Infortelecom

Noticias de asia

10-01-2021 | Fuente: as.com
Inditex cierra todas sus tiendas Pull & Bear, Stradivarius y Bershka en China
La multinacional española Inditex acelera el proceso de transformación digital en el gigante asiático con el cierre de todas sus tiendas de varias firmas importantes.
10-01-2021 | Fuente: abc.es
Apple Store, Google y Amazon impiden descargar Parler, el «Twitter» de los simpatizantes de Trump
Parler, la red social que utilizan los simpatizantes de Trump, ha sido borrada de la Apple Store este sábado, mientras que Amazon Web Services (AWS) ha anunciado que dejará de alojar sus servidores a partir del lunes. Esta nueva plataforma se basa en la falta de moderación de los contenidos, lo que ha llevado a que se utilice para difundir teorías de la conspiración u otros fines como el asalto al Capitolio de Estados Unidos del pasado miércoles. Este viernes, Google fue la primera gran plataforma en quitar la aplicación de su tienda por la falta de una política de moderación en las publicaciones, lo que incumplía sus términos de servicio, ya que demasiados mensajes incitaban «al odio y la violencia» según «The New York Times». Por los mismos motivos, Apple dio 24 horas a la plataforma para realizar cambios en su política antes de suspenderla. La última en unirse a esta serie de reveses ha sido AWS, el servicio de alojamiento web de la compañía de Jeff Bezos, que ha anunciado que dejará de alojar los servidores de la red social cuando pase la media noche de este domingo. Amazon ha subrayado que ha enviado 98 ejemplos de contenidos que incitaban a la violencia y no habían sido borrados a la red soceial. Ahora, Parler deberá encontrar otro servicio de alojamiento web en ese lapso de tiempo o la aplicación dejará de funcionar. Acusaciones de doble criterio El presidente ejecutivo de la compañía, John Matze, ha acusado a las grandes tecnologías de «querer matar a la competición» y ha asegurado que tiene «mucho trabajo para asegurarse que los datos de todo el mundo no son borrados de Internet en las próximas 24 horas». «Parece un doble criterio injusto ya que todas las otras redes sociales tienen los mismos problemas, incluso probablemente a una escala mayor», se ha quejado Matze. El borrado de las principales tiendas de aplicaciones de Parler es el último de una serie de acciones que las grandes tecnológicas han realizado para eliminar los mensajes y cuentas cercanas al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, que inciten a la violencia. El viernes, Reddit y Discord borraron varias comunidades de este tipo, mientras que Twitter suspendió de manera definitiva la cuenta del presidente y la de su campaña en un movimiento que ha reavivado el debate sobre el poder de las plataformas sobre el debate público.
09-01-2021 | Fuente: as.com
MotoGP sigue en su burbuja
Los test de pretemporada de Malasia y Qatar de los meses de febrero y marzo se llevarán a cabo bajo unas estrictas medidas de seguridad para pilotos y equipos.
09-01-2021 | Fuente: as.com
Diez años del día en el que La Masia tocó el cielo
El domingo se cumple una década de un podio histórico del Balón de Oro en el que Messi, Iniesta y Xavi sublimaron un modelo de formación
08-01-2021 | Fuente: as.com
Ilaix Moriba, tras los pasos de su amigo Ansu Fati
A punto de cumplir los 18 años, le comparan con Pogba. Es el canterano mejor pagado de La Masia: 2 millones de euros anuales y una cláusula de 100M?.
08-01-2021 | Fuente: elpais.com
Inditex inicia el cierre de todas las tiendas de Bershka, Pull & Bear y Stradivarius en China
Estas marcas solo venderán online en el gigante asiático
08-01-2021 | Fuente: abc.es
Un tribunal surcoreano ordena a Japón indemnizar a las mujeres forzadas a prostituirse
El Tribunal del Distrito de Seúl ha ordenado este viernes al Gobierno de Japón indemnizar a las mujeres que obligaron a prostituirse durante la invasión de la península de Corea por parte de las tropas niponas desde 1910 hasta el final de la Segunda Guerra Mundial, en 1945, con cifras que alcanzan los 100 millones de wones (más de 74.500 euros) por víctima. «La evidencias materiales y los testimonios muestran que las víctimas sufrieron un dolor mental y físico extremo e inimaginable debido a los actos ilegales del acusado», señala la sentencia del tribunal. La acusación, presentada en 2013, refleja el caso concreto de doce mujeres -sólo cinco de ellas continúan con vida- que fueron obligadas a prostituirse durante la ocupación japonesa de la península de Corea, que en calidad de colonia estuvo dominada durante casi toda la primera mitad del siglo XX. El litigio no pudo ser remitido a un tribunal hasta enero de 2016, un año después de que Japón, que se ha negado a aceptar el caso, y Corea del Sur anunciaran un acuerdo «final e irreversible», por el que el Estado nipón se comprometía a ingresar 9,3 millones de dólares (7,5 millones de euros) en un fondo de compensación. Sin embargo, las asociaciones de víctimas y las supervivientes protestaron alegando que no habían sido incluidas, ni consultadas. Así, con la llegada del actual presidente de Corea del Sur, Moon Jae In, en 2017, el Gobierno decidió cancelar el acuerdo. Japón defiende que el caso debe ser desestimado puesto que cuenta con la soberanía que le otorga inmunidad frente a una demanda civil ante tribunales extranjeros. Sin embargo, las víctimas alegan que esta figura jurídica no contempla los crímenes de guerra, o aquellos de lesa humanidad. A esta sentencia, avanza la agencia surcoreana de noticias Yonhap, podría sumarse otra en este sentido durante la próxima semana. El número de las conocidas como «mujeres de confort» que fueron víctimas de esclavitud sexual es cuestión de debate. Las estimaciones más conservadoras cifran en 20.000 las jóvenes forzadas, mientras que otros estudios elevan la cifra hasta las 410.000, no sólo en Corea, sino también en China, Filipinas, Vietnam, Tailandia, Malasia, Indonesia y otros territorios ocupados por las tropas imperiales japonesas.
07-01-2021 | Fuente: abc.es
La división de los republicanos les complica su futuro
Cuando ya quedó claro que las cosas habían llegado demasiado lejos, los más veteranos líderes del Partido Republicano se dejaron de disimulos y repudiaron abiertamente el presidente, desde su «número dos» Mike Pence hasta el líder en el Senado, Mitch McConnell. Esto abrió una suerte de cisma entre sus filas, ya que 147 republicanos ?139 diputados y siete senadores? de un total de 262 se mantuvieron en sus trece y a pesar del asalto violento al Capitolio votaron en contra de validar la victoria de Joe Biden en las elecciones de noviembre. Ese es el legado de Trump, un partido dividido que hoy debe vivir con la humillación de haber perdido en dos años la Cámara de Representantes, la presidencia y, más recientemente, el Senado. El sentir mayoritario era el que expresó el senador Lindsey Graham, que se ha pasado cuatro años tratando de ganarse a Trump, jugando con él a golf y repitiendo algunas de sus provocaciones más escandalosas. «Trump y yo tuvimos una buena relación. Odio que acabe así. Lo único que puedo decir es que ya he tenido suficiente. Lo que está bien, está bien». El Partido Republicano, el de Lincoln y Reagan, defensor de las instituciones y la ley y el orden, acababa de ver cómo su propio presidente soltaba a una turba para que tomara el Capitolio y obligaba a evacuar a su propio vicepresidente y todos los diputados y senadores. Y en lugar de enviar a la Guardia Nacional y pedir disculpas, Trump les decía a los asaltantes que comprendía su dolor. Cuatro personas habían muerto ya. Enemigo a las puertas Justo cuando esa masa enardecida se asomaba a las ventanas del Capitolio, el líder republicano en el Senado, McConnell, acababa de pronunciar la mayor condena que se recuerda en tiempos recientes de la presidencia de Trump. «Debemos respetar los límites de nuestro propio poder. No podemos quitarles derechos a los ciudadanos. No podemos imponernos y anular las decisiones de las cortes y de los estados en base a unos argumentos tan pobres, tan escasos», dijo McConnell en un discurso recibido por un silencio sepulcral. «Si anulamos estas elecciones por las alegaciones de la parte perdedora, nuestra democracia entraría en un ciclo mortal. Sería imposible que esta nación aceptara de nuevo unos resultados electorales», añadió. «Si anulamos estas elecciones por las alegaciones de la parte perdedora, nuestra democracia entraría en un ciclo mortal. Sería imposible que esta nación aceptara de nuevo unos resultados electorales», dijo McConnell Minutos después de esas palabras lapidarias, sus señorías estaban en un búnker a recaudo de la policía y el servicio secreto. En aquellos momentos se ajustaron muchas cuentas, hubo acaloradas conversaciones, se midieron las dos almas de un partido que ahora debe decidir su rumbo. Se impuso momentáneamente la conservadora a la populista, pues la primera hizo descarrilar los intentos de Trump de perpetuarse en el poder. Cuando entraron en aquel búnker, 13 senadores habían prometido oponerse a validar las elecciones. Al salir, ese número había caído a ocho, en su mayoría aspirantes a la presidencia en cuatro años. Los diputados tuvieron menos margen de maniobra porque esos escaños se renuevan cada dos años y los que han renegado del presidente saben que ya en un año van a tener dura competencia trumpista en sus correspondientes primarias. Muchos perderán. En cualquier caso, el Partido Republicano ha ganado en todo ese proceso todo un abanderado de la razón y la concordia, el senador y fallido candidato a la presidencia en 2012 Mitt Romney, que se ha ganado a pulso el respeto de propios y extraños con su mezcla de firmeza y modales impolutos. Con tono suave, dijo en el Senado ya de madrugada que él sabe lo que es perder unas elecciones, y que es doloroso pasarlo, pero qué se le va a hacer. Dijo más, y fue muy claro: «Estamos aquí hoy debido al orgullo herido de un hombre egoísta y la indignación de sus partidarios, a quienes deliberadamente ha engañado durante los últimos dos meses y les ha incitado a actuar esta misma mañana. Lo que pasó aquí hoy fue una insurrección, incitada por el presidente de EE.UU.». «Estamos aquí hoy debido al orgullo herido de un hombre egoísta y la indignación de sus partidarios, a quienes deliberadamente ha engañado», denunció Romney Romney se lo decía a una nación en vilo, y en especial a sus compañeros de partido que seguían empeñados en bailarle el agua a Trump rechazando los resultados. Dos son los candidatos a parias en la nueva fase del conservadurismo estadounidense: los senadores Josh Hawley y Ted Cruz. Ambos lideraron el intento fallido de anular la victoria de Biden, prestando un apoyo crucial a sus compañeros en la cámara Baja y blanqueando a Trump hasta el final. Ahora, los disturbios del miércoles pesarán sobre su currículum de cara a las elecciones de 2024, especialmente una foto de Hawley, el más joven de la bancada, saludando puño en alto a los manifestantes momentos antes de que rompieran las ventanas y acometieran uno de los saqueos más deshonrosos en la historia americana. Por su parte, al vicepresidente Pence no se le había visto nunca tan molesto. «La violencia nunca gana. La libertad gana. Y esta sigue siendo la casa del pueblo. Cuando volvemos a reunirnos en esta Cámara, el mundo vuelve a ser testigo de la resistencia y la fuerza de nuestra democracia», dijo ya de madrugada, desde un asiento que unos momentos antes había ocupado uno de los asaltantes. Su propio jefe, el presidente, le había llamado cobarde unos horas antes, por no plegarse.