Infortelecom

Noticias de ciencia

01-01-1970 | Fuente: abc.es
Matan a tiros al expresidente del Tribunal Supremo de Guatemala
El expresidente y exmagistrado de la Corte Suprema de Justicia de Guatemala José Arturo Sierra (2009-2014) ha muerto este viernes después de ser tiroteado cuando viajaba en un vehículo. Un grupo de hombres armados se acercaron en moto al coche y abrieron fuego. Fuentes del Hospital Roosevelt confirmaron a Efe la muerte de Sierra a las 18.15 GMT, pocos minutos después de ingresar «con varios impactos de bala». El portavoz de la Policía Municipal de Tránsito, Amílcar Montejo, indicó que el hecho violento se produjo en la zona 11 de la capital. Las autoridades se presentaron en el lugar del suceso para recabar pruebas, pero no confirmaron si fue un ataque contra Sierral o un robo, ni tampoco si hubo alguna detención. Dilatada carrera profesional Sierra, nacido en el departamento de El Progreso el 19 de marzo de 1943, era un abogado y notario que, durante su periodo como magistrado de la Corte Suprema de Justicia, fue presidente del organismo judicial de octubre de 2013 a octubre de 2014.También se desempeñó como magistrado de la Corte Constitucional, el mayor tribunal del país, entre 1996 y 2001. El Consejo Superior de la Universidad de San Carlos, centro de estudios donde se graduó en 1970 y donde ejerció como director de asuntos jurídicos, presentó su candidatura. En su curriculum también destaca que fue presidente del Colegio de Abogados y Notarios de Guatemala, miembro del consejo directivo del Instituto Nacional de Ciencias Forenses o secretario del Juzgado Tercero de Paz Civil, además de catedrático. Cambios en Interior El mismo día en que el exmagistrado fue asesinado, el Gobierno guatemalteco anunció que había aceptado la renuncia del ministro de Gobernación (Interior), Francisco Rivas Lara, y dos de sus viceministros, Ricardo Guzmán y Vilma del Rosario Xicará. Rivas, que trabajó en el Ministerio Público (MP-Fiscalía) durante más de 10 años en diferentes cargos hasta que asumió la cartera de Interior en 2016, será sustituido por Enrique Antonio Degenhart, quien tomó juramento de su cargo este viernes. En la conferencia de prensa en la que se anunciaron estos cambios y tomaron posesión los nuevos funcionarios, el portavoz de la Presidencia, Heinz Hiemann, dijo que la decisión tiene como objetivo «potencializar las capacidades» dentro del Ministerio y «garantizar el compromiso del Gobierno» en contra del crimen organizado, la violencia común y las amenazas a la seguridad nacional. Degenhart es un empresario y consultor de 49 años con experiencia en cuestiones de migración regional, pues fue titular de la Dirección General de Migración entre los años 2010 y 2012, durante el Gobierno del expresidente Álvaro Colom. Desde el 14 de enero, cuando se cumplieron dos años de Jimmy Morales al frente de la Presidencia, se ha reorganizado el Gobierno y entre estos ajustes destacan la dimisión de tres ministros, la destitución del superintendente Tributario o cambios en varios viceministerios. Rivas había sido uno de los tres ministros que había presentado su renuncia al cargo el año pasado después de que el presidente declarara persona non grata al jefe de la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (Cicig), el colombiano Iván Velásquez, una decisión que rechazó la Corte Constitucional. Sin embargo, Morales no aceptó en aquella ocasión ninguna de las tres dimisiones, pero ahora sí lo hizo después de que Rivas presentara la suya a principios de mes, como es habitual cada vez que inicia un nuevo año de Gobierno.
01-01-1970 | Fuente: abc.es
La revolución persigue a la familia del «mártir» de Túnez
Decía el escritor mexicano Octavio Paz que el culto a la revolución es una de las expresiones de la desmesura moderna. Epítome de esperanza democrática en el mundo árabe, la Revolución de los Jazmines en Túnez se desató por el trágico gesto de un joven frutero proveniente de una familia humilde de la aún más humilde ciudad de Sidi Bouzid. La agente municipal Fayda Hamdi le requisó sus frutas, su medio de supervivencia, y supuestamente le abofeteó; él, desesperado y humillado tras años de malvivir en la miseria, reaccionó quemándose a lo bonzo. Por ese instante, el joven Mohamed Bouazizi ?aunque en realidad se llamaba Tarek? entró en la historia de las revoluciones al desatar un efecto mariposa descomunal que arrasó con toda una generación de viejos autócratas: Ben Ali (Túnez), Mubarak (Egipto), Gadafi (Libia).. Siete años después, la familia Bouazizi renuncia a la fama, se encuentra asilada en Canadá y solo quieren que les dejen en paz. La dimensión que había alcanzado el gesto del «Che Guevara tunecino» ?como lo bautizaron algunos medios? llevó a Ben Ali a visitar, con una pléyade de fotógrafos, al joven calcinado al hospital, donde murió el 4 de enero de 2011 a sus 26 años. Ben Ali se exilió en Arabia Saudí en medio de un estallido social. En un universo paralelo al de lujo y ostentación del entorno del dictador, la familia Bouazizi había asumido que el desarrollo económico no iba a llegar a su localidad, encajonada entre montañas en el centro del país y dedicada a la agricultura y el contrabando con Libia. Si bien el joven Mohamed se convirtió pronto en un mito, cuando la economía empezó a hundirse y los nostálgicos de Ben Ali ganaron fuerza en la calle los rumores contra la familia se propagaron y, tras los chismes sobre su supuesto enriquecimiento gracias al dinero de los periodistas, llegaron las amenazas: el patriarca familiar llegó a dormir en el tejado para vigilar que no les quemaran la casa, según denunció una de las hermanas de Mohamed para el diario canadiense «La Presse». Del honor de ser la familia del mártir, los Bouazizi se vieron obligados a mudarse, primero a los suburbios de la capital, en vano, para más tarde huir del país donde se levantaron monumentos en nombre de su hijo. Utilizados por los políticos «Esto es paradójico: la revolución dio dignidad y mucha esperanza al pueblo, pero en su caso se han visto obligados a pedir el estatus de refugiados en Canadá», comenta Taïeb Moalla, periodista de origen tunecino y uno de los últimos en poder contactar con Leila (que ha declinado hablar con ABC), hermana de Mohamed y que consiguió el asilo en Quebec para poder estudiar y llevarse a su familia. Desde entonces, no quieren saber nada de periodistas. «La madre de la familia (Manoubia) ha sido víctima de varios ataques físicos», afirma Laura-Julie Perrault, periodista canadiense de «La Presse» y que ha seguido el rastro de la familia hasta que decidieron «desaparecer» del mundo. La historia de la familia Bouazizi, que gozan de las mismas ayudas sociales que cualquier ciudadano canadiense, no ha causado demasiado revuelo en Canadá ?asegura Perrault?. «Casualmente, en Canadá también viven varios miembros de la familia Trabelsi (de la esposa de Ben Ali), pero tienen serios problemas con las autoridades porque quieren expulsarlos», agrega. En los primeros meses de la revolución, periodistas y dirigentes políticos acudieron en tropel a la modesta casa de los Bouazizi para ofrecer sus condolencias y entrevistar a la familia del «mártir». «Era una choza, con un salón apenas iluminado, posiblemente no tenían ni electricidad», describe el traductor español Sergio Altuna, que ha sido profesor en la universidad tunecina de Jendouba y visitó a la familia en los días de la Revolución. «La mayoría de los partidos los exhibían como emblemas de la revolución para conectar con las bases y así alejarse del elitismo que caracterizó a los regímenes anteriores. eran casi analfabetos, no hablaban francés -salvo una de las hermanas- ni árabe clásico, lo que denota que no fueron mucho a la escuela; no tenían apenas consciencia política ni social», agrega Altuna. «A pesar de la escalofriante puesta en escena del Ben Ali visitando a Bouazizi en cuidados intensivos y convocando a los medios internacionales, no pude encontrar a nadie que me hablara mal de Mohamed. Era sagrado. Fue a los tres meses cuando empezaron a soltar rumores sobre su familia», cuenta Lydia Chabert, escritora francesa que se describe como la biógrafa de Mohamed tras varias semanas en su hogar. La tensión contra los Bouazizi se hizo insoportable cuando se difundió que los padres del «mártir» habían aceptado varios miles de dólares de Ben Ali como «compensación» mientras este luchaba por agarrarse al poder. Para la biógrafa de Bouazizi, en cambio, esto forma parte de una puesta en escena de Ben Ali frente a las cámaras. «El presidente quería demostrar que estaba preocupado por el destino de sus ?súbditos? y le dio dinero a la madre. ¡Pero la edición de vídeo no mostró que ella se negó!». Después del joven frutero, otros tunecinos anónimos desesperados y humillados se han inmolado a lo bonzo: uno de los últimos fue el pasado octubre cuando el bedel de una Escuela de Ingeniería se suicidó en el interior del centro. Mártir o no, su nombre no pasará a la historia de Túnez.
01-01-1970 | Fuente: abc.es
Solo 200 personas acuden al primer acto de campaña de las FARC en Colombia
El partido político FARC, en que se transformó la antigua guerrilla de Colombia, presentó este sábado su candidatura a las elecciones legislativas y presidenciales de este año, para las que se mostraron como una alternativa a la política tradicional, si bien no consiguió concitar el interés ciudadano. El acto, el primer gran mitin de la antigua guerrilla de las FARC desde que dejaron las armas (hoy Fuerza Alternativa Revolucionaria el Común), tuvo lugar en el popular barrio de Ciudad Bolívar, en el sur de Bogotá, donde quisieron escenificar que desde el campo político intentarán dar voz a los más humildes. Sin embargo, sólo consiguieron reunir a unas 200 personas, muchas de las cuales son excombatientes, pese a que varios autobuses fueron fletados especialmente para la ocasión. Alrededor del recinto, fuertemente custodiado y delimitado, muchos vecinos curisos se reunieron para ver qué sucedía en un barrio que carece de actividades culturales frecuentes. Pese a que los organizadores les invitaron en varias ocasiones a entrar y unirse al concierto con que dio inicio y concluyó el mitin, la inmensa mayoría se quedaron en los alrededores, muestra del escaso interés que levantó el acto entre la ciudadanía, tanto de Ciudad Bolívar como del resto de Bogotá. Tras el concierto, fueron tomando la palabra varios de los líderes de la Fuerza Alternativa Revolucionaria de Colombia, nombre que ha adoptado el partido y que mantiene las siglas de la exguerrilla, hasta que se subió al escenario Rodrigo Londoño, conocido en su época de combatiente como «Timochenko». «Arquitecto de la paz» Entre halagos de quienes le precedieron sobre el escenario que le nombraron «arquitecto de la paz», Londoño se subió a la tarima donde pasó ciertos apuros y tuvo que parar a beber agua en varias ocasiones, lo que muestra que todavía no se ha recuperado de los problemas de salud que padece. Ya transformado en político, pidió cambiar la tradición política colombiana en que siempre se han alternado «viejos y corruptos partidos» en la política, a los que sucedieron otros movimientos «siempre encabezados por reconocidos caudillos». Para el candidato presidencial de la FARC, la sustitución de los partidos liberal y conservador, que monopolizaron la política colombiana hasta el año 2002, por otros movimientos apenas supuso una renovación «en apariencia», puesto que considera que «en realidad la hundieron aún más en el fango» de la podredumbre. Por eso propuso como renovador de «la vieja clase política» colombiana a la FARC, en un discurso en que recordó el asesinato de varios líderes políticos que considera que trabajaron «por las clases más desfavorecidas». Entre ellos mencionó al caudillo liberal Jorge Eliécer Gaitán,y al también liberal y candidato presidencial Luis Carlos Galán, así como el izquierdista aspirante a la jefatura del Estado Bernardo Jaramillo o del líder la desmovilizada guerrilla del M-19 Carlos Pizarro. Sin embargo, reconoció que no puede presentarse «como la fórmula mágica de salvación». «Venimos a proponer un despertar general, una toma de conciencia, en el sentido de que cambiar las cosas es posible», sostuvo. Las encuestas no le favorecen Durante su discurso, Londoño también apeló en numerosas ocasiones «al común», nombre con el que han bautizado en su partido a la mayoría social. Asimismo, pidió su unidad para poder llegar al poder, pese a que las encuestas apenas prevén que consiga un muy bajo número de votos. El discurso estuvo rodeado por carteles del candidato en el que muestra un nuevo rostro, sonriente, lejos de la imagen huraña y montuna de cabecilla guerrillero con la que le conoció el país. Frente a él, se aglutinaban numerosos policías que ahora custodian los actos de sus antiguos enemigos, que les miran a los ojos sabiendo que salvaguardan sus vidas.
01-01-1970 | Fuente: abc.es
Varios muertos en Zimbabue tras el anuncio de los resultados electorales
Simpatizantes del líder opositor de Zimbabue, Nelson Chamisa, han tomado este miércoles las calles de la capital, Harare, como reacción a la victoria del partido gobernante, ZANU-PF, en las elecciones parlamentarias, que temen que se traslade también a los comicios presidenciales. Los manifestantes han levantado barricadas de neumáticos incendiados en las calles e incluso se han llegado a escuchar disparos de armas automáticas. En respuesta, las Fuerzas Armadas han desplegado a sus efectivos, así como helicópteros y vehículos blindados. Según testigos consultados por Reuters, al menos una persona ha muerto al recibir un disparo de bala que habrían realizado los soldados en el centro de Harare. Otros testigos han denunciado a la agencia de noticias que los uniformados también están golpeando a los manifestantes. Por su parte, el activista zimbabuense Patson Dzamara ha asegurado en Twitter que ya hay al menos cinco muertos. «Es muy triste», ha escrito en la red social, según informa BBC, si bien hasta ahora no hay confirmación oficial sobre el balance de víctimas. «No tenemos armas ¿por qué nos está pegando el Ejército? ¿por qué nos están disparando?», ha dicho Colbert Mugwenhi, uno de los manifestantes. «Este es nuestro Gobierno. Esto es exactamente por lo que queremos cambiarlo. Nos están robando las elecciones», ha apuntado Norest Kemvo, otro manifestante. El presidente, Emmerson Mnangagwa, que aspira a la reelección, ha llamado a la calma. «En este momento crucial, insto a todos a evitar declaraciones provocativas. Todos debemos demostrar paciencia y madurez y actuar anteponiendo a la población y su seguridad. Ahora es momento de responsabilidad y, por encima de todo, de paz», ha dicho en Twitter. At this crucial time, I call on everyone to desist from provocative declarations and statements. We must all demonstrate patience and maturity, and act in a way that puts our people and their safety first. Now is the time for responsibility and above all, peace? President of Zimbabwe (@edmnangagwa) August 1, 2018Batalla en las urnas El detonante de estos disturbios ha sido el anuncio de la Comisión Electoral de Zimbabue (ZEC, por sus siglas en inglés) de que el ZANU-PF ha obtenido dos terceras partes de los escaños en las recientes elecciones parlamentarias, lo que le permitiría cambiar la Constitución de forma unilateral. Para Chamisa, «la ZEC busca divulgar resultados para ganar tiempo y revertir la victoria del pueblo en las elecciones presidenciales». «La estrategia es preparar a Zimbabue mentalmente para que acepte resultados presidenciales falsos», ha asegurado el líder del MDC. «Hemos ganado el voto popular y lo defenderemos», ha advertido en un mensaje de Twitter, a la espera de lo que pueda decir la ZEC sobre quién será el futuro jefe de Estado. En un tweet posterior, ha insistido en la misma línea: «Habéis votado por el cambio total en las últimas elecciones (..) Ninguna manipulación alterará vuestra voluntad». Las unidades antidisturbios de la Policía respondieron con gas lacrimógeno y cañones de agua para dispersar a los manifestantes, antes de cerrar las puertas del recinto para evitar que entrasen, y en otra zona de la ciudad se desplegaron militares, que, según medios locales, dispararon munición real al aire.
01-01-1970 | Fuente: abc.es
La oposición venezolana, escéptica sobre la naturaleza del atentado y pide una «solución democrática»
La coalición opositora venezolana Frente Amplio ha señalado en un comunicado que la solución a la profunda crisis que padece el país es «democrática», horas después de que el presidente Nicolás Maduro saliera ileso de un atentado con explosivos cuando participaba un acto con militares en Caracas. La plataforma ha anunciado en un comunicado que «desde el Frente Amplio Venezuela Libre reafirmamos que la solución que merece nuestro pueblo es la solución democrática y constitucional» El Gobierno venezolano ha informado que Maduro fue víctima la tarde del sábado de un atentado con «artefactos voladores de tipo dron que contenían una carga explosiva», del que salió ileso, y que dejó 7 personas heridas. El atentado ha ocurrido cuando Maduro ofrecía un discurso en el que defendía las últimas medidas económicas de su gobierno, que son rechazadas por la oposición. La transmisión televisiva ha mostrado a los militares formados rompiendo filas de manera desordenada y cómo evacuaron al ministro de la Defensa, Vladimir Padrino. En la tarima junto a Maduro, además de Padrino y la primera dama, Cilia Flores, había representantes de todos los poderes públicos del país. Pero el Frente Amplio dijo hoy que «aún está por verse» si el suceso «realmente fue un atentado, un accidente fortuito o alguna de las otras versiones que circulan por redes sociales», al tiempo que pidió esperar los resultados de las investigaciones. Maduro aseguró ayer en una alocución transmitida por la televisión estatal VTV que el presidente colombiano saliente, Juan Manuel Santos, así como la «ultraderecha» de ese país y de Venezuela, están tras el supuesto atentado en su contra. «Han intentado asesinarme el día de hoy y no tengo duda que todo apunta a la derecha, a la ultraderecha venezolana en alianza con la ultraderecha colombiana y que el nombre de Juan Manuel Santos está detrás de este atentado», dijo entonces. Pero el Frente Amplio rechazó hoy estas acusaciones, a las que calificó como «genéricas» e «irresponsables». «Las primeras reacciones del gobierno no están dirigidas a esclarecer estos hechos sino a aprovechar la situación para atacar de manera irresponsable a la 'oposición' en genérico, y para tratar de desviar la atención del verdadero problema que preocupa y afecta al país, que es la tragedia humanitaria», se añade en el comunicado. Estos eventos ocurren en medio de la severa crisis económica que padece Venezuela, el país con las mayores reservas de petróleo en el planeta, y que se traduce en escasez de todo tipo de productos, hiperinflación y numerosas deficiencias en los servicios públicos.
01-01-1970 | Fuente: abc.es
China prueba con éxito un artefacto hipersónico para uso militar y civil
China ha realizado su primer test de un artefacto volador hipersónico, de cara a desarrollar en el futuro tanto vuelos comerciales 10 veces más rápidos de los actuales como misiles imparables por los sistemas antiaéreos convencionales, ha informado este domingo la prensa oficial de este país. El llamado Xingkong-2 («Cielo Estrellado») fue lanzado en la mañana del viernes en una zona no identificada del noroeste del país, alcanzó los 30 kilómetros de altura y velocidades de hasta Mach 6 (7.344 kilómetros por hora), aterrizando en una zona designada tras diez minutos de vuelo. Desarrollado por la estatal Corporación de Ciencia y Tecnología Aeroespacial de China, el aparato, propulsado por cohetes espaciales, tiene un diseño especial en forma de cuña que permite aprovechar las propias ondas de choque que se producen al volar para alcanzar velocidades ultrarrápidas. Con el test, China se une a Estados Unidos y Rusia en la investigación de vehículos hipersónicos, actualmente centrada sobre todo en su posible uso militar, ya que su alta velocidad y lo impredecible de su vuelo los hacen inmunes a los sistemas antimisiles convencionales. El diario Global Times subraya que el Xingkong-2 podría cargarse con cabezas de guerra, tanto nucleares como convencionales, mientras China Daily recuerda que el hito logrado por el país asiático aún está lejos del HTV-2 estadounidense, que en abril de 2010 logró una velocidad récord de 24.480 kilómetros por hora. Rusia, por su parte, tiene el vehículo tripulado más rápido del mundo, el Mikoyan-Gurevich, capaz de alcanzar 3.470 kilómetros por hora, casi cuatro veces más rápido que los aviones comerciales convencionales, con velocidades que rondan los 900 km/h.
01-01-1970 | Fuente: abc.es
Droneando
Desde que Abraham Zapruder -empresario textil de origen ruso residente en Dallas y aficionado a las películas de 8 milímetros- filmó el 22 de noviembre de 1963 el paso por la plaza Dealey de la caravana del presidente Kennedy, parece que tanto los magnicidios como los finales forzados para toda clase de líderes están al alcance de todos los públicos. Sin imágenes, todo se presta a la literatura, la imaginación y el adorno. Desde el Et tu, Brute? que no aparece en escena hasta el «Julio César» de Shakespeare hasta el hundimiento hitleriano en Der Untergang, pasando por el Sic semper tyrannis de Lincoln. Con respaldo visual, sin embargo, todo es un poco más cutre, caótico y hasta cabalístico. Ahí están los vengativos videos protagonizados a su pesar por Ceaucescu, Sadam Husein o Gadafi. Incluso el intento de asesinato sufrido por Reagan a las puertas del hotel Hilton en Washington D.C. En el caso del ataque con drones perpetrado este sábado en el centro de Caracas, las imágenes dejan pocas dudas sobre su verosimilitud. La cara boquiabierta del «presidente obrero» lo dice todo. Un atónito Maduro no se puede creer que nadie se atreva a interrumpirle durante los fastos de la Guardia Nacional Bolivariana. Su mujer Cilia pega un salto de genuino espanto en contraste con su título oficial de «primera combatiente». Los torpes escoltas reaccionan tarde y mal. Aunque lo más vulnerable se encuentre en el plano general de las filas prietas del chavismo desintegrándose en un sálvese quien pueda. A las dictaduras les fastidia sobremanera que se ponga en tela de juicio su control absoluto, su omnisciencia, su dominio de la situación. Les molesta que les pillen con la boca abierta y que se cuestione la adhesión incondicional de todo un pueblo que solo ellos dicen representar y defender. El atentado contra Maduro ha sido tan real como el pretexto para aumentar todavía más la represión en Venezuela. Los drones han venido cargados de excusas para distraer de la abismal crisis del chavismo, criminalizar todavía más a la oposición y evadir responsabilidades.
01-01-1970 | Fuente: abc.es
El «atentado» a Maduro enturbia el relevo en la presidencia de Colombia
Todo está listo. El traje especialmente diseñado para la ocasión, incluida la sutil presencia de la bandera de Colombia en la parte posterior; la banda presidencial bordada y obsequiada por dos copartidarias del Centro Democrático; el protocolo para recibir a los jefes de Estado y delegados internacionales que acompañarán a Iván Duque Márquez a tomar juramento ante el presidente del Senado como el mandatario 117 en la historia de Colombia. El compromiso lo asume ante el Congreso de la República en pleno, incluidos los senadores y representantes de la Farc, la otrora organización guerrillera que un 7 de agosto, pero de 2002, recibió al entonces nuevo mandatario Álvaro Uribe Vélez con dos explosiones a pocas cuadras de la Plaza de Bolívar, escenario donde se realiza la democrática ceremonia. Por fortuna para Colombia, el único ruido que rodea el cambio de gobierno en el país es el eco de los extraños sucesos en Venezuela y las acusaciones del presidente Nicolás Maduro de la supuesta participación y alianza de la ultra derecha venezolana y colombiana, además del saliente presidente Santos, en un atentado. El presidente entrante ha preferido guardar silencio y no desgastarse en rifirrafes, sin desconocer que las relaciones con el vecino país demandarán atención y cuidado. Así, además de buscar alianzas regionales para propiciar una transición pacífica en Venezuela, tendrá que pedir prudencia a sus copartidarios, incluido el expresidente Álvaro Uribe, su mentor político y senador, quien el sábado señaló ante empresarios estadounidenses que la solución para Venezuela requiere acción de los soldados de ese país y una corta transición camino a un nuevo gobierno democrático. Cambio de mando Sin contratiempos relevantes, sobre las cuatro de la tarde, antes de la media noche española, una vez el nuevo mandatario tome juramento a la primera vicepresidenta del país, Marta Lucía Ramírez, y tras hacer el reconocimiento de tropas, Iván Duque se encaminará hacia su nueva oficina y residencia oficial hasta el 2022, cuando habrá de entregar su mandato. Allí, a la entrada del palacio presidencial, Juan Manuel Santos y su familia esperarán la llegada del presidente, acompañado por su esposa y tres hijos, además de su equipo inmediato de gobierno. Le darán la bienvenida y formalizarán la llegada del Centro Democrático a la Casa de Nariño, que el fin de semana quedó totalmente limpia de malas energías, según declaraciones de un sacerdote local, bastante mediático y comunicativo, que dijo haberla exorcizado, nota de color que la víspera se disputaba con Maduro los titulares de los medios colombianos. Iván Duque también está listo. Trabajador y estudioso, enfocará su labor desde el primer día en los tres temas sustanciales que ha marcado para su gobierno: reactivación económica a través de una reforma fiscal, lucha contra la corrupción y combate al narcotráfico. Para preparar sus primeros 100 días de gobierno, lleva dos semanas liderando reuniones con su gabinete, compuesto paritariamente por mujeres, como lo prometió, con una edad promedio de 50 años y un marcado perfil técnico, cosa que apunta no solo a un relevo generacional en la apoltronada dirigencia nacional, sino a sacudirse de cuotas burocráticas para los partidos aliados. Si bien el denominado «uribismo 2.0», bajo la batuta del expresidente Uribe, no se refleja en el gabinete, sí tiene asiento entre los asesores que rodearán al nuevo presidente y se verá en la forma de gobernar el exmandatario, procurando cercanía con las regiones a través de la microgerencia. La línea más dura del partido de gobierno es mayoría en el Congreso y será allí donde más juegue a favor de las políticas del nuevo mandatario y de los intereses partidistas. Los retos La reactivación económica es el reto principal que tiene Duque al recibir un país en claro déficit fiscal, una deuda externa del 40,2% del PIB, con un ritmo de crecimiento muy lento, aunque con mayor número de empleos formales y 5,4 millones de colombianos fuera de la pobreza. Se suma un récord positivo de inversión extranjera (14.509 millones de dólares anuales) y la revolución en infraestructura, legado de Santos que Duque quiere continuar. Apretar el cinturón del Estado le será más fácil que la reforma fiscal, promesa de campaña que los analistas ven con reducido espacio. El aumento de impuestos a la clase media y la falta de certeza de que los beneficios tributarios a las grandes empresas se traduzcan en mayor empleo, generarán tensión social y permanente debate político a su gobierno. El narcotráfico y la seguridad territorial son el otro gran reto, que a su vez pasa por la efectiva implementación de los acuerdos de paz y la atención a las zonas donde antes estaba la guerrilla de las Farc, territorios atomizados entre bandas delincuenciales que se disputan feudos del narcotráfico. Para María Victoria Llorente, directora del centro de pensamiento Ideas para la Paz, la prioridad debe estar en «una tarea de estabilización de las regiones en materia de seguridad y contención de la creciente violencia contra los líderes sociales. Por otro lado, debe establecer una política de reincorporación, estrategia clave que en el último año y medio se quedó en el aire. Y por último, crear un plan de choque una vez presente su estrategia de erradicación de cultivos ilícitos. Lo clave es lograr la efectiva coordinación en la entrega de subsidios y el alistamiento de las familias para tener cultivos sustitutivos». En paralelo, la experta en seguridad nacional recomienda a Duque no precipitarse en definir el futuro de la negociación con el ELN, que aún se mantiene en La Habana. Así mismo, fortalecer el control del territorio en las fronteras del país, pues allí se cuece un problema para Colombia con sus vecinos. Por su parte, Adriana Mejía, internacionalista y directora del Instituto de Ciencia Política anota que «el reto más inmediato en política exterior será lograr una mayor comprensión de las complejidades que acarrea la implementación del Acuerdo con las Farc y los desafíos para la estabilización del país». Coincide en que la erradicación de cultivos será «tema prioritario con Estados Unidos para asegurar la cooperación de ese país no solo a través de recursos y apoyo técnico, sino también de intercambio de información judicial clave». Europa, como un mayor socio comercial y aliado en materia ambiental, también debe ser prioridad del gobierno, así como la aportarle a la Alianza del Pacífico para legar efectivamente los mercados asiáticos.
01-01-1970 | Fuente: abc.es
El presidente Duque llama a construir una Colombia desde el «consenso» y el «entendimiento»
En una tarde gris, con llovizna y vientos muy fuertes, Iván Duque Márquez juró como presidente de Colombia. Acompañado por unos 4000 invitados, con la presencia de buena parte de los miembros del Congreso, altos mandos militares del país, su gabinete, expresidentes del país y representantes de las fuerzas políticas nacionales, el nuevo mandatario de los colombianos empieza cuatro años de gobierno bajo el lema «El futuro es de todos», el mismo que llevó durante la campaña y el que todos sus compatriotas esperan haga realidad. Lo que prometía ser una ceremonia de transferencia de mando emotiva y con un mensaje de unidad para construir futuro, de celebración de la riqueza cultural del país, escenificada por el Ballet de Colombia y acompañada por la orquesta juvenil Batuta, se vio muy opacada por la diatriba lanzada por el presidente del Congreso, Ernesto Macías, copartidario del Centro Democrático y quien posesionó al nuevo mandatario. A diferencia del esperado discurso de Duque, con tono de consenso, el presidente del congreso expresó de viva voz el aviso que su partido político publicó en la prensa escrita y que desde muy temprano en la mañana sorprendió a los colombianos y puso el tono de lo que será, al menos desde el partido mayoritario en el Legislativo, la confrontación contra el legado del expresidente Santos y los declarados grupos políticos de oposición. Así, más que un granito de arena para construir país, pareciera que Macías aportó un granito de pólvora. Mensajes para todos Los cambios llegan con el presidente Duque, empezando por la alfombra por la que desfilaron los invitados internacionales y el propio mandatario, camino del Palacio de San Carlos, sede de la Cancillería, hacia la ceremonia en la Plaza de Bolívar, en el corazón de Bogotá. La clásica alfombra roja cambió al color azul, que en el país identifica la política conservadora, color que también identificó la campaña electoral. Y efectivamente, una mirada más conservadora identificó el discurso del presidente Duque, en el que combinó palabras inspiradoras y cargadas de patriotismo con la lista de acciones que adelantará su gobierno. Dando un tono conciliador, sin dejar de cuestionar aspectos de la gestión de Santos, habló de «entendimiento», «construcción de consensos», de que «llega una nueva generación llamada a gobernar libre de odios y revanchas», y con un claro mensaje a sus opositores políticos, «superando las divisiones de izquierda y derecha, los insultos que invitan a la fractura social», todo ellos «con el espíritu de construir y nunca destruir». Como era de esperarse, Duque tocó, aunque muy de paso por la cantidad de cosas que trató de cubrir con su discurso a ratos deshilvanado, pero consultado con su mentor político, el expresidente Álvaro Uribe Vélez, asuntos como reforma fiscal, disminución y mayor eficiencia del Estado, anunció el relevo en la cúpula militar y mencionó un «cambio de mentalidad en los comandantes para recuperar la seguridad». Por ese camino, al ELN envió un mensaje: negociación bajo otros parámetros, empezando por el pleno cese de hostilidades de ese grupo guerrillero, mesa de negociación está en pausa en La Habana. Duque indicó que «la paz la tenemos que construir todos» sobre una «cultura de la legalidad y la premisa de que seguridad y justicia van de la mano». Y anotó: «Durante los primeros 30 días vamos a realizar una evaluación juiciosa, prudente, responsable y analítica, en detalle, de lo que han sido los últimos 17 meses de conversaciones que ha adelantado el gobierno saliente con el ELN», con el apoyo de entidades multilaterales, la iglesia y demás organizaciones vinculadas al proceso, para recibir su opinión y definir los pasos a seguir. «Pero quiero dejar absolutamente claro que un proceso creíble debe cimentarse en el cese de fuego y tiempos definidos»; anotó querer avanzar, pero señalando que «el pueblo colombiano no se va a dejar intimidar por la violencia» en ninguna forma. Legalidad y justicia fueron términos transversales en la línea discursiva del mandatario, en la que incluyó de forma muy positiva el rol de la economía naranja, del deporte y la cultura como parte de las fortalezas y riquezas de los colombianos. Un llamado a fortalecer la economía, la seguridad social a innovar, pero también a construir sobre lo construido también quedó plasmado en su mensaje. Como corolario, su llamado a «construir un gran pacto por Colombia, a que construyamos país y futuro», donde «no se trata de pensar igual, de unanimismos, de eludir las sanas discrepancias, se trata de ser capaces de darle vida a los concesos, que seamos una nación grande, sólida y segura» pues «los colombianos esperan soluciones y no agresiones». Tiene cuatro años para hacer realidad su programa, sus promesas de campaña y su determinación de unir a un país fracturado.
01-01-1970 | Fuente: abc.es
Mr. Bean y un imán apoyan a Boris Johnson en su polémica con el uso del burka
Rowan Atkinson, el actor que da vida a «Mr. Bean» y Taj Hargey, el imán de la Congregación islámica de Oxford, han mostrado su apoyo al exministro de Exteriores británico, Boris Johnson, después de que le llovieran las críticas por su comparación entre las mujeres que llevan burka y los buzones de correos. Atkinson, en una carta publicada en «The Times» ha escrito que todos los chistes sobre las religiones causan ofensas, y que por ello Johnson no debería disculparse. «Como beneficiario de toda la vida de la libertad de hacer bromas sobre la religión, creo que la broma de Boris Johnson sobre los usuarios del burka que se asemeja a los buzones es bastante buena». ha comentado el actor. El exalcalde de Londres dijo que las mujeres musulmanas que usan burka parecen «buzones», y las comparó con ladrones de bancos y adolescentes rebeldes en una columna de «Telegraph». Por su parte, el imán en otra carta en «The Times» ha escrito que el «uso del burka y el niqab son horribles prendas tribales tipo ninja que son preislámicas, no coránicas y, por lo tanto, no musulmanas». Además añadió que, «aunque este artilugio deliberadamente oculto de identidad está prohibido en la Kaaba en La Meca, está permitido en Gran Bretaña, lo que precipita riesgos de seguridad, acelera la deficiencia de vitamina D, respalda la desigualdad de género e inhibe la cohesión de la comunidad». Ha agregado que Johnson «no fue lo suficientemente lejos» en su columna para el Daily Telegraph el lunes, que desató protestas generalizadas. Investigación de los Tories Estas críticas vienen después de que la primera ministra británica, Theresa May, reconociera el miércoles como ofensivas dichas declaraciones, por las que a Johnson le han llovido críticas de distintos sectores políticos y sociales. El exministro, sin embargo, guarda silencio y su entorno ha dejado claro que no prevé pedir perdón. En un intento por aplacar la tormenta interna, el Partido Conservador remitirá el caso a una comisión de investigación para que determine si Johnson ha incumplido el código de conducta de la formación, habida cuenta de la «considerable cantidad» de quejas recibidas, según fuentes citadas por el periódico «Evening Standard». Un portavoz del partido citado por la cadena de televisión pública BBC ha subrayado que el proceso es «estrictamente confidencial», por lo que no se prevén declaraciones al respecto.