Infortelecom

Noticias de crimen organizado

09-05-2016 | Fuente: abc.es
El populista Duterte, «el castigador», gana las eleccciones de Filipinas
La candidata presidencial filipina Grace Poe ha reconocido la victoria de Rodrigo Duterte en las elecciones de este lunes y ha dicho «respetar los resultados» provisionales, en los que la popular senadora figura tercera. «Renuncio, respeto los resultados», ha anunciado Poe en rueda de prensa, poco después de felicitar por teléfono al vencedor. «Dutarte tiene un mandato. Vamos a darle una oportunidad», ha añadido la senadora, que habría obtenido en torno a una quinta parte de los votos, informa Ep. El Consejo Pastoral Parroquial para un Voto Responsable, acreditado por la comisión electoral, sitúa en 13,7 millones el número de apoyos recibidos por Dutarte, seguido por Manuel Roxas, con casi 6 millones, y Poe, con unos 7,6 millones. Poe llegó a figurar como favorita en la primera fase de la campaña. «Quiero tender mi mano a mis rivales para comenzar desde ya la curación» «Quiero tender mi mano a mis rivales para comenzar desde ya la curación», ha afirmado Duterte en unas declaraciones a la prensa filipina en las que sin embargo ha instado a los funcionarios que han conspirado con bandas criminales y narcotraficantes a «retirarse o morir». El Trump asiático A Rodrigo Duterte, quien durante la campaña electoral, y por su polémica verborrea, recibió el calificativo de «el Donald Trump del país asiático», le han acusado de todo, excepto de formar parte de «escuadrones de la muerte». Algo que puede decirse del antiguo alcalde de Davao, en Mindanao, es de haber construido una sonora campaña electoral a golpe de violencia. Y con éxito. Fue respaldado de forma mayoritaria sobre su principal rival, Mar Roxas, nieto del exmandatario Manuel Acuña Roxas. Sobre Duterte pende la acusación de estar vinculado con las patrullas urbanas que hundieron a la ciudad de Davao en el terror. Un liderazgo que le valió el apelativo de «el castigador» (Human Rights Watch estima en más de un millar los muertos en ejecuciones extrajudiciales). El mayor revuelo internacional lo provocó cuando realizó un controvertido comentario sobre la violación y muerte de una misionera australiana, Jacqueline Hamill, sobre los que lamentó no tanto la agresión sexual, sino la «belleza violada» de la víctima. «El alcalde debió haber sido el primero», declaraba el ahora presidente. A pesar de ello, su promesa de acabar con las mafias de tráfico de drogas y el crimen organizado ha sido determinante para su elección. Duterte ya ha asegurado que su presidencia será «sangrienta», así como ha prometido acabar con todos los criminales «doblando el salario de los militares y policías, e incrementando su fuerza en tres mil miembros».
09-05-2016 | Fuente: abc.es
«El Castigador» Rodrigo Duterte, favorito en las elecciones de Filipinas
En los últimos meses, ante su rápida y polémica verborrea, Rodrigo Duterte, máximo favorito a las elecciones de este lunes en Filipinas, ha sido definido como el «Donald Trump del país asiático». Sin embargo, en su defensa, al candidato republicano nunca nadie le acusó de formar parte de «escuadrones de la muerte». Porque si algo puede decirse de Duterte, antiguo alcalde de Davao, población de millón y medio de habitantes de la isla sureña de Mindanao, es de haber construido una sonora campaña electoral a golpe de pasado. Durante su periplo como líder local en la década de los 90, sobre Duterte campean sangrantes lazos con los grupos de vigilantes o patrullas urbanas que sumergieron a la ciudad en el terror. Un liderazgo que le valió el apelativo de «El Castigador» (Human Rights Watch estima en más de un millar los muertos en Davao en ejecuciones extrajudiciales). A nivel internacional, no obstante, su mayor altercado tiene nombres y apellidos. Recientemente, el candidato realizaba un controvertido comentario sobre la violación y muerte de una ciudadana australiana, Jacqueline Hamill, donde lamentaba, no tanto la agresión sexual, sino la belleza de la víctima. «El alcalde debió haber sido el primero» , declaraba el ahora candidato (Hamill es una de los cinco misioneros asesinados en 1989 durante la toma de rehenes en la prisión de Davao. Otras 16 personas resultaron fallecidas). Con estos dos precedentes, resulta extraño que Duterte sea el favorito en las elecciones. Para Jejomar Binay, exvicepresidente y también candidato electoral, «es un loco maníaco que no tiene respeto por las mujeres y no merece ser presidente». A pesar de ello, su promesa de acabar con las mafias de tráfico de drogas y el crimen organizado ha sido determinante. Con el lenguaje del miedo, eso sí. Duterte ya ha asegurado que su presidencia será «sangrienta», así como ha prometido acabar con todos los criminales, «doblando el salario de los militares y policías así como incrementando su fuerza en los tres mil miembros». En política internacional, de nuevo, la demagogia ha resultado efectiva. Ante el sonido de sables que despierta la disputa territorial con China en el Mar del Sur, Duterte asevera que un conflicto entre ambos países sería una «masacre». Sobre todo, al recordar las fuertes alianzas de Filipinas con las potencias occidentales, entre ellas, Estados Unidos. Curiosamente, volviendo a su principal aliado, el propio Duterte reniega de la tan sonora comparación con el candidato republicano Donald Trump a quien acusa de ser, nada menos, que un «intolerante».
06-05-2016 | Fuente: abc.es
Colombia autoriza al ejército el bombardeo contra las bandas criminales del país
El ministro colombiano de Defensa, Luis Carlos Villegas, ha anunciado que desde este mismo jueves, las Fuerzas Armadas podrán utilizar toda su fuerza «sin excepciones» para combatir a las bandas criminales, que han pasado de denominarse «bacrim» a ser calificadas como Grupos Armados Organizados (GAO). Villegas ha anunciado esta medida después de la sesión especial de la Comisión Segunda del Senado que se ha celebrado en Antioquia este jueves y que permitirá utilizar todo el «músculo institucional» contra estas bandas, en particular, contra las tres más potentes del país: el Clan Úsuga, Los Puntillos y Los Pelusos. En el documento, al que el diario colombiano «El Espectador» ha podido acceder, se autoriza el uso de la fuerza letal en el marco del Derecho Internacional Humanitario, por lo que permite los bombardeos. El ministro ha indicado que esta nueva directiva se aplicará contra aquellos que hayan «atentado contra la Fuerza Pública y la población», así como contra «quienes tengan campamentos, armas largas, uniformes y presencias en el territorio». «En Colombia no hay paramilitares», ha advertido Villegas. «En Colombia hay mafia, y hay crimen organizado, y eso es lo que vamos a enfrentar con toda la fuerza del Estado, salvo su sometimiento a la Justicia», ha añadido. En el documento se explica además el cambio de denominación de estos grupos, que dejan de ser calificados como «bacrim» porque, explican, han alcanzado una organización armada que permite generar niveles de violencia que «superan las tensiones y disturbios normales». Mención directa hizo el ministro del Clan Úsuga, grupo que tras ser acusado de estar detrás de la muerte de agentes de la Policía declaró un paro armado de 24 horas el pasado 1 de abril en el que murieron al menos seis uniformados. Durante la jornada de paro, la población recibió amenazas a través de panfletos y en las redes sociales para permanecer en sus casas y así poder tomar el control de las principales vías de transporte e infraestructuras en el Urabá. «Si cada vez que caiga un cabecilla de los Úsuga va a haber un paro armado, pues preparémonos porque va a haber varios», ha advertido. «Van a caer todos los cabecillas de ese clan, son nuestro objetivo de alto valor. Ahí estamos persiguiéndolos uno por uno. Esa amenaza tiene que desaparecer de nuestra lista de miedos y de zozobra», ha concluido.
05-05-2016 | Fuente: elmundo.es
El Gobierno incorpora a los Mossos en la unidad de inteligencia contra el terrorismo y el crimen organizado
Jorge Fernández y Jordi Jané acuerdan crear mesas de trabajo para que la policía catalana pueda tener mayor presencia internacional y acceder a bases de datos estatales. 
02-05-2016 | Fuente: abc.es
Llega a La Habana el primer crucero de EE.UU. a Cuba en cinco décadas
Cinco décadas después, un crucero volvió este domingo a levar anclas en Estados Unidos con destino a Cuba. El Adonia, de la compañía Carnival y con capacidad para 704 pasajeros, zarpó en torno a las 16.00 hora local (las 22.00 en España) desde el puerto de Miami, precisamente el corazón del exilio cubano, para realizar un viaje de una semana. El barco entró en la bahía de La Habana este lunes, sobre las 9.00 horas, y tiene previsto recalar en Cienfuegos el próximo jueves y en Santiago de Cuba el viernes. Entre el pasaje viajan entre seis y doce «cubanos» o «cubanoamericanos», según la empresa. Tara Russel, presidenta de la línea de cruceros Fathom, a la que pertenece el Adonia, señaló que hay tanto cubanos nacidos en Cuba como cubanoamericanos nacidos en EE.UU. A su juicio, se trata de «una bonita mezcla», ya que «la diversidad hace que haya una profunda conexión». El director general de Carnival, Arnold Donald, aseguró por su parte que la compañía está así «contribuyendo a la historia" y a lograr "un impacto mucho más positivo para la sociedad». Para Tara Russel, presidenta de la línea de cruceros Fathom, a la que pertenece el Adonia, se trata de «una bonita mezcla», ya que «la diversidad hace que haya una profunda conexión». Los obstáculos de Cuba Para que pudieran viajar estos pasajeros de origen cubano, el régimen castrista ha tenido antes que levantar la prohibición que pesaba sobre ellos para viajar a la isla desde los tiempos de la revolución. En un principio, Carnival empezó a vender billetes excluyendo a los cubanos, lo que generó protestas en Miami, tanto de miembros del exilio como de destacados políticos. A raíz de las críticas, la compañía abrió la venta de pasajes también a los cubanos, con lo que para que pudieran entrar en su país debía autorizarlo las autoridades de la isla. Finalmente, a nueve días de la fecha prevista para la partida, Cuba anunció que modificaba el antiguo decreto que prohibía entrar y salir a sus nacionales por vía marítima. Carnival prevé dos viajes de este tipo al mes, con precios que oscilan entre los 2.100 dólares del camarote más barato a los más de 9.000 de la suite más cara. Los estadounidenses que se embarquen no lo podrán hacer como turistas, ya que el país norteamericano prohíbe por el momento viajar a Cuba bajo ese tipo de visado. En cambio, lo pueden hacer bajo programas de «intercambio cultural» que la propia compañía facilita para cumplir con la normativa. El acuerdo para el restablecimiento de cruceros entre EE.UU. y Cuba forma parte de las medidas pactadas entre los dos países tras el proceso de deshielo anunciado por sus respectivos presidentes, Barack Obama y Raúl Castro, el 17 de diciembre de 2014. La posibilidad de fijar vuelos regulares entre uno y otro país -para los cuales ya hay varias aerolíneas interesada-, la supresión de barreras para los intercambios comerciales y la cooperación en campos que van desde la lucha contra el crimen organizado al medio ambiente son otros de los puntos negociados dentro de este nuevo marco de relaciones con el que, según palabras empleadas por Obama durante su histórica visita del pasado mes a la isla, se «entierra» el último vestigio de la Guerra Fría.
02-05-2016 | Fuente: abc.es
Zarpa desde Miami el primer crucero de EE.UU. a Cuba en cinco décadas
Cinco décadas después, un crucero volvió este domingo a levar anclas en Estados Unidos con destino a Cuba. El Adonia, de la compañía Carnival y con capacidad para 704 pasajeros, zarpó en torno a las 16.00 hora local (las 22.00 en España) desde el puerto de Miami, precisamente el corazón del exilio cubano, para realizar un viaje de una semana con escalas en La Habana -donde atracará este lunes-, Cienfuegos y Santiago de Cuba. Entre el pasaje viajan entre seis y doce «cubanos» o «cubanoamericanos», según la empresa. Tara Russel, presidenta de la línea de cruceros Fathom, a la que pertenece el Adonia, señaló que hay tanto cubanos nacidos en Cuba como cubanoamericanos nacidos en EE.UU. A su juicio, se trata de «una bonita mezcla», ya que «la diversidad hace que haya una profunda conexión». El director general de Carnival, Arnold Donald, aseguró por su parte que la compañía está así «contribuyendo a la historia" y a lograr "un impacto mucho más positivo para la sociedad». Para Tara Russel, presidenta de la línea de cruceros Fathom, a la que pertenece el Adonia, se trata de «una bonita mezcla», ya que «la diversidad hace que haya una profunda conexión». Los obstáculos de Cuba Para que pudieran viajar estos pasajeros de origen cubano, el régimen castrista ha tenido antes que levantar la prohibición que pesaba sobre ellos para viajar a la isla desde los tiempos de la revolución. En un principio, Carnival empezó a vender billetes excluyendo a los cubanos, lo que generó protestas en Miami, tanto de miembros del exilio como de destacados políticos. A raíz de las críticas, la compañía abrió la venta de pasajes también a los cubanos, con lo que para que pudieran entrar en su país debía autorizarlo las autoridades de la isla. Finalmente, a nueve días de la fecha prevista para la partida, Cuba anunció que modificaba el antiguo decreto que prohibía entrar y salir a sus nacionales por vía marítima. Carnival prevé dos viajes de este tipo al mes, con precios que oscilan entre los 2.100 dólares del camarote más barato a los más de 9.000 de la suite más cara. Los estadounidenses que se embarquen no lo podrán hacer como turistas, ya que el país norteamericano prohíbe por el momento viajar a Cuba bajo ese tipo de visado. En cambio, lo pueden hacer bajo programas de «intercambio cultural» que la propia compañía facilita para cumplir con la normativa. El acuerdo para el restablecimiento de cruceros entre EE.UU. y Cuba forma parte de las medidas pactadas entre los dos países tras el proceso de deshielo anunciado por sus respectivos presidentes, Barack Obama y Raúl Castro, el 17 de diciembre de 2014. La posibilidad de fijar vuelos regulares entre uno y otro país -para los cuales ya hay varias aerolíneas interesada-, la supresión de barreras para los intercambios comerciales y la cooperación en campos que van desde la lucha contra el crimen organizado al medio ambiente son otros de los puntos negociados dentro de este nuevo marco de relaciones con el que, según palabras empleadas por Obama durante su histórica visita del pasado mes a la isla, se «entierra» el último vestigio de la Guerra Fría.
18-04-2016 | Fuente: elpais.com
Reunión mundial sobre drogas: esperanzas y fiascos
La producción, distribución y consumo de drogas ilícitas se ha encadenado a dinámicas cada vez más cruentas de crimen organizado
14-04-2016 | Fuente: abc.es
El Parlamento Europeo aprueba el registro de pasajeros aéreos para combatir el terrorismo
Después de haber superado el crucial voto del martes en comisión, el pleno del Parlamento Europeo ha aprobado este jueves por la mañana definitivamente la creación de un registro europeo de datos de los pasajeros, tanto de los vuelos interiores como procedentes o en dirección a países extracomunitarios. Los atentados de París y Bruselas han aportado el último impulso político para un proyecto que los gobiernos reclamaban con insistencia desde 2011, pero que la izquierda y los verdes en la Eurocámara han retrasado todo lo que han podido. Durante su tramitación ha habido un debate en ocasiones muy enconado, pero al final se ha logrado tanto lo que querían los dirigentes nacionales, el registro de pasajeros (PNR en inglés) como la revisión de una nueva legislación sobre salvaguardia de la vida privada, que ha sido desbloqueada a la vez en comisión, aunque no será votada hasta el pleno del mes que viene. El PNR fue aprobado por 461 diputados, la mayoría del PPE y el grupo de conservadores británicos y parte de los liberales y socialistas. Entre los 179 que se opusieron había también muchos socialistas que se habían saltado la disciplina y que votaron con la izquierda más radical y los verdes. Hubo nueve abstenciones. los datos no estarán permanentemente disponibles, deberán ser objeto de una demanda concreta El PNR europeo prevé recoger toda una serie de informaciones, 19, que las compañías aéreas tienen de los pasajeros en el momento de hacer la reserva. Esos datos deberán ser transmitidos a una autoridad nacional específica (PIU, unidad de información de pasajeros) que a su vez la pondrá a disposición de un responsable europeo encargado de transmitir la información a los que la soliciten cuando se trate de investigaciones sobre terrorismo u otros delitos graves. Es decir, los datos no estarán permanentemente abiertos para disposición de cualquier unidad policial europea, sino que deberán ser objeto de una demanda concreta. Entre los datos que aparecen están el nombre y apellidos, las fechas de viaje, el itinerario o la modalidad de pago, pero se han excluido otros elementos que podrían conducir a identificar las creencias religiosas del pasajero, como si ha exigido determinado tipo de comida. Aunque en las últimas semanas se ha criticado el hecho de que varios de los terroristas de Bruselas hubieran podido ser detenidos sin necesidad del PNR, la Comisión Europea ha considerado esta votación como «una expresión fuerte del compromiso de Europa para luchar contra el terrorismo y el crimen organizado». El vicepresidente Frans Timmermans y el comisario del Interior, Dimitris Avramopoulos, hicieron notar que la directiva del PNR será «una importante contribución» en este campo y que no menoscaba los derechos de los ciudadanos porque incluye salvaguardas para respetar la privacidad de los ciudadanos. Adaptar su legislación Esos datos se almacenarán durante cinco años y solo los seis primeros meses con toda la información. Pasado ese medio año, el nombre de los pasajeros desaparecerá automáticamente y solo se podría volver a identificar en caso de que lo ordene un juez. Puesto que se trata de una legislación que afecta a los derechos fundamentales y afecta a países no miembros de la UE pero que están en el espacio Schengen, el Consejo de Europa debe pronunciarse sobre su encaje en la convención europea. El tratarse de una directiva, no es de aplicación directa, sino que los países miembros deben adaptar ahora su legislación.
13-04-2016 | Fuente: abc.es
Las promesas incumplidas en la gestión de la crisis de los refugiados
Varian Fry llegó a Marsella en julio de 1940, en una Francia partida entre un territorio ocupado por el nazismo y otro gestionado por el régimen colaboracionista de Vichy. Su misión no era fácil. Apoyado por la primera dama estadounidense Eleanor Roosevelt y el Departamento de Estado, Fry debía ayudar a escapar a los intelectuales refugiados en esa localidad costera, acosados por una Gestapo, la policía política alemana, siempre al acecho. En «La lista negra», sus memorias, Fry recordó esa odisea agravada por un entramado burocrático imposible: los visados para llegar a Lisboa, el cruce arriesgado de fronteras y la ausencia de pasaporte, en los casos más graves, constituían el día a día de los perseguidos por el Tercer Reich. Durante la Segunda Guerra Mundial, el convenio de aplicación del Acuerdo de Schengen, rubricado en junio de 1990, puesto en marcha en 1995 y garante del libre tránsito de personas entre las naciones europeas signatarias, hubiera parecido una quimera. Hoy es una realidad amenazada por la reacción que suscita una crisis que recuerda a la de entonces, con los debidos matices históricos. La violencia no brota de Alemania, sino de Siria, Afganistán o Irak, países acosados por el terrorismo yihadista y los conflictos armados y principal lugar de origen del millón de personas que alcanzó Europa a través del Mediterráneo en 2015, según datos proporcionados por la Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR). El invierno no ha minimizado el número de llegadas, a pesar de la peligrosidad de una empresa que arrebató la vida, solo el pasado año, a 3.771 seres humanos. [Pincha sobre los puntos en el mapa para conocer los datos de Eurostat por países de peticiones de asilo en 2015, la cifra comprometida de reubicación de la UE y los refugiados reubicados hasta ahora.] Un grupo de refugiados intenta cruzar una valla en Macedonia- REUTERS Frontex, la agencia que vigila las fronteras exteriores de la Unión Europea, distingue las siete principales rutas que los refugiados toman para acceder al espacio Schengen. La que une Turquía y Grecia a través del mar Egeo fue la más concurrida en enero de 2016. Desde el país heleno comienzan el periplo hacia Macedonia, Serbia, Hungría, Croacia o Eslovenia, puntos de tránsito del circuito que suele terminar en Austria o Alemania. Un camino cada vez más difícil. En agosto de 2015, Hungría terminó la construcción de una valla en su frontera con Serbia. El recorrido se desvió entonces hacia Croacia, pero pronto aparecieron nuevos obstáculos. En noviembre, tanto Macedonia como Eslovenia y Austria anunciaron que tomarían las mismas medidas que Budapest. «La restauración de los controles fronterizos en los países que conforman Schengen están contempladas en el acuerdo», explica Andreu Olesti. «Pero el levantamiento de una frontera física, como construir un muro y una valla, es contrario a Schengen», matiza este catedrático de Derecho comunitario europeo de la Universidad de Barcelona. Una estrategia que provocará la creación de una suerte de «fortaleza Europa», según lamenta Amnistía Internacional. «En Macedonia han bloqueado la entrada al país, y esta semana denunciamos que hay más de 7.000 personas paradas en la frontera, en una situación precaria. Hay familias, enfermos, mujeres embarazadas, niños y niñas.. La gran mayoría son refugiados que tienen derecho a protección internacional», recuerda Verónica Barroso, portavoz de esa organización en defensa de los derechos humanos. Medidas fallidas La gestión política de la crisis no ha dado sus frutos. En julio y septiembre de 2015, el Consejo Europeo acordó un sistema de cuotas para la reubicación y el reasentamiento de los refugiados. La cifra de reasentamiento, proceso consistente en acoger en países europeos a refugiados llegados de fuera del continente, se estableció en 20.000 personas. La reubicación, con refugiados procedentes de un país europeo, ha terminado en un baile de cifras desde los 160.000 iniciales. En un primer momento, los refugiados de Grecia, Italia y Hungría iban a ser enviados a otros Estados miembro, pero Budapest se negó a participar en este proceso. Una decisión que provocó cambios en el reparto incial. España se comprometió finalmente a acoger a 9.323 personas, según datos proporcionados por la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR). Solo 18 han llegado a nuestro país. «El proceso de reubicación está fracasando», explica Nuria Díaz, miembro de CEAR. «Las medidas están desfasadas, porque son decisiones que se tomaron el año pasado y que atañen a 160.000 personas, cuando llegaron más de un millón», indica. Para esta portavoz, agilizar la reubicación supone potenciar la integración, mecanismo que garantiza «la inserción laboral, el aprendizaje del idioma, las ayudas económicas y el acceso a la sanidad y la educación». En vídeo Trece mil refugiados, atrapados entre Grecia y Macedonia La crisis de los refugiados ha hecho tambalearse los cimientos de la Unión Europea, evidenciando la incapacidad de sus líderes para acordar una política común. Alemania y Hungría muestran bien esa tendencia disfuncional. Durante el verano de 2015, la canciller alemana Angela Merkel defendió con énfasis la acogida de refugiados y la puesta en marcha del sistema de cuotas, convicciones que ahora pueden dañar su carrera. Como señaló la revista británica «The Economist» en un artículo de enero de 2016, la CSU, la rama bávara de la formación democristiana que Merkel lidera, rechaza frontalmente su gestión de la crisis. Un escepticismo que también aflora en el interior de su propio partido. «El modelo presentado por Merkel suponía una alternativa inspiradora frente a la xenofobia corta de miras de líderes como Orbán», indicaba la revista. «Ahora, después del caos y el trauma de los seis meses pasados, Orbán parece justificado y la canciller cada vez está más sola», explicaba luego. Lo cierto es que sucesos como la Nochevieja de Colonia, cuando centenares de mujeres fueron agredidas por hombres de origen magrebí, no han contribuido a popularizar su punto de vista. Meses más tarde se desveló, sin embargo, que solo tres de los cincuenta detenidos eran refugiados. Viktor Orbán y Angela Merkel- REUTERS Si Merkel defendió la «cultura de bienvenida» frente a la crisis, el primer ministro húngaro, el conservador Viktor Orbán, adoptó una postura opuesta. La construcción de una valla en la frontera con Serbia solo fue la más polémica de sus decisiones. «En Hungría reformaron el código penal, y establecieron condenas de incluso tres años de privación de libertad para aquellas personas que entraban en el país de forma irregular», recuerda Barroso. «También hemos visto imágenes de uso de la fuerza por parte de los agentes de la frontera, que lejos de garantizar la protección están intentando bloquear el acceso, con uso de gas lacrimógeno», añade esta portavoz de Amnistía Internacional. El 25 de febrero, el mandatario anunció la futura celebración de un referéndum para someter a consulta la aceptación o el rechazo del sistema de cuotas propuesto por la Unión Europea. Lo cierto es que otro países han adoptado iniciativas controvertidas. «En Dinamarca, la última reforma permite requisar los bienes de valor de los refugiados para costear su estancia. Además, han establecido que no pueden solicitar la reunificación familiar hasta pasados tres años», lamenta la activista. Solidaridad desigual El debate que suscita en la Unión Europea el reparto de 160.000 refugiados contrasta con las cifras que describen la situación de otros países de acogida. Según datos proporcionados por ACNUR en 2016, un total de 2.715.789 sirios se encuentra en Turquía, frente a 1.067.785 en Líbano y 639.704 en Jordania. «Turquía es grande, es una economía potente, pero está acogiendo a dos millones y medio de personas y sus capacidades son limitadas», explica Eduard Soler i Lecha. «Hay un acuerdo para dar 3.000 millones de euros a Turquía, destinados a programas cuyos beneficiarios sean los refugiados», añade este investigador del laboratorio de ideas CIDOB. Ankara espera que su solidaridad ofrezca ciertas contrapartidas y beneficios, como la facilitación de visados a los ciudadanos turcos que quieran acceder a territorio comunitario o un mayor apoyo a su lucha contra el terrorismo kurdo. Soler i Lecha considera, sin embargo, que esa «política de brazos abiertos no está hecha para negociar mejor con la Unión Europea, sino que ya existía». Una chica descansa sobre un montón de chalecos salvavidas- AFP Pero las negociaciones con Turquía no se han quedado ahí. El lunes, Ankara propuso a la Unión Europea que la ayuda económica aumentara a 6.000 millones de euros y que agilizara la cuestión de los visados, a cambio de readmitir a los refugiados sirios llegados a Grecia y a los migrantes económicos en su territorio. Sin embargo, el contexto interno del país no resulta por completo favorable. «Turquía es un país sobre todo tensionado por el problema kurdo», recuerda Soler i Lecha. Dificultad a la que se añade la existencia «de redes mafiosas y de crimen organizado, que se aprovechan de la situación de las personas que quieren iniciar el viaje en Europa», como también explica este investigador. Aylan Kurdi, el pequeño de tres años que murió ahogado en la costa turca el pasado verano, fue precisamente víctima de los traficantes de personas. Dos de ellos, de origen sirio, fueron condenados a cuatro años de cárcel a principios de febrero, debido a su implicación en el caso. La gravedad de la crisis abierta ha llevado a ACNUR a compararla con la vivida en la Segunda Guerra Mundial. La figura de refugiado, precisamente, surgió durante la Convención de Ginebra de 1951, pocos años después del final del conflicto. Acciones como las de Varian Fry quedaron en el recuerdo. Su gesta supuso un oasis de esperanza para muchos perseguidos por el nazismo: las cifras indican que entre dos mil y cuatro mil personas lograron escapar de Marsella gracias a su trabajo. La pensadora Hannah Arendt o el pi¡ntor Max Ernst figuran en la lista de los que lograron sobrevivir. Fry murió en septiembre de 1967. En vida, su labor fue premiada con la Legión de Honor, la mayor condecoración francesa. En 1994, de forma póstuma, Israel le concedió el título de Justo de las Naciones, reconocimiento que aplaude a quienes «en un mundo de debacle moral generalizada» supieron «desplegar un enorme coraje para mantener los valores humanos en pie». Varian Fry en 1967- Fred Stein
08-04-2016 | Fuente: elmundo.es
La Guardia Civil descubre un zulo con armas y un banderín del Daesh en Ceuta
Fuentes de la investigación aseguran que el hallazgo estaría relacionado con el crimen organizado. Entre las armas habría al menos dos fusiles de asalto y también armas blancas.