Infortelecom

Noticias de donald trump

11-01-2021 | Fuente: abc.es
Trump devuelve a Cuba a la lista de países que promueven el terrorismo
La Administración Trump devuelve a Cuba a la lista de países que patrocinan el terrorismo, según ha dicho una fuente diplomática a ABC. El jefe diplomático norteamericano, Mike Pompeo se dispone a hacer el anuncio apenas una semana antes de que Donald Trump abandone la presidencia y le dé el relevo a Joe Biden, que cuando era vicepresidente participó en el restablecimiento de relaciones diplomáticas entre Washington y La Habana. Es importante que una de las razones que dará el departamento de Estado para devolver a Cuba a esa lista es el apoyo del castrismo a Nicolás Manduro y su régimen en actos de tortura y violación de los derechos humanos en Venezuela. La Administración Obama retiró en 2015 a Cuba de esa lista, en la que estuvo desde 1982. La agencia Bloomberg fue la primera en informar de este regreso a la lista terrorista. Trump ha desandado gran parte del camino iniciado por Obama en el deshielo con Cuba, y ha aprobado una dura ronda de sanciones tras otras. Es más, el presidente saliente ha llegado más lejos que ningún otro presidente al aplicar en su totalidad la ley del embargo, permitiendo demandas en juzgados norteamericanos a empresas que se lucren explotando propiedad confiscada en la isla durante el alzamiento armado de los comunistas. Esto ha afectado a españolas como Meliá o Iberostar. La mano dura de Trump con el castrismo en Cuba ha sido muy popular en la comunidad latina en Florida, un estado que acabó ganando en las pasadas elecciones, mejorando en muchos casos sus propios resultados de 2016. En los pasados meses, Trump ha ido estrechando el cerco en torno al castrismo incluyendo a Cuba en diversas categorías de violadores de los derechos humanos y las libertades civiles. El retorno a la lista de terroristas es la mayor penalización posible. La inclusión en la lista tiene efectos prácticos muy graves: significa que la isla no puede acceder a ayudas económicas de EE.UU. y que este se opondrá a préstamos y lineas de crédito en instituciones financieras en que tiene voto como el FMI o el Banco Mundial. Además, Cuba ya no puede adquirir armamento y otro material bélico de EE.UU. En realidad la mayoría de esas penalizaciones ya estaban aplicadas sobre Cuba porque gran parte del embargo se mantiene, y sólo puede ser levantado por el Capitolio. Aparte del apoyo a Maduro en Venezuela, el departamento de Estado ha condenado la negativa de Cuba a la solicitud de Colombia de extraditar a los líderes del grupo rebelde ELN después de que este se atribuyera un ataque contra una academia de policía de Bogotá en enero de 2019, en el que murieron 22 personas.
11-01-2021 | Fuente: abc.es
El Partido Demócrata inicia el «impeachment» contra Trump por poner en peligro la seguridad de EE.UU.
El segundo juicio político a Donald Trump ya está en marcha. Según dicen los demócratas en la hoja de cargos presentada ayer en el Capitolio, «el presidente Trump puso en grave peligro la seguridad de Estados Unidos y sus instituciones. Amenazó la integridad del sistema democrático, interfirió en el traspaso de poderes y puso en peligro otra rama de gobierno. De ese modo, traicionó la confianza depositada en él como presidente, en perjuicio manifiesto del pueblo de EE.UU.» El único cargo contra el presidente es de «incitación a la insurrección». La recusación del presidente en el proceso de «impeachment» tiene el apoyo ya de 218 de los 222 diputados demócratas. Pero antes de llevar los cargos al pleno, la presidenta de la Cámara de Representantes le ha dado al vicepresidente Mike Pence un ultimátum: sólo votarán la reprobación si antes el gabinete de Trump no le ha declarado incapaz ateniéndose a la enmienda XXV de la Constitución, que permite destituir de ese modo a un presidente enajenado o enfermo. Pence tiene de límite hasta el miércoles. Sólo entonces Pelosi llevará los cargos al pleno de la Cámara. Así, Trump será el segundo presidente en la historia de la nación en haber sido sometido al «impeachmet» en dos ocasiones, y además en un solo mandato, todo un récord. La demócrata intentó que la Cámara aprobara una resolución instando a Pence a que declarara a su jefe incapaz, pero los republicanos se opusieron. Tampoco parece que Pence esté por declarar a Trump incapaz, lo que le convertiría en presidente por solo unos días. Según lamentó Pelosi en un comunicado en que no se dejó nada en el tintero, «los republicanos de la Cámara de Representantes rechazaron esta propuesta para proteger a EE.UU., lo que permitirá que sigan los desquiciados, inestables y perturbadores actos de sedición de este presidente». «Su complicidad pone en peligro a EE.UU., erosiona nuestra democracia y debe terminar», añadió. Hay división entre los demócratas sobre cómo actuar después de que la Cámara avance el «impeachment». Biden toma posesión del cargo la semana que viene. En siete días es imposible que todo quede listo para que el Senado vote, como le corresponde, si destituye a Trump. En teoría puede hacerlo después de que este abandone el poder, como una forma de castigarle y, lo que es más importante, inhabilitarle e impedirle presentarse de nuevo a las elecciones. Pero Biden le ha pedido a su partido que se centre en confirmar a sus candidatos para el gabinete. Detención de los implicados Eso ha incendiado a la izquierda del partido. Según dijo la diputada neoyorquina Alexandria Ocasio-Cortez en una entrevista en la cadena televisiva Abc, «la prioridad número uno debe ser garantizar la destitución de Donald Trump como presidente de EE.UU. Cada minuto y cada hora que está en el cargo representa un peligro claro y presente, no solo para el Congreso de EE.UU., sino para todo el país». A medida que los demócratas avanzan la reprobación del presidente, el FBI y la Fiscalía prosiguen con las detenciones de los implicados en el saqueo del Capitolio. A día de hoy ha habido más de 90 arrestos en todo el país. Uno de los últimos en caer fue Eric Munchel, de Nashville, que según el auto de arresto asaltó el Capitolio con su madre, con la que viajó armado a Washington. En varias imágenes en redes sociales se ve a Munchel saltando en las gradas del senado con un manojo de bridas en la mano, como si se dispusiera a esposar a alguien. En los foros de internet, los asaltantes llamaron a arrestar a los disputados y senadores. También arrestó el FBI en Tejas a Larry Rendell Brock, de 53 años, un teniente coronel jubilado de la Fuerza Aérea, acusado de asalto y vandalismo durante el asalto al Capitolio. A Brock se le ve en las imágenes del día del asalto con chaleco antibalas y casco militar en medio del hemiciclo, dando indicaciones a otros infiltrados también con un atajo de bridas en la mano. Fue la ex mujer de Brock la que llamó al FBI para decirle que era él el de las fotos, y que ella sabía que llevaba meses radicalizándose. Los cuerpos de seguridad ya han incrementado notablemente la seguridad de aquí a la jura de Biden el 20 de enero. El Capitolio está rodeado por un perímetro de seguridad. La Guardia Nacional, cuerpo armado de reservistas, está ya desplegado en las calles de la Capital. La Casa Blanca lleva rodeada por barricadas desde la protesta racial del pasado verano. Desde hoy, se rodean y cierran al público los principales monumentos, como el obelisco dedicado a George Washington que se ve desde la balconada de la residencia del presidente.
11-01-2021 | Fuente: abc.es
Trump designa como terroristas a los hutíes, milicia rival de Arabia Saudí en Yemen
En esta última semana de mandato de Donald Trump, Arabia Saudí recibirá un detalle más de Estados Unidos tras el anuncio de Mike Pompeo de su intención de designar a los hutíes como «organización terrorista internacional». Los rebeldes chiíes controlan la capital de Yemen, Sanaa, y el norte del país y desde 2015 se enfrentan a la coalición internacional liderada por Riad. «Estas designaciones darán herramientas adicionales para hacer frente a la actividad terrorista de Ansar Alá, una milicia mortífera respaldada por Irán en la región del Golfo», declaró Pompeo para justificar un movimiento que encendió las alarmas en las organizaciones humanitarias, que temen que pueda complicar aun más la grave situación que sufren los civiles tras cinco años de guerra. El presidente del Comité Revolucionario de los rebeldes, Mohammed Alí al Huthi, escribió en Twitter que el grupo «se reserva el derecho a responder». En opinión de Pompeo, esta decisión busca «hacer avanzar los esfuerzos para lograr un Yemen pacífico, soberano y unido que sea libre de la interferencia iraní y que esté en paz con sus vecinos». Ante las dudas planteadas por las organizaciones humanitarias, señaló que Washington «planea poner en marcha medidas para reducir el impacto sobre ciertas actividades humanitarias e importaciones en Yemen». El jefe de la diplomacia estadounidense puso como ejemplo de la amenaza de los rebeldes el ataque con misiles contra el aeropuerto de Aden del 30 de diciembre, en el que murieron 26 personas. «Merecen ser catalogados como una organización terrorista no sólo por sus actos terroristas, sino por sus esfuerzos permanentes para prolongar el conflicto» El Gobierno yemení reconocido por la comunidad internacional y respaldado por Riad dio la bienvenida a la medida porque los rebeldes «merecen ser catalogados como una organización terrorista no sólo por sus actos terroristas, sino por sus esfuerzos permanentes para prolongar el conflicto y causar el mayor desastre humanitario en el mundo». Pulso sectario Los hutíes son en realidad zaidíes, una confesión derivada del chiismo que literalmente se traduce como ?partidarios de Dios?, aunque se les conoce como hutíes por el clan que lidera al grupo desde 2004. Durante el mandato del expresidente Ali Abdulá Saleh libraron varias guerras contra el Gobierno central y tras la «primavera árabe» de 2011 dieron un golpe militar que les permitió controlar la capital y las provincias del norte, fronterizas con Arabia Saudí. Los chiíes son apenas un tercio de los 24 millones de yemeníes, donde la mayoría es suní, lo que sirve para reproducir el esquema de lucha sectaria que se produce a lo largo de toda la región con la parte chií apoyada por Irán y la suní por Arabia Saudí, convirtiendo al país de turno en un tablero en el que las dos grandes potencias ajustan cuentas. Organizaciones internacionales como el Comité Noruego para los Refugiados (NRC, por sus siglas en inglés) pidieron garantías para que Estados Unidos asegure que ?las sanciones no bloquean la entrada de la comida, el combustible y las medicinas en el país, ya sumido en una catástrofe humanitaria a gran escala? y donde el 80 por ciento de la población necesita ayuda, según los datos de Naciones Unidas.
11-01-2021 | Fuente: abc.es
Biden trata de pacificar la CIA y propone como director al exembajador en Rusia William Burns
El presidente electo de Estados Unidos, Joe Biden, ha elegido al veterano diplomático William Burns como director de la CIA, el servicio de inteligencia internacional, que tomará así el relevo de Gina Haspel, que ocupa el cargo desde 2018 y que ha tenido recientemente tensiones con su propio jefe, Donald Trump. El objetivo de Biden es pacificar la CIA, tras cuatro años de tensiones internas por las gestiones internacionales de Donald Trump y su heterodoxa forma de comunicarse con aliados y adversarios y su alarmante cercanía a la Rusia de Vladímir Putin. Trump esperaba de la CIA una exoneración clara en sus acusaciones de injerencia electoral con gobiernos extranjeros. Burns, de 64 años, es un respetado funcionario que ahora trabaja como presidente del Fondo Carnegie para la Paz Internacional, un prestigioso instituto de ideas fundado en 1910. Trabajó en el sector público más de tres décadas, llegando ser, dato importante, embajador en Rusia, además de en Jordania. Trump ha menospreciado muy frecuentemente los informes de las agencias de espionaje estadounidenses, especialmente sobre la interferencia de Rusia en las elecciones de 2016 para ayudar a su campaña. Varios excolaboradores despedidos o dimitidos acusan al presidente saliente de ni siquiera leer los informes que se le preparan sobre amenazas internacionales. «Bill Burns es un diplomático ejemplar con décadas de experiencia en la escena internacional manteniendo a nuestra gente y nuestro país seguros y protegidos», dijo Biden en un comunicado este lunes. «Él comparte mi convencimiento de que la inteligencia debe ser apolítica y que los abnegados profesionales de inteligencia que sirven a nuestra nación merecen nuestra gratitud y respeto». No se espera que el puesto de director de la CIA sea un puesto ministerial bajo Biden. Dejó de serlo con George Bush hijo, ya que este creó la figura de Director Nacional de Inteligencia tras el desastre de la falta de coordinación entre agencias antes de los atentados terroristas de 2001. Con Trump, la dirección de la CIA sí fue un cargo ministerial.
11-01-2021 | Fuente: as.com
Nuevo mazazo para Donald Trump: el PGA Championship 2022 no se jugará en su campo
La PGA anunció que el torneo, previsto en el Trump National Golf Course de Bedminster no se jugará en ese campo tras los incidentes ocurridos en el Capitolio.
11-01-2021 | Fuente: abc.es
Trump ordena arriar la bandera de la Casa Blanca  a media asta en honor a los policías muertos tras el asalto
El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha ordenado este domingo colocar la bandera de la Casa Blanca a media asta en homenaje a los policías fallecidos en las últimas horas y que estuvieron de servicio el pasado miércoles durante el asalto al Capitolio. La acción se trata de una «muestra de respeto por el servicio y el sacrificio de los oficiales de Policía del Capitolio de Estados Unidos Brian Sicknick y Howard Liebengood», así como del resto de agentes de las fuerzas del orden, dice la declaración del presidente Trump. «Por la presente ordeno que la bandera de Estados Unidos ondee a media asta en la Casa Blanca y en todos sus edificios y terrenos públicos, puestos militares y estaciones navales, buques de guerra, y en todo Estados Unidos, sus territorios y posesiones hasta la puesta de sol del 13 de enero de 2021», reza el comunicado. Sicknick que murió el jueves tras las heridas recibidas durante el asalto llevado a cabo por partidarios de Trump, mientras que el fallecimiento de Liebengood se confirmó este sábado cuando el agente estaba fuera de servicio. Las causas no han sido reveladas. Después de confirmarse la muerte de Sicknick, representantes tanto republicanos como demócratas habían solicitado los días posteriores al presidente Trump que arriara a media asta la bandera de Estados Unidos que ondea en el tejado de la Casa Blanca como señal de respeto. «Hizo el máximo sacrificio, por la mayor gloria, y entregó su vida en protección de nuestra democracia», remarcó la representante republicana por Carolina del Sur, Nancy Mace, a través de una misiva dirigida a Trump. Días antes, el gobernador demócrata de Nueva Jersey, Phil Murphy, ordenó que todas las banderas de Estados Unidos y del estado ondeasen a media asta, al igual que la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, quien pidió hacer lo propio con respecto a la enseñas del Capitolio. «El sacrificio del oficial Sicknick nos recuerda nuestra obligación para con aquellos a quienes servimos, proteger a nuestro país de todas las amenazas extranjeras y nacionales. Que sea un consuelo para la familia del oficial Sicknick que muchos lloren y recen por ellos en este triste momento», expresó Pelosi en un comunicado.
11-01-2021 | Fuente: abc.es
Pelosi anuncia que la Cámara iniciará el «impeachment» contra Trump si Pence no invoca la 25ª enmienda
La Cámara de Representes de Estados Unidos ha anunciado este domingo que iniciara un proceso de destitución contra el presidente, Donald Trump, el segundo en menos de dos años, en caso de que el vicepresidente, Mike Pence, no invoque la Vigésimo Quinta enmienda para sacarle de la Casa Blanca. «Al proteger nuestra Constitución y nuestra democracia, actuaremos con urgencia, porque este presidente representa una amenaza inminente para ambos», ha dicho la presidenta de la Cámara de representantes, Nancy Pelosi. En una misiva enviada a los representantes demócratas, Pelosi ha sostenido que «a medida que pasan los días, se intensifica el horror del actual asalto» a la democracia estadounidense «perpetrado por este presidente», por lo que es necesario, ha dicho, «una acción inmediata». La Cámara intentará aprobar de manera unánime una resolución este lunes en la que se exhortará a Pence para que en un plazo de 24 horas invoque la Vigésimo Quinta enmienda, de no ser así será la propia Cámara de Representantes quienes iniciarán un proceso de 'impeachment' contra Trump. Pelosi ha explicado que el líder de la mayoría demócrata en la Cámara de Representantes, Steny Hoyer, «exigirá la aprobación unánime» de la resolución presentada por el diputado Jamie Raskin que «insta a convocar y movilizar» al Gobierno para que invoque la 25ª enmienda y «declare que el presidente es incapaz de cumplir con sus funciones». En caso de que el texto no logre ese apoyo unánime dentro de la Cámara será presentado al día siguiente para someterlo a votación, por lo que han exhortado a Pence para que en 24 horas dé una respuesta, tras lo cual se someterá el documento de «impeachment» a la votación del pleno. La posible destitución necesita en cualquier caso el apoyo del Senado y el presidente del mismo, el republicano Mitch McConnell, ha advertido de que no devolverán ninguna moción antes del 19 de enero, cuando la toma de posesión de Biden está prevista para el 20 de enero. En esa misma fecha el voto de calidad de la nueva vicepresidenta, Kamala Harris, dará el control del Senado a los Demócratas.
11-01-2021 | Fuente: abc.es
Trump no tira la toalla e inicia una gira de despedida
Aislado, silenciado en su red social favorita, sin agenda, abandonado por gran parte de su partido y la mayoría de su gabinete, Donald Trump aun no ha tirado la toalla. Es el momento, ha decidido el presidente, de salir por la puerta grande, glosando sus gestas en lo que calificó en Twitter, antes de ser expulsado, del «mejor mandato presidencial de la historia». Va a comenzar Trump en la frontera con México, donde viaja este martes para celebrar la construcción de 650 kilómetros de muro. Desde el día de la insurrección, el presidente no ha tenido agenda pública. Sus últimos fieles mandan a diario su calendario, que simplemente dice: «desde el amanecer al anochecer, el presidente hará muchas llamadas y tendrá muchas reuniones», sin explicar para qué. Trump no ha salido ni sábado ni domingo a jugar golf, como suele hacer los fines de semana. Mientras, tras las dimisiones de dos ministras y varios asesores, una legión de empleados, secretarios y asistentes está protagonizando un éxodo masivo estos días. En las agendas de los periodistas que cubren la Casa Blanca se acumulan los mensajes de despedida, en que empleados de rangos más bien medios o bajos simplemente dicen, de forma escueta, que este es su último día trabajando para la presidencia. Viejos aliados del presidente, como su ex asesora Kellyanne Conway han salido a Twitter a pedir la detención de todos los que participaron en la toma del Capitolio, aunque fueron jaleados por el presidente. «¡Encerradlos!», dijo Conway usando el mismo verbo que usaba Trump en 2015 para pedir la detención de Hillary Clinton. Así que él mismo, su familia y sus últimos fieles en una Casa Blanca fantasmagórica, de pasillos vacíos y luces apagadas, han planeado una suerte de gira de despedida política. Primero está el viaje a Alamo, Tejas, este martes, bajo el lema de «promesas cumplidas». Hasta su marcha el 20 de enero, Trump prevé más visitas de este tipo para defender lo que considera que son sus mayores logros. También quiere dar el presidente una ronda de entrevistas a grandes medios de EE.UU., según han filtrado varios colaboradores. Es la única salida que tiene, ya que Twitter le ha expulsado y no le deja comunicarse con los más de 88 millones de seguidores que tenía en esa red social, algo que para él era un hábito diario, una forma de gobernar, pues hacía anuncios y hasta despedía a empleados por medio de ella. Lo que sí es seguro en los próximos días es que Trump no acudirá a la toma de posesión de su sucesor en el cargo, Joe Biden. En uno de sus últimos mensajes, Trump dijo que no acudiría, aunque sí lo hará su vicepresidente, Mike Pence. Este lunes se presentan los cargos contra Trump para su segundo juicio político de «impeachment», y el pleno de la Cámara de Representantes votará al respecto el miércoles a más tardar.
11-01-2021 | Fuente: abc.es
La Fiscalía de EE.UU. estrecha el cerco sobre los organizadores de la insurrección
La policía judicial y la fiscalía de Estados Unidos han iniciado una investigación exhaustiva sobre cómo se preparó y ejecutó la insurrección que llevó al saqueo del Capitolio y la muerte de cinco personas, ante las pruebas cada vez más evidentes de que aquel asalto violento no fue espontáneo, sino que se preparó durante semanas, y en gran parte de forma abierta en foros de internet. Hay de momento 60 imputados, unos 20 de los cuales se enfrentan a cargos federales por el asalto violento al Capitolio, que dadas la pruebas que van amasando el ministerio público y el FBI fue mucho más grave de lo que pareció en un primer momento. En varios foros de internet, al acceso de cualquiera, hay mensajes de las pasadas semanas llamando a los partidarios de Donald Trump a descender sobre Washington, la capital federal, el pasado 6 de enero para abortar la validación de la victoria de Joe Biden en las elecciones de noviembre. Según varios mensajes analizados y revelados por el grupo Site, especialista en extremismo en la red, el plan era tomar el Capitolio y esposar al vicepresidente y a los líderes demócratas. Por eso varios de los detenidos aparecen en imágenes tomadas el día del asalto con bridas o esposas de plástico. La masa, al asaltar el Senado, gritaba «ahorcad a Mike Pence», el nombre del vicepresidente. Un detenido análisis de las imágenes de la toma del Capitolio revela que hubo comandos de hombres con chalecos antibalas, vestidos de camuflaje, cargando para forzar las puertas del edificio. Varios de ellos iban armados, aunque tenían las armas escondidas bajo la ropa, como manda la ley en la capital federal. Otros portaban palos de madera y de metal. En el forcejo murió un agente de policía, Brian D. Sicknick, tras ser golpeado en la cabeza con un extintor. Otro aparece en unas imágenes aplastado hasta que le sale sangre de la boca, y está en estado grave. Posteriormente, la policía encontró bombas improvisadas ante las sedes del Partido Demócrata y el Partido Republicano. Sicknick fue enterrado ayer, y el presidente finalmente aceptó que las banderas en la Casa Blanca ondeen a media asta en honor de ese agente asesinado. Los agentes de policía arrestaron el 7 de enero a Cleveland Grover Meredith, que había viajado a Washington desde el estado de Georgia con dos armas y que dijo en un mensaje de texto que se disponía a asesinar a la líder demócrata Nancy Pelosi de un tiro. El despacho de Pelosi fue saqueado, y le sustrajeron un ordenador portátil, entre otras cosas. Ya ha sido detenido e imputado Richard Barnett, de 60 años y residente en Arkansas, que entró en el despacho, se sentó en una silla y puso los pies encima de la mesa, antes de llevarse unos sobres. También ha sido arrestado, en Florida, Adam Johnson, de 36 años, que se llevó el atril que usa Pelosi para dar sus conferencias de prensa en el mismo Capitolio. Según Rita Katz, directora del grupo Site, la organización del asalto comenzó después de un mensaje del presidente Trump en Twitter el 19 de diciembre, en el que dijo: «Gran protesta en Washington el 6 de enero. Venid, va a ser brutal». Según Katz, «es asombroso que la policía no estuviera mejor preparada, dadas las claras y explícitas advertencias de los partidarios de Trump, que expresaron su intención de rodear y asaltar el Congreso y usar esposas y bridas, y sus planes claros en foros públicos y el reciente precedente de un complot para asaltar el Capitolio de Michigan». Asuntos internos está investigando también la actuación de la policía del Capitolio, dados varios vídeos que muestran a agentes dejando pasar a los asaltantes, aunque otros muestran forcejeos claros. Han dimitido, a petición de los líderes políticos, el jefe de la policía del Capitolio, Steven A. Sund, y el sargento de armas de la Cámara de Representantes, un cargo que se dedica a garantizar el orden durante los plenos y que hasta ahora ocupaba Paul D. Irving. Del más de medio centenar de personas arrestadas por el asalto violento al Capitolio, varios son agentes policiales. Diversos cuerpos de seguridad en estados como California, Washington, Texas y New Hampshire han iniciado expedientes disciplinarios al recibir información de que varios agentes suyos habían acudido a la protesta en la capital. El fin de semana dimitió además un diputado estatal de Virginia Occidental, el republicano Derrick Evans, que participó en la insurrección y se grabó a sí mismo entrando en el Capitolio con el resto de los asaltantes. Desde el día de la insurrección, la duda es si el presidente Trump se enfrenta a cargos por la vía penal por haber invitado a los manifestantes a los que reunió ante la Casa Blanca a rodear el Congreso. Su abogado, Rudy Giuliani, dijo en la misma concentración: «Esto se decidirá en un combate». Unas horas después había cinco fallecidos. El jueves, el fiscal federal de la capital, Michael Sherwin, dijo en una conferencia telefónica que estudia presentar cargos contra el presidente. Sin embargo, al día siguiente un portavoz del departamento de Justicia dijo que de momento esa no es una vía que estén siguiendo. Los demócratas, por su parte, siguen con los planes de someter al presidente a un nuevo juicio político de «impeachment» para su recusación. Este lunes se presentan los cargos, y los diputados prevén votar el miércoles. Así, Trump sería el único presidente en la historia en haber sido reprobado en dos ocasiones, aunque el Senado no le haya destituido. Sí son cada vez más los republicanos que se han sumado a las peticiones de que Trump abandone el cargo. El senador republicano de Pensilvania Pat Toomey dijo ayer, en una entrevista en CNN, que Trump debe dimitir y que además debe enfrentarse a cargos penales por incitar a la turba a asaltar el Capitolio.
10-01-2021 | Fuente: abc.es
Apple Store, Google y Amazon impiden descargar Parler, el «Twitter» de los simpatizantes de Trump
Parler, la red social que utilizan los simpatizantes de Trump, ha sido borrada de la Apple Store este sábado, mientras que Amazon Web Services (AWS) ha anunciado que dejará de alojar sus servidores a partir del lunes. Esta nueva plataforma se basa en la falta de moderación de los contenidos, lo que ha llevado a que se utilice para difundir teorías de la conspiración u otros fines como el asalto al Capitolio de Estados Unidos del pasado miércoles. Este viernes, Google fue la primera gran plataforma en quitar la aplicación de su tienda por la falta de una política de moderación en las publicaciones, lo que incumplía sus términos de servicio, ya que demasiados mensajes incitaban «al odio y la violencia» según «The New York Times». Por los mismos motivos, Apple dio 24 horas a la plataforma para realizar cambios en su política antes de suspenderla. La última en unirse a esta serie de reveses ha sido AWS, el servicio de alojamiento web de la compañía de Jeff Bezos, que ha anunciado que dejará de alojar los servidores de la red social cuando pase la media noche de este domingo. Amazon ha subrayado que ha enviado 98 ejemplos de contenidos que incitaban a la violencia y no habían sido borrados a la red soceial. Ahora, Parler deberá encontrar otro servicio de alojamiento web en ese lapso de tiempo o la aplicación dejará de funcionar. Acusaciones de doble criterio El presidente ejecutivo de la compañía, John Matze, ha acusado a las grandes tecnologías de «querer matar a la competición» y ha asegurado que tiene «mucho trabajo para asegurarse que los datos de todo el mundo no son borrados de Internet en las próximas 24 horas». «Parece un doble criterio injusto ya que todas las otras redes sociales tienen los mismos problemas, incluso probablemente a una escala mayor», se ha quejado Matze. El borrado de las principales tiendas de aplicaciones de Parler es el último de una serie de acciones que las grandes tecnológicas han realizado para eliminar los mensajes y cuentas cercanas al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, que inciten a la violencia. El viernes, Reddit y Discord borraron varias comunidades de este tipo, mientras que Twitter suspendió de manera definitiva la cuenta del presidente y la de su campaña en un movimiento que ha reavivado el debate sobre el poder de las plataformas sobre el debate público.