Infortelecom

Noticias de estados unidos

16-06-2022 | Fuente: abc.es
Zelenski sopesa acudir en persona a la cumbre de la OTAN en Madrid
El presidente ucraniano, Volodímir Zelenski, podría asistir en persona a la cumbre de la OTAN en Madrid, según anunció el secretario general de la organización, Jens Stoltenberg, en una rueda de prensa al inicio de una reunión de los ministros aliados de Defensa. «El presidente está invitado para dirigirse a todos los líderes. Es más que bienvenido si viene en persona, pero si no puede, lo hará de nuevo por videoconferencia. Estamos deseando escuchar su intervención y los aliados están muy comprometidos con su apoyo y en demostrar su solidaridad, no solo con palabras, sino con hechos. El presidente ya nos habló en la última cumbre y lo hará de nuevo en Madrid en dos semanas». Hasta ahora son los líderes occidentales los que se han desplazado a Kiev para mostrar su apoyo al líder ucraniano, pero esta sería la primera vez que este abandona su país desde la invasión rusa. Su presencia en la cumbre de la OTAN, aunque Ucrania no sea un país miembro, sería una señal de gran calado en lenguaje diplomático, teniendo en cuenta las circunstancias actuales. La cumbre de Madrid se centrará sobre todo en la ratificación del ingreso de Suecia y Finandia en la organización. Para ello, Stoltenberg ha hecho gestiones ante el Gobierno turco para que levante sus objeciones a la entrada de Suecia por su política de simpatía hacia los independentistas kurdos. Los ministros de Defensa aliados han decidido, entre otras cosas, posicionar armamento y material en bases más próximas a la frontera con Rusia y Bielorrusia para que en caso de conflicto solo fuera necesario trasladar a los soldados. Por su parte, el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, anunció ayer un nuevo paquete de ayudas a Ucrania de 960 millones de euros, que incluirá artillería adicional y armas de defensa, así como municiones para la artillería y sistemas avanzados de cohetes.
16-06-2022 | Fuente: abc.es
Watergate y el sesgo cognitivo
Desde los años setenta, la psicología social viene estudiando el llamado sesgo cognitivo. Este concepto supone la interpretación sistemática y errónea de la información disponible hasta el punto de influir en la forma en que procesamos pensamientos, tomamos decisiones o emitimos juicios de valor. Es decir, que no hay peor ciego que el que no quiere ver. En Estados Unidos, el sesgo cognitivo sobre el letal asalto al Capitolio se mantiene en magnitudes epidémicas a pesar de ser la escena del crimen más fotografiada y grabada del mundo. A los 17 meses de la peor crisis en los dos siglos y medio de su historia constitucional, uno de cada tres estadounidenses todavía cree la gran mentira de que a Trump le.. Ver Más
15-06-2022 | Fuente: abc.es
China insiste en la legitimidad de la invasión rusa de Ucrania
El presidente chino, Xi Jinping, le dijo hoy a su homólogo ruso, Vladímir Putin, durante una conversación telefónica, que «todas las partes deben trabajar para resolver la crisis en Ucrania de una manera responsable», aseguran el canal chino CCTV y la agencia Xinhua. El líder chino confirmó además la disposición de su país a ayudar para poner fin al conflicto en Ucrania y subrayó que Pekín «está siguiendo una política independiente» en relación con Kiev. La agencia Bloomberg, por su parte, también citando a la televisión estatal china, informó que Xi le dijo a Putin que «China continuaría apoyando a Rusia en cuestiones clave de soberanía y seguridad», pero en este apartado no señaló en concreto a Ucrania ni tampoco a Taiwán. El Kremlin, por su parte, a través de su página web, difundió un comunicado subrayando que los presidentes ruso y chino «constataron que Rusia y China, como han venido haciendo hasta ahora, actúan desde una posición común o muy cercana, defienden de forma consecuente los principios fundamentales del Derecho Internacional y buscan construir un sistema internacional verdaderamente multipolar y justo». Putin en particular, prosigue la nota, «expuso sus valoraciones fundamentales sobre la situación en Ucrania y las tareas a resolver durante la operación militar especial. El presidente de China destacó la legitimidad de las acciones tomadas por Rusia para proteger los intereses nacionales fundamentales frente a los desafíos a su seguridad creados por fuerzas externas». El comunicado pone además de manifiesto que la conversación «se desarrolló de manera tradicionalmente cálida y amistosa». El jefe del Kremlin subrayó, en relación con Taiwán y Hong Kong, que se opone a que cualquier fuerza interfiera en los asuntos internos de China. Este ha sido el segundo contacto telefónico de ambos líderes desde que Rusia inició la invasión de Ucrania el pasado 24 de febrero. El primero tuvo lugar al día siguiente del comienzo de la intervención militar. China se ha negado desde el principio a condenar las acciones de Rusia o llamarlas invasión, pero siempre llamó a alcanzar una solución negociada. China y Rusia se han acercado cada vez más en los últimos años, y en febrero Putin y Xi firmaron una asociación estratégica de amplio alcance destinada a contrarrestar la influencia de Estados Unidos. Proclamaron que sus países «no tendrán áreas de cooperación 'prohibidas'» mientras el mandatario ruso respaldaba a su interlocutor en la reivindicación de Taiwán. El 10 de junio, Rusia y China abrieron un nuevo puente transfronterizo en el Lejano Oriente que esperan impulse aún más el comercio. Moscú lucha por lidiar con las amplias sanciones occidentales impuestas a lo largo de los años después de que estallase, ya en 2014, la crisis ucraniana.
15-06-2022 | Fuente: abc.es
Argentina, en vilo por un avión venezolano sospechoso con tripulación iraní
Desde hace varios días, Argentina tiene retenido un avión de origen venezolano y con tripulación de origen iraní. La aeronave, proveniente de México, aterrizó en Buenos Aires el pasado 6 de junio. Se trata de un Boeing 747-300 que pertenece a la empresa Emtrasur, la subsidiaria de cargas de la firma Conviasa, con sede en la ciudad de Caracas. Lo que está sucediendo en estos momentos en Argentina tiene todos los condimentos de una película de acción. No solamente existe un conflicto diplomático, que involucra a Estados Unidos, Venezuela, Irán y Paraguay, sino también la posibilidad de los vínculos de la aeronave con una organización terrorista. El avión sospechoso Si bien en un principio la noticia pasó casi desapercibida para la prensa local, con el avance de las horas -y la llegada de nuevas informaciones-, esta comenzó a ocupar cada vez más espacio en los periódicos y radios argentinas por el peso de los actores involucrados. Hace ya una semana, la aeronave aterrizaba en el aeropuerto internacional de Ezeiza para luego intentar cruzar al país vecino, Uruguay. Es ahí cuando comenzaron a advertirse los problemas. El día 8 de junio, al avión de origen venezolano -que transportaba autopartes- se le prohibió el aterrizaje en Montevideo y es entonces cuando regresó a la ciudad de Buenos Aires. La decisión de Uruguay de impedir el aterrizaje de la aeronave despertó sospechas e hizo saltar las alarmas en Argentina y fue allí cuando algunos diputados pidieron que se investigara el caso. A partir de allí, se tomó la decisión de retener el avión, que continúa guardado en el aeropuerto de Ezeiza. Por otro lado, la tripulación, integrada por 14 venezolanos y cinco iraníes, se encuentra también retenida en un hotel en el país del tango. La investigación Lo que comenzó siendo solo una noticia de un avión impedido de salir fue generando cada vez más preocupación en Argentina al conocerse algunos datos más acerca de la extraña aeronave y los viajeros que venían en ella. En la mañana del martes en Buenos Aires, el juez Federico Villena decidió registrar el hotel Hotel Plaza Central Canning, en el que se están alojando los 19 miembros de la tripulación del avión. Sus pasaportes ya se encuentran en manos de la justicia local, que buscará conocer la identidad de los viajeros y cuáles son sus relaciones laborales y comerciales. Por otra parte, este mismo día se supo que este mismo avión operó durante 15 años con la aerolínea iraní Mahan Air, y que el gobierno de Estados Unidos había indicado varias veces que esta línea aérea buscaba desestabilizar y servir a los intereses de Siria y Venezuela. A su vez, el país norteamericano también había vinculado dicha aerolínea a las Fuerzas Quds, de la Guardia Revolucionaria de Irán. Incluso, sancionó a la empresa hace más de dos años. De hecho, el ministro argentino de Seguridad, Aníbal Fernández, ya había señalado este lunes que uno de los tripulantes de la sospechosa aeronave, Gholamreza Ghasemi, " familiar del ministro del Interior de Irán", pertenece a la Fuerza Quds. Pero hay otro país involucrado en la polémica por el sospechoso avión. Antes de regresar a territorio argentino, había pasado también por Paraguay. Concretamente, por Ciudad del Este. Esta ciudad se encuentra en la zona llamada «triple frontera», ya que se ubica en los límites de Argentina, Brasil y Paraguay. Allí su tripulación habría pasado todo un fin de semana, sin pasar por ningún tipo de control, según informa la prensa argentina: Actualmente, la justicia local se encuentra investigando qué tipo de actividades realizaron sus integrantes durante esos días. Alerta y preocupación Además de la prohibición de Uruguay de permitir el ingreso de esta aeronave en su territorio, algo que llamó la atención, tanto en Paraguay como en Argentina, es el número de personas que viajaban en el avión, dado que habitualmente los aviones de carga requieren una cantidad de personal mucho menor. Todos estos datos también se están teniendo en cuenta en la investigación. A su vez, la polémica del avión despertó las alarmas en Washington. Según informa el diario argentino La Nación, es sabido que al menos un agente de la Oficina Federal de Investigaciones (FBI), cuya base de operaciones es Buenos Aires, viajó de urgencia a Paraguay en busca de encontrar información vinculada a esta aeronave y sus tripulantes cuyas actividades preocupan en el hemisferio sur.
15-06-2022 | Fuente: abc.es
Esta es la lista de las armas que necesita Ucrania para acabar la guerra: «Todo depende de lo que nos dé Occidente»
El asesor presidencial ucraniano y negociador en las conversaciones de paz Mykhailo Podolyak reveló el lunes las armas que Ucrania necesita para poner fin a la guerra contra Rusia, a medida que se intensifican los combates en el este de Ucrania. «Para poner fin a la guerra necesitamos paridad de armas pesadas», dijo Mykhailo Podolyak en Twitter el lunes por la mañana. Para poner terminar el conflicto, Ucrania necesita 1.000 obuses calibre 155 mm, 300 MLRS (M270 Multiple Launch Rocket System), 500 tanques, 2.000 vehículos blindados y 1.000 drones, agregó Podolyak.<blockquote class="twitter-tweet"><p lang="en" dir="ltr">Being straightforward ? to end the war we need heavy weapons parity:<br><br> 1000 howitzers caliber 155 mm;<br> 300 MLRS;<br> 500 tanks;<br> 2000 armored vehicles;<br> 1000 drones.<br><br>Contact Group of Defense Ministers meeting is held in <a href="https://twitter.com/hashtag/Brussels?src=hash&amp;ref_src=twsrc%5Etfw">#Brussels</a> on June 15. We are waiting for a decision.</p>&mdash; ??????? ??????? (@Podolyak_M) <a href="https://twitter.com/Podolyak_M/status/1536245024354144257?ref_src=twsrc%5Etfw">June 13, 2022</a></blockquote> <script async src="https://platform.twitter.com/widgets.js" charset="utf-8"></script> La petición del funcionario ucraniano los aliados internacionales se produce cuando Rusia avanza con su ofensiva en la región oriental de Ucrania, y cuando las tropas rusas obligaron a las unidades de Ucrania a salir del centro de Severodonetsk, una ciudad estratégicamente vital en la región que Moscú está tratando de conquistar. Vadym Skibitsky, subjefe de la inteligencia militar de Ucrania, dijo el viernes a 'The Guardian' que la guerra ahora depende de las armas que Ucrania recibe de los aliados occidentales. «Ahora todo depende de lo que nos dé [Occidente]», dijo Skibitsky. El viernes, el gobernador regional de Mykolaiv, Vitaliy Kim, también pidió más apoyo de los aliados estadounidenses y europeos, informó VOA News. «El ejército de Rusia es más poderoso, tiene mucha artillería y municiones. Por ahora, esta es una guerra de artillería.. y no tenemos municiones», declaró Kim, hablando desde cerca del frente. «La ayuda de Europa y Estados Unidos es muy, muy importante». Serhiy Gaidai, gobernador de la región ucraniana de Lugansk, dijo que «los próximos dos o tres días serán significativos» para la ciudad de Severodonetsk. Las tropas rusas están intentando apoderarse de Severodonetsk y su ciudad gemela Lysychansk; hacerlo colocaría todo Lugansk bajo el control ruso y otorgaría al presidente ruso, Vladimir Putin, una especie de victoria militar. El 1 de junio, Estados Unidos prometió asistencia militar a Ucrania, incluidos helicópteros, sistemas de armas antitanque Javelin, radares y vehículos tácticos. Por esta razón, el portavoz del Kremlin, Dmitry Peskov, acusó a la administración de Biden de «echar leña al fuego de forma deliberada y diligente».
15-06-2022 | Fuente: abc.es
Biden anuncia la construcción de silos temporales a lo largo de la frontera de Ucrania para exportar grano
El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, anunció este martes la construcción de silos temporales a lo largo de la frontera con Ucrania, también en Polonia, en un intento por ayudar a exportar más granos del país devastado por la guerra y abordar una creciente crisis alimentaria mundial. Desde la invasión rusa de Ucrania el 24 de febrero y el bloqueo de sus puertos en el Mar Negro, los envíos de cereales se han estancado y más de 20 millones de toneladas están atascadas en silos. Ucrania ha advertido que se enfrenta a una escasez de silos para una nueva cosecha de cereales. La guerra ha disparado los precios de los cereales, del aceite, el combustible y los fertilizantes. Rusia y Ucrania representan casi un tercio de los suministros mundiales de trigo. Ucrania también es un importante exportador de maíz y aceite de girasol y Rusia es un importante exportador de fertilizantes. «Estoy trabajando en estrecha colaboración con nuestros socios europeos para sacar al mercado 20 millones de toneladas de granos bloqueados en Ucrania para ayudar a reducir los precios de los alimentos», dijo Biden en un encuentro sindical en Filadelfia. «No puede salir por el Mar Negro porque saldrá volando del agua». Desde el comienzo del conflicto, Ucrania y Rusia han sembrado minas marinas. Unos 84 barcos extranjeros todavía están atrapados en puertos ucranianos, muchos de los cuales tienen cargamentos de granos a bordo. Biden dijo que Estados Unidos está trabajando en un plan para sacar el grano de Ucrania por ferrocarril, pero señaló que los anchos de vía del ferrocarril ucraniano son diferentes a los de Europa, por lo que el grano debe transferirse a diferentes trenes en la frontera. «Así que vamos a construir silos, silos temporales, en las fronteras de Ucrania, incluso en Polonia», dijo Biden. Para el presidente de EE.UU., el grano podría transferirse de esos vagones de tren ucranianos a los nuevos silos, y luego a los vagones de carga europeos para «llevarlo al océano y llevarlo al otro lado del mundo. Pero está tomando tiempo», agregó. «Acuerdo global» El Ministerio de Agricultura de Ucrania dijo el martes que los países europeos estaban considerando proporcionar silos temporales para «proteger la cosecha y asegurar el suministro futuro de granos a los mercados mundiales», pero sin dar más detalles. Ucrania sostiene que la mejor manera de hacer que sus exportaciones de granos vuelvan a moverse rápidamente es a través de los envíos del Mar Negro. El secretario general de la ONU, Antonio Guterres, está tratando de negociar lo que él llama un «acuerdo global» para reanudar tanto las exportaciones ucranianas del Mar Negro como las exportaciones rusas de alimentos y fertilizantes, que según Moscú se vieron afectadas por las sanciones occidentales. La ONU ha descrito hasta ahora las conversaciones con Rusia como «constructivas».
14-06-2022 | Fuente: abc.es
Un escollo legal anula la primera deportación de solicitantes de asilo del Reino Unido a Ruanda
A cambio de 120 millones de libras (unos 138 millones de euros), Ruanda aceptó recibir a algunos de los solicitantes de asilo que llegaron al Reino Unido a través del canal de la Mancha, personas de orígenes diversos -sirios, afganos, sudaneses- que hoy iban a empezar a ser deportadas por Londres. En un giro de última hora, el Tribunal Europeo de Derechos Humanos emitió una orden el martes por la noche para detener la salida de uno de los afectados, un ciudadano iraquí que llegó a suelo británico tras una larga travesía por Turquía y el canal de la Mancha. Según fuentes del Gobierno británico citadas por Reuters, el vuelo ha sido cancelado por completo. A pesar de la insistencia del primer ministro británico, Boris Johnson, por deportar inmigrantes a Ruanda, una medida que ha recibido duras críticas de organizaciones humanitarias, del arzobispo de Canterbury e incluso del Príncipe Carlos, un obstáculo legal ha terminado por interponerse en sus planes. GALERÍA «Ha habido incidentes en que los solicitantes de asilo o los refugiados han sufrido violaciones por parte de las autoridades ruandesas, como el caso de Kiziba en febrero de 2018, cuando murieron once refugiados congoleños. No sabemos qué va a pasar con los solicitantes de asilo que el Reino Unido envía a Ruanda si esas personas se organizan para reclamar sus derechos. No sabemos qué trato que van a recibir de las autoridades ruandesas», denuncia Christian Rumu, activista de Amnistía Internacional. Según detalla a través del teléfono, su organización ha detectado numerosas violaciones de derechos humanos, sobre todo relacionadas con el derecho a la libertad de expresión, con detenciones de periodistas, ?youtubers? o blogueros, y con el derecho a la libertad política, tras la persecución y arresto de líderes opositores críticos con el presidente del país, Paul Kagame. Desarrollo sin derechos Más allá de las consideraciones humanitarias y las dudas sobre la legalidad de las deportaciones, lo cierto es que el plan de Johnson recibe críticas por la elección del país de destino. Situado en la región de los Grandes Lagos y de un tamaño que apenas supera a la Comunidad Valenciana, Ruanda, escenario de uno de los últimos genocidios del siglo XX, cuenta con unos 13 millones de habitantes (2020) y goza de una buena salud económica, aunque amenazada por el impacto de la pandemia. Así lo explica el Banco Mundial en un breve informe, en el que hace hincapié en su estabilidad política desde mediados de los 90 y cita los notables avances sociales conseguidos a partir de entonces, como la reducción de dos tercios de la mortalidad infantil, la matriculación casi universal en la escuela primaria, el aumento significativo de la esperanza de vida (de 29 a 69 años) y la sustancial reducción de la pobreza. Se trata de una lista de logros digna de tener en consideración, pues se llevó a cabo tras el asesinato de cerca de 800.000 personas, en su mayoría tutsis y hutus moderados, y bajo la tutela de Kagame, un personaje hábil con una biografía en la que se suceden las luces y las sombras. «Al principio, Londres quería enviar a los solicitantes de asilo a Ghana, pero Ghana lo rechazó, porque consideraba que la oferta no era legal, ya que los inmigrantes habían solicitado el asilo para estar en el Reino Unido. Luego lo intentaron con Tanzania, que también dijo que no. Ruanda ha aceptado porque hay mucho dinero en juego y también porque su Gobierno se ha visto un poco debilitado a nivel internacional tras las críticas por las violaciones de derechos humanos», explica el historiador Dagauh Komenan. «Ruanda es un país muy complicado, porque, por una parte, es muy querido, y, por otra, a la gente no le gusta demasiado. Disfruta de un gran crecimiento económico, también es uno de los países que más mujeres tiene en su parlamento, pero se reprime a los opositores y a las minorías», añade. «El Gobierno ruandés sabe que tener a su lado al Reino Unido es muy importante». De París a Londres Como recuerda Komenan, la firma el pasado abril del Memorando de Entendimiento que posibilita las deportaciones de solicitantes de asilo se enmarca en un contexto más amplio, el de las nuevas relaciones que Ruanda entabló con el Reino Unido tras el genocidio. Según contó hace un año a ABC el periodista Jean Hatzfeld, uno de los temores del expresidente francés François Mitterrand en los años 90 era que la francofonía retrocediera de la región de los Grandes Lagos si los rebeldes tutsis capitaneados por Kagame lograban derrocar al régimen hutu. Cuando los machetes comenzaron a segar vidas en abril de 1994, el Frente Patriótico Ruandés penetró desde Uganda, empujando a los genocidas a la República Democrática del Congo (RDC) y poniendo fin a las matanzas de inocentes. Entrenado militarmente en Estados Unidos, con el inglés como lengua materna y resentido con Francia, Kagame ascendió al poder y enfrió sus tratos con París, convirtiendo en realidad los miedos de Mitterrand. Como suele suceder, se trató de una ruptura en varios actos. En octubre de 2008, Kagame anunció que el inglés se incorporaba a las lenguas oficiales de Ruanda y se convertía en una prioridad en las escuelas. Un año más tarde, en noviembre de 2009, Ruanda pasó a formar parte de la Commonwealth, pese a no haber sido colonia británica. Solo hay otro caso igual, Mozambique, donde precisamente los ruandeses han colaborado en la lucha antiterrorista. «Ruanda sufre una amenaza de seguridad por las milicias hutus que están en el este de la RDC y que hacen incursiones -recuerda Komenan-. No es un país en guerra, pero tampoco con una paz positiva». Lo que espera a los solicitantes de asilo es una incógnita.
14-06-2022 | Fuente: abc.es
Biden logra un pobre compromiso migratorio regional alternativo a los acuerdos de devolución forzados por Trump
La IX Cumbre de las Américas concluyó el pasado viernes con la «Declaración de Los Ángeles sobre migración y protección», asunto en el que Estados Unidos, anfitrión en esta ocasión del encuentro hemisférico de jefes de estado, quiso centrar el contenido de los trabajos debido al récord histórico de migrantes que están llegando a la frontera sur estadounidense. El texto, aprobado por 20 de los 31 países participantes, se queda en ideas generales y solo unos pocos gobiernos se comprometieron a algunas medidas concretas, por debajo de las expectativas de EE.UU., que por su parte tampoco anunció decisiones de calado. Las declaraciones de las grandes cumbres internacionales suelen quedarse en vaguedades, y así ocurrió también en Los Ángeles. No es tanto.. Ver Más
13-06-2022 | Fuente: abc.es
Kamala Harris no encuentra su camino
La Cumbre de las Américas, que culminó este viernes en Los Ángeles, iba a ser la gran plataforma para relanzar a Kamala Harris tras un año de equivocaciones, traspiés y hundimiento en los sondeos de popularidad. Y lo cierto es que la vicepresidenta de Estados Unidos se esforzó en ello y tomó un papel protagonista en el encuentro de dignatarios, que tuvo lugar en California, su estado natal, donde hizo carrera. Durante el plenario de líderes estuvo sentada junto a Joe Biden en una mesa, actuando como maestra de ceremonias, llamando a la palestra con gesto grave a los jefes de Estado del continente, uno a uno. Estuvo en todos los actos relevantes en que hubo cámaras y hasta fue la.. Ver Más
12-06-2022 | Fuente: abc.es
Islas Kuriles: el otro frente con el que Putin quiere desestabilizar sigilosamente a Occidente
Rusia agita las aguas del Pacífico y las maniobras que está llevando a cabo conjuntamente con China han encendido las alarmas de los más atentos. Es una llamada de atención y viene a poner sobre la mesa que los peores temores de Japón no eran infundados. Las autoridades niponas han acusado a Rusia de «ocupar ilegalmente» las islas Kuriles. Hecho que señala en su Libro Azul diplomático, que es un informe que recoge la voz del gobierno japonés sobre lo que sucede en el mundo. Putin en respuesta ha aumentado la presencia militar en la zona. A Occidente las islas Kuriles pueden no sonarles de nada, pero alrededor de ellas se mueven intereses clave. Las Kuriles son una cadena de islas que se sitúan entre la península rusa de Kamchatka, al norte, y la isla nipona de Hokkaido, al sur, separando el mar de Ojotsk del Pacífico. Concretamente las cuatro islas que reclama Japón son: Kunashir, Shikotan, Iturup y Habomal. Y se refieren a ellas no con la denominación rusa de Kuriles, sino como Territorios del Norte. José Luis Fiori decía: «Quien tiene el poder mundial no es quien controla directamente el 'corazón del mundo', es quien es capaz de cercarlo», algo que Estados Unidos había conseguido, pero ahora Rusia y China están alterando el statu quo de la zona Como explica Federico Aznar, analista del IEEE, «el conjunto del mar de China se encuentra constreñido por un perímetro que se conoce como 'primera cadena de islas' que arranca de las Kuriles, y está constituido por un conjunto islas, arrecifes e islotes de distinta pertenencia (China, EE. UU., Rusia, Japón) que actúan a modo de muro de contención marítimo frente a los intereses de un solo país. Es la llamada estrategia de la 'cadena de islas', un programa iniciado durante la Guerra Fría que es un cerco geopolítico». Por ejemplo, para superar este espacio es imprescindible que China o Rusia puedan diversificar sus rutas marítimas, y es precisamente lo que ahora están haciendo ambas. Como decía el experto José Luis Fiori: «quien tiene el poder mundial no es quien controla directamente el 'corazón del mundo', es quien es capaz de cercarlo, como los Estados Unidos hizo y sigue haciendo». Enrique Ayala, analista de la Fundación Alternativas y general de brigada retirado, señala que «esas islas hasta 1855 no pertenecían a nadie, pero ese año se firmó el tratado de Shimoda, de tal modo que desde Iturup hacia las islas del al sur eran japonesas, y el resto eran de Rusia. En 1875, a cambio de que Japón renunciara a sus derechos en la isla de Sajalín, a lo largo de la costa de Siberia oriental, Rusia cedió el resto de las islas Kuriles a Japón. Pero esto cambió al final de la Segunda Guerra Mundial, como recompensa por su labor, con el tratado de San Francisco pasaron las Kuriles a ser rusas, cosa que Japón nunca aceptó. Los japoneses decían que no se podía devolver a Rusia un territorio que nunca había sido suyo». Más recientemente, la reforma constitucional de Rusia en 2020 que permitía a Putin a volver a presentarse, también prohibía la devolución de territorio ruso a cualquier país extranjero. Y el Gobierno ruso siempre ha temido que si las devolvía se desplegasen las fuerzas estadounidenses en ellas. Al mismo tiempo, Japón no puede recuperarlas por la fuerza, de acuerdo con la Constitución japonesa de después de la Segunda Guerra Mundial. En 1949, los 17.000 residentes japonesas en las islas fueron deportados por la fuerza. Y hasta hace poco se permitía las visitas periódicas de los familiares japoneses de los desplazados tras la guerra para rezar en los santuarios ancestrales. En retorno, Japón aceptaba a los pacientes rusos en estado crítico de las islas para que fueran tratados en su sistema sanitario. Hoy sigue la disputa, y las sanciones decretadas por Occidente, a raíz de la guerra de Ucrania, ha acrecentado el valor estratégico que tiene para el Kremlin. Un filón geoestratégico Estas islas controlan el acceso al mar ruso de Ojotsk, donde tienen su base los submarinos rusos de disuasión nuclear. A su vez, dan acceso a la flota rusa al Pacífico, con base en Vladivostok, y permite controlar cualquier incursión submarina extranjera. Por eso, el Gobierno ruso ha procedido a aumentar y modernizar los efectivos desplegados allí. Las Kuriles tienen además, una fuerte importancia económica, porque es una zona rica en oro, plata, hierro, titanio y metales raros, como el renio, usado para la fabricación de aviones supersónicos. Asimismo, constituye una enorme reserva pesquera, de gas y petróleo. Y a finales de 2021 Putin aprobaba una enmienda que convertía a las islas en una zona libre de aranceles, eximiendo de impuestos a las empresas y revelando el peso comercial que la región posee. Más aun, las Kuriles pueden tener un importante papel en el desarrollo de la ruta comercial que une Europa con Asia, a través del Ártico. Cosa por la que China siente un enorme interés, ya que acortaría el tiempo de sus rutas comerciales, y pasarían por territorio aliado en el proceso. De hecho, el banco de Japón se había asociado con bancos de China y Rusia para financiar el gasoducto de Artic LNG-2. Produciendo el doble de lo que recibe Japón con el gasoducto de Sajalín-2. Como comenta Fernando Cortiñas, profesor del IE Business School, «los países no tienen amigos permanentes, solo tienen intereses permanentes». Desde 2014, con la anexión de Crimea los objetivos de Rusia cambiaron y Japón le impuso una serie de sanciones. Antes de eso Japón quería unir fuerzas con Rusia para controlar el crecimiento de China, pero los nipones con el paso del tiempo se fueron sintiendo más amenazados por la ambivalencia de Moscú. Una aproximación militar y técnica que aumentó con Trump y se tradujo en el despliegue de carros de combate y sistemas de misiles de defensa aérea. Y esta semana Putin ha anunciado que se realizarán una serie de ejercicios navales rusos en el mar de Japón y el mar de Ojotsk, de más de 40 buques de guerra. Mientras, China aprovecha los recursos y la atención que se desvía a Ucrania para aumentar sus ambiciones, llegando a acuerdos con las islas del territorio. No es casual, que aviones chinos y rusos realizaran vuelos conjuntos irrumpiendo, según Japón en su espacio aéreo justo cuando Biden asistía en el país nipón a la cumbre del Quad (la alianza de Japón, Australia, India y EE.UU.) que se ha centrado en la disputa por las Kuriles y Taiwán. Por eso, el profesor Cortiñas considera que si bien en Ucrania la ayuda de China es ambigüa, esta maniobra aérea en la zona del Pacífico muestra a las claras su apoyo, lo que cambiaría sustancialmente las amenazas y reparto de fuerzas. Por todo esto, en la zona del Pacífico los intereses hierven a fuego lento, pero pueden trastocar la seguridad de Occidente. China avanza, mientras todos miran a Ucrania «Somos amigos de todos y enemigos de nadie», establecía Manasseh Sogavare, el primer ministro de las Islas Salomón, después de que se filtrara el acuerdo clandestino que pactó con los chinos. China consigue así abrirse paso en la isla con personal militar y permite que sus barcos puedan recalar en sus puertos con personal y suministros. El mayor temor para EE.UU. es que pueda instalar una base naval, que se traduciría en una escalada de la militarización en la zona. Y podría bloquear el tráfico marítimo en el Pacífico en un futuro. Al mismo tiempo, iría ganando apoyos frente a Taiwán. Todo esto usando como diplomacia el proyecto de la Nueva Ruta de la Seda. Una iniciativa que está adquiriendo presencia y alterando los equilibrios en el Pacífico. Por esta razón el presidente Biden ha iniciado una serie de visitas, y asistido a la cumbre del Quad. Estados Unidos pretende así contrarrestar la pérdida de hegemonía frente al megaproyecto chino.