Infortelecom

Noticias de comercio

21-09-2020 | Fuente: abc.es
EE.UU. sanciona a Maduro por ayudar a Irán con su programa de armamento
El Gobierno de Estados Unidos ha dictado sanciones contra Nicolás Maduro por su papel en el programa armamentístico de Irán, además de contra el ministerio de Defensa de la República Islámica y otros funcionarios del régimen de los ayatolás. Es esta nueva ronda de sanciones de Donald Trump contra el régimen iraní, por su programa nuclear y de desarrollo de misiles balísticos. Es, sin embargo, la primera ocasión en que la Casa Blanca dicta sanciones contra la cúpula del chavismo por su alianza con Teherán después del acercamiento de este año entre ambos regímenes. Según ha dicho el presidente Trump en un comunicado, este es «un mensaje claro al régimen iraní y a aquellos en la comunidad internacional que se niegan a enfrentarse a Irán. EE.UU. no permitirá que el régimen iraní avance más en sus acciones para amenazar y aterrorizar al resto del mundo. Mi administración utilizará todas las herramientas a nuestra disposición para detener la estrategia de Irán para dotarse de armas nucleares, misiles balísticos y armas convencionales». En realidad, la Casa Blanca aplica unas sanciones sobre Irán que ha pedido al Consejo de Seguridad de Naciones Unidas que imponga, algo a lo que la mayoría de integrantes de este se ha opuesto. Finalmente, Trump dicta su propio embargo de armamento, y penaliza a Maduro de paso, a menos de dos semanas de que expire un embargo aprobado por la ONU. Incluso se han opuesto a EE.UU. sus aliados en Francia, Alemania y Reino Unido, alegando que Trump se retiró del acuerdo nuclear con Irán. Las sanciones que ha detallado el departamento de Estado afectan entre otros a seis personas y tres instituciones implicadas en programa nuclear iraní y otros tres individuos y cuatro instituciones que participan en el desarrollo de misiles balísticos. Además el presidente Trump ha vuelto a imponer por decreto un embargo integral sobre el comercio de armas con Irán, del que emanan las sanciones contra Maduro como cabeza del régimen venezolano. Según Mike Pompeo, el jefe de la diplomacia estadounidense, «Irán representa una amenaza única para el mundo. El régimen utiliza su programa nuclear para extorsionar a la comunidad internacional y amenazar la seguridad regional e internacional. Irán posee el arsenal de misiles balísticos más grande de Oriente Próximo y ha exportado tanto misiles como tecnología de producción de misiles a actores violentos extranjeros como las milicias hutíes en Yemen y los terroristas de Hezbollah en Líbano y Siria». Una advertencia A Maduro le acusa EE.UU. de «haber participado o intentado participar en actividades que contribuyen materialmente al suministro, venta o transferencia directa o indirecta hacia o desde Irán, o para el uso en Irán o en beneficio de Irán, de armas o material relacionado, incluidas piezas de repuesto». Es decir, sanciona al máximo dirigente del régimen venezolano por adquirir armas iraníes, algo que EE.UU. sospecha desde hace meses. Según un comunicado del departamento de Estado de EE.UU., las sanciones responden a «la relación entre la organización Industrias de la Defensa de Irán y su director Mehrdad Akhlaghi-Ketabchi, el Ministerio de Defensa y la rama logística de las Fuerzas Armadas de Irán, y los funcionarios venezolanos encabezados por el dictador ilegítimo de Venezuela, Nicolás Maduro». «Nuestra aplicación de sanciones a Maduro hoy es una advertencia que debe escucharse claramente en todo el mundo: no importa quién sea, quien viole el embargo de armas de la ONU sobre Irán corre el riesgo de recibir sanciones». En virtud de las sanciones que aplica el Tesoro de EE.UU., quedan congelados las propiedades y los bienes que los amonestados tengan en EE.UU. y se les prohíbe cualquier transacción con ciudadanos o entidades norteamericanos.
20-09-2020 | Fuente: abc.es
Una juez de California bloquea la orden de Trump para prohibir la aplicación de chat WeChat
Una jueza de California bloqueó este domingo la orden del Gobierno del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, de prohibir las descargas de la red de mensajería china WeChat (el WhatsApp chino) en el mercado de aplicaciones estadounidense. La magistrada federal Laurel Beeler, de una corte del Distrito Norte de California, emitió una orden preliminar para bloquear la prohibición a las descargas de WeChat que iba a entrar en vigor a las 23:59 hora local de este domingo (03:59 hora GMT). Esta decisión judicial se produce después de que este sábado el Departamento de Comercio de EE.UU. anunciara que iba a retrasar una semana la aplicación de medidas similares contra TikTok, que en un principio iban a entrar en efecto este domingo, después de que Trump diera su «bendición» a un acuerdo preliminar para que pueda operar en el país, en asociación con las estadounidenses Oracle y Walmart.
19-09-2020 | Fuente: abc.es
Pompeo visita Brasil con la vista puesta en Venezuela
El hombre más importante de la diplomacia estadounidense, el secretario de Estado, Mike Pompeo, visitó Brasil el viernes con la mira puesta en Venezuela. El norteamericano llegó a la ciudad brasileña de Boa Vista, en la frontera con Venezuela para visitar los albergues de refugiados que huyen de la crisis humanitaria en ese país y del Gobierno de Nicolás Maduro, además de unirse a los países vecinos con posiciones contra el régimen bolivariano. «El secretario Pompeo resaltará la importancia del apoyo de Estados Unidos y de Brasil al pueblo venezolano en su momento de necesidad, visitando inmigrantes venezolanos que huyen del desastre provocado por el hombre en Venezuela», informó la embajada estadounidense en Brasil. Pompeo fue recibido por el canciller brasileño, Ernesto Araujo, en Boa Vista, capital del estado brasileño de Roraima y principal punto de entrada a Brasil de refugiados venezolanos. La visita, sin embargo, generó críticas entre los críticos del Gobierno brasileño que consideran a Araujo y al presidente Jair Bolsonaro, serviles con el mandatario estadounidense Donald Trump. El presidente del Congreso brasileño, Rodrigo Maia, por ejemplo, criticó la presencia de Pompeo en Roraima a 45 días de las elecciones presidenciales de Estados Unidos. «Es contra las tradiciones de autonomía y orgullo de nuestras políticas exteriores y de defensa», reclamó en una nota, resaltando que Brasil orienta sus relaciones internacionales con base en los principios de independencia, autodeterminación de los pueblos, no intervención y defensa de la paz. Pese a decir que Venezuela no está en su agenda, Pompeo llegó a decir que Estados Unidos «sacará» a Nicolás Maduro de la presidencia de Venezuela, y en un acto simbólico se reunió con una familia venezolana formada por nueve miembros, que está hace diez meses en Brasil, huyendo de la crisis humanitaria en su país. «Estoy muy feliz de que mi familia haya sido la escogida para este encuentro», declaró Gerardo Anatrella, de 52 años, al diario Folha de Boa Vista, sobre el encuentro que fue organizado en conjunto con la Agencia de la ONU para refugiados (ACNUR) y la Fuerza Tarea que recibe a los inmigrantes venezolanos que llegan a Brasil por esa frontera. La frontera entre Brasil y Venezuela está cerrada hace seis meses y el número de refugiados que se arriesgan a cruzarla ha disminuido incluso por el coronavirus. La visita de Pompeo coincide con una presión mayor de Estados Unidos al Gobierno de Maduro, cuando se acercan las elecciones presidenciales, en lo que puede ser un mensaje a la comunidad hispánica. El mensaje estaría dirigido especialmente a Florida, donde reside la mayor comunidad de exiliados venezolanos, alrededor de 200 mil, y estado clave en las elecciones norteamericanas, que están apretadas entre Trump y su rival demócrata Joe Biden. El gobernador de Roraima, Antonio Denarium, informó que Estados Unidos invirtió US$ 50 millones en su estado para apoyar el refugio de venezolanos y ayudar a enfrentar la crisis humanitaria. Vecinos de Venezuela Surinam fue la primera parada de Pompeo que incluye en su gira, Guyana y Colombia, además de Brasil. Es la primera vez que un alto funcionario norteamericano visita Guyana y Surinam, justo en el momento en que ambos países acaban de renovar sus Gobiernos. En Guyana, Pompeo llegó un mes y medio después de la investidura del presidente, Irfaan Ali. En Surinam se reunió con el presidente recién electo, Chan Santokhi. Observadores internacionales ven en la visita una estrategia de Trump para acorralar a Maduro. Trump y Pompeo estarían apostando en el nuevo Gobierno de Guyana y en el alineamiento de esos países a su política contra la Venezuela Chavista. El secretario sigue viaje a Bogotá, donde debe reunirse con el presidente de Colombia, Ivan Duque. Malestar con China La visita de Pompeo creó también malestar en la diplomacia china, en un momento que el país viene siendo blanco del presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, censurando las redes sociales de ese país, Tik Tok e We Chat, en territorio norteamericano. En su visita a Surinam el secretario de Estado norteamericano acusó a las empresas chinas de prácticas desleales en el comercio. «Vimos al Partido Comunista Chino invertir en países, y todo parece buenísimo en la fachada, pero se desmorona cuando los costos políticos vinculados a eso, se vuelven claros», declaró Pompeo durante un encuentro con Chan Santokhi, presidente recién electo de Surinam. El diplomático estadounidense comparó la "calidad de los productos y servicios" chinos con los de su país, y afirmó que no siempre compiten en una base justa ni igualitaria. El gobierno norteamericano ha perdido espacio en los últimos años en la región, mientras que el Gobierno de Pekín aprovechó el boom sudamericano de materias primas hasta el 2014, con grandes inversiones y estrechando lazos políticos en la región. En una nota de prensa, la embajada china en Paramaribo informó que cualquier intento de sembrar la discordia con Surinam será un fracaso. «Le aconsejamos al señor Pompeo que respete los hechos y la verdad, a respetar los hechos y la verdad, a abandonar la arrogancia y el prejuicio y parar de difamar y difundir rumores sobre China», dice el comunicado.
19-09-2020 | Fuente: abc.es
El escolta del ministro de Exteriores británico se olvida su arma en un avión
Un agente de seguridad del titular británico de Asuntos Exteriores, Dominic Raab, ha sido suspendido de sus funciones tras haberse dejado olvidada su arma en un avión en el que viajaba con el político tory, confirmó este sábado la Policía Metropolitana de Londres (Met). El escolta, cuyo nombre no ha trascendido, regresaba a Londres junto con el jefe de la diplomacia británica de un viaje a Washington cuando se dejó la pistola dentro del aparato a su llegada este viernes al aeropuerto británico de Heathrow. Al parecer, fue un miembro del personal de limpieza quien halló el arma del guardaespaldas. Un portavoz de la Met confirmó que el cuerpo policial tiene «constancia del incidente» y aseguró que se toma este asunto «extremadamente en serio». «El agente de seguridad (de Raab) implicado ha sido retirado de sus funciones mientras se lleva a cabo una investigación interna sobre las circunstancias», apuntó la misma fuente policial a medios nacionales. En otro episodio de similares características, el pasado febrero otro guardaespaldas del ex primer ministro David Cameron también se dejó olvidada su pistola en el aseo de otro avión, junto con su pasaporte y el del exlíder tory. En ese caso, fue otro pasajero del mismo vuelo quien los encontró y los entregó a la tripulación de cabina durante otro servicio transatlántico. En su viaje a Washington, Raab defendió el plan de salida de este país de la Unión Europea (UE) después de que la semana pasada la presidenta de la Cámara Baja estadounidense, la demócrata Nancy Pelosi, advirtiera de que el Congreso de EE.UU. no aprobará un tratado de libre comercio entre ambos países si se contraviene el protocolo norirlandés, lo que pondría en riesgo el acuerdo de paz de Irlanda del Norte. La advertencia de Pelosi obedece a que Londres está tramitando una ley que le permitirá alterar el mecanismo pactado con el bloque comunitario para mantener abierta la frontera entre Irlanda del Norte y la República de Irlanda.
19-09-2020 | Fuente: abc.es
Trump aviva la guerra tecnológica con China con el cierre de WeChat y TikTok
Desde la madrugada del lunes, TikTok y WeChat, la red social de moda en EE.UU. y el llamado «facebook chino», desaparecerán de las tiendas de aplicaciones ?las llamadas «app stores»? desde las que los usuarios estadounidenses las descargan en sus dispositivos. Es el último embate de la Administración Trump en la guerra tecnológica con China, tras una escalada de tensiones este verano entre las dos grandes potencias económicas, con sanciones a compañías y autoriades del gigante asiático y vetos a su presencia en EE.UU. Las dos grandes «app stores» las manejan Apple y Google. La decisión la anunció ayer el Departamento de Comercio, que explicó que TikTok y WeChat no podrán ser descargadas ni actualizadas a partir de este momento. La directiva es todavía más estricta con WeChat: EE.UU. prohibirá la provisión de servicios por parte de compañías locales que permiten a la red social las transferencias de dinero y los pagos móviles. También se vetará la provisión de cualquier servicio ?redes móviles, acceso a Internet? que permiten el funcionamiento de la aplicación en EE.UU. WeChat es la principal red social china, dentro y fuera del gigante asiático. Es una vertebradora de las comunidades chinas repartidas por el mundo y, también, un canal del Gobierno comunista para diseminar propaganda y controlar a disidentes. En EE.UU., millones de chinos y chino-americanos la utilizan para comunicarse con sus familiares en Asia o para mandar dinero. «A efectos prácticos, quedará cerrada en EE,UU., pero solo en EE.UU. y a partir de la madrugada del lunes», dijo sobre WeChat el secretario de Comercio, Wilbur Ross, en una entrevista en Fox News. Lo mismo ocurrirá con TikTok, pero con un plazo más largo: el 12 de noviembre, pocos días después de las elecciones en las que Donald Trump se juega las llaves de la Casa Blanca. El plazo hasta el 12 de noviembre de TikTok tiene que ver con el proceso de venta en el que está inmerso la red social. Este año se ha convertido en la favorita de los adolescentes estadounidenses, donde comparten vídeos de baile, reflexiones existenciales, interpretaciones en «playback» de canciones de éxito o sus experimentos culinarios. Pero también se ha convertido en un arma política, una plataforma donde diseminar mensajes políticos o atacar a candidatos (un grupo de usuarios de TitTok alardearon de haber provocado el fiasco del mitin de Trump en Oklahoma en junio). Vender la compañía Trump firmó el mes pasado una orden ejecutiva con la que obligaba a TikTok a venderse a una compañía estadounidense o echar el cierre. Todo apuntaba a que la favorita era Microsoft, pero en los últimos días parecía que Oracle podría quedarse con la red social, que es propiedad de la compañía china ByteDance. Esa operación deberá cerrarse de forma satisfactoria para la Administración Trump en mes y medio, o TikTok correrá la misma suerte que WeChat. «El presidente ha dado hasta el 12 de noviembre para que se resuelvan los problemas de seguridad nacional que supone TikTok. Si lo hacen, estas prohibiciones podrían eliminarse», dijo Ross en un comunicado. TikTok y WeChat, como cualquier otra red social, almacenan datos de sus usuarios, lo que para el Gobierno de EE.UU. es una amenaza por estar bajo propiedad china. Según el Departamento de Comercio, están obligadas por ley a cooperar con los servicios de inteligencia chinos. TikTok ha insistido en que almacena los datos de usuarios estadounidenses en EE.UU. y que ni ha compartido ni compartirá esa información con el Gobierno de China. Algo que no convence a la Administración Trump. «Las acciones de hoy muestran que el presidente Trump hará todo lo que está en su poder para garantizar nuestra seguridad nacional y proteger a los estadounidenses de las amenazas del Partido Comunista chino», dijo Ross. «Hemos tomado una actuación significativa para combatir la recolección maliciosa de datos personales de estadounidenses, a la vez que promocionamos nuestros valores nacionales». El Departamento de Comercio explicó que el Gobierno de EE.UU. no tratará de impedir que los particulares utilicen las aplicaciones, pero la imposibilidad de descargarlas, actualizarlas o tener mantenimiento las acabará por hacer obsoletas. La prohibición de la Administración Trump también afecta a los códigos informáticos sobre los que están armadas estas redes sociales, para evitar que las compañías las pongan en macha con otro nombre. La decisión será combatida en tribunales por algunas organizaciones de derechos civiles, como la Unión por las Libertades Civiles Americanas (ACLU), que argumenta que el veto afecta a la libertad de expresión de los usuarios. En China, la prohibición y limitación de aplicaciones y redes sociales occidentales es rutinaria. Este mismo verano, obligó a Apple a eliminar de su «app store» una aplicación que permitía a los manifestantes de Hong Kong hacer seguimientos de los movimientos de la policía durante las protestas contras las nuevas leyes autoritarias impuestas por Pekín.
17-09-2020 | Fuente: abc.es
López Obrador prepara un referéndum para llevar a juicio a los expresidentes mexicanos
El presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, introdujo el martes una iniciativa en el Senado para organizar un referéndum en el que se decida si se debe llevar a juicio a los expresidentes vivos del país mesoamericano. Su intención es que la consulta sea el 6 de junio de 2021, cuando está previsto que se celebren las próximas elecciones legislativas para renovar la Cámara de Diputados. La pregunta que tendrían que contestar los mexicanos, con un «sí» o un «no», sería la siguiente: « ¿Está de acuerdo o no con que las autoridades competentes, con apego a las leyes y procedimientos aplicables, investiguen, y en su caso sancionen, la presunta comisión de delitos por parte de los expresidentes Carlos Salinas de Gortari, Ernesto Zedillo Ponce de León, Vicente Fox Quesada, Felipe Calderón Hinojosa y Enrique Peña Nieto antes, durante y después de sus respectivas gestiones?» «Consideramos que es un proceso apegado a la Constitución. Tiene que haber democracia participativa», dijo el martes López Obrador su rueda de prensa cotidiana, denominada «La Mañanera», en la que dio a conocer el contenido de la iniciativa enviada al Senado ante los medios de comunicación. Inmunidad constitucional Los presidentes en México gozan de inmunidad constitucional popularmente conocida como «fuero» bajo los artículos 108 y 111 de la Carta Magna. Se trata de una protección para el Jefe del Estado mexicano similar a la inviolabilidad del Rey que establece la Constitución Española. El Congreso mexicano actualmente está debatiendo un proyecto para reformar los artículos 108 y 111 para que el presidente pueda ser procesado por cualquier delito. El partido de López Obrador, Morena, había iniciado en las últimas semanas una campaña de recogida de firmas con el objetivo de solicitar al Senado la convocatoria del referéndum. Ante la posibilidad de que la campaña no recabe el número de firmas necesarias, el mandatario decidió radicar esta iniciativa para asegurarse que será debatida en la cámara alta. La medida ha sido introducida días después de que Emilio Lozoya, el exdirector de la petrolera estatal Pemex, haya implicado a los expresidentes Felipe Calderón (2006-2012) y Enrique Peña Nieto (2012-2018) en una supuesta red de corrupción para cobrar sobornos de la constructora brasileña Odebrecht. Como parte de su constante discurso maniqueo, López Obrador achaca todos los males que sufre el país al «periodo neoliberal», una época que para el mandatario cubre desde el comienzo del expresidente Carlos Salinas de Gortari en 1988 hasta el final del gobierno de Enrique Peña Nieto, quien dejó el poder el 1 de diciembre de 2018. En esos treinta años fue cuando ocurrieron varias privatizaciones de y cuando se firmó el NAFTA, el primer tratado de libre comercio en América del Norte.
16-09-2020 | Fuente: abc.es
Von der Leyen reitera a Johnson que debe cumpir el acuerdo de retirada
La presidenta de la Comisión, Ursula von der Leyen, acaba de reafirmar que el Tratado de Retirada del Reino Unido debe ser cumplido y que no puede ser modificado unilateralmente como pretende el Gobierno británico. En su discurso anual sobre el Estado de la Unión, Von der Leyen citó unas palabras de Margaret Thatcher en 1975 para recordar que del cumplimiento de sus compromisos depende la reputación del Reino Unido: «Gran Bretaña ?dijo Thatcher- no rompe los tratados. Sería malo para Gran Bretaña, malo para nuestras relaciones con el resto del mundo y malo para cualquier futuro tratado sobre comercio». En este sentido, la presidenta de la Comisión ha sido extremadamente clara en el mensaje que envía a Londres al recordar que «el acuerdo de retirada fue negociado y pactado línea a línea, palabra por palabra durante tres años y no puede ser modificado unilateralmente ni dejar de ser aplicado porque se trata de respeto a la ley, de confianza y de buena fe». Para la presidenta de la Comisión, dada la actitud del primer ministro británico Boris Johnson, «cada día que pasa disminuye la posibilidad de llegar a un acuerdo» sobre las futuras relaciones comerciales. Esta frase puede considerarse como el resumen de la posición europea: si Londres no retira la proposición de ley sobre mercado interior que incumple el tratado de retirada, no será posible evitar una ruptura sin acuerdo, pero la UE no quiere aparecer siendo la parte que se levante de la mesa. En anteriores ocasiones, Von der Leyen ya había definido la situación actual describiendo al Reino Unido como un país «que pasa de ser un socio a ser un competidor».
16-09-2020 | Fuente: abc.es
Von der Leyen reitera a Johnson que debe cumplir el acuerdo de retirada
La presidenta de la Comisión, Ursula von der Leyen, acaba de reafirmar que el Tratado de Retirada del Reino Unido debe ser cumplido y que no puede ser modificado unilateralmente como pretende el Gobierno británico. En su discurso anual sobre el Estado de la Unión, Von der Leyen citó unas palabras de Margaret Thatcher en 1975 para recordar que del cumplimiento de sus compromisos depende la reputación del Reino Unido: «Gran Bretaña ?dijo Thatcher- no rompe los tratados. Sería malo para Gran Bretaña, malo para nuestras relaciones con el resto del mundo y malo para cualquier futuro tratado sobre comercio». En este sentido, la presidenta de la Comisión ha sido extremadamente clara en el mensaje que envía a Londres al recordar que «el acuerdo de retirada fue negociado y pactado línea a línea, palabra por palabra durante tres años y no puede ser modificado unilateralmente ni dejar de ser aplicado porque se trata de respeto a la ley, de confianza y de buena fe». Para la presidenta de la Comisión, dada la actitud del primer ministro británico Boris Johnson, «cada día que pasa disminuye la posibilidad de llegar a un acuerdo» sobre las futuras relaciones comerciales. Esta frase puede considerarse como el resumen de la posición europea: si Londres no retira la proposición de ley sobre mercado interior que incumple el tratado de retirada, no será posible evitar una ruptura sin acuerdo, pero la UE no quiere aparecer siendo la parte que se levante de la mesa. En anteriores ocasiones, Von der Leyen ya había definido la situación actual describiendo al Reino Unido como un país «que pasa de ser un socio a ser un competidor».
16-09-2020 | Fuente: abc.es
La OMC condena a Trump y pide que retire los aranceles a China
La Organización Mundial del Comercio (OMC) falló ayer que los multimillonarios aranceles aplicados por Donald Trump sobre productos importados de China en su dura guerra comercial son ilegales, aunque este dictamen no tendrá ningún efecto práctico, porque el sistema de apelaciones de esa organización internacional que se ocupa de las normas que rigen el comercio mundial está paralizado. La Casa Blanca respondió ayer airadamente a ese fallo, acusando a la OMC, como ha hecho en otras ocasiones, de ser un mero instrumento político al servicio de China. El informe publicado el martes por la OMC concluye que «EE.UU. no ha probado que sus medidas estén justificadas», dándole la razón al régimen chino, que pidió mediación ante la aplicación de aranceles (impuestos en aduanas sobre la importación) por parte de Trump. China denunció que esos aranceles tienen «una finalidad descaradamente coercitiva». Además el informe dice que el comité «es muy consciente del contexto más amplio en el que opera actualmente el sistema de la OMC, que refleja un abanico de tensiones comerciales mundiales sin precedentes». A petición de China En diciembre de 2018, China pidió que un grupo de expertos se pronunciara sobre la legalidad de esos aranceles, después de dos rondas de mediación que no lograron acuerdo alguno. El grupo lo conformaron tres expertos y participaron como observadores representantes de la Unión Europea, Australia, Brasil, Canadá, Rusia, India y otros países. El responsable de comercio de EE.UU., Robert Lighthizer, respondió ayer a ese fallo alegando que la OMC es «incapaz de detener las prácticas tecnológicas nocivas de China». «Se debe permitir a EE.UU. defenderse de esas prácticas comerciales desleales [de China], y la Administración Trump no permitirá que China utilice la OMC para aprovecharse de los trabajadores, las empresas, los agricultores y los ganaderos estadounidenses», dijo Lighthizer en un comunicado. En sus alegaciones ante la OMC, la Casa Blanca había defendido previamente que tiene el derecho a tomar represalias porque China ha roto el principio de buena fe, y ha actuado repetidamente de forma desleal en el comercio con EE.UU., con subsidios gubernamentales para reducir precios, espionaje industrial y violación de la propiedad intelectual. La Casa Blanca se remitió a unas regulaciones de 1974 para justificar esos impuestos. Lo cierto es que EE.UU. tenía un as en la manga en este proceso: la negativa de Washington desde 2016 al nombramiento de nuevos jueces en el tribunal de apelaciones de la OMC, que ha llevado a la organización a una parálisis completa. Ese tribunal de apelación, que habitualmente consta de siete jueces, tiene actualmente sólo uno: la china Hong Zhao. Al ser ese tribunal la instancia más alta en la resolución de disputas comerciales, cuyas decisiones son vinculantes, cualquier fallo final está congelado. Ahora, a EE.UU. sólo le basta con apelar el fallo del comité de este martes para que este quede paralizado de forma indefinida. Puede hacerlo en un plazo de 60 días. Desde que llegó a la Casa Blanca, el presidente Trump ha aprobado aranceles sobre productos chinos por valor de más de 500.000 millones de dólares (unos 340.000 millones de euros al cambio actual), del los que quedan en vigor los últimos, por valor 370.000 millones de dólares, según los datos oficiales de la Administración estadounidense. Según ha dicho repetidamente el presidente, el objetivo de esos impuestos es forzar a China a que «tenga un trato comercial más equitativo y justo» con EE.UU. En 2019 EE.UU. importó de China bienes por valor de 450.000 millones de dólares, y exportó a ese país apenas 106.000 millones. El nuevo fallo de la OMC se refiere a dos rondas de aranceles de Trump en 2018 de hasta el 25%, a bienes por un valor estimado de 234.000 millones de dólares. De todos modos, mientras ha litigado con EE.UU. en la OMC, China se ha apresurado a sentarse a la mesa de negociaciones. Hace un año ambos países llegaron a un acuerdo para retirar los aranceles, según el cual China se comprometió a importar entre 40.000 y 50.000 millones de dólares a los ganaderos y agricultores estadounidenses y a firmar un pacto en materia de propiedad intelectual. Trump firmó el acuerdo en una ceremonia en la Casa Blanca a la que invitó al vice primer ministro y artífice de la política económica de China, Liu He. Apenas 15 días después de recibir a la delegación de China en la Casa Blanca, Trump cerró las fronteras de EE.UU. a visitantes extranjeros que hubieran estado en el país asiático en los 14 días anteriores para prevenir las llegadas de personas infectadas con coronavirus. Guerra diplomática Desde enero, esta guerra diplomática entre Washington y Pekín ha mudado en un enfrentamiento por la gestión de la pandemia, que aquí en EE.UU. ha matado ya a 190.000 personas de seis millones contagiadas. Trump se suele referir al coronavirus como el «virus chino». Por su parte, el ministerio de Comercio de China dijo en un comunicado el que informa Bloomberg que «está de acuerdo con esta decisión objetiva y justa del grupo de expertos». Además, reiteró las críticas del régimen chino al supuesto unilateralismo de EE.UU. y describió a la OMC como «una parte fundamental del sistema de comercio multilateral». «China espera ahora que la parte estadounidense respete plenamente la decisión del grupo de expertos», añadió. El presidente Trump es muy crítico con las instituciones internacionales, y ya ha retirado a EE.UU. de la Unesco, la agencia de la ONU para la educación y la cultura, y ha iniciado la salida de la Organización Mundial de la Salud por sus lazos con China y su gestión de la pandemia.
15-09-2020 | Fuente: abc.es
EE.UU. bloquea la importación de bienes procedentes de Xinjiang producidos bajo «trabajos forzados»
La Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos (CBP, por sus siglas en inglés) ha emitido una orden que bloquea la importación de ciertos bienes procedentes de la región autónoma de Xinjiang que, según ha justificado, se producen mediante «trabajos forzados» con el beneplácito de China. En un comunicado, el secretario interino adjunto del Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos, Ken Cuccinelli, ha explicado que la medida de la agencia estadounidense «combate el trabajo forzado», que ha calificado de «ilegal, inhumano y un tipo de esclavitud moderna». Según ha matizado, los trabajos forzados en Xinjiang se llevan a cabo para «fabricar bienes que después el Gobierno chino intenta importar a Estados Unidos». «Cuando China intenta importar estos bienes en nuestras cadenas de suministros, supone una desventaja para los trabajadores y empresas estadounidenses», ha agregado. En concreto, la orden determina retener en la entrada de Estados Unidos determinados bienes, entre los que destacan algodón o productos para el cabello, fabricados con mano de obra de diversos centros, como el Centro de Educación y Capacitación en Habilidades Profesionales número 4, ubicado en el condado de Lop, en Xinjiang. El Departamento de Seguridad Nacional argumenta que, en realidad, estos centros son campos de «reeducación» que proporcionan mano de obra penitenciaria a las entidades manufactureras de la región. Además, la CBP ha identificado «indicadores de trabajos forzados» en estas instalaciones, que incluyen la restricción de movimientos, el aislamiento, la intimidación, las amenazas, la retención de salarios y condiciones de vida y de trabajo «abusivas». «Las acciones que la CBP ha emprendido contra las importaciones de China demuestran el uso generalizado de condiciones laborales poco éticas e inhumanas en China», ha señalado la comisionada asistente ejecutiva de la CBP, Brenda Smith. Estados Unidos ha dictado recientemente sanciones contra una organización de Xinjiang y dos personas vinculadas a la misma por su supuesta relación con abusos cometidos contra los uigures y miembros de otras minorías musulmanas en la región. El anuncio de Washington llegó diez días después de que la Oficina de Industria y Seguridad del Departamento de Comercio de Estados Unidos añadiera a once empresas chinas en su lista de sancionados por su implicación en abusos contra la minoría musulmana uigur en Xinjiang. Donald Trump ya promulgó una ley que permite a Washington tomar medidas e imponer sanciones a Pekín por la situación de los Derechos Humanos de los uigures en el país asiático. El Gobierno chino ha impuesto sanciones a varios altos cargos estadounidenses en respuesta. China, por su parte, considera que las acciones de Estados Unidos en relación a Xinjiang son una «grave interferencia» en sus asuntos internos y una «grave violación» de las normas básicas que rigen las relaciones internacionales.
1
...