diario «The New York Times» -la única que conoce la identidad del funcionario-, y animó a los estadounidenses a llamarles para exigir que desvelen quién es la fuente. «Si quieren saber quién es este cobarde perdedor, llamen al despacho de opinión del fracasado NYT (New York Times). Ellos son los únicos cómplices de este acto fraudulento», sentenció Sanders. Algunos periodistas del rotativo aseguraron haber recibido furibundas llamadas de seguidores de Trump, aunque al periódico también llegaron mensajes de apoyo por su decisión de publicar el texto. La especulación sobre el tema llegó a tal punto que algunos sitios de apuestas por Internet lanzaron envites relacionados con el autor del artículo: en la web MyBookie.com, con sede en Costa Rica, la mayoría de los usuarios optaron por Pence; mientras que en la canadiense Bovada, el sospechoso principal era Sessions.
05-09-2018 | Fuente: abc.es
El candidato al Supremo de Trump niega el saludo a un padre de una víctima de Parkland
El padre de una adolescente que fue asesinada en Parkland, Florida en un instituto de secundaria, en el tiroteo donde murieron 17 personas el pasado 14 de febrero, fue a estrechar la mano al candidato de Donald Trump a la Corte Suprema, Brett Kavanaugh sin que este se la aceptara. Esto ocurrió durante un descanso en la audiencia de confirmación de este martes. Fred Guttenberg, padre de Jaime Guttenberg, posteriormente tuiteó que Kavanaugh le «retiró su mano, me dio la espalda y se alejó. Supongo que no quería lidiar con la realidad de la violencia armada». Just walked up to Judge Kavanaugh as morning session ended. Put out my hand to introduce myself as Jaime Guttenberg's dad. He pulled his hand back, turned his back to me and walked away. I guess he did not want to deal with the reality of gun violence.? Fred Guttenberg (@fred_guttenberg) 4 de septiembre de 2018Raj Shah, el portavoz de la Casa Blanca, ha justificado el suceso alegando que la seguridad apareció antes de que Kavanaugh pudiera estrechar la mano al «individuo no identificado» y compartió un video del momento, afirmando que mostraba que «cuando el juez se retiraba y ya se había dado la vuelta y comenzado a caminar, la seguridad intervino se lo llevó». NEW VIDEO of hearing room clearly shows security intervened when Judge #Kavanaugh was approached. pic.twitter.com/ZGRRCcWroW? Raj Shah (@RajShah45) 4 de septiembre de 2018
03-09-2018 | Fuente: elpais.com
La tormenta tropical Gordon golpea el sur de Florida con fuertes lluvias y vientos huracanados
Está pronosticado su fortalecimiento durante las próximos 36 horas, con posibilidad de convertirse en huracán cuando toque tierra a lo largo de la costa central del Golfo
1
...