Infortelecom

Noticias de blasfemia

08-11-2018 | Fuente: elpais.com
Asia Bibi sale de prisión, pero deberá permanecer en Pakistán
Tras ocho años en el corredor de la muerte por blasfemia, la cristiana ha sido trasladada a Islamabad a la espera de que un juzgado revise su caso
08-11-2018 | Fuente: elpais.com
Sale de prisión Asia Bibi, la pakistaní condenada a muerte por blasfemia
El Tribunal Supremo la absolvió del delito la semana pasada a la mujer cristiana, que ha pasado ocho años en el corredor de la muerte
08-11-2018 | Fuente: abc.es
Salen a la luz casos similares al de Asia Bibi en Pakistán
Horas después de que el Gobierno paquistaní dijera que Asia Bibi ?la católica condenada a muerte por «blasfema»? seguía encarcelada «por su seguridad», su abogado confirmó anoche su salida de la cárcel de Multán. La cristiana se encuentra en estos momentos «protegida y en paradero desconocido», a la espera de que se confirme su posible salida del país. La marcha de Asia Bibi y su familia es un imperativo moral y político para el Gobierno de Imran Khan, dado el clima de odio fomentado por los partidos radicales. Hasta el momento, el único país que se ha ofrecido a acogerla es Italia. El caso de Asia Bibi ha permitido que salgan a la luz centenares de casos similares de falsas acusaciones contra cristianos en Pakistán al amparo de la «ley de la blasfemia». Son alrededor de mil los acusados, según Ayuda a la Iglesia Necesitada, y muchos, como Asia Bibi, están condenados a muerte por tribunales locales, con procesos ralentizados por recursos en instancias superiores. Joseph Danwar tuvo que huir y refugiarse en Valencia hace cuatro años, después de que un tribunal paquistaní condenara a su hermana Shagufta Kausar, junto a su marido, a la pena de muerte, por enviar presuntamente mensajes en sms contra el islam. Joseph vivía en Karachi, a mil kilómetros de la residencia de su hermana. Cuando la Policía le llamó para decirle que iba a ser investigado «no me lo pensé, apagué el móvil, dejé mi trabajo y compré un billete para España». El caso de Shagufta y su marido Shafqat es especialmente dramático. Los dos cristianos fueron acusados en 2014 de haber enviado desde su móvil textos contra el Corán. «De nada sirvió que mi hermana hubiera denunciado poco antes su robo, no se le escuchó», cuenta Joseph a ABC. Tampoco fue un obstáculo que Shafqat sea discapacitado y necesite una silla de ruedas a causa de un accidente. Ni que ambos sean pobres y analfabetos, y los supuestos sms enviados estuvieran escritos en inglés. Ambos fueron sentenciados a muerte por un juez de primera instancia, por presión de los grupos islamistas. El caso se encuentra ahora paralizado en un tribunal superior por el recurso de su abogado. La liberación de Asia Bibi, ordenada hace ocho días por el Tribunal Supremo de Pakistán, es un rayo de esperanza para Shagufta y Shafqat así como para centenares de otros cristianos falsamente acusados por los islamistas. Pero el calvario de la que muchos consideran icono de la persecución religiosa aún no ha terminado. El ministro de Información de la provincia del Punjab, Hassan Chauhan, donde está detenida, afirmó ayer que la madre católica de cinco hijos «sigue en prisión por su seguridad, protegida por la Policía». La misma fuente señaló que el Gobierno «no ha prohibido a Asia Bibi abandonar el país», y que esa será una decisión que «corresponde al Supremo», ante el que los islamistas radicales han presentado un recurso para que la cristiana no pueda dejar Pakistán. No obstante, el máximo tribunal fue explícito la semana pasada al dictar la sentencia absolutoria y ordenar la excarcelación de la mujer. Durante los tres días posteriores a esa decisión, los partidos ultraislamistas movilizaron a sus militantes en todo Pakistán con marchas y huelgas para exigir la ejecución de Asia Bibi, y presionar al Gobierno de Imran Khan. El viernes pasado por la noche trascendió un acuerdo entre Khan y el principal partido islamista radical para desconvocar las protestas a cambio de impedir que Asia Bibi deje Pakistán. La presión internacional fue capaz de influir en los jueces del Supremo para dictar justicia, pero no ha logrado aún poner fin al caso. El marido de Asia Bibi ha pedido ayuda por vídeo a Estados Unidos, Canadá, Reino Unido e Italia, pero hasta ahora solo el ministro del Interior italiano, Matteo Salvini, ha ofrecido ayudar a su familia «si cuenta con la colaboración de otros países europeos». Pakistán, la única potencia musulmana con la bomba atómica, cuenta con 170 millones de habitantes, de los que solo 2,5 millones son cristianos, la mitad de ellos católicos.
08-11-2018 | Fuente: abc.es
Asia Bibi, excarcelada siete días después de ser absuelta
Horas después de que el Gobierno paquistaní dijera que Asia Bibi ?la católica condenada a muerte por «blasfema»? seguía encarcelada «por su seguridad», su abogado confirmó anoche su salida de la cárcel de Multán. La cristiana se encuentra en estos momentos «protegida y en paradero desconocido», a la espera de que se confirme su posible salida del país. La marcha de Asia Bibi y su familia es un imperativo moral y político para el Gobierno de Imran Khan, dado el clima de odio fomentado por los partidos radicales. Hasta el momento, el único país que se ha ofrecido a acogerla es Italia. El caso de Asia Bibi ha permitido que salgan a la luz centenares de casos similares de falsas acusaciones contra cristianos en Pakistán al amparo de la «ley de la blasfemia». Son alrededor de mil los acusados, según Ayuda a la Iglesia Necesitada, y muchos, como Asia Bibi, están condenados a muerte por tribunales locales, con procesos ralentizados por recursos en instancias superiores. Shafqat Emmanuel y Shagufta Kuasar, padre de cuatro hijos y condenados a muerte por blasfemia - ABC Joseph Danwar tuvo que huir y refugiarse en Valencia hace cuatro años, después de que un tribunal paquistaní condenara a su hermana Shagufta Kausar, junto a su marido, a la pena de muerte, por enviar presuntamente mensajes en sms contra el islam. Joseph vivía en Karachi, a mil kilómetros de la residencia de su hermana. Cuando la Policía le llamó para decirle que iba a ser investigado «no me lo pensé, apagué el móvil, dejé mi trabajo y compré un billete para España». El caso de Shagufta y su marido Shafqat es especialmente dramático. Los dos cristianos fueron acusados en 2014 de haber enviado desde su móvil textos contra el Corán. «De nada sirvió que mi hermana hubiera denunciado poco antes su robo, no se le escuchó», cuenta Joseph a ABC. Tampoco fue un obstáculo que Shafqat sea discapacitado y necesite una silla de ruedas a causa de un accidente. Ni que ambos sean pobres y analfabetos, y los supuestos sms enviados estuvieran escritos en inglés. Ambos fueron sentenciados a muerte por un juez de primera instancia, por presión de los grupos islamistas. El caso se encuentra ahora paralizado en un tribunal superior por el recurso de su abogado. La liberación de Asia Bibi, ordenada hace ocho días por el Tribunal Supremo de Pakistán, es un rayo de esperanza para Shagufta y Shafqat así como para centenares de otros cristianos falsamente acusados por los islamistas. Pero el calvario de la que muchos consideran icono de la persecución religiosa aún no ha terminado. El ministro de Información de la provincia del Punjab, Hassan Chauhan, donde está detenida, afirmó ayer que la madre católica de cinco hijos «sigue en prisión por su seguridad, protegida por la Policía». La misma fuente señaló que el Gobierno «no ha prohibido a Asia Bibi abandonar el país», y que esa será una decisión que «corresponde al Supremo», ante el que los islamistas radicales han presentado un recurso para que la cristiana no pueda dejar Pakistán. No obstante, el máximo tribunal fue explícito la semana pasada al dictar la sentencia absolutoria y ordenar la excarcelación de la mujer. Durante los tres días posteriores a esa decisión, los partidos ultraislamistas movilizaron a sus militantes en todo Pakistán con marchas y huelgas para exigir la ejecución de Asia Bibi, y presionar al Gobierno de Imran Khan. El viernes pasado por la noche trascendió un acuerdo entre Khan y el principal partido islamista radical para desconvocar las protestas a cambio de impedir que Asia Bibi deje Pakistán. La presión internacional fue capaz de influir en los jueces del Supremo para dictar justicia, pero no ha logrado aún poner fin al caso. El marido de Asia Bibi ha pedido ayuda por vídeo a Estados Unidos, Canadá, Reino Unido e Italia, pero hasta ahora solo el ministro del Interior italiano, Matteo Salvini, ha ofrecido ayudar a su familia «si cuenta con la colaboración de otros países europeos». Pakistán, la única potencia musulmana con la bomba atómica, cuenta con 170 millones de habitantes, de los que solo 2,5 millones son cristianos, la mitad de ellos católicos.
07-11-2018 | Fuente: abc.es
Liberan a la cristiana Asia Bibi de la cárcel donde estaba retenida en Pakistán
Las autoridades de Pakistán han liberado este miércoles a Asia Bibi, una mujer cristiana condenada a muerte por «blasfemia» y absuelta la semana pasada por el Tribunal Supremo, según fuentes citadas por la cadena de televisión local Geo TV. Bibi fue condenada a muerte por hacer presuntamente comentarios despectivos sobre el islam después de que unos vecinos se quejaran de que bebiera agua de su vaso porque no era musulmana. La mujer siempre ha negado haber blasfemado y sus representantes han defendido que mantenía una disputa con sus vecinos y que quienes la acusaron han entrado en contradicciones. Por contra, el abogado que representa al demandante reiteró que Bibi utilizó palabras «blasfemas» para hacer referencia al profeta Mahoma. «Estas (palabras) son las mismas que los cristianos suelen usar», dijo. Su caso ha generado malestar en los cristianos de todo el mundo y ha sido una fuente de división en Pakistán, donde dos políticos que mostraron su apoyo a Bibi fueron asesinados, uno de ellos el gobernador de Punyab, Salman Tasir, asesinado por su propio guardaespaldas. Durante la jornada del 8 de octubre, el TLP, que tiene en el castigo de la blasfemia uno de sus principales objetivos e idolatra al guardaespaldas que asesinó a Tasir, advirtió al Supremo de que no debía mostrar «indulgencia» con Bibi. «Si hay un intento de entregarla a otro país, habrá terribles consecuencias», señaló. Insultar al profeta Mahoma es punible con la muerte en virtud de la legislación paquistaní y las acusaciones de blasfemia provocan reacciones tan graves en la sociedad que en muchos casos es muy difícil defenderse frente a la reacción. Decenas de personas han sido asesinadas tras acusaciones de blasfemia, en ocasiones por turbas.
07-11-2018 | Fuente: elpais.com
Sale de prisión Asia Bibi, la pakistaní condenada a muerte por blasfemia
El Tribunal Supremo la absolvió del delito la semana pasada a la mujer cristiana, que ha pasado ocho años en el corredor de la muerte
07-11-2018 | Fuente: abc.es
Salvini ofrece asilo político a la pakistaní Asia Bibi
Italia ha intervenido en el destino de Asia Bibi, una mujer pakistaní cristiana que enfrenta amenazas de muerte en su país, al ofrecerle asilo. Matteo Salvini, el ministro del Interior antimigrante y viceprimer ministro, dijo que Italia estaba trabajando con otros países para ayudar a Asia Bibi, a quien se le prohíbe abandonar Pakistán, a pesar de que fue absuelta de blasfemia el mes pasado después de pasar ocho años condenado a muerte. El abogado de Asia Bibi, la mujer cristiana que pasó ocho años en el corredor de la muerte en Pakistán por un delito de blasfemia y que finalmente ha sido absuelta desatando la ira de los islamistas, ha anunciado este martes que pretende solicitar asilo político en Países Bajos, donde se encuentra. «Estoy esperando una oferta del Gobierno holandés», ha dicho Saiful Mulook en declaraciones recogidas por el portal de noticias Nu.nl. «Pero si Países Bajos no puede ayudarme, preferiría volver a Pakistán para ser asesinado», ha añadido. A pesar de la decisión de la Corte Suprema de Pakistán, los manifestantes han exigido su ejecución. Algunos han pedido el asesinato de los jueces. La Sra. Bibi, de 47 años y madre de cinco hijos, sigue encarcelada por temor a que la ataquen si la liberan en Pakistán. Su familia no la ha visto desde el pasado.
05-11-2018 | Fuente: elpais.com
El abogado de la paquistaní absuelta de blasfemia huye y se refugia en Holanda
El letrado de Asia Bibi deja Pakistán ante el riesgo que suponen las movilizaciones extremistas que demandan la ejecución de la condena a muerte de la mujer cristiana
04-11-2018 | Fuente: elpais.com
La familia de la paquistaní absuelta de blasfemia pide asilo en Occidente
El círculo de Asia Bibi teme por su seguridad tras el acuerdo del Gobierno con un grupo radical islamista para revisar el caso
04-11-2018 | Fuente: abc.es
El marido de la cristiana Asia Bibi pide asilo a Trump ante las amenazas de los integristas
El marido de la mujer cristiana paquistaní recientemente absuelta de la pena de muerte por blasfemia ha pedido asilo al presidente estadounidense, Donald Trump, por las amenazas y acosos de las que están siendo objetos desde que ella saliera de prisión. «Solicito al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, que nos ayude a salir de Pakistán», ha declarado Ashiq Masih en un vídeo grabado por la Asociación Cristiana Británico-Paquistaní y recogido por la agencia Reuters. Masih también ha extendido su petición a la primera ministra de Reino Unido, Theresa May, y al primer ministro canadiense, Justin Trudeau. El marido de Asia Bibi pide que le ayuden a salir a su esposa, a él y a su hermano Joseph Nadeem, que ayudó en el caso de la mujer. Los tres son objetivos del ultraconservador partido Tehrik e Labaik (TLP), cuyos simpatizantes cortaron esta semana durante tres días las principales carreteras del país pidiendo la muerte para los jueces del Tribunal Supremo que absolvieron a Bibi el pasado miércoles, y denominando al primer ministro, Imram Khan, como enemigo del Islam. El TLP anuló las protestas a última hora del viernes tras conseguir del Gobierno la promesa de que impediría salir a la mujer del país y revisaría el veredicto. Ninguno de los Gobiernos extranjeros consultados ha respondido a esta petición.
1
...