Infortelecom

Noticias de delitos informaticos

28-02-2018 | Fuente: abc.es
«El precio de ejercer el periodismo en Venezuela es jugarte la vida o ir a prisión»
«He tenido que pagar el precio de ser un periodista independiente en Venezuela», asegura Freddy Villa, quien a pesar de su juventud ?tiene 28 años?, ya sabe lo que se siente cuando las fuerzas de seguridad venezolanas allanaron su casa, para horas después ser detienen. También ha sido encañonado con una pistola, por el mero hecho de ser periodista en un país donde, afirma, «ejercer el periodismo es una profesión de patriotas». Villa, resopnsable de comunicación de la Comisión de Política Exterior en la Asamblea Nacional legítima ?votada en diciembre de 2015? confiesa que se juega la vida todos los días cuando va a trabajar al Parlamento venezolano, edificio que habitualmente está rodeado por colectivos ?grupos paramilitares? que atacan a todo aquel que forma parte o simpatiza con la oposición. Formado en medios privados, Freddy Villa comenzó a trabajar con apenas 18 años. Colaboró en el Canal Capriles, grupo de comunicación al que pertenecen medios como Últimas noticias, El mundo y Economía y Negocios . Estos dos últimos periódicos «fueron vendidos al gobierno, que estrangula a los medios quitándoles el papel lo que les obliga a vender». Después fue a Globovisión , que tras unos meses «también fue comprado por el gobierno». Trabajando en este medio, le detuvieron en mayo de 2014 por haber colgado un tuit sobre la libertad de expresión ?«relacionado con la detención de Leopoldo López»? en la cuenta de Globovisión, y este medio le denunció. Unas horas antes de la detención la policía había allanado su casa familiar. «Me acusaron de delitos informáticos. Fue un claro caso de censura», explica Villa a ABC durante una entrevista que tiene lugar en Madrid. Recuerda que estuvo 24 horas detenido. Sucedió solo cuatro días antes de su graduación como periodista. Tras aquella experiencia decidió que no quería trabajar en medios censurados. El panorama resultaba complicado, porque muchos han tenido que «migrar» a internet ante la falta de papel, otros han sido comprados por el gobierno o por personas próximas a él, «que funcionan como testaferros»; y otros muchos han tenido que cerrar. Solo el año pasado, según el Foro Penal de Venezuela, lo hiceron más de medio centenar. Hace un par de semanas dejaba de salir en papel, «por falta de materia prima», un periódico histórico, «El impulso», con 114 años de historia que se publica ahora en versión digital. La tarea de ejercer el periodismo independiente no es fácil en Venezuela, pues «no hay fuentes oficiales, todas son extra oficiales, no hay cifras más que las que ofrece el Parlamento venezolano», indica Villa. A esto se suma la inseguridad de trabajar a cara descubierta. «Tenemos que hacerlo a escondidas, sin mostrar nuestras credenciales por miedo a que nos ataquen». La recompensa a todo esto es un sueldo que, según Villa, no supera los diez euros al mes «por eso muchos periodistas tienen otros trabajos». «Ejercemos el periodismo a escondidas, sin mostrar nuestras credenciales por miedo a que nos ataquen», afirma Villa gTras su mediática detención, Villa se convirtió en una nueva víctima de la represión chavista y se granjeó el apoyo de la oposición. Comenzó a colaborar en el partido de Leopoldo López, Voluntad Popular y a finales de 2015 participó en la campaña electoral, junto al diputado Freddy Guevara, que, tras la victoria del 6 de diciembre, fue nombrado vicepresidente de la Asamblea Nacional. Guevara actualmente vive refugiado en la Embaja de Chile de Venezuela, «porque tiene orden de captura», señala. Surrealista itinerario para salir de Venezuela Tras las elecciones, Villa se incorporó al nuevo parlamento, formado por mayoría opositora, para asumir, en enero de 2016, las competencias de jefe de comunicación de la Comisión de Política Exterior. Entre sus cometidos se encuentra el de acompañar a los diputados en sus giras internacionales, como acudir a las reuniones de la Organización de Estados Americanos (OEA) o a las negociaciones entre oposición y gobierno que se celebran en República Dominicana. Para salir país, Villa tiene que realizar un itinerario surrealista: «Cruzo la frontera con Colombia, por Cúcuta, a pie y desde ahí tomo un vuelo». Si intenta salir del país por un aeropuerto venezolano «y comprueban que soy periodista puedo tener problemas, como que no te dejen salir o te abran la maleta». Esta ruta también la han tenido que seguir algunos diputados a los que se les ha retirado el pasaporte (también fue la empleada por el alcalde metropolitano de Caracas, Antonio Ledezma, que se encontraba bajo arresto domiciliario y huyó ante el riesgo inminente de ver peligrar su vida. Actualmente reside en Madrid). Pero el día a día en Venezuela no es más fácil. Acudir a trabajar a la Asamblea Nacional supone poner en riesgo la propia vida. «Alrededor se colocan grupos afectos al oficialismo pagados por el gobierno para intimidar a la gente que entra al parlamento. Hemos sufrido dos secuestros. El más importante duró ocho horas y tuvo lugar el 5 de julio pasado. Aunque está protegido por la Guardia Nacional, los colectivos nos atacaron». Villa se resguardó en la azotea del parlamento. Golpeados con tubos, piedras, tuvimos que salir resguardados». A él le alcanzó un mortero, que le quemó la chaqueta. «Ejercer el periodismo en Venezuela es jugarte la vida», insiste. «Asumo la responsabilidad de la defensa de la democracia en Venezuela. Espero que mi país vuelva a recuperar el estado de derecho» A pesar de ello, mantiene que no quiere salir del país. «Asumo la responsabilidad de la defensa de la democracia en Venezuela. Espero que mi país vuelva a recuperar el estado de derecho. Siento la satisfacción de aportar algo desde mi tribuna acompañando a los diputados del parlamento. Eso me reconforta». Los padres de Villa no comparten esa opinión, preferirían que su hijo dejara Venezuela por su seguridad. «Para mí ir al trabajo puede representar que un día pierda la vida pues me tengo que enfrentar con gente armada. En la entrada del parlamento hay una carpa llena de colectivos que están en complicidad con la Guardia Nacional, y simplemente te atacan», sostiene. Y la policía no hace nada. Los diputados Luis Stefanelli (i) y José Regnault (d), en un pasillo de la Asamblea Nacional tras el asalto de los colectivos chavistas, este miércoles en Caracas - EFE A las puertas de unas elecciones, calificadas por la oposición de ilegales, se refiere también a la situación en la que sus colegas periodistas tienen que trabajar a la hora de cubrir la información. «No pueden estar en el interior de los centros electorales. Tienen que permanecer fuera. De los electores de la Comisión Nacional Electoral (CNE) solo pueden entrevistar a uno de ellos». También deben protegerse de los colectivos y cuidar muy bien sus equipos, «porque te los roban. Para un medio internacional puede resultar fácil reponer una cámara, pero para uno venezolano puede suponer el sueldo de diez años de trabajo», asegura. También se refiere a la peligrosidad de cubrir las protestas que tan amenudo se producen en el país. Varios profesionales de medios de comunicación resultaron detenidos en las del pasado verano, en las que murieron 136 personas, según datos del Foro Penal de Venezuela. «Sus casos son tan mediáticos que los suelen soltar pronto», apunta. Otros periodistas han tenido que escapar del país, «como los responsables de la plataforma digital Armando. Info, especializada en investigación sobre corrupción». Un tema silenciado en los medios oficiales de Venezuela, «como la escasez de alimentos y de medicinas», que ha llevado al país a una grave crisis humanitaria, que el gobierno de Nicolás Maduro niega. Tampoco fue mencionado por los medios chavista el enfrentamiento que acabó con la muerte del disidente Óscar Pérez, «que fue acusado de terrorista. No comparto sus formas, pero está comprobado que fue asesinado, porque él se entregó». Villa acusa al Ministerio de Comunicación e Información, que regula a los canales de comunicación, de perseguir a los periodistas, al igual que el Sebin (el Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional), «que te detiene sin orden. No siguen los precedimientos, y ni siquiera se lo notifican a la familia». Para Villa, el periodismo en Venezuela «se ha convertido en una profesión de patriotas. El precio por ejercerla es jugarse la vida o ir a prisión»
16-07-2017 | Fuente: elpais.com
La estafa del falso email de la DGT que avisa de una multa de radar
El Ministerio de Interior detectó 66.585 delitos informáticos en 2016, un 57% más que hace cuatro años
28-04-2017 | Fuente: elpais.com
Ciberseguridad: se buscan cazadores de amenazas
Detectar lo indetectable es el mayor reto de los directores de seguridad en su lucha contra los delitos informáticos
02-10-2016 | Fuente: elpais.com
No todos los ataques son ciberataques
La diferenciación entre distintos tipos de delitos informáticos es clave para distinguir los actos de guerra de las actividades criminales
20-09-2016 | Fuente: abc.es
El investigador británico Andy Hall ha sido condenado este martes en Tailandia por difamación y delitos informáticos tras contribuir a un informe que denunciaba los presuntos abusos laborales cometidos por una compañía frutera en el país asiático. La sentencia implica una pena de cuatro años de cárcel. Sin embargo, ésta es condicional. Por ello, si el activista no comete crimen alguno durante un periodo probatorio de dos años, no deberá cumplir la pena completa, evitando así su entrada en prisión. En febrero de 2013, la compañía Natural Fruit Company, dedicada a la producción de conservas y zumo de piña, demandó por difamación al activista en respuesta a un informe de la organización finlandesa FinnWatch, que incluía información sobre presuntas violaciones de los derechos laborales en una fábrica en la provincia de Prachaub Kirikhan. La compañía, cuya fuerza de trabajo en esta factoría se compone de forma mayoritaria de empleados inmigrantes, aseguraba que Hall dañó sus intereses por «difundir información falsa» a los medios de comunicación. A esta causa se añadió otra de delitos informáticos, para una posible pena total de hasta siete años de cárcel. En la jornada previa al veredicto, Hall reconocía en conversación con ABC sentirse «confiado» en su absolución. «Es importante que la gente vea que puede denunciar los abusos y ser protegido por la ley», destacó. El informe de FinnWatch se nutre de entrevistas con empleados de la fábrica de Prachaub Kirikhan donde se narran abusos graves contra los derechos laborales, como la confiscación de documentos o el uso de trabajo infantil. «Estamos sorprendidos por el veredicto de hoy. El informe fue escrito y publicado por Finnwatch; Asumimos toda la responsabilidad por ello. Andy ha sido convertido en cabeza de turco con el fin de suprimir otras voces que denunciaron legítimamente en apoyo de los derechos de los trabajadores inmigrantes», aseguró Sonja Vartiala, director ejecutiva de Finnwatch. La causa de Hall ha sido apoyada también por organizaciones como Human Rights Watch. «Andy Hall coordinó importantes investigaciones sobre abusos de los derechos de los trabajadores en Tailandia y nunca debería haber sido procesado por sus acciones», destacaba Brad Adams, director para Asia de HRW.
10-09-2016 | Fuente: abc.es
Un marroquí ha sido condenado a ocho meses de cárcel por haber amenazado de muerte a través de la red social Facebook al embajador de Estados Unidos en Marruecos, Dwight L. Bush, informa hoy la prensa local. Según el diario «Ahdaz al Magrebiya», el hombre, un empleado bancario de 32 años, fue condenado el pasado miércoles por el Tribunal de Primera Instancia en Temara, en la periferia de Rabat, tras ser acusado de «insultar a una institución diplomática». Añadió que durante los interrogatorios el detenido no tomó en serio las acusaciones en su contra, alegó que no estaba en un estado normal cuando emitió las amenazas y afirmó que presentó un certificado médico que demuestra que sufre problemas psicológicos. Las amenazas contra el embajador las profirió después de que en la legación se le impidiese la entrada, donde al parecer quería poner una denuncia contra una vecina de nacionalidad estadounidense con la que tiene algún conflicto personal. El hombre fue arrestado después de que la embajada estadounidense en Rabat presentase una denuncia al recibir amenazas de muerte a través de una cuenta en Facebook. La policía localizó al detenido, propietario de la cuenta, con la ayuda de una unidad especializada en delitos informáticos.
31-05-2016 | Fuente: abc.es
«No duele el útero, duele el alma», la víctima de una violación colectiva en Brasil
La adolescente brasileña de 17 años que fue víctima de la violación de 33 hombres en Río se ha expresado en Facebook después del apoyo recibido en las redes sociales y de la condena unánime a los violadores que se mofaron en internet, que indignaron a todo un país y a la comunidad internacional. «A todas nos puede pasar esto un día. No, no duele el útero sino el alma por existir personas tan crueles que quedan impunes. Gracias por el apoyo», escribió la joven el pasado viernes en su cuenta de Facebook. «Os comunico que me robaron el móvil y gracias por el apoyo de todos. Pensé que me juzgarían mal», pubicó también la adolescente. Aunque las versiones aún son confusas, la víctima habría sido drogada a la salida de la casa de su novio y al despertarse estaba desnuda, dolorida y rodeada de varios hombres. La terrible agesión sufrida por la joven ha provocado una cadena de condenas en las redes sociales, entre ellas la de Dilma Rousseff, la presidenta suspendida temporalmente del cargo, y del propio Gobierno interino. La etiqueta #EstuproNaoÉCulpaDaVitima (La violación no es culpa de la víctima) ha inundado Twitter las últimas 24 horas y ha acompañado la indignación de miles de internautas contra la atroz violación colectiva sufrida por una joven de 16 años. Texto publicado por la víctima en Facebook- Facebook Por otra parte, la Policía Civil de la localidad brasileña de Río de Janeiro anunció este domingo la sustitución del encargado de la investigación de la violación. Así, la directora de la Policía del Niño y Adolescente Víctima, Cristiana Bento, sustituirá a Alessandro Thiers, jefe de la unidad de delitos informáticos, tal y como ha recogido el diario brasileño «Folha de Sao Paulo». La decisión ha sido consecuencia de disputas surgidas entre ambos en el marco de las investigaciones debido al número de veces en el que se convocó a declarar ante las autoridades a la víctima.
30-05-2016 | Fuente: abc.es
«No duele el útero, duele el alma», la víctima de una violación colectiva en Brasil
La adolescente brasileña de 17 años que fue víctima de la violación de 33 hombres en Río se ha expresado en Facebook después del apoyo recibido en las redes sociales y de la condena unánime a los violadores que se mofaron en internet, que indignaron a todo un país y a la comunidad internacional. «A todas nos puede pasar esto un día. No, no duele el útero sino el alma por existir personas tan crueles que quedan impunes. Gracias por el apoyo», escribió la joven el pasado viernes en su cuenta de Facebook. «Os comunico que me robaron el móvil y gracias por el apoyo de todos. Pensé que me juzgarían mal», pubicó también la adolescente. Aunque las versiones aún son confusas, la víctima habría sido drogada a la salida de la casa de su novio y al despertarse estaba desnuda, dolorida y rodeada de varios hombres. La terrible agesión sufrida por la joven ha provocado una cadena de condenas en las redes sociales, entre ellas la de Dilma Rousseff, la presidenta suspendida temporalmente del cargo, y del propio Gobierno interino. La etiqueta #EstuproNaoÉCulpaDaVitima (La violación no es culpa de la víctima) ha inundado Twitter las últimas 24 horas y ha acompañado la indignación de miles de internautas contra la atroz violación colectiva sufrida por una joven de 16 años. Texto publicado por la víctima en Facebook- Facebook Por otra parte, la Policía Civil de la localidad brasileña de Río de Janeiro anunció este domingo la sustitución del encargado de la investigación de la violación. Así, la directora de la Policía del Niño y Adolescente Víctima, Cristiana Bento, sustituirá a Alessandro Thiers, jefe de la unidad de delitos informáticos, tal y como ha recogido el diario brasileño «Folha de Sao Paulo». La decisión ha sido consecuencia de disputas surgidas entre ambos en el marco de las investigaciones debido al número de veces en el que se convocó a declarar ante las autoridades a la víctima.
02-10-2013 | Fuente: abc.es
Condenada a 5 años de cárcel a una mujer por ofender la monarquía de Tailandia
El Tribunal de Apelaciones de Tailandia revocó hoy la absolución y dictó una sentencia de cinco años de cárcel para una mujer por publicar en internet comentarios considerados ofensivos para la monarquía del país asiático.La fiscalía acusó a Noppawan Tang-udomsuk por el delito de lesa majestad y la violación de la Ley de Delitos Informáticos tras unos comentarios publicados en el portal «prachatai.com» en octubre de 2008.El Tribunal de primera instancia había absuelto a la acusada al considerar que la pruebas presentadas por la fiscalía, la dirección IP y el número de teléfono utilizado para c..
1