Infortelecom

Noticias de brexit

04-07-2020 | Fuente: abc.es
La canciller ha vuelto
La canciller ha vuelto al puente de mando de la Unión Europea, un regreso providencial en uno de los momentos más difíciles que se recuerda en la historia de la integración. Aunque se mantenía al frente de su cuarto gobierno de coalición, se había despedido del poder al nombrar dos herederas (Von der Leyen en la Comisión y la malograda AKK en el partido) y aspiraba a marcharse sin hacer ruido en 2021. La crisis del coronavirus le ha obligado a resucitar. La presidencia semestral alemana de la UE le brinda la oportunidad de culminar su largo paso por la política. Sigue siendo fiel al método científico con el que aborda la política, el estudio serio de los problemas asesorada por los mejores expertos y la búsqueda incansable de soluciones pragmáticas. Pero ahora la canciller despliega más energía que nunca, comunica no solo hechos y reglas, sino emociones y sentimientos y hace más visible su inspiración en valores humanos esenciales. Lo cierto es que Alemania ha cambiado más que Merkel, una táctica formidable, repleta de cautelas, que entiende cuándo se dan las condiciones para avanzar y la dirección posible. Hay viento a favor en su país para actuar de forma distinta a cómo lo hizo en la crisis de la moneda única. La canciller propone aumentar el gasto público, fortalecer las instituciones comunitarias y sacar adelante el Fondo de Recuperación, el embrión de una verdadera Unión Fiscal. Los llamados países frugales confiaban en que no fuera ella quien les reclamase solidaridad. Tampoco el Gobierno de Boris Johnson esperaba que Berlín defendiera con tanta firmeza principios europeos en la negociación post-Brexit. Merkel se apoya en otras dos mujeres, Ursula von der Leyen, una presidenta de la Comisión demasiado pendiente de la política alemana, y Christine Lagarde, un peso pesado al frente del Banco Central Europeo. También, aunque de forma secundaria, en Emmanuel Macron, quien atraviesa una nueva metamorfosis estos días, esta vez con el objetivo de resurgir transmutado en ecologista. Merkel ha vuelto. La mujer más poderosa del mundo escribe el capítulo más personal de un legado impresionante.
30-06-2020 | Fuente: abc.es
Johnson planea anunciar un gran paquete de inversiones para reactivar la economía y crear empleos
Boris Johnson era hasta hace un poco uno de los líderes mundiales que mejor salía parado en las encuestas. Pese a que Reino Unido es uno de los países más afectados por el brote de Covid-19, con más de 43.000 personas fallecidas, y a que la gestión del primer ministro ha sido muy criticada desde diversos sectores, la población seguía dandole un voto de confianza. La tendencia parece haber cambiado: según un sondeo de la consultora Opinium, el 37% de los votantes piensa que el líder del partido laborista, Keir Starmer, que asumió su cargo en abril, sería mejor primer ministro que Johnson, a quien apoya el 35% de los encuestados. Y si al inicio de la pandemia la diferencia entre el apoyo a conservadores y laboristas era del 15%, ahora es solo del 4%. La caída es notable, y ha hecho saltar las alarmas para el «premier», que creía tenerlas todas consigo al ganar la mayoría absoluta en las elecciones de diciembre sin saber que una pandemia se cruzaría en su camino. Así, ha decidido tomar medidas para remontar, en medio, eso sí, de un panorama complicado: los científicos han advertido de un posible aumento de casos de Covid-19 una vez que el próximo sábado se suavicen aún más las medidas de confinamiento en Inglaterra y abran los pubs, restaurantes, cines y peluquerías, entre otros negocios, y con las negociaciones del Brexit con la Unión Europea en punto muerto y con el tiempo encima. Con el fin de ganarse a la ciudadanía y hacer una declaración de intenciones, Johnson ha anunciado un plan de inversiones públicas de 250.000 millones de libras (unos 273.000 millones de euros) que serán inyectados en infraestructura hospitalaria, viviendas, colegios, hospitales y otras obras de construcción de gran envergadura, como carreteras, cárceles y el tren de alta velocidad entre la capital y el norte del país. El bautizado como «Proyecto velocidad», que será anunciado oficialmente mañana, tiene como objetivo principal impulsar la recuperación económica y la creación de empleo, por lo que un equipo de trabajo evaluará los proyectos pendientes en diferentes ciudades para tramitar, sin retraso, su aprobación. «La respuesta al coronavirus ha demostrado que no hacen falta años para poner en marcha proyectos esenciales: el hospital Nightingale y el desafío de los ventiladores empezaron a funcionar en cuestión de semanas», señaló un portavoz de Downing Street, que añadió: «A medida que nos recuperamos de la pandemia, debemos aplicar esa misma urgencia a los principales proyectos en los cimientos de este país y hacerlos bien». «Ahora no hay excusa para retrasos. La infraestructura tiene el poder de reconstruir y reparar nuestro país, y lo haremos mejor, más rápido y de forma más estratégica que antes», aseveró. Con respecto al Brexit, las negociaciones se retomarán esta semana, pero Reino Unido está dispuesto a establecer una relación comercial con la UE semejante a la existente con Australia, que es básicamente de mínimos, si no se alcanza un acuerdo. En un comunicado, Downing Street aseguró que «Boris Johnson ha señalado que el Reino Unido negociará de forma constructiva, pero estaría igualmente dispuesto a marcharse de la UE según los términos que rigen para Australia si no es posible alcanzar un acuerdo». Además, el país comunicó hace unos días su decisión de no solicitar ninguna prórroga para su salida definitiva tras el período de transición, que acaba el 31 de diciembre de este año.
26-06-2020 | Fuente: abc.es
Abatido un atacante en el centro de Glasgow tras acuchillar a seis personas
Solo seis días después de que tres personas fueran asesinadas y otras tres resultaran heridas en un parque de la ciudad inglesa de Reading por un joven de 25 años de origen libio, un nuevo ataque violento conmocionó ayer a Reino Unido. Otras seis personas resultaron acuchilladas en Glasgow, entre ellas un agente de policía que se encuentra en estado crítico. El ataque se produjo este viernes minutos antes de la una de la tarde, hora local, en el hotel Park Inn, en una importante área comercial del centro de la ciudad, donde los agentes de policía mataron a tiros al presunto agresor. Steve Johnson, jefe auxiliar del cuerpo, explicó en un comunicado que los primeros agentes se presentaron en el lugar «solo dos minutos después» de recibir la llamada de emergencia y agregó que «un hombre fue tiroteado por la policía armada y murió. Otros seis hombres, de entre 17 y 53 años, están en el hospital, incluido un oficial de policía de 42 años que se encuentra en condición crítica pero estable». Un testigo dijo a la cadena Sky News que dos de los apuñalados son recepcionistas del hotel, y Johnson detalló que, por el momento, el ataque no está siendo tratado «como relacionado con el terrorismo», lo cual fue confirmado por la ministra principal de Escocia, Nicola Sturgeon, quien en un comunicado expresó que «si bien un suceso tan grave es raro en Escocia, es un recordatorio del coraje y la profesionalidad de nuestros agentes de policía, que están dispuestos a correr hacia el peligro para proteger la vida de los demás». Sturgeon aprovechó para pedirle a la población que evite «la especulación» sobre lo sucedido y que no se comparta «material potencialmente dañino o molesto en las redes sociales». En la misma línea se manifestó el secretario de Justicia escocés, Humza Yousaf, quien pidió a la gente no hacer circular «rumores sobre el incidente en Glasgow» ya que la policía «compartirá la información públicamente» cuando lo considere necesario. Sturgeon mantuvo una reunión para hablar sobre lo sucedido con el primer ministro Boris Johnson, que en un tuit en su cuenta de Twitter, se mostró «profundamente triste» y afirmó: «Mis pensamientos están con todas las víctimas y sus familias». Además, agradeció una vez más «a nuestros valientes servicios de emergencia». Encender la polémica El hotel donde se produjo el ataque ha sido, según la prensa británica, uno de los utilizados para albergar a los solicitantes de asilo durante la pandemia de coronavirus, información que aprovechó Nigel Farage, líder del partido del Brexit, para encender la polémica con un tuit: «Horrible tragedia en un hotel de Glasgow que alberga inmigrantes ilegales. En todo el Reino Unido, los hoteles se están llenando de hombres jóvenes que cruzan el Canal todos los días. Es un riesgo enorme para nuestro bienestar, pero el Gobierno no hace nada». Anas Sarwar, diputado del Partido Laborista escocés, le respondió pidiéndole no utilizar «una tragedia en nuestra ciudad para difundir su miedo y su odio». Susan Aitken, líder del consejo de Glasgow, le dijo a Reporting Scotland que insta a todo el mundo «a no politizar esto, a no usar esto para dividir a la ciudad», tras ser interrogada sobre si considera que la ciudad es «un barril de pólvora» y que este ataque pueda conducir a más problemas, ya que a principios de este mes se produjeron enfrentamientos en la ciudad cuando algunos seguidores de la extrema derecha acudieron a una manifestación de apoyo a los refugiados. «Ha habido mucha especulación esta tarde que no ha sido útil y que no ayuda. No es justo para las víctimas, no es justo para las familias de las víctimas y no ayuda a la ciudad», afirmó, y añadió que «Glasgow necesita unirse, necesitamos respaldarnos mutuamente y apoyar a nuestras comunidades. La división es lo último que necesitamos». Las tensiones en la ciudad han ido en aumento, entre quienes por un lado no quieren que los refugiados estén alojados en hoteles y quienes demandan mejores condiciones para ellos.
23-06-2020 | Fuente: as.com
La extrema derecha británica carga contra Hamilton
Nigel Farage, líder del partido del Brexit, atacó al piloto desde sus redes sociales. Hamilton está muy volcado con el movimiento 'Black Lives Matter'.
22-06-2020 | Fuente: abc.es
La exprimera ministra británica Theresa May gana más de 100.000 euros por discurso
La exprimera ministra británica Theresa May, que abandonó el año pasado el Gobierno a raíz de la crisis del Brexit, ha aceptado pronunciar discursos en todo el mundo, por los que le ofrecen más de 100.000 libras (111.000 euros) por cada uno, según revela este lunes el periódico «The Times». La antigua «premier» (entre 2016 y 2019) había dicho que quería dedicar su tiempo fuera del Ejecutivo a ver más partidos de cricket, sin embargo, desde que dejó el poder ha ingresado miles de libras en discursos al ser muy solicitada por universidades y entidades bancarias deseosas por conocer detalles de su gestión. Desde que dejó el Gobierno, la antigua líder conservadora ha acordado hacer varios discursos en todo el mundo. May pronunció ya cuatro en EE.UU. y en abril le pagaron 160.000 libras (177.600 euros) por adelantado por dos discursos en el banco de inversión JP Morgan, pero que han tenido que ser postergados, añade el rotativo. La decisión de May de aprovechar su paso por el Gobierno sigue a la tomada por sus predecesores, el también conservador David Cameron y los laboristas Gordon Brown y Tony Blair, que han viajado por todo el mundo para hablar sobre sus experiencias.
19-06-2020 | Fuente: abc.es
Macron viaja a Londres para honrar a De Gaulle y Churchill
yer se cumplieron 80 años desde que el general Charles De Gaulle hiciera su histórica llamada a la resistencia, poco después de que los nazis invadieran Francia. La BBC transmitió por radio el discurso desde Londres, donde Winston Churchill dio refugio al famoso militar, que se convirtió en el líder en el exilio de los franceses. Para celebrar este aniversario, el presidente francés Emmanuel Macron viajó ayer a la capital de Reino Unido en lo que supuso su primer viaje oficial desde que empezara el confinamiento por la pandemia del coronavirus. Macron, que otorgó la distinción más importante de Francia, la Legión de Honor, a Londres, fue recibido por el Príncipe Carlos y Camila de Cornualles. El decreto de la medalla reconoce a Londres como la ciudad que «devolvió la esperanza al pueblo francés» cuando se encontraba «bajo el yugo de la ocupación». Pese al cruce de acusaciones de los últimos días entre miembros de ambos gobiernos debido a la incapacidad de la UE y Reino Unido de alcanzar un acuerdo comercial antes de que acabe el período de transición del Brexit, la visita de Macron se produjo en un tono cordial. Emmanuel Macron ?para cuya visita fue descubierta la estatua de Churchill tras haber sido tapada con tablones después de que manifestantes radicales de las protestas antirracistas la vandalizaran? se reunió con Boris Johnson en Downing street. Y aunque discutieron de forma breve el plan de eximir de la cuarentena de 14 días a quienes ingresen a Gran Bretaña desde Francia ?para evitar, según las autoridades británicas, un segundo brote de Covid-19?, fundamentalmente dedicaron su encuentro a homenajear a Charles De Gaulle y a Winston Churchill, recordando a través cartas y otros elementos lo sucedido hace ocho décadas, una fecha destacada en ambos lados del Canal de la Mancha. Junto a la estatua del general en Carlton Gardens, el presidente Macron aseveró: «Aquí es donde De Gaulle llamó al pueblo francés a unirse a la Resistencia» y añadió que «hace 80 años, el 18 de junio de 1940, el Reino Unido le dio al Gobierno de la Francia Libre su primer arma: un micrófono de la BBC». «Las luchas que afrontamos hoy son diferentes a las que afrontamos hace 80 años. Pero no tengo duda de que, trabajando codo a codo, Reino Unido y Francia continuarán a la altura de cada nuevo desafío y aprovecharán todas las oportunidades que se avecinan», aseguró Boris Johnson, quien exaltó los valores compartidos de «libertad, tolerancia y democracia».
18-06-2020 | Fuente: abc.es
Johnson se gasta más de un millón de euros por pintar su avión oficial como la bandera británica
La economía de Reino Unido está en horas bajas, por causa el confinamiento por la epidemia del coronavirus, que ahora empieza a relajarse, y con la incertidumbre de un Brexit sin acuerdo comercial con la Unión Europea en el horizonte. Pese a ello, Boris Johnson ha tomado la decisión de gastarse nada menos que 900.000 libras (poco más de un millón de euros) en pintar el avión oficial con los colores de la bandera británica, dinero que saldrá de los bolsillos de los contribuyentes. Un portavoz de Downing Street reveló que «el RAF Voyager utilizado por la Familia Real y el primer ministro se encuentra actualmente en Cambridgeshire para ser pintado, como estaba previamente planeado» y añadió que de esta.. Ver Más
12-06-2020 | Fuente: abc.es
Londres confirma que no pedirá una nueva prórroga del periodo transitorio del Brexit
El Gobierno británico ha confirmado definitivamente que no pedirá una nueva extensión del periodo transitorio en sus relaciones con la Unión Europea (UE) y que el 1 de enero establecerá controles aduaneros en la frontera. El vicepresidente de la Comisión, Maros Sefcovic, y el representante del Gobierno británico, Michael Gove, mantuvieron una reunión virtual en la que también se confirmó el anuncio hecho desde Londres sobre que el primer ministro, Boris Johnson, mantendrá una conversación por videoconferencia el lunes con la presidenta de la Comisión, Ursula von der Leyen, y el del Consejo, Charles Michel, para intentar desbloquear las negociaciones sobre la relación futura. Gove publicó en las redes sociales que en su conversación con Sefcovic «he confirmado formalmente que el Reino Unido no extenderá el período de transición. Para nosotros ya ha pasado el tiempo de la extensión. El 1 de enero de 2021 retomaremos el control y recuperaremos nuestra independencia política y económica». El plazo para que el Reino Unido pudiera solicitar una nueva prórroga del periodo transitorio expira el día 30 de junio.
06-06-2020 | Fuente: abc.es
La negociación entre la UE y el Reino Unido, en punto muerto a menos de siete meses de la desconexión
El negociador europeo, Michel Barnier, acusó este viernes al Reino Unido de falta de voluntad para llegar a un acuerdo para definir las futuras relaciones con la UE y de ignorar incluso sus compromisos expresados en la declaración política del acuerdo de su salida del bloque comunitario. Más o menos le vino a decir al Gobierno de Boris Johnson que está jugando con fuego porque, aunque no sería imposible que el acuerdo se produzca «en el último minuto», no debe esperar que Bruselas se arrugue y deje de defender la integridad del mercado interior para atender a sus exigencias, que calificó de «inexplicables». A la hora de hacer un resumen de la última ronda de negociaciones que se ha llevado a cabo esta semana de forma telemática, Barnier denunció que no ha habido ningún progreso significativo, a pesar de que quedan apenas cinco meses reales para evitar una desconexión traumática del Reino Unido del mercado europeo. «Sin una decisión conjunta, el Reino Unido saldrá del Mercado Único y la Unión Aduanera en menos de siete meses. Pero viendo el tiempo necesario para ratificar en los 27 Estados miembros, deberíamos tener listo un texto jurídico como máximo el 31 de octubre. Eso nos deja sólo cinco meses para las negociaciones». El actual periodo de transición termina el 31 de diciembre. Las negociaciones más intensas se dan en lo se conoce como el terreno de actuación común (en inglés, el «level playing field») que supondría la aceptación mutua de ciertos principios comunes en materia de ayudas de Estado, protección de los consumidores y asuntos medioambientales, para permitir una relación comercial basada en el principio «cero cuotas, cero tarifas». La UE no quiere que el Reino Unido permanezca en el mercado interior si no puede garantizar que no llevará a cabo políticas agresivas en términos fiscales, sociales o medioambientales, porque perjudicarían a las empresas europeas. Pero los británicos quieren mantener su capacidad de diferir de la normativa europea y mantener al mismo tiempo la entrada de sus productos. También se mantienen diferencias esenciales en el tema del acceso de los pescadores europeos a las aguas británicas, algo que puede ser muy complicado, porque la UE quiere que se mantenga la relación actual, lo que significa dejar que los barcos europeos faenen en igualdad de condiciones, a cambio de que los pescadores británicos puedan vender sus capturas en el continente, mientras que Londres insiste en establecer un sistema anual de cuotas para todas las especies, lo que para la UE es «totalmente inaceptable». Tampoco hay avances en la cooperación policial en materia de seguridad e intercambio de información policial. Según Barnier, los británicos «han retrocedido» respecto a lo que el propio Boris Johnson firmó en la declaración política del año pasado «y ahora no están de acuerdo ni siquiera en cooperar en política exterior y de seguridad, que es algo que yo, como antiguo ministro de Asuntos Exteriores de mi país (Francia) no puedo entender». Por ello, Barnier insistió en pedir a los operadores económicos que se preparen para una desconexión sin acuerdo. «Mi responsabilidad es decir la verdad y esta semana no ha habido ningún avance significativo» porque «en todas las áreas, el Reino Unido continúa retrocediendo respecto a los compromisos asumidos en la declaración política, incluida la pesca, algo que nosotros no podemos aceptar». Una posible extensión del periodo transitorio Barnier ha recordado que los británicos adquirieron un compromiso con el respeto de los derechos de todos los europeos que residían en el Reino Unido antes del Brexit y ha pedido ayudas para aquellos que tienen dificultades para cumplimentar las nuevas exigencias legales para permanecer allí. En cuanto al espinoso asunto de la frontera irlandesa, Barnier sospecha que la parte europea deberá «vigilar la correcta implementación del protocolo» porque han detectado ?detalles incompatibles» con el acuerdo del Brexit. La propuesta de Barnier a los negociadores británicos ha sido la de intensificar los trabajos en el tiempo que queda, para explorar todas las posibilidades de evitar esa ruptura. En todo caso, dijo que Bruselas «está abierta» a que Londres pida una extensión de uno o dos años del periodo transitorio para evitar el colapso de las relaciones bilaterales, aunque Johnson ya ha dicho varias veces que descarta totalmente esta posibilidad. Para pedir esa nueva prórroga Londres debería anunciarlo antes del 30 de este mes y ello implicaría que se mantiene la aplicación de las leyes europeas en las relaciones bilaterales, lo que le seguiría dando acceso al mercado interior europeo, a cambio de contribuir al presupuesto comunitario durante este tiempo, algo que solo sería aceptable para él si el periodo de convalecencia por infección de Covid-19 le ha producido un periodo de amnesia grave al primer ministro británico, cosa de la que no se tiene noticia.
05-06-2020 | Fuente: abc.es
Barnier acusa a Londres de ignorar sus compromisos en el acuerdo del Brexit
El negociador europeo, Michel Barnier, ha acusado este viernes al Reino Unido de falta de voluntad para llegar a un acuerdo que defina las futuras relaciones con la UE y de ignorar incluso sus compromisos expresados en la declaración política del pacto para su salida del bloque comunitario. A la hora de hacer un resumen de la última ronda de negociaciones que se ha llevado a cabo esta semana, Barnier denunció que no ha habido ningún progreso significativo, a pesar de que quedan apenas cinco meses reales para evitar una salida traumática del Reino Unido del mercado interior europeo y de la unión aduanera. El Reino Unido y la UE deberían llegar a un acuerdo sobre cómo serán sus relaciones comerciales y políticas una vez que concluya el periodo de transición provisional que finaliza el 31 de diciembre. Las negociaciones más intensas se dan en lo se conoce como el «terreno de actuación común» (en inglés, el «level playing field») que supondría la aceptación mutua de ciertos principios en materia de ayudas de Estado, protección de los consumidores y asuntos medioambientales, para permitir una relación comercial basada en el principio «cero cuotas, cero tarifas», en el acceso de los pescadores europeos a las aguas británicas y en la cooperación policial en materia de seguridad. Según Barnier, los británicos «han retrocedido» respecto a lo que el propio Boris Johnson firmó en la declaración política del año pasado «y ahora no están de acuerdo ni siquiera en cooperar en política exterior y de seguridad, que es algo que yo, como antiguo ministro de Asuntos Exteriores de mi país (Francia) no puedo entender». Por ello, Barnier insistió en pedir a los operadores económicos que se preparen para una desconexión sin acuerdo. «Mi responsabilidad es decir la verdad y esta semana no ha habido ningún avance significativas». Añadió: «En todas las áreas, el Reino Unido continúa retrocediendo respecto a los compromisos asumidos en la declaración política, incluida la pesca, algo que nosotros no podemos aceptar». La propuesta de Barnier a los negociadores británicos ha sido la de intensificar los trabajos en el tiempo que queda, para explorar todas las posibilidades de evitar esa ruptura. En todo casdo, dijo que Bruselas «está abierta» a que Londres pida una extensión de dos años del periodo transitorio para evitar el colapso de las relaciones bilaterales, aunque Johnson ya ha dicho varias veces que descarta totalmente esta posibilidad.
1
...