Infortelecom

Noticias de energia

07-03-2021 | Fuente: finanzas.com
Los fondos del sector de energía alternativa se revalorizan un 73% en un año.
06-03-2021 | Fuente: abc.es
La izquierda entra en crisis con el Gobierno de Draghi
En plena emergencia sanitaria y crisis socioeconómica, la izquierda italiana vive un terremoto político a causa de guerrillas internas. En gran medida, ha sido desencadenado involuntariamente por la llegada del primer ministro, Mario Draghi, que preside un gobierno de unidad nacional, apoyado por todos los partidos, con la excepción de Hermanos de Italia, de extrema derecha. La realidad es que después de la formación del gobierno de Draghi, la izquierda ha acabado en el caos porque se han evidenciado todas las contradicciones y profundas divisiones tanto en el Partido Democrático (PD) como en el Movimiento 5 Estrellas (M5E). El secretario general del Partido Democrático (PD), Nicola Zingaretti, dimitió el pasado jueves por las guerras intestinas en su partido, empleando un duro lenguaje contra sus compañeros: «Me avergüenza que en el Partido Democrático durante 20 días solo hemos hablado de escaños y primarias, mientras avanza la tercera ola del virus». Ha sido una dimisión inesperada y clamorosa: es el séptimo secretario del PD que dimite en menos de 14 años y solo dos de ellos siguen en el partido, fundado en octubre 2007, como heredero de la coalición de fuerzas políticas el Olivo, convirtiéndose en la principal fuerza política de centro izquierda. El partido ha sufrido ya tres escisiones, entre ellas la de Italia Viva, que lidera Matteo Renzi. La clase trabajadora se aleja de la izquierda La dimisión de Zingaretti se considera es una respuesta extrema al caos que vive el Partido Democrático, dominado por corrientes internas y cada vez más alejado de los intereses de la gente. «Somos percibidos como un partido de poder, con experiencia, pero con el riesgo de ser poca cosa frente al sufrimiento de millones de personas y sus ansias de futuro», afirma Giuseppe Provenzano, exministro para el Sur y la cohesión territorial en el anterior gobierno de Giuseppe Conte. Es cada vez más profundo el divorcio del PD, el partido de referencia de la izquierda, con la clase trabajadora, que sobre todo en el norte del país vota a la Liga de Matteo Salvini. «La izquierda ha cometido un clamoroso error cultural y no ha comprendido un dato objetivo: el precio de la inmigración lo pagan las clases populares, bajo forma de menos derechos, menos salarios, menos casas públicas. Hoy el PD es un partido de clase media dependiente que tiene la tentación de recuperar a la clase trabajadora subiendo los impuestos a la clase media, es decir, a sus electores», escribe Aldo Cazzullo en el 'Corriere'. Zingaretti, que se inició en política a los 17 años en el Partido Comunista Italiano (PCI), estaba trabajando, con resistencias y oposición interna, para construir una alianza orgánica y estructural con M5E, con la esperanza de obtener mejores resultados en las urnas, comenzando por las elecciones que se celebrarán en otoño en 1.300 municipios, entre ellos Roma, Milán, Nápoles, Turín y Bolonia (estos comicios estaban previstos para la primavera próxima, pero se han aplazado por el Covid). El M5E, en caos Precisamente, el M5E está igualmente en el caos, dividido en numerosas corrientes. Es otro efecto colateral de la llegada de Draghi. Medio centenar de parlamentarios votó contra Draghi, por considerarlo un representante de las élites financieras, a las que combatió en sus orígenes el M5E, cuando fue fundado en el año 2009 por el cómico Beppe Grillo. Otro centenar de parlamentarios han sido expulsados o han abandonado el partido en tres años de legislatura. Quedan ya muy lejos los ideales originarios, cuando entre sus promesas estaba la de no aliarse con ninguna fuerza política para permanecer 'vírgenes' políticamente. Hoy el M5E se ha aliado con todas las fuerzas políticas del arco parlamentario, con la excepción de Hermanos de Italia, desde la extrema izquierda hasta la extrema derecha de Matteo Salvini. Para evitar una escisión y su posible desintegración del Movimiento, el fundador Beppe Grillo, ha encargado al exprimer ministro, Giuseppe Conte, la refundación del partido. Conte, que ni siquiera está inscrito al M5E, deberá crear nuevos estatutos e introducir cambios sustanciales y quizás con un nuevo símbolo. Si Conte logra su objetivo, la fatigosa transición del M5E se habrá completado. El que fue líder del M5E hasta enero 2020, Luigi Di Maio, actual ministro de Exteriores, ha bautizado así el futuro Movimiento de Conte: «Moderado, liberal y europeísta». Nicola Zingaretti veía con buenos ojos que Conte se hiciera con el liderazgo del M5E y que lograra federar el centro izquierda. Pero esa idea de Zingaretti ha sido criticada en el PD y se considera que podría ser un clamoroso autogol, porque el M5E podría crecer robando votos al Partido Democrático. La provocación de Grillo Ante el caos que vive el PD y el propio M5E, el cómico Grillo ha lanzado hoy una provocación, proponiéndose como candidato a la secretaría del PD, en un largo post en su blog, el más leído del país: «Estamos en el caos, pero el caos es creativo. He visto marcharse del Partido Democrático una buena persona (Nicola Zingaretti). Se va con náuseas, como a todos nos da un poco de náuseas la política, los partidos. Quizás sea un momento de reflexión. El Partido Democrático debe tener un proyecto, nunca he escuchado palabras como transición, ecología, energías renovables, pero estas son todas las cosas que están ahora sobre la mesa. En consecuencia ?añade Grillo- me propongo como secretario del Partido Democrático, tenéis que poner 2050 en vuestro símbolo, como estará en el nuestro con Conte, hagamos un proyecto común, saldremos de una manera extraordinaria y todo será diferente en el futuro», concluye Grillo. En definitiva, la crisis paralela que sufren el M5E y el Partido Democrático refleja los límites de una entera clase dirigente, destacan los analistas. La situación está siendo aprovechada por el centro derecha. Mientras en la coalición de gobierno, los partidos de centro izquierda son mayoría, sus crisis y falta de liderazgo permiten que el secretario de la Liga, Matteo Salvini, se presente ante la opinión pública como el líder más activo entre los partidos del gobierno. También adquiere mayor visibilidad Forza Italia de Berlusconi al volver al Ejecutivo. Mientras, Hermanos de Italia se beneficia por ser el único partido que hace oposición. Según una última encuesta de La7, del pasado jueves, la Liga se sitúa en el 23,4 % en intención de voto; Hermanos de Italia, 16,5 %; y Forza Italia, 7,1 %. Una alianza de estos tres partidos con otros pequeños grupos de centro derecha obtendría una amplia mayoría absoluta.
03-03-2021 | Fuente: as.com
El mensaje de Chavarría tras su lesión: "Confianza plena en mis compañeros"
"Voy a enfocar mis energías en recuperarme y volver lo antes posible", asegura. Luis Muñoz, por su parte, trabajó con el grupo y estará ante el Sabadell.
01-03-2021 | Fuente: abc.es
Netanyahu acusa a Irán de la explosión en un carguero israelí en el Golfo
Benjamín Netanyahu ve «obvio» que la explosión sufrida el viernes por un carguero israelí en el Golfo de Omán es «una operación de Irán». El primer ministro acusó a la República islámica de atacar al MV Helios Ray, un buque de transporte de vehículos que en estos momentos se encuentra en Dubai para reparar los daños materiales sufridos, no hubo que lamentar muertos ni heridos. En las declaraciones ofrecidas a la cadena pública Kan, el líder conservador no aportó pruebas sobre la implicación iraní. Desde Teherán negaron de «forma rotunda» estas acusaciones y las enmarcaron dentro del «comportamiento obsesivo» israelí con ellos, declaró el portavoz de Exteriores Saeed Khatibzadeh. Cuestionado por la respuesta de Israel a esta situación, Netanyahu, que el 23 de marzo se juega la reelección en las urnas, respondió que «Irán es el mayor enemigo de Israel y estoy decidido a detenerlo. Le estamos golpeando en toda la región». Según los medios locales, el bombardeo ocurrido anoche al sur de Damasco podría interpretarse como una respuesta, aunque el Estado judío ya ha golpeado cientos de veces objetivos vinculados con la república islámica en la vecina siria. Irán es uno de los principales apoyos militares del presidente Bashar Al Assad. La lista del intercambio de golpes en la guerra sucia que mantienen estos adversarios es larga. Ahora es Israel quien acusa e Irán lo niega, pero en los últimos meses han sido los iraníes quienes han acusado a los israelíes de la explosión ocurrida en verano en la planta nuclear de Natanz o del reciente asesinato del científico Mohsen Fakhrizadeh, pero estos nunca lo han reconocido. Acuerdo nuclear lejano El aumento de tensión en el Golfo se produce en un momento especialmente delicado para el acuerdo nuclear. Desde que Donald Trump decidiera abandonarlo y reimponer sanciones en 2018, el pacto ha ido debilitándose y la llegada de Joe Biden no ha servido para revitalizarlo. La República islámica ha optado por no aceptar la oferta de los firmantes europeos para tener un encuentro informal con Estados Unidos porque «no es el momento», según Khatibzadeh. Desde Washington lamentaron esta decisión, pero en ningún momento plantearon la posibilidad de levantar las sanciones, la condición de los iraníes para volver a un acuerdo cada vez más lejano. Los únicos pasos adoptados por Biden hasta ahora han sido el alivió de las restricciones de desplazamiento en Nueva York de los diplomáticos iraníes ante la ONU y la decisión de no seguir adelante con la proclamación de sanciones internacionales contra Irán. Tras la retirada de Trump del acuerdo, Irán comenzó a dar pasos que le alejan del texto consensuado con el 5+1, grupo formado por Estados Unidos, Reino Unido, Francia, Alemania, Rusia y China. La república islámica vuelve a producir uranio metal, necesario para producir combustible atómico, pero que también puede emplearse hacer el núcleo de una cabeza nuclear, ha comenzado a enriquecer uranio a una pureza del 20 por ciento, muy lejos de 3,67 por ciento permitido, ha puesto en marcha centrifugadores de última generación y desde la semana pasada restringe la labor de los inspectores de la Agencia Internacional de Energía Atómica (AIEA). Se trata de unas medidas que, según los iraníes, son reversibles y quedarán anuladas en cuanto Estados Unidos levante las sanciones.
27-02-2021 | Fuente: as.com
Laso: "La pareja Tavares-Garuba nos da mucha energía"
Tras la victoria frente al Burgos, el técnico blanco alabó a sus jugadores y advirtió de que tienen que "pasar página" ante una semana complicada.
25-02-2021 | Fuente: as.com
Un panel solar en el espacio aspira a dar energía a cualquier parte de la Tierra
Un proyecto pionero liderado por científicos e ingenieros del Laboratorio de Investigación Naval de EEUU promete revolucionar la manera en la que se genera y distribuye la energía en el mundo.
22-02-2021 | Fuente: abc.es
Irán no cede y restringirá la labor de los inspectores nucleares
La presión de última hora de los firmantes europeos del pacto nuclear, la visita del director de la Agencia Internacional de Energía Atómica (AIEA) a Teherán y la luz verde de Estados Unidos para volver a la mesa de negociación no han sido suficientes para disuadir a la república islámica, que sigue adelante con su plan de restringir las inspecciones de los expertos de la AIEA. La reunión celebrada este domingo acabó con un pacto de mínimos por el que el organismo de control nuclear de la ONU podrá continuar con las actividades de verificación y monitoreo «necesarias», si bien habrá menos acceso y no más inspecciones rápidas, dijo su jefe, Rafael Grossi, al término del encuentro. «Lo que acordamos es algo que es viable, es útil para cerrar esta brecha que estamos teniendo, salva la situación ahora», admitió Grossi. Se trata de una «solución temporal» de tres meses para mantener una vigilancia «satisfactoria» que busca controlar el alcance del programa nuclear iraní, aunque las inspecciones se limitarán a partir del martes, como anunció la república islámica. «El acceso se reducirá, no nos engañemos, pero seremos capaces de mantener el nivel necesario de vigilancia y verificación», dijo Grossi a su regreso de Teherán. «Esto no es un ultimátum. Como cualquier otra democracia debemos aplicar una ley aprobada por el Parlamento. Pero no es un movimiento para abandonar el acuerdo», declaró el ministro de Exteriores, Javad Zarif. El jefe de la diplomacia iraní insistió una vez más en que «en cuanto ellos cumplan el acuerdo, nosotros volveremos también a cumplirlo en su totalidad», en referencia a la exigencia de Teherán de que Estados Unidos levante las sanciones impuestas de forma unilateral por Donald Trump en 2018. Unos castigos que han costado a la economía del país en torno a un billón de dólares, según Zarif, quien espera «algún tipo de compensación al respecto». La ley, que entrará en vigor mañana, se aprobó en el Parlamento tras el asesinato en noviembre del científico Mohsen Fakhrizadeh. Los diputados acordaron entonces limitar la cooperación con los inspectores internacionales hasta que Washington levantara las sanciones, pero de momento no hay movimientos en la Casa Blanca en esta dirección. «En mi opinión, las inspecciones serán reducidas en un 20 a 30% tras la aplicación de la norma», adelantó el viceministro de Exteriores, Abas Araghchi. Motivos de preocupación El director de la AIEA, Rafael Grossi, viajó a Irán para «encontrar una solución mutuamente aceptable». El embajador de Teherán ante esta agencia de la ONU, Kazem Gharibabadi, declaró que «hemos mantenido discusiones fructíferas basadas en el respeto mutuo», pero no aportó más detalles. Además de las restricciones a los inspectores, la república islámica ha vuelto a producir uranio metal, necesario para producir combustible atómico, pero que también puede emplearse para hacer el núcleo de una cabeza nuclear. Al mismo tiempo, ha comenzado a enriquecer uranio a una pureza del 20%, muy lejos de 3,67% permitido, y ha puesto en marcha centrifugadores de última generación. Estos son los pasos que califican de «reversibles» en cuanto Joe Biden levante los castigos. Los iraníes se alejan paso a paso del acuerdo firmado en 2015, un pacto que Trump abandonó y que ahora Biden asegura que quiere volver a recuperar. «Estados Unidos aceptaría una invitación del Alto Representante de la Unión Europea para asistir a una reunión del P5+1 (grupo formado por EE.UU., Reino Unido, Francia, Alemania, Rusia y China) e Irán para discutir una vía diplomática para avanzar en el programa nuclear iraní», anunció el departamento de Estado la semana pasada en un gesto que rompía con lo cuatro años de frentismo del anterior inquilino de la Casa Blanca. «Necesitamos acciones, no promesas. Queremos ver un cambio de actitud para que no se vuelvan a repetir las arbitrariedades que comenzaron con Trump», respondió Zarif ante esta posibilidad de volver al diálogo. En ese contexto, el régimen de Teherán estudia la nueva ventana que se abre con EE.UU., pero adelantaron que solo tomarán una decisión «tras consultar con amigos y aliados como China y Rusia», apuntó Araghchi.
22-02-2021 | Fuente: abc.es
Lukashenko visita hoy a Putin para pedirle más ayuda
El presidente bielorruso, Alexánder Lukashenko, que tuvo que hacer frente a una revuelta que duró más de seis meses por manipular los resultados de las elecciones presidenciales del 9 de agosto de 2020 y que, por reprimirla, está siendo objeto de duras sanciones de parte de la UE y EE.UU., tiene a Rusia como único aliado en el Viejo Continente. Hoy será recibido en la ciudad balneario de Sochi, a orillas del mar Negro, por su homólogo ruso, Vladímir Putin, para hablar una vez más de las ayudas que le permitan mejorar la economía bielorrusa y tratar de disminuir así el descontento social. Los dos dirigentes se reunieron de forma bilateral por última vez, en Sochi precisamente, en febrero del año pasado para tratar de resolver los numerosos asuntos pendientes en las relaciones entre sus respectivos países, sobre todo lo relativo al tránsito del gas y el precio del petróleo. No lo consiguieron. En el Gobierno ruso se levantaron voces exigiendo que se deje de subsidiar la economía bielorrusa. Durante la campaña de las presidenciales, en las que todo indica que la ganadora fue Svetlana Tijanóvskaya, exiliada actualmente en Lituania, aunque el fraude cometido dio como ganador a Lukashenko, éste tuvo palabras muy gruesas contra Moscú y las relaciones estuvieron en la cuerda floja. Hasta que estalló la revuelta en las calles de Minsk y otras ciudades bielorrusas y Lukashenko tuvo que echarse una vez más en los brazos de Putin. En las conversaciones de hoy en Sochi, según el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, se hablará de energía, defensa, contra no se sabe bien qué amenazas, asociación estratégica y situación internacional. El politólogo bielorruso, Dmitri Bolkúnets, sostiene que Lukashenko pedirá más créditos a Rusia. Tijanóvskaya reconoció esta semana que en la oposición «parece que hemos perdido por ahora». En una entrevista al periódico suizo ?Le Temps? dijo que la gente no está ya en las calles. «Lukashenko tiene las armas y el poder (..) nuestra estrategia es organizarnos mejor, hacer una presión constante sobre el régimen hasta que la gente esté preparada para tomar de nuevo las calles, quizás en primavera», afirmó.
20-02-2021 | Fuente: as.com
Osaka: "Recibir la energía del público es un punto clave"
La japonesa logró su cuarto Grand Slam tras superar a Brady en dos mangas. La Rod Laver tuvo público, al igual que durante gran parte del torneo.
20-02-2021 | Fuente: abc.es
Irán ve insuficiente la propuesta de EE.UU. de volver a negociar y exige el fin de las sanciones
Después de aplicar durante cuatro años una estrategia de «presión máxima» y a punto de cumplirse el ultimátum iraní de restringir las operaciones de los inspectores de la Agencia Internacional de Energía Atómica (AIEA), Estados Unidos vuelve a apelar a la diplomacia para intentar recuperar el acuerdo nuclear firmado en 2015. Washington quiere «volver a la diplomacia» y retomar la negociación, pero Irán exige actos y el primero de ellos es el levantamiento de todas las sanciones impuestas de manera unilateral por Donald Trump en 2018. «Los gestos son positivos, pero recordamos que fue Trump quien abandonó el acuerdo», apuntó en su cuenta de Twitter el portavoz de Exteriores, Saeed Khatibzadeh, en respuesta al anuncio de su homónimo estadounidense, Ned Price, sobre la intención de Estados Unidos de aceptar la invitación de los firmantes europeos del pacto de organizar una reunión con Irán. Además de volver a la mesa negociadora, Joe Biden ha adoptado dos medidas que rompen con el legado frentista de Trump, pero que los iraníes consideran insuficientes. El departamento de Estado alivió las restricciones de desplazamiento en Nueva York de los diplomáticos iraníes ante la ONU y Biden anunció que no seguirá adelante con la proclamación de sanciones internacionales contra Irán. Pero, de momento, el presidente se mantiene firme en que no levantará las sanciones hasta que los iraníes vuelvan a respetar los puntos del acuerdo. Tras cuatro años de silencio y pasividad ante la decisión de Trump de romper el acuerdo que garantizaba que los iraníes limitaban su programa atómico y se sometían a las inspecciones de la AIEA, los ministros de Exteriores de Francia, Alemania, Reino Unido mantuvieron el jueves una reunión virtual con el secretario de Estado, Antony Blinken, para tratar de «abordar la mejor forma de avanzar respecto al programa nuclear». El resultado de esta minicumbre fue tratar de organizar un nuevo encuentro entre todos los firmantes del acuerdo: Irán, Estados Unidos, Alemania, China, Francia, Reino Unido y Rusia, algo que no sucede desde que Trump retirara a su país de la mesa y volviera a imponer sanciones. Restricciones a los inspectores La «presión máxima» de Trump provocó la respuesta de Irán que, como medida de represalia, ha ido dando pasos que le alejan del documento acordado. La república islámica vuelve a producir uranio metal, necesario para producir combustible atómico, pero que también puede emplearse hacer el núcleo de una cabeza nuclear, ha comenzado a enriquecer uranio a una pureza del 20 por ciento, muy lejos de 3,67 por ciento permitido, y ha puesto en marcha centrifugadores de última generación. El próximo paso se producirá a partir de lunes cuando, en virtud de una ley aprobada por el Parlamento iraní tras el asesinato del científico Mohsen Fakhrizadeh, el gobierno restringirá el acceso de los inspectores de la AIEA a algunas instalaciones si Estados Unidos no levanta sus sanciones. Tras la cumbre de París, franceses, alemanes, británicos y estadounidenses pidieron a Teherán que reflexionara sobre «la peligrosa naturaleza de una decisión de limitar el acceso a la AIEA» y le pidieron «que considere las consecuencias de una acción así de grave, particularmente en este momento de nueva oportunidad diplomática». El director general de este organismo internacional, Rafael Grossi, tiene previsto viajar hoy a Teherán para «encontrar una solución mutuamente aceptable» y alertó del «grave impacto» que pueden acarrear estas restricciones. El ministro de Exteriores iraní, Javad Zarif, uno de los grandes defensores de este pacto en su país, recordó que «nuestras medidas son una respuesta a las violaciones estadounidenses y europeas» e insistió en que «responderemos a los actos con actos». El presidente Hasán Rohani matizó que «lo que va a pasar es que Irán dejará de aplicar el protocolo adicional, pero ningún inspector va a ser expulsado». Los iraníes subrayan que sus medidas son reversibles y que volverán a respetar el acuerdo en cuento Biden levante los castigos.
1
...