Infortelecom

Noticias de comercio

01-01-1970 | Fuente: abc.es
Corea del Norte elude las sanciones comprando petróleo en alta mar
Años y años de sanciones contra su programa nuclear han aguzado el ingenio del régimen estalinista de Corea del Norte, que sigue resistiendo pese a la presión internacional. Esquivando las últimas resoluciones de la ONU, que pretenden asfixiar su economía limitando sus suministros de energía y capital, Corea del Norte está comprando petróleo a barcos chinos y taiwaneses en alta mar. Por estas operaciones, que están prohibidas por la Resolución 2375, Corea del Sur se ha incautado de un navío con bandera de Hong Kong contratado por una empresa de Taiwán. Según informa la agencia de noticias Yonhap, el barco, llamado «Lighthouse Winmore», fue confiscado el pasado 24 de noviembre tras, presuntamente, haber vendido en alta mar 600 toneladas de petróleo refinado a navíos norcoreanos, uno de ellos identificado como el «Sam Jong 2», el 19 de octubre. La embarcación, al servicio de la compañía Billions Bunker Group, había atracado días antes en el puerto surcoreano de Yeosu para cargar 14.000 toneladas de petróleo refinado japonés y llevarlo a Taiwán. Pero, en su lugar, traspasó parte de la mercancía a barcos norcoreanos en aguas internacionales del Mar Amarillo. A tenor de Yonhap, las autoridades surcoreanas han confirmado a través del cuaderno de bitácora y de los testimonios de la tripulación que la transacción fue ordenada por la firma taiwanesa. Mientras dura la investigación, Seúl retendrá el petrolero durante seis meses, hasta que Hong Kong lo reclame. En la lista negra Aunque esta es la primera incautación de un barco por dichos motivos, no es la primera vez que ocurre algo así. De hecho, el «Lighthouse Winmore» está en una «lista negra» de EE.UU. junto a otros nueve navíos por violar las sanciones de Naciones Unidas suministrando petróleo a Corea del Norte. Con las habituales reticencias de China y Rusia, la Casa Blanca ya ha pedido su suspensión al Consejo de Seguridad. Además, y según informa el diario surcoreano «Chosun Ilbo» citando fuentes del Gobierno de ese país, los satélites espía de Estados Unidos han detectado a barcos chinos transfiriendo crudo a navíos de Corea del Norte hasta en treinta ocasiones desde octubre. En las imágenes aportadas por el Departamento del Tesoro, se pueden ver estas embarcaciones amarradas en alta mar, con el nombre coreano de una de ellas bien visible: «Rye Song Gang 1». Estas pruebas vuelven a poner en duda el compromiso de China con las sanciones internacionales. Aunque el autoritario régimen de Pekín las ha apoyado en la ONU, EE.UU. sospecha que hay «vacíos legales» porque es el único aliado que le queda a Kim Jong-un. En una entrevista con «The New York Times», así lo ha dejado entrever el presidente Donald Trump, quien ha ligado la mediación china con Pyongyang a las disputas comerciales entre ambos países. «Si me ayudan con Corea del Norte, puedo mirar al comercio de forma diferente, al menos durante un tiempo. Y eso es lo que he estado haciendo. Pero, cuando el petróleo sigue entrando, no estoy contento», reconoció Trump. Ante su presión para asfixiar al régimen norcoreano, Kim Jong-un vuelve a demostrar su astucia para sobrevivir.
01-01-1970 | Fuente: abc.es
Prohibidas las botellas de champán en la Nochevieja de Lisboa
Por primera vez, Lisboa prohíbe las botellas de champán o espumosos en la gran celebración popular de la Nochevieja en la Praça do Comércio porque «pueden ser un arma», según la nota oficial de la policía local (PSP). En realidad, son todos los envases de vidrio los que no podrán llevarse al recinto, lugar neurálgico y favorito de lisboetas y visitantes para entrar en el nuevo año, al final de la Baixa y en la antesala de la desembocadura del río Tajo en el Océano Atlántico. Y nada de megáfonos, palos de «selfies» o matasuegras. Tampoco se permiten paraguas de punta larga, mochilas grandes y objetos de cristal (incluidos vasos o copas), en vista de que las medidas de seguridad se extreman por temor a un posible ataque del terrorismo islamista. En consecuencia, el inspector jefe de la PSP, Paulo Flor, avisó de que los ciudadanos que se acerquen a la gigantesca plaza deberán elegir «entre la tradición de abrir una botella de champán a medianoche y la seguridad». De este modo, el aforo se limitará a 200.000 personas y se establecerán hasta tres perímetros de control, donde la presencia extra de agentes facilitará la concienzuda revisión de los aspirantes de desafiar la lluvia prevista en la última noche del año en la capital portuguesa. Pero, además, los perímetros contarán con la novedad de que estarán operativos igualmente al final de la velada en las ocho puertas de acceso a la zona de Terreiro do Paço. De acuerdo con las explicaciones de Paulo Flor en la presentación de la estrategia de seguridad para el 31 de diciembre, «la gran diferencia para este año son las revisiones aleatorias porque hemos valorado todos los riesgos asociados a una celebración de estas características». Así las cosas, la policía local únicamente dejará pasar a la gente con mochilas del tamaño de un folio A3 y anuncia que será inflexible en la aplicación de todas estas normas, con una amplia dotación de contenedores para los objetos desechados. «La gente puede estar tranquila porque contará con una gran presencia efectiva de la PSP, no en número de hombres sino en el sentido de ofrecer un mejor y más dinámico servicio de acceso», asegura el inspector jefe. Naturalmente, los automóviles particulares deberán permanecer fuera del recinto, con el primer puesto de control únicamente apto para el transporte público en varios puntos clave de la ciudad: por ejemplo, las confluencias de la Praça do Rossio con la Rua do Ouro, de la Avenida 24 de Julho con la Rua Dom Carlos I, de la Praça de Martim Moniz con la Rua da Palma y de la Avenida Infante Dom Henrique con la Avenida Mouzinho de Albuquerque. A las 20.00 (21.00 horas en España) se procederá a vaciar la Praça do Comércio para su revisión exhaustiva. Y será a las 21.00 (22.00) cuando comenzará a facilitarse el acceso de las personas que lo deseen, siempre que cumplan los requisitos establecidos. Pero las restricciones al tráfico en todo el área arrancaron este sábado 30 de diciembre y el corte total en la propia explanada hasta la 1 de la madrugada, pues la gran estrella del fado, Ana Moura, se subirá al escenario para que sus compatriotas despidan el año con la mejor música portuguesa. Entre las opciones alternativas para pasar la Nochevieja en Lisboa, destacan el cotillón al estilo de los años 90 en el Coliseo por entre 30 y 60 euros, una cena con el chef Ljubomir Stanisic por 230 euros, un crucero por el Tajo previo pago de 150 euros o una cena de gala en el Casino de Estoril por 350 euros.
01-01-1970 | Fuente: abc.es
2018 decidirá el ciclo ideológico de Latinoamérica
El año que comienza vivirá una auténtica batalla política en Latinoamérica, con elecciones presidenciales en seis países. Habrá un pulso realmente decisivo en naciones de gran peso continental, como Colombia, México y Brasil. La izquierda aspira a importantes avances en esos tres primeros países y en Paraguay, al tiempo que el régimen autoritario pretende perpetuarse en Venezuela. También habrá presidenciales en Costa Rica, país que hasta ahora ha resistido bien la tentación bolivariana, pero que está dando muestras de cuarteamiento institucional. El interés está en el color político que adquiera el continente, pues en esta ocasión, por el número de elecciones e importancia de los países, puede determinarse un ciclo ideológico, no solo momentáneas orientaciones (¿se pronunciará o se rectificará el volantazo a la derecha de 2016-2017?). Una consecuencia directa de esto serán las alianzas comerciales (apuesta efectiva por los clubes económicos de la Alianza del Pacífico y de Mercosur o, en cambio, por la agenda más política que económica de Unasur). Asimismo, habrá analistas pendientes de las perspectivas energéticas, pues varios de los países con elecciones son los principales productores latinoamericanos de petróleo. Las citas presidenciales comienzan en Costa Rica (febrero), siguen en Paraguay (abril) y luego llegan a Colombia (mayo), México (julio) y Brasil (octubre), para acabar, según lo previsto, en Venezuela (diciembre). Si ese es el orden en el tiempo, el orden en el interés internacional podría ser el siguiente: México, el pulso más crucial El cambio más radical puede producirse en México el 1 de julio si, como han venido indicando las encuestas, gana Andrés Manuel López Obrador. AMLO ya perdió por muy poco las elecciones de 2006 y luego las de 2012, ambas como candidato del izquierdista PRD; ahora es candidato de su propio partido, Morena, un movimiento homologable al bolivarianismo. El intento del PRI de separarse de su propia corrupción poniéndose en manos de un candidato independiente ?José Antonio Meade, quien ha estado en el Gobierno del actual presidente (PRI) y del anterior (PAN)? parece haber dado al priísmo nuevas expectativas. Pero va a ser una campaña muy inusual, ya que además el derechista PAN, dividido, irá en coalición con el PRD, con el panista Ricardo Anaya como candidato conjunto. Aunque López Obrador ha querido moderar su discurso, para no espantar de nuevo a empresarios y otros sectores temerosos, su oferta de amnistía a narcotraficantes, sus serias objeciones al tratado de libre comercio con Estados Unidos y su deseo de dar marcha atrás en la apertura de la industria petrolera mexicana advierten de que su presidencia provocaría una sacudida política en el continente. Colombia, el test para las FARC La gran dispersión de la intención de voto hace difícil de momento prever qué candidatos pasarán en Colombia a la segunda vuelta (la primera es el 27 de mayo, la segunda el 17 de junio). Una de las pocas cosas claras por ahora es que el candidato de las FARC, Rodrigo Londoño, que era el jefe guerrillero hasta la firma del acuerdo de paz, tiene muy poco apoyo popular. En cualquier caso, la cita permitirá comprobar si en este punto histórico se produce o no un auge de la izquierda, que siempre se había visto lastrada electoralmente por el rechazo mayoritario de la sociedad a la guerrilla. Las elecciones legislativas que habrá previamente, en marzo, servirán ya de termómetro político. Sea cual sea el resultado, el acuerdo de paz asegura a las FARC al menos cinco puestos en el Senado y otros cinco en la Cámara. Brasil, el pretendido regreso de Lula Lula da Silva, que ya fue presidente entre 2003 y 2010, encabeza las encuestas en Brasil. Pero hasta las presidenciales del 7 de octubre queda mucho tiempo para que los jueces determinen si el líder del Partido de los Trabajadores es culpable en los asuntos de corrupción de los que se le acusa. La heredera de Lula, Dilma Rousseff, ya ganó la reelección en 2014 por estrecho margen, y dado todo lo que se ha sabido desde su impeachment acerca del gobierno de la izquierda se esperaría un giro electoral. Pero los partidos del centro y de la derecha también se han visto alcanzados por denuncias y sospechas. Venezuela, farsa de elecciones Asumido por la comunidad internacional que en Venezuela hay un claro fraude electoral, lo que se espera es que las presidenciales sean otro mero trámite para que Nicolás Maduro consolide el régimen autoritario. La fecha electoral no está determinada; tradicionalmente es en diciembre, pero puede variar. Maduro las podría haber aplazado si hubiera estimado que era difícil colar otro fraude, pero dada la facilidad con que el Gobierno ha toreado a la oposición en las elecciones de gobernadores y de alcaldes las podría adelantar, incluso de manera sustancial. Paraguay, el debate de la reelección Finalmente, los dos partidos tradicionales concurrirán a las presidenciales del 22 de abril con caras nuevas. El presunto pacto entre el actual presidente, Horacio Carter, del Partido Colorado (derecha) y el expresidente Fernando Lugo, del Frente Guasú (izquierda), para reformar la ley y permitir la reelección presidencial se topó con violentas protestas callejeras y no prosperó. El colorado Mario Abdo Benítez se enfrenta al liberal Efraín Alegre, cuyo partido se ha aliado con el menor Frente Guasú. Paraguay es uno de los países con mayor percepción ciudadana de corrupción pública. Costa Rica, resfriado institucional En Costa Rica la primera vuelta tendrá lugar el 4 de febrero y la segunda el 1 de abril. Las encuestas reparten el voto principalmente entre los dos grandes partidos tradicionales ?socialdemócratas y socialcristianos?, con posibilidades también para los conservadores. Los sondeos dejan fuera de la carrera al gobernante Partido de Acción Ciudadana, un centro-izquierda que rompió el bipartidismo hace cuatro años. El caso conocido como el «Cementazo» ha llevado la corrupción al primer lugar en la preocupación de los costarricenses, y ha cuestionado actuaciones del Banco central y del poder Judicial. Habrá que ver si todo es un resfriado institucional o si la ejemplar salud en valores democráticos de Costa Rica en realidad está enfermando.
01-01-1970 | Fuente: abc.es
La criptomoneda de Maduro es ilegal
La hiperinflación en Venezuela, que en 2017 superó el 2.735% acumulado, según la consultoría Ecoanalítica, ha provocado que su moneda, el bolívar, se haya hundido. «Está liquidada», asegura a ABC el economista y presidente de la Comisión de Finanzas de la Asamblea Nacional, José Guerra. Esto ha obligado tanto al Gobierno de Nicolás Maduro como a la sociedad civil a buscar soluciones alternativas, como la creación de nuevas monedas, que les permita llevar a cabo transacciones económicas. Es así como el Ejecutivo bolivariano ha decidido sumarse a la moda de las criptomonedas (bitcoin) con la creación del petro. El objetivo de Maduro con esta nueva moneda es pagar a sus proveedores internacionales y zanjar así la crisis de abastecimiento, según anunció hace unos días el ministro de Comunicación e Información de Venezuela, Jorge Rodríguez. La moneda virtual contará con el respaldo de activos como las reservas de petróleo, oro y diamantes de Venezuela. El propio Rodríguez se refirió al campo petrolero de Ayacucho , con una reserva de 5.342 millones de barriles valorados en 267.000 millones de dólares, como aval del petro. Sin embargo, esta decisión gubernalmental no sería legal. «La criptomoneda no se puede emitir poniendo como garantía las reservas petroleras. El artículo 3 de la Ley Orgánica de Hidrocarburos de Venezuela establece que las reservas petroleras no explotadas, es decir, las que están en el subsuelo y que son muy abundantes, no se pueden colocar como garantía de ninguna operación comercial o financiera», explica Guerra. José Guerra, economista y presidente de la Comisión de Finanzas de la Asamblea NacionalGuerra económica El presidente Maduro ha presentado el petro como una tabla de salvación ante la «guerra económica» que sufre el país por parte del capitalismo. Con ella «se hará materialmente imposible que los centros financieros dictatoriales del mundo puedan intervenir contra esta iniciativa» del Gobierno venezolano, augura Rodríguez. Pero el petro nace con baremos muy distintos a los del bitcoin. «Mientras esta criptomoneda ha sido creada dentro de un marco de una gran libertad y confianza», en Venezuela «no existen esos dos atributos», subraya Guerra. «En 2003 Hugo Chávez implantó el control cambiario de moneda para frenar la inflación y la fuga de capitales, por lo que en Venezuela no hay libertad de comercio. Si usted quiere comprar criptomonedas y luego quiere cambiarlas para recuperar la moneda original, no va a poder porque hay control de cambio. El Gobierno establece la cantidad de dólares que se pueden sacar del país, y ahora no se puede sacar ninguno, a no ser que se haga en el mercado negro». Nacimiento del «panal» A la creación del petro se ha sumado también la del «panal», una moneda, esta sí en papel, nacida en el barrio 23 de enero, en Caracas, por el colectivo chavista Fuerza Patriótica Alexis Vive (FPAV). «En principio es una moneda que va a estar circunscrita al ámbito local, no va a poder circular fuera de ese barrio», señala Guerra. Su función es pues muy limitada «porque no va a ser aceptada como pago a los proveedores. No le veo ninguna utilidad o razón, más allá del ámbito estrictamente local», añade el economista venezolano, que considera que iniciativas como esta pueden provocar una proliferación de monedas «en todas las comunidades que sufran la falta de dinero en efectivo y que busquen una manera de solucionarlo imprimiendo su propia moneda». En el caso del panal, esta no está respaldada por el Banco Central, «que es el único facultado para emitir billetes y acuñar monedas. Por eso, este es un acto absolutamente ilegal». No es la primera vez que surgen monedas paralelas al bolívar en Venezuela: «Chávez trató de crear unas monedas en los años 2008 y 2009, que se llamó la lioza y llevaba la simbología de la Venezuela pre-independentista. Esas monedas tampoco sirvieron para mucho». Ahora tratan de reeditarlas, explica Guerra, pero por razones diferentes: «La falta de efectivo motivada por la hiperinflación. El BCV no ha emitido la cantidad de billetes que acompañe el alza de los precios. En consecuencia, hay una importante escasez de billetes que ha provocado que estas monedas locales comiencen a circular. No le veo ningún sentido, porque esta moneda no va a poder conservar el valor en medio de un cuadro de hiperinflación. El emisor saca una determinada cantidad de moneda y no controla los precios, y las monedas van perdiendo su valor de igual manera», explica. Cambios de moneda El sistema de cambio de Venezuela es uno de los «más complicados, complejos y corruptos del mundo», apunta Guerra. «Hay una tasa de cambio a 10 bolívares por dólar -para alimentos o medicinas- que lo maneja el gobierno a total discreción». Luego está la tasa a 3.000 bolívares por subasta, en la que el gobierno decide cuáles son los rubros que van a ser subastados. «Se entregaban algo así como 20 millones, que es muy poco, por semana. Esto está suspendido desde hace varios meses». Después está el mercado paralelo «en el que todo el mundo puede comprar y vender lo que quiera, y el cambio está en los 100.000 bolívares». «El mejor negocio del mundo puede ser agarrar esas tasas, de 10 o 3.000 bolívares y luego revenderlo a 100.000 bolívares. Es la quintaesencia de la corrupción, en la que está metido un español, Alfredo Serrano Mansilla, de Podemos, que está practicando con la economía venezolana lo que jamás los españoles habrían aceptado»,asevera.
01-01-1970 | Fuente: abc.es
La UE contradice a EE.UU. y amplía su cooperación con Cuba
La Unión Europea prosigue su política de expansión diplomática y comercial para intentar llenar el hueco que deja la actitud aislacionista del presidente norteamericano Donald Trump. La visita oficial que ha realizado a Cuba la responsable de la política exterior común, la alta representante Federica Mogherini, forma parte de esta estrategia, aunque por ahora lo único que se constata respecto a la situación en La Habana es que los cambios políticos no llegan por ningún lado. Pese a todo, Mogherini y el ministro cubano de Exteriores, Bruno Rodríguez, intercambiaron buenas palabras y se comprometieron a «identificar áreas de cooperación para impulsar su relación» ya bajo el paraguas del nuevo acuerdo bilateral, que está en vigor desde noviembre y que es el primero que se firma entre la UE y Cuba. En su habitual lenguaje encorsetado y hueco, Rodríguez describió la situación diciendo que Cuba «tiene toda la disposición para avanzar en el marco contractual que hemos establecido de común acuerdo y la voluntad de avanzar en su implementación». El acuerdo se firmó en 2016 y entró en vigor de manera provisional el pasado 1 de noviembre, a falta de que se complete el periodo de ratificaciones nacionales, lo que para el responsable cubano es una «demostración de buena voluntad y respeto recíproco que permitirá avanzar en beneficio mutuo por encima de las diferencias». Cuba se había negado tradicionalmente a aceptar una relación con la UE que incluyese exigencias en materia de democracia y respeto a los derechos humanos. Por parte de la UE ese concepto se fijó en 1996 en la llamada «posición común» que vinculaba los contactos políticos a gestos de apoyo a los disidentes y la situación se agravó con la llamada «primavera negra» de 2003, con una oleada de detenciones de disidentes. Sin embargo, un número creciente de países europeos consideró que esa política había tenido efectos indeseables como la ruptura de todo contacto con el régimen, por lo que poco a poco el concepto se fue debilitando. Mientras tanto, en estos años en el Parlamento se han galardonado tres veces a dirigentes de la oposición democrática cubana perseguidos por el régimen, como Oswaldo Payá (2002), las Damas de Blanco (2005) y Guillermo Fariñas (2010). De Obama a Trump La situación cambió con la llegada de Barack Obama a la Casa Blanca, ya que en 2014 decidió restablecer las relaciones diplomáticas con la dictadura, después de medio siglo de ruptura, lo que alarmó a los responsables europeos. Estos pensaron que Washington estaba tomando la delantera ante la inminencia de supuestos cambios políticos en Cuba, sobre todo después de la muerte de Fidel Castro en 2016. Los cambios llegaron, pero no donde se esperaba y con la nueva política de Donald Trump las relaciones de Estados Unidos y Cuba han vuelto a sus habituales tiranteces. Por ello, Mogherini ha dicho en La Habana que la aprobación del acuerdo de diálogo de político y cooperación abre un «nuevo capítulo» en la relación, con «nuevas oportunidades de expandir y profundizar nuestros vínculos. Vemos potencialidades en áreas como la cooperación al desarrollo, comercio e inversión, pero también en el diálogo político que para nosotros es extremadamente importante». Está previsto que en el primer trimestre de este año se constituya en Bruselas el Consejo UE-Cuba, con el modelo de los que ya existen con la mayoría de países.
01-01-1970 | Fuente: abc.es
May hace un reajuste en su Gobierno pero mantiene a los ministros clave
La primera ministra británica, Theresa May, ha hecho este lunes un reajuste en su Gobierno y en las estructuras del Partido Conservador, pero ha dejado en sus puestos a los ministros clave, entre ellos David Davis, encargado de negociar el Brexit. En su cuenta de Twitter, la jefa del Ejecutivo ha informado de que David Lidington, hasta ahora ministro de Justicia, será canciller del ducado de Lancaster ?con rango ministerial? así como secretario de Estado para la Oficina del Gabinete. Lidington sustituye en este segundo cargo a Damian Green, hombre de confianza de May, quien dimitió en diciembre tras un escándalo por el hallazgo de material pornográfico en su ordenador del Parlamento en 2008. Según los medios británicos, no se prevé que la primera ministra, que proseguirá mañana su remodelación, nombre a nadie para el cargo de primer secretario de Estado que también ocupaba Green, el cual equivalía a viceprimer ministro o «número dos» gubernamental. Tal como se esperaba, la líder «tory» ha confirmado en sus puestos a Philip Hammond, que sigue al frente del ministerio de Economía; Amber Rudd, que continúa como ministra del Interior; y Boris Johnson, titular del ministerio de Asuntos Exteriores. Conservan también sus cargos los ministros de Transporte, Chris Grayling; Medioambiente, Michael Gove; Comercio Internacional, Liam Fox; Desarrollo Internacional, Penny Mordaunt; y para Escocia, David Mundell, mientras que Matt Hancock asume la cartera de Cultura. Sajid Savid seguirá dirigiendo el ministerio de Comunidades y Gobierno local pero con el añadido de Vivienda, mientras que Karen Bradley será la nueva responsable para Irlanda del Norte, después de la dimisión, por razones de salud, de James Brokenshire. David Gauke pasa del ministerio de Trabajo y Pensiones al de Justicia; Greg Clark y Gavin Williamson se mantienen como ministros de Empresa y Defensa, respectivamente, y Jeremy Hunt sigue siendo el responsable de Sanidad, pero añade a su cartera el departamento de Atención Social. May ha nombrado al parlamentario Brandon Lewis ministro sin cartera y nuevo presidente del Partido Conservador, en sustitución de Patrick McLoughlin, al que se responsabilizó parcialmente del mal resultado de los «tories» en las elecciones anticipadas del pasado 8 de junio, en las que perdieron la mayoría absoluta. Según fuentes de la formación, Lewis estará encargado de modernizar el partido para atraer a más gente joven, después del incremento de afiliados en el opositor Partido Laborista bajo el liderazgo de Jeremy Corbyn. Para esta tarea, el presidente estará acompañado de prometedoras figuras del partido, especialmente mujeres y diputados de minorías étnicas, nombradas también hoy para diversos cargos, como James Cleverly, Kemi Badenoch o Ben Bradley. La oposición laborista y el Servicio de asesoramiento sobre el embarazo han criticado el nombramiento en la vicepresidencia para mujeres de Maria Cauldfield, que en el pasado se ha mostrado en contra de la liberalización de la ley del aborto. Esta es la remodelación de gobierno más significativa de las tres acometidas por May desde que accedió al poder en julio de 2016, si bien ha mantenido en sus puestos a los ministros clave. El reajuste lo motivó la dimisión en diciembre de Green, y está destinado a revitalizar el Ejecutivo conservador tras varios meses de escándalos y desavenencias internas, sobre todo en relación al enfoque de las negociaciones del Brexit. Los cambios anunciados hoy se producen antes del comienzo de la segunda ronda de negociaciones con Bruselas, que se centrará en la futura relación comercial y de seguridad entre el Reino Unido y el bloque europeo. La Comisión Europea y el Gobierno británico llegaron a finales de 2017 a un acuerdo sobre la primera fase, que comprendía los derechos de los ciudadanos comunitarios, la factura de salida y la futura frontera dentro de la isla de Irlanda.
01-01-1970 | Fuente: abc.es
EE.UU. constata «señales iniciales» de interferencia rusa en las presidenciales de México
Aún quedan seis meses para las elecciones presidenciales mexicanas del 1 de julio, pero Estados Unidos asegura haber apreciado ya «señales iniciales» de la injerencia de Rusia en la larga campaña electoral que vive el país. Cabe suponer que al Kremlin le podría convenir una victoria de Andrés Manuel López Obrador (conocido por sus iniciales, AMLO), el líder izquierdista de marcado tono antiestadounidense al que las encuestas de momento favorecen. Si a Vladimir Putin le interesa incordiar a EE.UU., algo que forma parte del juego geopolítico, lo más lógico es que después de haber interferido en las elecciones a la Casa Blanca de hace poco más de un año, ahora quiera crearle problemas a Washington en el país de cuya estabilidad, por compartir una extensa frontera, tanto dependen la seguridad y la economía estadounidenses. La alerta la ha lanzado el consejero de Seguridad Nacional de EE.UU., el general Herbert R. McMaster. En un acto sobre seguridad internacional celebrado a mediados de diciembre en Washington, McMaster expresó su preocupación por las tácticas de «subversión, desinformación y propaganda» que está desarrollando Rusia a través del uso de «ciber herramientas». Paranoia preventiva: algunos medios mexicanos ya nos acusan de interferencia en las presidenciales? del 2018? @inafinogenova pic.twitter.com/WY4lJ8L2eX? RT en Español (@ActualidadRT) 3 de noviembre de 2017El jefe del Consejo de Seguridad Nacional de la Casa Blanca citó el último caso en el que, según aseguró, ha habido injerencia rusa: la oscura proliferación de mensajes en las redes sociales en torno al referéndum no autorizado sobre la independencia de Cataluña, llegado a cabo el pasado 1 de octubre. «En Europa, esto lo hemos detectado más recientemente en el referéndum independentista de Cataluña, por ejemplo. Y de hecho, ya hemos visto señales iniciales en la campaña presidencial mexicana», dijo McMaster. El propósito de ese manejo de «ciber herramientas» constituye, según el general, «un esfuerzo muy sofisticado para polarizar sociedades democráticas, poner en contra a las comunidades dentro de ellas crear una crisis de confianza y así minar nuestra fuerza». Conexión venezolana La denunciada operación en Cataluña pudo ser un ensayo de agentes que ahora podrían volcarse en la campaña de México, pues se desarrolló en español y ese tráfico generado desde Rusia contó con el apoyo, como sugirieron las autoridades españolas, desde algún servidor de Venezuela. Dada la histórica relación entre el chavismo y el Movimiento de Renovación Nacional (Morena), de López Obrador, cabría esperar que en esta ocasión también se produjera la colaboración de operadores venezolanos. De hecho, la puesta en marcha por parte del Gobierno de Nicolás Maduro de una maquinaria de hackers y trolls con objetivos políticos ya ha sido documentada. Fuentes que han estado en contacto con los servicios secretos mexicanos han constatado las sospechas de estos de que Rusia puede estar organizando algún operativo, incluso con personal desplazado expresamente a México. La participación de venezolanos como apoyo de la operación entraría dentro de ese diseño. La propia RT, la televisión internacional rusa financiada con fondos públicos ?muy activa en las redes sociales, al igual que otro medio afín, Sputnik News (con su versión en español Sputnik Mundo)? ya advirtió hace unos meses que se multiplicarían las informaciones sobre injerencias de Moscú en la campaña de las presidenciales de México. RT en Español publicó el pasado noviembre en su cuenta de Twitter un vídeo titulado: «México: Aún faltan ocho meses y ya hackeamos las elecciones». El mensaje del tuit decía: «Paranoia preventiva: algunos medios mexicanos ya nos acusan de interferencia en las presidenciales.. del 2018..» El medio ruso calificaba de preventiva la información que había comenzado a aparecer, pero tan preventiva podía ser la propia denuncia que realizaba RT. Por qué AMLO beneficiaría a Putin Una victoria de López Obrador probablemente complicaría las relaciones con Estados Unidos. Sin duda que las relaciones ya las ha complicado Donald Trump desde Washington, pero esta vez los problemas se los crearía México a EE.UU. y no al revés. No es osado pensar que eso encajaría perfectamente en la agenda de Putin. AMLO ha sido especialmente exigente en relación a la renegociación en curso del Tratado de Libre Comercio de América del Norte, reclamando que esta no comenzara hasta después de las elecciones mexicanas, ya que de ser elegido presidente podría defender ciertas posiciones maximalistas. Si el TLCAN se rompe, sea quien sea el culpable, la economía de México y de EE.UU., especialmente de sus estados fronterizos, se verá afectada. La promesa del candidato de Morena de conceder amnistía a los capos del narcotráfico preocupa enormemente a Washington. Lejos de conducir al fin de la violencia, como dice López Obrador, podría otorgar aún mayor impunidad a las redes de los carteles, como critican sus opositores. El vecino país está especialmente alerta por el incremento del cultivo de opio en México, que ha contribuido a la grave crisis de muertes por opiáceos en EE.UU. El riesgo de pérdida de estándares democráticos e institucionales con el triunfo electoral del populismo de corte bolivariano que representa López Obrador es señalado por sus oponentes del oficialismo (PRI), la derecha (PAN) y la izquierda moderada (PRD) como posible germen de confrontación social y desestabilización política. Eso desde luego no ayudaría al propio país, sostienen, pero tampoco al vecino.
01-01-1970 | Fuente: abc.es
Trump retoma la guerra contra el aparato republicano tras romper con Bannon
El bloque antiestablishment se resquebraja. El frente monolítico que irrumpió en escena en 2016 para aupar a Donald Trump desde un nuevo nacionalismo populista para Estados Unidos, primero al liderazgo republicano y después a la Casa Blanca, muestra grietas de difícil reparación. La caída en desgracia del padre intelectual del trumpismo, Steve Bannon, es un mal síntoma para un movimiento que aún aspira a asaltar, refundar y despojar de sus esencias al Partido Republicano. También para el propio Trump, por mucho que ahora niegue abiertamente la trascendencia de quien alimentó decisivamente su discurso ganador. Mientras su entorno reduce los daños del choque a la mínima expresión, minusvalorando el rol de su enemigo, los valedores del frente populista, donantes y comunicadores, ya han respondido al mensaje presidencial expresado así por uno de sus asesores: «O Bannon o yo». Quienes tienen que elegir ya lo han hecho: se quedan con el ocupante del Despacho Oval. En cuestión de días, la publicación de «Fuego y furia: dentro de la Casa Blanca de Trump», del controvertido periodista Michael Wolff, ha diluido como un azucarillo la poderosa influencia de Steve Bannon en los ruidosos movimientos tácticos de su líder. El asesor que susurraba a Trump, incluso después de ser desalojado de una Casa Blanca en llamas, intenta recomponer una relación hecha añicos por su desprecio a los familiares del presidente, expresada en múltiples comentarios recogidos en el que ya es el libro del mandato. Pero las alabanzas a su hijo, Donald Trump Jr, en su primer mensaje reconciliador, no parecen suficientes. El primer valedor del intrigante Bannon, la multimillonaria familia Mercer, soporte de «Breitbart News», impulsor del movimiento trumpista, se ha desmarcado de él abiertamente. Incluso alimentando ruidos de sables que podrían apartar a Bannon de la dirección del digital, donde posee la cuarta parte del capital. El entorno de la Casa Blanca, con muchas afrentas pendientes, hace leña del árbol caído. Bannon ya no es nadie, se esfuerza en transmitir. El establishment republicano respira, tras la anunciada guerra por el poder interno de su principal enemigo. La tregua no será fácil. Trump continuará amenazando su existencia. Seguirá siendo necesario un entendimiento a la fuerza. Pero la ruptura del presidente con el hacedor de una estrategia expresamente diseñada para descabezar el partido, otorga tiempo al oficialismo. Con la vista puesta en un año decisivo para revalidar o perder el amplio poder que acumula, el mayor en décadas, Trump reunió este fin de semana al núcleo duro republicano. Los hombres clave de su Administración y los líderes conservadores en el Congreso, Paul Ryan y Mitch McConnell, todos condenados a comulgar con la agenda del presidente los próximos diez meses, ante el gran reto electoral del «midterm» (elecciones legislativas de mitad de mandato). Trump y los republicanos han salvado el primer año a trompicones. La aprobación de la rebaja fiscal en fechas navideñas enderezó el barco a la deriva de una Administración que hacía aguas. Pero resulta aún poco bagaje para presentarse ante los electores. El plan de infraestructuras planteado por la Casa Blanca, con una inversión de un billón de dólares para revitalizar los transportes y los servicios de un país necesitado, se presenta como la segunda gran baza republicana. Una olla a presión Mientras el ejecutivo y los jefes del legislativo estudian cómo abordar el nuevo impulso, la cocina del partido sigue siendo una olla a presión. El candidato outsider que derrotó uno a uno a dieciséis aspirantes en las primarias de 2016 mantiene su intención de plantear opas, siempre hostiles, en el proceso de elección de candidatos. Especialmente en aquellos estados donde Trump pretende mantener un discurso de inconfundible marca propia. Perfiles populistas frente a quienes representan la más fiel tradición republicana. Valedores de su radical discurso antiinmigración, de la defensa del muro en la frontera con México y de la creación de empleo «sólo para americanos», frente al moderado discurso conservador. La ausencia de Bannon puede entorpecer su estrategia, pero no su decidida batalla, que opera desde la poderosa Casa Blanca. Y ya ha logrado su primer objetivo, Arizona, estado vecino del país del sur y donde la inmigración es el eje de todo su discurso político. La presión del presidente sobre quien estaba llamado a repetir como candidato del establishment ha surtido efecto. El senador Jeff Flake proclamó su renuncia después de que el presidente denunciara repetidas veces en Twitter la «debilidad» de su discurso. En su lugar, promocionó a Kelli Ward, conocida por su agresivo mensaje antiestablishment y en favor de la construcción del muro. La familia Mercer financiará también las aspiraciones de Ward y del trumpismo en el estado sureño. El presidente también ha roto las hostilidades en Tennessee. Bob Corker, uno de sus grandes enemigos y fiel representante de la fiel guardia republicana en el Senado, sucumbió a sus presiones. Otra más de las víctimas que Trump pretende acumular en su camino. Jaque al libre comercio y a la moderación con los inmigrantes Trump no ha vaciado aún el Partido Republicano de sus esencias ideológicas, pero la amenaza no puede ser más real. La ruptura de los grandes acuerdos comerciales de ámbito internacional, plasmada con el TransPacífico y que pende sobre el TLC (con Canadá y México), es la cara más visible del asalto a la naturaleza de un partido favorable a la economía de mercado. Buena parte del reaganismo no puede estar más en entredicho, pese a que Trump presuma de una bajada de impuestos similar a la del expresidente republicano. Un proteccionismo que el actual inquilino de la Casa Blanca vincula con el cierre de fronteras a la inmigración. Es el hilo conductor que conecta al populismo nacionalista: la atribución de culpas al extranjero. El simplismo de Trump, que promete empleos sólo para los americanos, choca la complejidad de las decisiones de sus antecesores, fueran Reagan o Bush, quienes abrieron la puerta a la inmigración con idéntica naturalidad que sus rivales demócratas.
01-01-1970 | Fuente: abc.es
Trump ve «improbable» que se entreviste con el fiscal especial de la trama rusa, Robert Mueller
El presidente de EEUU, Donald Trump, evitó este miércoles aclarar si permitirá que le interrogue el fiscal especial que investiga la trama rusa, Robert Mueller, y aumentó la incertidumbre para los «soñadores» al confirmar que no aceptará ninguna ley sobre su situación que no incluya fondos para el muro. «Veremos lo que ocurre», dijo Trump al ser preguntado sobre si estaría dispuesto a que le interrogue Mueller, durante una conferencia de prensa con la primera ministra de Noruega, Erna Solberg, en la Casa Blanca. El presidente afirmó que, como «no hay conspiración» entre su campaña electoral de 2016 y el Gobierno ruso porque «nadie la ha encontrado en ningún nivel» hasta ahora, «parece improbable que haya una entrevista» de los investigadores con él. Pese a la insistencia de un periodista, Trump evitó comprometerse a reunirse con Mueller si éste lo solicita, lo que supone una marcha atrás con respecto a su promesa del pasado mes de junio, cuando dijo que estaría «cien por cien» dispuesto a proporcionar un testimonio jurado al fiscal especial. Según medios estadounidenses, Mueller planteó la posibilidad de interrogar a Trump durante una reunión a finales de diciembre con los abogados del presidente, y éstos están conversando sobre el formato que tendría esa posible entrevista. Hasta el momento, la investigación de Mueller ha desembocado en la presentación de cargos contra cuatro personas relacionadas con Trump, pero el presidente ha asegurado que tiene garantías de que él mismo no está siendo investigado en lo que calificó como una «caza de brujas». «No hubo absolutamente ninguna conspiración», insistió Trump este miércoles. «Durante once meses han tenido esa falsa nube suspendida sobre esta Administración, sobre nuestro gobierno. Y ha dañado a nuestro gobierno», añadió. El futuro de los cientos de miles de «soñadores» En la misma conferencia de prensa, Trump aclaró su posición en las negociaciones con el Congreso para reemplazar con una ley el plan DACA (Acción Diferida para los Llegados en la Infancia), que protege de la deportación a unos 690.000 jóvenes indocumentados que llegaron a Estados Unidos cuando eran niños, apodados «soñadores». El presidente anunció en septiembre pasado el fin de DACA, y dio al Congreso hasta el próximo 5 de marzo para solucionar la situación de los «soñadores», pero la Casa Blanca ha condicionado esa medida a la aprobación de varias prioridades de Trump, como un refuerzo de la seguridad fronteriza y cambios en el sistema de inmigración legal. Este martes, al recibir en la Casa Blanca a una veintena de legisladores para hablar del tema, Trump fue algo ambiguo sobre su postura, dado que aseguró que aceptaría cualquier acuerdo que le presentaran los negociadores del Congreso. Pero, al ser preguntado si aceptaría un acuerdo que no incluyera fondos para el muro, Trump fue tajante: «No, tiene que incluir el muro». «Necesitamos el muro para tener seguridad. Creo realmente que (los legisladores) van a conseguir una solución al problema de DACA. Cualquier solución tiene que incluir el muro, porque sin el muro no funcionará», agregó el presidente. Esa posición de Trump, que ha pedido al Congreso 18.000 millones de dólares durante una década para construir el muro, dificulta la negociación con los demócratas, que consideran inaceptable ese proyecto e insisten en que su único objetivo sigue siendo reemplazar DACA. En su reunión con la primera ministra Solberg, Trump habló sobre comercio y seguridad, y le pidió aumentar la contribución de Noruega a la OTAN hasta el 2 por ciento del producto interior bruto (PIB) del país. El Acuerdo del Clima de París Por su parte, Solberg defendió los beneficios de la «economía verde», como los automóviles eléctricos fabricados por la estadounidense Tesla que importa cada vez más Noruega, y destacó el compromiso de su país con el Acuerdo de París sobre el clima. Trump, mientras, reivindicó su decisión de abandonar ese pacto global contra el cambio climático, aunque reiteró que podría regresar a él «posiblemente» si se hacen ciertos cambios, algo a lo que la comunidad internacional no parece estar dispuesta.
01-01-1970 | Fuente: abc.es
Francia, Alemania, Reino Unido y la UE piden a Trump que mantenga el acuerdo nuclear con Irán
Los ministros de Exteriores francés, Jean-Yves Le Drian, alemán, Sigmar Gabriel, y británico, Boris Johnson, y la Alta Representante de Política Exterior y de Seguridad Común de la UE, Federica Mogherini, han cerrado filas con el acuerdo nuclear iraní y han instado a la Administración estadounidense a preservarlo tras defender que Teherán está cumpliendo sus compromisos tras reunirse con el jefe de la diplomacia iraní, Mohamed Zarif. Le Drian ha defendido que «hoy no hay indicaciones que podrían dejar dudas respecto al buen respeto por la parte iraní del acuerdo», porque la agencia internacional atómica confirma «regularmente» su «correcta aplicación», en una comparecencia conjunta de los dirigentes europeos ante la prensa sin preguntas al término del encuentro. «Por ello es importante que el conjunto de las partes firmantes respeten estos compromisos, en consecuencia que nuestros amigos americanos lo respeten también», ha defendido el jefe de la diplomacia gala, que ha dejado claro que «no hay motivos particulares para que haya una ruptura» del acuerdo por parte de Washington, cuyo presidente, Donald Trump, ha cuestionado el acuerdo iraní y ha dejado en manos del Congreso la posible reintroducción de las sanciones levantadas en el marco del acuerdo. "Esto significa también que las sanciones se levantan", ha remachado. El ministro de Exteriores galo ha insistido en que el pacto alcanzado en 2015 «es esencial» y «no hay alternativa», y ha defendido la necesidad de «mantener escrupulosamente» el acuerdo, «que es una forma de preservar la paz». «Esto no significa que escondamos los otros puntos de desacuerdo que existen» con Irán «en el plano balístico y la acción de Irán en el conjunto de la región», ha explicado Le Drian, dejando claro que se debe hablar de estos asuntos al margen del acuerdo nuclear. «Queremos proteger el acuerdo contra cualquier posible decisión para socavarlo, venga de donde venga», ha agregado Gabriel, el ministro alemán, que ha alertado de que se enviaría «una señal muy peligrosa» que perjudicaría un acuerdo que «impide la profileración de armas nucleares» por la vía diplomática, en un momento en el que países como Corea del Norte buscan desarrollar armas nucleares. «Nadie ha dado una alternativa mejor» Por su parte, Johnson también ha defendido que seguirán trabajando para preservar el acuerdo nuclear porque éste constituye un «considerable logro diplomático para impedir que Irán adquiera armas nucleares» y «nadie ha dado una alternativa mejor» para ello. «Compete a los que se oponen al acuerdo presentar una solución mejor. Porque no la hemos visto hasta ahora», ha retado el ministro británico, que ha recordado que «Irán está cumpliendo el acuerdo». Johnson también ha defendido discutir «en paralelo» el resto de cuestiones que preocupan sobre Irán. «Debemos centrarnos en qué puede hacer Irán para resolver la terrible crisis en Yemen, ayudar a avanzar la paz en Siria y a resolver otras cuestiones en la región», ha zanjado. Irán celebra «el consenso fuerte» los europeos A su vez, el ministro iraní ha celebrado «el consenso fuerte» con los europeos de que «Irán está cumpliendo con el acuerdo», que «el pueblo iraní tiene todo el derecho a todos sus dividendos» y «que cualquier movimiento que socave el acuerdo es inaceptable» en un mensaje publicado su perfil de Twitter al término de la reunión. La UE y Francia, Alemania y Reino Unido, ha asegurado Zarif, «son conscientes de que el cumplimiento continuo por parte de Irán está condicionado al pleno cumplimiento por parte de Estados Unidos» del acuerdo. «Esperamos que todas las partes sigan aplicando plenamente este acuerdo», ha confiado también la jefa de la diplomacia europea, dejando claro el compromiso de la UE con su aplicación «plena y efectiva», «incluido para garantizar el levantamiento de las sanciones» nucleares, cuyo impacto «positivo» para el comercio y las relaciones económicas también deben beneficiar a la población iraní. Mogherini ha defendido que Irán está cumpliendo «totalmente» el acuerdo, que «está logrando su principal objetivo» de mantener el programa nuclear iraní «bajo control y estrecha vigilancia». «Su continua aplicación con éxito garantiza que el programa nuclear iraní sigue siendo exclusivamente pacífico», ha avisado Mogherini, que ha insistido en que preservar este acuerdo «multilateral», que ha sido respaldado por el Consejo de Seguridad de la ONU y es «un elemento clave» de la arquitectura global contra la proliferación, está en el interés «estratégico» de los europeos, por motivos de seguridad. Pero también, ha avisado, «es clave» para la seguridad de la región e impedir una carrera nuclear «en un momento de amenaza nuclear aguda». Los misiles balísticos, «fuera del acuerdo» Los europeos han expresado a Zarif «preocupación» por el desarrollo de misiles balísticos por parte de Irán y el aumento de las tensiones en la región, pero Mogherini ha dejado claro que se trata de cuestiones «fuera del alcance del acuerdo nuclear», que seguirán siendo tratadas «en formatos y los foros relevantes». Mogherini ha admitido también que en la reunión han abordado «brevemente» la situación interna en Irán a raíz de las protestas contra el Gobierno reprimidas por las fuerzas de seguridad, situación a la que también se ha referido el ministro alemán. El ministro británico también defendió la importancia del derecho a manifestación pacífica «en cualquier sociedad vibrante» antes de la reunión, aunque no se ha referido a la situación interna en Irán durante la breve comparecencia.