Infortelecom

Noticias de cartel de sinaloa

18-09-2018 | Fuente: abc.es
Las bandas criminales más peligrosas de México
Tras el año más sangriento de la historia de México, con cerca de 29.000 homicidios, 2018 va camina de ser aún peor. En los seis primeros meses, el país registró 15.973 asesinatos, en torno a un 18% más que la cantidad de homicidios registrados en el mismo periodo de 2017. El crimen organizado es responsable de buena parte de estas muertas. Estas son las principales bandas. Cártel de Sinaola Fundado a finales de los ochenta por Joaquín ?El Chapo? Guzmán, El Cártel de Sinaloa es la organización narcotraficante más importante del mundo, según el gobierno de Estados Unidos. La extradición de «El Chapo» a Estados Unidos en 2017 debilitó al poderoso cártel. Actualmente esta dirigido por Ismael «El Mayo» Zambada. Cártel Jalisco Nueva Generación Creado en 2009 por «El Mencho», el Cártel Jalisco Nueva Generación es una de las organizaciones narcotraficantes que más rápido se han expandido a lo largo del país. Surgió como una escisión del Cártel de Milenio. A día de hoy, es visto por diversas organizaciones como el cártel más poderoso de México. Cártel de Juárez Se trata de un cártel que controla gran parte del estado fronterizo de Chihuahua, aunque específicamente la estratégicamente importante Ciudad Juárez. No es una organización muy extendida por el territorio mexicano, sin embargo, goza de gran fuerza debido a las ganancias que obtienen al contrabando de drogas, migrantes y armas de un lado a otro de la frontera. Los Zetas Se extiende a lo largo de la costa este de México. Estados como Tabasco o Tamaulipas son algunas de sus áreas de influencia. Han perdido poder últimamente.
13-09-2018 | Fuente: abc.es
Estados Unidos incluye al hijo de «El Chapo» en la lista de los 10 más buscados
La agencia antidrogas de Estados Unidos, DEA, incluyó al hijo del narcotraficante mexicano Joaquín Guzmán Loera, alias «El Chapo», en su lista de los diez fugitivos más buscados. Según el portal de la DEA, Jesús Alfredo Guzmán-Salazar, alias «El Alfredillo», es perseguido por supuestamente haber introducido y distribuido drogas en Estados Unidos, el mayor consumidor de estupefacientes del mundo. Tiene unos 35 años, es de raza blanca y esta siendo buscado por la Corte del Distrito Norte de Illinois. La foto de «El Alfredillo» -uno de los al menos diez hijos que ha tenido «El Chapo» durante sus tres matrimonios- aparece en la web oficial de la DEA junto con la de otros ilustres líderes como Nemesio Oseguera Cervantes, «El Mencho», líder del Cártel Jalisco Nueva Generación; Rafael Caro Quintero e Ismael «El Mayo» Zambada, quien asumió el poder del Cártel de Sinaloa desde que «El Chapo» fue apresado en 2016 y posteriormente enviado a una cárcel de alta seguridad en Nueva York. «El Alfredillo» es un miembro clave del Cártel de Sinaloa, organización que fundó su padre a finales de los ochenta y que es una de las agrupaciones criminales más grandes del mundo. Fruto del primer matrimonio del famoso narcotraficante con su primera esposa, Alejandrina María Salazar Hernández, «El Alfredillo» se unió a la organización cuando apenas tenía 23 años de edad y es buscado por la DEA desde 2009, tras ser identificado como el coordinador de una operación logística para introducir cocaína en Estados Unidos desde América Latina. De acuerdo con el Centro Nacional de Inteligencia de Drogas, el Cartel de Sinaloa controla el tráfico y distribución de cocaína, heroína, marihuana, MDMA y metanfetaminas por las zonas de la costa este, oeste y el medio oeste de los Estados Unidos. Secuestrado durante una despedida de soltera El 15 de agosto de 2016, «El Alfredillo» fue noticia mundial tras ser secuestrado por un comando armado en Puerto Vallarta, al oeste de México, mientras disfrutaba de una despedida de soltera de una prima en el restaurante La Leche. De los 16 comensales que compartían mesa con «El Alfredillo», los hombres armados secuestraron a seis a punta de fusil. El desenlace de este secuestro no está todavía aclarado. También ganó relevancia pública después la detención de su padre en 2016, dado que se conoció que jugó un papel fundamental en el polémico encuentro que mantuvo la actriz mexicana Kate del Castillo y el actor Sean Penn para propiciar la reunión con encuentro con «El Chapo» en algún lugar de la sierra del llamado Triángulo Dorado, donde se concentra el cultivo de amapola y marihuana en México.
18-08-2018 | Fuente: elpais.com
La Armada se incauta de 50 toneladas de metanfetaminas del cartel de Sinaloa
El decomiso de la sustancia, a 30 kilómetros de Culiacán, es el más grande registrado hasta ahora
06-07-2018 | Fuente: elpais.com
México extradita a Dámaso López a EE UU para que testifique contra ?El Chapo?
'El Licenciado', antiguo capo del cartel de Sinaloa, fue capturado en mayo de 2017 en Ciudad de México
01-07-2018 | Fuente: abc.es
Un sexenio marcado por la violencia y la inseguridad
Una de las principales promesas de Enrique Peña Nieto en la campaña de 2012 era poner fin a la ola de inseguridad y violencia que asolaba el país. El anterior presidente, Felipe Calderón (2006-2012), había dado inicio a la llamada guerra contra el narco. Es decir, comenzó una agresiva ofensiva contra los cárteles de la droga que operaban impunemente en México. Desplegó miles de efectivos del Ejército mexicano por varios estados para enfrentar una lucha encarnizada entre eñ Estado y el crimen organizado. El resultado fue una espiral de violencia que llevó a México a alcanzar en 2011 por primera vez la cifra de 27.000 homicidios en un año, ya que cuanto mayor era la presión de las fuerzas del orden, mayor era la violencia empleada por los criminales contra la población civil. Peña Nieto, sin embargo, llegaba en 2012 con una propuesta distinta. Su idea pasaba sacar poco a poco al Ejército de las calles para dejar las tareas de seguridad a la policía y centrarse, sobre todo, en los objetivos prioritarios de los cárteles. Así, México ha logrado eliminar o meter entre rejas a 107 de los 122 líderes del narcotráfico durante el sexenio de Peña Nieto, entre ellos está la extradición del célebre Joaquín «El Chapo» Guzmán, jefe del Cártel de Sinaloa, a Estados Unidos en 2017. Guerras por el poder Pero la estrategia de descabezar a las bandas de crimen organizado ha tenido unas consecuencias funestas para la población. Al eliminar a los cabecillas, las diferentes organizaciones han vivido procesos de luchas internas entre diferentes aspirantes por hacerse con el control del cartel. Mientras que antes había un puñado de agrupaciones ilícitas que manejaban el negocio, ahora hay cientos de pequeños grupos que combaten entre ellos por dominar las diferentes «plazas», o territorios, una guerra entre narcotraficantes que ha provocado que este sexenio cierre como el más sangriento de la historia. Con más de 114.583 homicidios contabilizados entre diciembre de 2012 y marzo de 2018, los seis años de Peña Nieto cerrarán como el mandato presidencial más violento de México, ya que la media ronda los 2.000 homicidios al mes y falta por añadir a esa cifra el periodo (abril-noviembre), por lo que muy seguramente quedará por encima de los 120.935 asesinatos dolosos que tuvieron lugar con Felipe Calderón. Entre los dos sexenios suman más de 234.996 homicidios, unas elevadas cifras para un país que no está oficialmente en un conflicto bélico como Siria, donde se estima que han fallecido unas 500.000 personas desde 2011. Ante estos altísimos niveles de violencia, la inseguridad y la delincuencia han pasado a ser el mayor problema que preocupa a los mexicanos. De acuerdo con una encuesta publicada por el Inegi -el INE mexicano-, la inseguridad preocupaba a un 73,7 % de la población en 2017, una subida de 8,6 puntos porcentuales comparado con los datos de 2015. Ciertamente, el fallo de su política de seguridad de Peña Nieto queda como uno de los principales errores de su presidencia que, además, lastran notablemente la campaña de José Antonio Meade, candidato del su partido, el PRI, en los comicios. Asesinato de candidatos Y es que la violencia ha sido desgraciadamente uno de los principales protagonistas de la campaña. Unos 50 candidatos en las elecciones han sido asesinados a lo largo de la campaña electoral, según cálculos de la Asociación Nacional de Alcaldes. Todos ellos eran políticos locales que se presentaban a las elecciones que además tendrán lugar mañana en la mayoría de los municipios del país. Asimismo, más de 120 políticos han sido asesinados durante la campaña, cifras entre las que se encontraban alcaldes, exalcaldes y concejales cuyos homicidios, en la mayoría de los casos, han quedado impunes.
20-02-2018 | Fuente: abc.es
Carteles mexicanos comienzan a llenar el espacio de las FARC en Colombia
Dos máximas del narcotráfico son que quien está en una parte de esa actividad ilícita intentará extender su control, si puede, a toda la cadena del negocio, y que cualquier vacío de poder que deja la debilidad o desaparición de un cartel es ocupado de modo inmediato por otro. La desmovilización de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) está permitiendo a los carteles mexicanos aplicar las dos máximas al mismo tiempo. El deseo de todo narcocartel es poder controlar los tres principales tramos del negocio: producción, transporte y distribución directa. La DEA, la agencia antinarcóticos estadounidense, ya ha advertido que los carteles de México han comenzado a operar dentro de EE.UU., implicándose en la distribución directa, e incluso en el menudeo, en el mercado de destino. Y ahora lo que se observa son los movimientos de esos mismos carteles mexicanos para estar presentes en el otro extremo del negocio: la producción en Colombia, país de donde procede el 92% de la cocaína que se consume en EE.UU. Desde que en la década de 1980 el tráfico de la cocaína que salía de Colombia y llegaba a Estados Unidos dejó de utilizar mayoritariamente la ruta Caribe-Florida y comenzó sustancialmente a pasar por México, los carteles mexicanos han dominado el negocio porque controlan la parte central de la cadena, que es la más difícil: introducir la droga en Estados Unidos. A partir de ahí, carteles como el de Sinaloa o Los Zetas fueron estableciendo contactos en sitios de paso de la cocaína (como Honduras o Venezuela) y en el lugar mismo de producción (Colombia), pero es ahora cuando comienzan a desembarcar de verdad en el punto de origen, ante el vacío que ahí está dejando la desmovilización de la guerrilla de las FARC. Confirmado por las autoridades Así lo ha señalado recientemente el Fiscal General de Colombia, Néstor Humberto Martínez, quien indicó que los mexicanos están comprando plantaciones de coca y enviando expertos para «mejorar la productividad» de las mismas, especialmente en zonas que hasta ahora estaban dominadas por las FARC. «El número de ciudadanos de ese país [México] que participan en actividad criminal está creciendo, son más de cien», afirmó. También el Defensor del Pueblo colombiano, Carlos Negret, se ha referido a esa cuestión, añadiendo que el cartel de Sinaloa está financiando y armando a grupos de crimen organizado locales (algunos de ellos, escisiones de las FARC), en lugares de cultivo de hoja de coca y producción de cocaína, así como en corredores de exportación. En la misma línea, Fernando Quijano, presidente de la ONG Corporación para la Paz y del Desarrollo Social y experto en crimen organizado a partir de su experiencia en el área de Medellín, ha manifestado a medios colombianos que los carteles mexicanos están reclutando a antiguos miembros de las FARC para fortalecer su control sobre el narcotráfico colombiano. «Los carteles mexicanos van a acabar controlando las estructuras criminales del país», ha advertido. En esa operación Quijano señala especialmente a los carteles de Sinaloa, Los Zetas y Jalisco Nueva Generación. La disidencia de las FARC Como en los últimos años ha ocurrido en México tras la captura del Chapo Guzmán, la figura dominante del narcotráfico en ese país (ha habido una redefinición de los territorios de dominio de los carteles, una mayor atomización de esas áreas de influencia y un aumento de las ya elevadas cifras de homicidios), la desmovilización de las FARC está llevando a una recolocación de los actores del narcotráfico en la nación sudamericana y a un incremento de episodios de violencia criminal. La anterior gran remodelación de este negocio ilícito en Colombia ocurrió con la muerte en 1993 del jefe del Cartel de Medellín, Pablo Escobar, momento a partir del cual las FARC y también los aún guerrilleros del Ejército de Liberación Nacional (ELN) comenzaron a tomar control del negocio de la droga. La disolución entre 2003 y 2006 de los paramilitares de las Autodefensas Unidas de Colombia (AUC), que igualmente se habían apoyado en el narcotráfico, ya supuso el establecimiento de alianzas entre disidentes de esos grupos y carteles mexicanos. Ahora los mexicanos están adquiriendo un mayor control, y ya están presentes en una decena de departamentos, como han indicado las autoridades de Bogotá. Ahí estarían estableciendo contactos con disidentes de las FARC, que están creando nuevos grupos armados organizados cuyo número de integrantes podría de momento rondar los 700, de acuerdo con un informe de la Fundación Paz y Reconciliación (incluye disidentes, reincidentes y nuevo reclutamiento). Aumenta la violencia y pasa a Ecuador La misma fundación estima que el 50% de los cultivos de coca se concentra ahora en diez municipios, en los que las hectáreas cultivadas aumentaron un 54% entre 2015 y 2016. Esos municipios están en cuatro departamentos: Nariño y Putumayo, que hacen frontera con Ecuador; Cauca, que colinda con ellos, y Norte de Santander, en la frontera con Venezuela. En Nariño la reorganización de los clanes del narcotráfico ha provocado los últimos meses episodios de gran violencia. Ha habido enfrentamientos entre disidentes de las FARC y elementos del ELN, y en una de las operaciones contra los nuevos grupos el Ejército localizó una caleta de armas de guerra que habían sido de las FARC. La violencia, especialmente mantenida alrededor de Tumaco, el municipio con mayor cultivo (el 16% del total) y fácil salida de la droga gracias a su puerto, ha pasado también al norte de Ecuador, a donde hace tiempo se ampliaron las redes de narcotráfico. El enero hubo un ataque con coche bomba contra un cuartel de la Policía ecuatoriana en San Lorenzo, cerca de la frontera, que ha sido atribuido a un comando dirigido por el «Guacho», un anterior mando de las FARC. El Gobierno colombiano ha tenido que reforzar con 2.000 efectivos más el área fronteriza, al tiempo que Ecuador ha decidido doblar sus esfuerzos de inteligencia en la zona. Los presidentes Juan Manuel Santos y Lenín Moreno abordaron este asunto en el encuentro gubernamental binacional mantenido la semana pasada en la ciudad colombiana de Pereira.
10-02-2018 | Fuente: abc.es
Capturan al «Z-43», uno de los líderes de Los Zetas
México capturó el jueves a José María Guízar Valencia, alias «Z-43», uno de los narcos más buscados por ser uno de los líderes del sangriento cártel de Los Zetas. El «Z-43» fue detenido en la Ciudad de México en la céntrica colonia Roma, uno de los barrios de clase media-alta, en una operación conjunta que desarrollaron la Marina y la policía de la capital sin realizar un solo disparo. «Reconozco ampliamente la labor de investigación de los elementos de la Semar (la Marina), en coordinación con los organismos de inteligencia civil, por la importante captura de uno de los 122 objetivos prioritarios para el Gobierno Federal», dijo en su cuenta de Twitter, Alfonso Navarrete, el secretario de Gobernación de México, equivalente a ministro del Interior en España. El Gobierno de Estados Unidos ofrecía una recompensa de cinco millones de dólares por Guízar Valencia desde 2014. Y, al igual que varios narcos últimamente, el lugar elegido por el «Z-43» para esconderse era la capital, la Ciudad de México, donde en mayo fue detenido Dámaso López «El Licenciado», sucesor de Joaquín Guzmán Loera, «El Chapo» Guzmán, al frente del Cártel de Sinaloa. O donde también fue abatido por las fuerzas del orden el narco Jesús Pérez Luna «El Ojos» en julio del año pasado.
07-02-2018 | Fuente: abc.es
El juez protegerá al jurado de «El Chapo» aunque este prometa no matarles
El juez estadounidense Brian Cogan ha ordenado proteger a los miembros del jurado que se encargará de juzgar al líder del Cártel de Sinaloa, Joaquín 'El Chapo' Guzmán, desoyendo así la promesa del narcotraficante mexicano de que no matará a sus miembros. Cogan ha considerado que hay "razones fuertes" por las que el jurado debe ser anónimo y debe estar protegido, acogiendo así la petición de la Fiscalía, que ha advertido de que los integrantes del jurado podrían sufrir represalias del capo de la droga. Así, "los nombres, las direcciones y los lugares de trabajo del futuro jurado seleccionado serán ocultados a las partes y a la prensa" y todos sus miembros serán transportados hacia y desde el juzgado con una escolta especial formada por agentes federales, según informa 'El Universal'. La defensa de 'El Chapo' intentó evitar que el jurado fuera anónimo y gozara de una protección especial alegando que de esa forma "se envía el mensaje de que el señor Guzmán es peligroso y culpable". Su abogado, Eduardo Balarezo, aseguró entonces que su cliente se había comprometido a no matar a ninguno de sus miembros. Cogan ha rechazado este argumento y, por el contrario, ha esgrimido que "su historial de violencia, ya sea hecha bajo su dirección o en su nombre", basta para adoptar estas medidas preventivas. A este respecto, ha recordado que algunas de las acusaciones contra 'El Chapo' son por "asesinatos y secuestros" de personas que podían testificar en su contra. El juez ha recordado que los sicarios del Cártel de Sinaloa "castigan a miembros desleales y protegen a los demás de detenciones y enjuiciamientos silenciando a testigos potenciales y tomando represalias contra aquellos que dieron información a las fuerzas de la ley". 'El Chapo', que fue señalado como el criminal más buscado tras la muerte de Osama bin Laden, se encuentra en Estados Unidos a la espera de ser juzgado por introducir grandes cantidades de droga en el país. Fue extraditado por México después de ser detenido por su segunda fuga de una prisión de máxima seguridad.
24-01-2018 | Fuente: elpais.com
Los familiares de dos policías desaparecidos piden ayuda al cartel de Sinaloa para encontrarlos
En una carta dirigida al grupo criminal se apela a sus ?grandes corazones? para que den información sobre los agentes municipales
26-10-2017 | Fuente: elpais.com
Detenido en Santa Fe el operador financiero de El Chapo
Víctor Manuel Félix Beltrán 'El Vic' lideraba el brazo financiero y se encargaba del blanqueo de capitales del cártel de Sinaloa
1
...