Infortelecom

Noticias de bosnia herzegovina

11-11-2018 | Fuente: abc.es
Felipe VI ha entregado este fin de semana en París a Emmanuel Macron un pequeño regalo relevante. Es un ejemplar dedicado del catálogo de la exposición que el propio Rey inauguró el pasado martes en el Palacio Real de Madrid. Bajo el título de «Cartas al Rey» la exposición recoge la espectacular aportación de España en la Primera Guerra Mundial. Una contribución que encabezó el propio Alfonso XIII al crear en palacio una oficina humanitaria para ayudar a los familiares de los desaparecidos en el campo de batalla a ubicar a sus seres queridos. Más de 200.000 cartas fueron atendidas con éxito desigual. Las más de las veces no fue posible dar una satisfacción, aunque esa no pasara de lograr la ubicación de los despojos de una persona. Pero, en esta hora, es muy relevante recordar el papel que jugó la Corona hace un siglo. Un papel que nadie puede cuestionar ni criticar. Un Rey hijo de Archiduquesa austriaca y marido de Princesa británica, con sucesivos jefes de Gobierno partidarios de uno y otro bando, hizo una tarea de mediación deslumbrante por las víctimas del conflicto. Algo que sólo se podía hacer desde la neutralidad que el propio Alfonso XIII promovió. Un momento de gloria de la Corona española que muy pocos quieren recordar. Hoy hace cien años: a las 11.00 del 11 del XI del año 1918 se decretó el alto el fuego final de la Gran Guerra que había empezado en el verano de 1914. Pero no está tan claro que de verdad fuera el final. Tras el asesinato del Archiduque Francisco Fernando en Sarajevo, Europa movilizó en un mes cinco millones de soldados -y yo dudo que hoy fuera capaz de movilizar 50.000. Aún así, la mayoría de las cancillerías preveían un conflicto local menor en torno a Serbia, pero había intereses más profundos y cambiantes. Para Francia, Alemania era una amenaza, por lo que buscó una alianza con Rusia. Rusia, como siempre, buscaba el acceso al Bósforo y consolidar su supremacía entre los pueblos ortodoxos. Los británicos, en el mejor sentido imperial, no querían que tuviera lugar ninguna guerra en la que no estuviesen ellos, a pesar de no tener más interés que el de evitar que Alemania les arrebatara la supremacía marítima. Todo ello provocó la peor guerra que había conocido hasta entonces la Humanidad. El resultado en Europa es bien conocido, millones de muertos dejaron una Europa mucho más fraccionada. El mejor ejemplo es el del Imperio austrohúngaro cuyas fronteras de 1918 se repartieron en doce Estados de la Europa de cien años después. Hoy hace cien años, la Corona Imperial incluía la totalidad de la Austria presente, la República Checa, Eslovenia y Bosnia Herzegovina, además de abarcar territorios de Italia y la Dalmacia croata. La Corona de San Esteban comprendía la totalidad de la Hungría y Eslovaquia presentes así como el resto de Croacia, la Voivodina serbia, parte de Rumanía, la Uncrania transcarpática y la Galitzia polaca. Los tratados de Versalles consagraron un saqueo dirigido por el primer ministro francés, Georges Clemenceau, que proclamó despectivamente sobre la desmembración de aquella Monarquía bicéfala: «Austria será? lo que quede». La paz firmada el 28 de junio de 1919 en Versalles, cinco años después del magnicidio de Sarajevo, no buscaba el bien común de todos los europeos. Anhelaba más bien la venganza. Ciudadanos preclaros como Richard Coudenhove-Kalergi comenzaron a promover una Europa unida en un tiempo en que seguía siendo imposible porque la venganza de Versalles iba a servir para aupar al poder a quien buscara vengarse de nuevo en Alemania. Y la forma en que Clemenceau y sus aliados desmantelaron el imperio danubiano abrió la puerta a la Unión Soviética. Stalin fue siempre uno de los estrategas militares y geopolíticos más brillantes del siglo XX y vio la oportunidad que se le abría en Centroeuropa: aliado con las débiles democracias occidentales, tras un primer pacto con los nazis, con los que se repartió Polonia, el gran botín iba a ser para la tiranía soviética. Una Europa unida Es por ello que hoy hace cien años no fue el principio de la paz que en estas horas quieren conmemorar en Francia jefes de Estado de todo el mundo. Hoy hace cien años hubo un alto el fuego dentro de la gran guerra que libró Europa a lo largo de todo el siglo XX. Una guerra que el Tratado de Versalles dejó labrada y se reactivó en septiembre de 1939 y tras los tratados de paz de 1945 continuó en forma de Guerra Fría hasta la derrota de la Unión Soviética el 9 de noviembre de 1989, hace 29 años, con el derribo del Muro de Berlín. Una guerra que los jóvenes europeos desconocen; es una efeméride que les resulta muy lejana. Para la gran mayoría hoy es inimaginable vivir una guerra en tu territorio. Pero, en realidad, es algo no tan distante. Y la mejor garantía frente a una nueva Europa en guerra es una Europa unida que reflexione sobre las causas del desencanto que algunas de sus políticas han generado en muchos ciudadanos europeos.
01-02-2018 | Fuente: elpais.com
México vs Bosnia Herzegovina en vivo, amistoso internacional
Sigue en directo el encuentro a disputarse en el estadio Alamodome en San Antonio, Texas a las 20.00 horas
31-01-2018 | Fuente: elpais.com
México vs Bosnia Herzegovina en vivo, amistoso internacional
Sigue en directo el encuentro a disputarse en el estadio Alamodome en San Antonio, Texas a las 20.00 horas
30-11-2017 | Fuente: abc.es
«¿Cómo es posible que se hubiera podido introducir veneno en el recinto del Tribunal?»
«No soy un criminal de guerra». El antiguo dirigente de los croatas de Bosnia Slobodan Praljak echó mano del mismo gesto que algunos jerarcas nazis y se bebió un frasco de veneno, en el momento en que se leía la ratificación de su condena por crímenes cometidos durante la guerra de Bosnia (1992-1995). Y el caso es que este era el último proceso heredado de aquel conflicto en el Tribunal Penal Internacional de La Haya (TPIY). Se estaba leyendo la sentencia contra seis antiguos responsables croatas de Bosnia Herzegovina acusados de participación en una «empresa criminal coordinada» para cometer crímenes de guerra y crímenes contra la humanidad. Lo inaudito sucedió cuando uno de los acusados, Slobodan Praljak, se suicidó en plena audiencia. El antiguo general del HVO (el Consejo croata de defensa, que reunía las fuerzas croatas durante la guerra en Bosnia Herzegovina entre 1992 y 1995) murió en un hospital de La Haya, poco después. Praljak, de 72 años, estaba escuchando su condena a 20 años de prisión. Vestido con traje y corbata, estaba en pie, como se le pedía, y en un estado de aparente serenidad. Miró a ambos lados y después de decir en voz alta que no reconocía la competencia del tribunal terminó su frase en serbocroata. «¡No soy un criminal de guerra!» clamó antes de ingerir una sustancia que había en un frasco que sacó de su bolsillo con toda naturalidad y que le causó la muerte. El acusado se desvaneció poco después y fue llevado en ambulancia al hospital HMC de La Haya, donde certificaron su fallecimiento. Los jueces y demás acusados contemplaron la escena con estupor. De hecho, la audiencia no pudo continuar allí porque la sala se convirtió de repente en el escenario de un crimen, según los propios magistrados. La Policía holandesa, en todo caso, ha iniciado una investigación criminal. Este suceso amenaza con tener consecuencias graves y no solo en La Haya. Aunque el TPIY ha anunciado que abrirá una investigación, el suicidio de Praljak puede echar una sombra sobre su funcionamiento, precisamente el día en que terminaba su trabajo. La antigua portavoz del tribunal Florencia Hartmann, entrevistada por medios digitales bosnios se ha preguntado con razón: «¿Cómo es posible que se hubiera podido introducir veneno en el recinto del Tribunal?». Que se sepa, esta es la segunda vez que se ha producido un caso de tráfico de productos prohibidos en el tribunal que acaban en manos de los detenidos. El primer caso fue el del expresidente serbio Slobodan Milosevic que tomaba un producto para contrarrestar los efectos de sus medicinas contra la hipertensión, de modo que también murió antes de que se pudiera dictar sentencia contra él. Repercusión en Croacia El suceso y la sentencia pronunciada ayer pueden tener también efectos perniciosos para la estabilidad en Croacia, ahora ya miembro de la UE, y en toda la región. «Lejos de contribuir a la reconciliación en la región, el último veredicto del TPIY puede aumentar las tensiones en la región», estima la revista croata Forum. El Tribunal de Apelación del TPIY confirmó también la implicación de Croacia en la guerra en Bosnia y los crímenes cometidos por las milicias croatas de «Herceg-Bosna» que es como se conocía la entidad croata de Bosnia proclamada durante la guerra. El primer ministro croata, Andrej Plenkovia, considera que el veredicto en contra de seis acusados de origen croata y contra el papel del país en la guerra «ha sido injusto» y recordó que Croacia también ayudó al Ejército de Bosnia durante la guerra contra las fuerzas serbias. La presidenta croata, Kolinda Grabar Kitarovic, interrumpió por su parte su visita oficial a Islandia para volver a Zagreb. El destructor del puente de Mostar Slobodan Praljak fue uno de los militares croatas más destacados en la guerra de Bosnia (1992-1995), durante la cual ordenó destruir el emblemático puente de Mostar, que unía el barrio musulmán con el croata, símbolo de la convivencia entre musulmanes y cristianos. Antes de la guerra, Praljak se graduó en ingeniería eléctrica, filosofía y en la Academia de Teatro y Cine de Zagreb. Dirigió obras de teatro, series de televisión, telefilmes y documentales en los años 80. Fue, junto con Franjo Tudjman, quien luego sería el primer presidente de la Croacia independiente, uno de los fundadores del partido nacionalista Unión Democrática Croata (HDZ). En la guerra fue jefe del Consejo Croata de Defensa, un «héroe» para los nacionalistas.
26-02-2017 | Fuente: abc.es
El conductor que arrolló a viandantes en Heidelberg calla ante la policía
El hombre que el sábado arrolló con su coche a un grupo de viandantes en una zona peatonal de Heidelberg (oeste de Alemania) y mató a una persona guardó hoy silencio en el primer interrogatorio de la policía, que investiga sus motivos y descarta un ataque terrorista o con connotaciones políticas. La Fiscalía de Heidelberg y la Policía de Mannheim informaron en un comunicado conjunto que se ha decretado orden de prisión para el hombre, un estudiante alemán de 35 años sin antecedentes penales, como sospechoso de homicidio, tres intentos de homicidio y lesiones. El hombre, que fue herido de bala en el estómago durante su detención tras huir con un cuchillo del lugar del atropello, ha sido operado y se encuentra fuera de peligro. Los investigadores han determinado que alquiló el coche hace dos semanas en Heidelberg, donde reside, y analizan si en el momento del atropello era responsable de sus actos. «Según el estado actual de las investigaciones no hay ningún indicio que apunte a un trasfondo terrorista o extremista», manifestaron las autoridades para disipar temores y evitar paralelismos con el atentado yihadista de diciembre en Berlín, en el que murieron doce personas después de que un camión arrollara a los visitantes de un mercadillo navideño. De acuerdo con el relato policial, el hombre irrumpió con su coche en una zona peatonal de la plaza de Bismarck, cercana al casco antiguo, y dirigió el vehículo a un grupo que se encontraba frente a una panadería. Una persona consiguió evitar el coche dando un salto, pero otras tres resultaron heridas. Un hombre de 73 años fue trasladado al hospital herido grave y murió a las pocas horas, mientras que un austríaco de 32 años y una mujer de 29 y natural de Bosnia Herzegovina, fueron atendidos en el lugar de los hechos por los servicios de emergencia y no necesitaron ser ingresados. Después del atropello, el hombre se alejó blandiendo un cuchillo de cocina. Los agentes lo localizaron en las cercanías y le instaron a tirar el cuchillo, pero el agresor intentó atacarlos; tras usar gas pimienta para intentar reducirlo, un policía le disparo, explicaron las autoridades en su comunicado. El hombre permanece vigilado en una clínica de Heidelberg a la espera de que pueda ser trasladado al hospital de la cárcel.
30-04-2016 | Fuente: marca.com
Ante Bosnia, sin media selección de la Eurocopa
El día 29, en Saint-Gallen, España jugará ante Bosnia Herzegovina su primer amistoso antes de debutar en la Euro. Lo hará sin los que juegen la final de la Liga de Campeones (28) y sin los que tiene finales de Copa, entre ellos los tres porteros 
14-12-2015 | Fuente: abc.es
Mata a dos soldados en Sarajevo al grito de «Alá es grande»
Las autoridades de Bosnia Herzegovina han elevado al máximo su nivel de alerta después de que un hombre armado matara este miércoles a dos militares en Sarajevo al grito de «Alá es grande» y después se quitara la vida, según ha informado la prensa local. El primer ministro bosnio, Denis Zvizdic, ha anunciado que la seguridad se ha reforzado a su nivel más alto en todo el país y ha condenado el ataque. «Este ataque contra los miembros del Ejército de Bosnia Herzegovina es un ataque contra el estado», ha subrayado. Según las agencias de noticias FENA y SRNA, un hombre armado con un fusil entró el miércoles a las 19.30 horas en una casa de apuestas del barrio de Rajlovac y, cuando salió, abrió fuego contra los militares y contra un autobús de pasajeros. El autor de los disparos ha sido identificado como Enes Omeragic y algunos vecinos de la zona han asegurado que pertenece al movimiento salafista bosnio. Los fallecidos son los militares Armin Salkic y Nedeljko Radic. Según la agencia serbobosnia SRNA, Omeragic gritó «Alá es grande» mientras disparaba contra los militares. Omeragic se fue luego a su casa y allí se quitó la vida. «Tres edificios se rodearon y poco después de la llegada de la Unidad especializada se oyó una detonación, que ocurrió en una de esas instalaciones», declaró el comisario del Ministerio del Interior del cantón de Sarajevo, Vahid Cosic, según la televisión bosnia Federalna. «Al irrumpir en el espacio se encontró el cadáver de la persona que cometió el suicidio"», explicó. El autor de los disparos nació en 1981 y residía en Sokolj, cerca de Sarajevo. Medios bosnios indican, citando a sus vecinos, que Omeragic era un wahabí -la corriente más rigorista del islam- y además tenía problemas con las drogas. «No puedo decir nada sobre la investigación. Las agencias están investigando y nosotros no detendremos nuestras actividades programadas. Continuaremos cumpliendo las misiones y labores asignadas por ley» ha asegurado el viceministro de Defensa bosnio, Emir Suljagic, antes de expresar sus condolencias a las familias de los militares fallecidos.
02-12-2015 | Fuente: elpais.com
La OTAN invita a Montenegro a unirse en plena tensión con Rusia
El Kremlin anuncia que la maniobra de la Alianza no quedará sin respuesta. Los aliados mantienen la puerta abierta a la integración de Georgia, Bosnia Herzegovina, y Macedonia
19-11-2015 | Fuente: abc.es
Mata a dos soldados en Sarajevo al grito de «Alá es grande»
Las autoridades de Bosnia Herzegovina han elevado al máximo su nivel de alerta después de que un hombre armado matara este miércoles a dos militares en Sarajevo al grito de «Alá es grande» y después se quitara la vida, según ha informado la prensa l
13-10-2014 | Fuente: marca.com
Bélgica sobrevive en Bosnia
Un gol de Radja Nainggolan en el minuto 50 y el acierto en la meta de Thibaut Coirtois le dieron un punto a la selección de Bélgica en Zenica ante la de Bosnia Herzegovina (1-1) en la tercera jornada del Grupo B de la fase previa de la Eurocopa 2016.