Infortelecom

Noticias de asesinatos

21-07-2018 | Fuente: elpais.com
La violencia no da tregua en México: el primer semestre de 2018 rompe otro récord sangriento
Pese a que los asesinatos cayeron un 7% en junio, la cifra acumulada de los seis primeros meses supera la cima alcanzada el mismo periodo del año pasado
20-07-2018 | Fuente: abc.es
Un alemán de origen iraní acuchilla a los pasajeros de un autobús en Alemania
El pasaje del autobús de la línea 30, que cubre el trayecto desde Lübeck a Travemünde, estaba fudamentalmente compuesto por familias que acudían al festival portuario «Travemünder Woche», una cita popular de larga tradición en el norte de Alemania. A las 13:47 horas, el conductor observó que uno de los pasajeros se había levantado y estaba manipulando una mochila en el pasillo central entre las dos filas de asientos. Le pareció que de la mochila salía humo. Siguiendo el protocolo de protección antiterrorista, estacionó el autobús lentamente y se levantó, dirigiéndose hacia el sospechoso para preguntarle qué hacía. Apenas llegó hasta él, el ciudadano alemán de 34 años, residente en Lübeck y procedente de una familia iraní le propinó un puñetazo en la cara. Fue entonces cuando, ante un pasaje paralizado por la escena, el atacante arrojó la mochila la suelo, sacó un cuchillo de cocina de entre su ropa y comenzó a agredir aleatoriamente a los pasajeros. Al cierre de esta edición la policía confirmaba un herido grave por arma blanca y otros seis leves. Los dos restantes resultaron heridos cuando el conductor, apenas reaccionó tras el puñetazo, volvió al cuadro de mandos del vehículo y abrió las puertas, por las que todo el pasaje abandonó precipitadamente el autobús en medio de gritos de pánico y atropellos. Los aproximadamente 30 testigos que fueron interrogados después por la policía confirmaron que fueron varios de los pasajeros los que redujeron al atacante y que una patrulla policial que se encontraba en las inmediaciones y que acudió casualmente al ver el autobús irregularmente estacionado realizó la detención. Sin indicios terrorista Una vez acordonada la zona, la policía procedió a registrar el autobús en busca de explosivos, que no aparecieron, y a analizar el contenido de la mochila del atacante, en la que sí apareció un detonador y, según informaban anoche medios locales, un recipiento con alcohol inflamable. A pesar de ello, la fiscal encargada del caso, Ulla Hingst, estableció que no era prueba suficiente para hablar de trasfondo terrorista e informó que hasta el momento no había encontrado indicios de radicalización política o religiosa. El responsable regional de Interior, Hans Joachim Gröte, confirmó por su parte que, según los interrogatorios a los testigos, el atacante no profirió palabra o frase alguna que pudiera relacionar los acuchillamientos con un trasfondo terrorista, aunque la policía seguía sin descartarlo completamente al cierre de esta edición. La percepción de la opinión pública, sin embargo, tiende a asociar este tipo de delitos con la llegada de refugiados. Los delitos violentos aumentaron un 10% en 2015 y 2016. El 90% fueron atribuidos a refugiados que habían llegado al país en estos mismos dos años, según un estudio del gobierno de Baja Sajonia publicado en diciembre pasado. Christian Pfeiffer, uno de los investigadores que participaron en ese estudio, explicó que los autores suelen ser hombres extranjeros de entre 14 y 30 años y de nacionalidades a las que es improbable que se les conceda asilo en Alemania. «Hay una fuerte fijación en los delincuentes que no son alemanes. Lo que muchos pierden de vista es el efecto que esa fijación tiene sobre las personas convertidas injustamente en sospechosas», defiende la jurista Doris Liebscher, de la Universidad Humboldt de Berlín, «desde hace unos años, la opinión pública se ha vuelto más y más tolerante de cara a las conjeturas basadas en creencias racistas y por eso es necesario ser escrupuloso con los datos». Daniela Hunold, de la Escuela Superior de la Policía, asegura que «desde una perspectiva criminológica, el origen de una persona no ofrece valor agregado alguno. El hecho de que un criminal sea criminal no tiene nada que ver con su origen; eso no explica sus actos delictivos. El hecho de que una persona haya pasado por experiencias de guerra traumáticas puede influir sobre su psique, pero no es inevitable que así sea». Uno de los motivos que alienta estas precauciones es la serie de asesinatos de la célula terrorista neonazi alemana NSU, que en su día fueron asumidos como ajustes de cuentas entre extranjeros y que se prolongaron durante diez años sin que las fuerzas del orden reaccionasen debidamente. El juicio, que ha finalizado este mismo mes de julio, ha dejado en evidencia que el prejuicio hacia el extranjero impide una perspectiva sana de la investigación.
20-07-2018 | Fuente: abc.es
Daniel Ortega festeja su particular victoria en el aniversario de la revolución sandinista
El presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, se dio este viernes un baño de masas jaleado por miles de simpatizantes del FSLN, que celebraron con el mandatario el 39º aniversario de la revolución sandinista, ondeando banderas rojinegras que alfombraron la Plaza de la Fe de Managua. En medio de un ambiente festivo, ancianos, adultos, jóvenes y niños ataviados con símbolos del Frente Sandinista de Liberación Nacional se unieron en una sola voz en defensa de Ortega, en una coyuntura en la que una gran mayoría de nicaragüenses exigen su dimisión por su gestión al frente del Gobierno, que dio lugar a las revueltas que comenzaron el 18 de abril. En el contexto de las protestas populares, la población opositora, a la que el Gobierno acusa de intento de golpe de Estado, ha celebrado en los últimos tres meses decenas de manifestaciones y protestas, en las que se pide la paz, la justicia y la libertad para el país, términos que, paradójicamente, coinciden con los que utiliza Ortega en su discurso. Y de igual modo, en las marchas o concentraciones de unos y de otros, de orteguistas y opositores, suenan las mismas canciones tradicionales, los mismos himnos, las mismas arengas en favor de una Nicaragua libre y justa, pero en situaciones diferentes, en contextos distintos y por motivos dispares. Unos buscan que finalicen las protestas y el consiguiente cese de la violencia, a condición de que el comandante se quede al frente del poder, mientras otros insisten en su petición de que Ortega y su esposa y vicepresidenta, Rosario Murillo, abandonen la Presidencia y se adelanten las elecciones. «El comandante se queda», frente a «de que se van, se van (Ortega y Murillo)». Son dos de los gritos de guerra de los bandos enfrentados, miembros de la misma familia en algunos casos, cuya opción política opuesta los ha llevado a romper la relación que otorgan los lazos de sangre. Un simpatizante de Ortega que pidió ser identificado como Juan Antonio dijo a Efe que Nicaragua «mejoró en todos los aspectos» desde que el presidente llegó al poder hace once años, «y esa es la razón» por la que todos los nicaragüenses deberían «agradecerle y hacer que se quede por muchos años». «En nuestro país hubo mucha corrupción, muchos problemas con la salud pública y con la educación, pero con la llegada de Daniel, todo se arregló y esas personas (opositores) lo agradecen pidiendo su dimisión y generando violencia en todo el país», dijo el sandinista. Preguntado por la autoría de los asesinatos de 351 personas desde el 18 de abril, Juan Antonio aseguró no saber «quién ha matado a esa gente, pero no ha sido nadie que trabaje para el Gobierno» de Ortega. «Eso sí lo puedo decir, porque estoy muy seguro», agregó. El mismo discurso se repitió en diversas ocasiones entre los simpatizantes de Ortega, quienes, siguiendo las consignas del mandatario y usando sus mismas palabras, no admiten que los autores de esas muertes hayan sido las «fuerzas combinadas» sandinistas, formadas por policías, parapolicías, paramilitares y antimotines. Insisten, tal y como explicó Wilma, simpatizante de Ortega, a Efe, que «todo es porque le quieren quitar el poder a Daniel para ponerse ellos, mediante un golpe de Estado». En la misma línea que Juan Antonio, Wilma, quien no supo responder a la pregunta de quiénes son «ellos», los que buscan ocupar el lugar de Ortega, aseguró que «ningún miembro» del Gobierno «mató a nadie». Al término de la celebración, se elevó el sonido de la música y sonaron los cohetes mientras los asistentes despedían a su líder entre gritos de «el pueblo unido jamás será vencido» o «el comandante se queda», entre otros. Este año, la celebración del aniversario de la revolución se llevó a cabo en una coyuntura nunca antes vivida en Nicaragua, en el contexto de una sangrienta crisis sociopolítica y el clamor popular por la renuncia del mandatario por parte de miles de nicaragüenses.
20-07-2018 | Fuente: abc.es
Daniel Ortega festeja el aniversario de la revolución sandinista con 351 muertos a sus espaldas
El presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, se dio este viernes un baño de masas jaleado por miles de simpatizantes del FSLN, que celebraron con el mandatario el 39º aniversario de la revolución sandinista, ondeando banderas rojinegras que alfombraron la Plaza de la Fe de Managua. En medio de un ambiente festivo, ancianos, adultos, jóvenes y niños ataviados con símbolos del Frente Sandinista de Liberación Nacional se unieron en una sola voz en defensa de Ortega, en una coyuntura en la que una gran mayoría de nicaragüenses exigen su dimisión por su gestión al frente del Gobierno, que dio lugar a las revueltas que comenzaron el 18 de abril. En el contexto de las protestas populares, la población opositora, a la que el Gobierno acusa de intento de golpe de Estado, ha celebrado en los últimos tres meses decenas de manifestaciones y protestas, en las que se pide la paz, la justicia y la libertad para el país, términos que, paradójicamente, coinciden con los que utiliza Ortega en su discurso. Y de igual modo, en las marchas o concentraciones de unos y de otros, de orteguistas y opositores, suenan las mismas canciones tradicionales, los mismos himnos, las mismas arengas en favor de una Nicaragua libre y justa, pero en situaciones diferentes, en contextos distintos y por motivos dispares. Unos buscan que finalicen las protestas y el consiguiente cese de la violencia, a condición de que el comandante se quede al frente del poder, mientras otros insisten en su petición de que Ortega y su esposa y vicepresidenta, Rosario Murillo, abandonen la Presidencia y se adelanten las elecciones. «El comandante se queda», frente a «de que se van, se van (Ortega y Murillo)». Son dos de los gritos de guerra de los bandos enfrentados, miembros de la misma familia en algunos casos, cuya opción política opuesta los ha llevado a romper la relación que otorgan los lazos de sangre. Un simpatizante de Ortega que pidió ser identificado como Juan Antonio dijo a Efe que Nicaragua «mejoró en todos los aspectos» desde que el presidente llegó al poder hace once años, «y esa es la razón» por la que todos los nicaragüenses deberían «agradecerle y hacer que se quede por muchos años». «En nuestro país hubo mucha corrupción, muchos problemas con la salud pública y con la educación, pero con la llegada de Daniel, todo se arregló y esas personas (opositores) lo agradecen pidiendo su dimisión y generando violencia en todo el país», dijo el sandinista. Preguntado por la autoría de los asesinatos de 351 personas desde el 18 de abril, Juan Antonio aseguró no saber «quién ha matado a esa gente, pero no ha sido nadie que trabaje para el Gobierno» de Ortega. «Eso sí lo puedo decir, porque estoy muy seguro», agregó. El mismo discurso se repitió en diversas ocasiones entre los simpatizantes de Ortega, quienes, siguiendo las consignas del mandatario y usando sus mismas palabras, no admiten que los autores de esas muertes hayan sido las «fuerzas combinadas» sandinistas, formadas por policías, parapolicías, paramilitares y antimotines. Insisten, tal y como explicó Wilma, simpatizante de Ortega, a Efe, que «todo es porque le quieren quitar el poder a Daniel para ponerse ellos, mediante un golpe de Estado». En la misma línea que Juan Antonio, Wilma, quien no supo responder a la pregunta de quiénes son «ellos», los que buscan ocupar el lugar de Ortega, aseguró que «ningún miembro» del Gobierno «mató a nadie». Al término de la celebración, se elevó el sonido de la música y sonaron los cohetes mientras los asistentes despedían a su líder entre gritos de «el pueblo unido jamás será vencido» o «el comandante se queda», entre otros. Este año, la celebración del aniversario de la revolución se llevó a cabo en una coyuntura nunca antes vivida en Nicaragua, en el contexto de una sangrienta crisis sociopolítica y el clamor popular por la renuncia del mandatario por parte de miles de nicaragüenses.
17-07-2018 | Fuente: elpais.com
Detenido un represor chileno que estaba prófugo en Argentina
El coronel Sergio Jara Arancibia enfrenta una condena por dos asesinatos cometidos durante la dictadura de Pinochet
17-07-2018 | Fuente: abc.es
El Gobierno de Nicaragua lanza un fuerte ataque contra la comunidad indígena de mayor resistencia
El Gobierno de Nicaragua lanzó este martes un fuerte ataque contra la comunidad indígena de Monimbó, al sur de Masaya (oeste), una de las que mayor resistencia ha opuesto al presidente Daniel Ortega. Integrantes del Movimiento 19 de Abril Masaya denunciaron que miles de integrantes de las «fuerzas combinadas» del Gobierno establecieron un cerco alrededor de Masaya, a 29 kilómetros de Managua, para impedir cualquier tipo de ayuda a la población. El ataque comenzó a las 07:00 hora local (13:00 GMT). «Oren por nosotros», pidió el líder del Movimiento, Yubrank Suazo, en sus redes sociales. «Estamos cercados», compartió otro integrante de la organización comunitaria. Las carreteras que van hacia Masaya fueron cortadas por la Policía Nacional en distancias de hasta 15 kilómetros antes de llegar a la ciudad. #Nicaragua| Así se defiende el pueblo heroico de #Monimbó ante el ataque armado paramilitar del régimen de Daniel Ortega #SOSNicaragua vía @Corporacion540pic.twitter.com/s1r7xWg7bo? ?Runaway? (@Atalanta63) July 17, 2018«¡Atacan Monimbó! Comisión de Verificación y Seguridad está solicitando ingreso y esperan respuesta. Solicitan corredor humano para los heridos y las ambulancias. ¡Balas llegan hasta la iglesia parroquial!», urgió el obispo auxiliar de Managua, Silvio Báez, en su cuenta en Twitter. Los habitantes de Masaya compartieron en sus redes sociales fotografías, vídeos y audio de los ataques, en los que se observan policías y hombres encapuchados fuertemente armados disparando, así como maquinaria pesada destruyendo las barricadas que los manifestantes habían erigido para defenderse de las «fuerzas combinadas». Horas antes la Oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ACNUDH) advirtió en Ginebra de que «la Policía, elementos armados y otros grupos violentos han llevado a cabo las denominadas "operaciones de limpieza" en diferentes partes del país, quitando por la fuerza las barricadas erigidas por los manifestantes y las comunidades locales». «La violencia es aún más horrible puesto que los elementos armados leales al Gobierno están operando con el apoyo expreso o tácito, y en coordinación con la Policía y otras autoridades estatales", resaltó la ACNUDH. La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y ACNUDH han responsabilizado al Gobierno de Nicaragua de «asesinatos, ejecuciones extrajudiciales, malos tratos, posibles actos de tortura y detenciones arbitrarias cometidos en contra de la población mayoritariamente joven del país», pero el Ejecutivo lo niega. Nicaragua atraviesa la crisis sociopolítica más sangrienta desde la década de 1980, también con Ortega siendo presidente. Las protestas contra Ortega se iniciaron el 18 de abril, por unas fallidas reformas a la seguridad social y se convirtieron en un reclamo que pide la renuncia del mandatario, después de once años en el poder, con acusaciones de abuso y corrupción en su contra.
16-07-2018 | Fuente: elpais.com
Detenido un represor chileno que estaba prófugo en Argentina
El coronel Sergio Jara Arancibia enfrenta una condena por dos asesinatos cometidos durante la dictadura de Pinochet
13-07-2018 | Fuente: elpais.com
El arte de matar. Los mejores asesinatos literarios
La fascinación por los asesinos en la literatura viene de lejos, y ha dado origen a algunas grandes obras
13-07-2018 | Fuente: abc.es
La oposición convoca 72 horas de huelga contra Ortega
La sociedad nicaragüense ha decidido elevar su desafío contra el Gobierno con la celebración de un nuevo paro general, esta vez de 72 horas de duración, con el objetivo de denunciar la represión ejercida por el presidente Daniel Ortega para suprimir las manifestaciones en su contra. Con esta medida, la oposición -conformada por organizaciones de empresarios, estudiantes y organizaciones de la sociedad civil- espera añadir más presión al Gobierno de Ortega para que adelante las elecciones de 2021 a 2019 como forma para conseguir una solución negociada al conflicto que desde hace casi tres meses se ha cobrado la vida de cerca de 320 personas. A través de un comunicado, el Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep), la patronal nicaragüense y antiguo aliado de Ortega, anunció su apoyo a esta segunda huelga tras la exitosa jornada del mes pasado que fue masivamente apoyada por los ciudadanos del país centroamericano. «Cosep, por parte de la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia , respalda las acciones concertadas durante tres días seguidos porque está prohibido olvidar», señaló la patronal en un comunicado para secundar estas jornadas de paro y manifestaciones que tendrán lugar desde hoy viernes hasta el domingo para rechazar la represión orteguista. «Somos un volcán» Precisamente, los actos de protesta se iniciaron ayer jueves con la marcha «Juntos somos un volcán», que recorrió las principales calles de Managua (la capital) tan solo un día después de que la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) -organismo que pertenece a la Organización de Estados Americanos (OEA)- denunciará el recrudecimiento de violencia ejercida por el Gobierno del presidente sandinista contra los manifestantes. «Una vez más urgimos el cese de la violencia, el cese de la represión y el cese de los asesinatos. Urgimos una salida democrática y en paz para Nicaragua», señaló Luis Almagro, el presidente de la OEA tras la presentación de un informe por la CIDH a través de un mensaje en la red social Twitter. Además de la Cosep, otras importantes organizaciones de empresarios como la Cámara de Comercio Americana de Nicaragua, la Cámara de Energía o la Cámara de Industrias respaldaron la jornada de paro, que ha sido anunciada pocos días después de las agresiones que sufrieron el pasado lunes los líderes de la Conferencia Episcopal de Nicaragua en Diriamba, ciudad a la que acudían para denunciar la represión ocurrida el fin de semana en el Departamento de Carazo, donde murieron 24 personas a manos de las turbas armadas orteguistas. Los obispos fueron empujados e insultados por un grupo de encapuchados a las puertas de una Iglesia en Diriamba, municipio que pertenece a Carazo. Adelantar las elecciones Nicaragua vive desde hace casi tres meses la mayor crisis política desde que el dictador Anastasio Somoza huyó del país en 1979, año en el que triunfó la revolución sandinista en la que Ortega desempeñó un papel relevante. Los nicaragüenses iniciaron el 18 de abril unas protestas contra una reforma del sistema de pensiones que fueron suprimidas violentamente por el Gobierno. Desde entonces, el conflicto ha ido escalando progresivamente debido al reiterado uso de la represión armada por parte de Daniel Ortega para poner fin a las marchas. La situación se ha enredado hasta el punto de que la oposición ya no hace ninguna reclamación relacionada con las pensiones. La única ambición de la Alianza Cívica es acordar cuándo Ortega dejará el poder y en qué fecha se celebrarán nuevas elecciones presidenciales antes de 2021.
11-07-2018 | Fuente: abc.es
Cadena perpetua para la superviviente del grupo neonazi que asesinó a diez personas en Alemania
La Audiencia Territorial de Múnich ha condenado este miércoles a cadena perpetua a Beate Zschäpe, única superviviente de Clandestinidad Nacionalsocialista (NSU), la célula terrorista neonazi que asesinó en Alemania a nueve inmigrantes (ocho turcos y un griego) y a una agente de policía entre 2000 y 2007. Tras cinco años de proceso, en el que se juzga a cuatro colaboradores también, el tribunal ha considerado a Zschäpe culpable de los diez atentados perpetrados por la NSU, a pesar de que ella no cometió materialmente ninguno de ellos. Zschäpe conformó un trío terrorista junto a Uwe Mundlos y Uwe Böhnhardt ?ambos se suicidaron en 2011 para impedir su detención tras el atraco frustrado que desveló la existencia de la NSU? y a este grupo se le imputan diez asesinatos, dos ataques con explosivos y quince robos en bancos, oficinas de correos y supermercados. El tribunal subrayó la «especial culpabilidad» de la principal encausada en este proceso, lo que significa que tendrá más difícil poder acceder a la libertad condicional, una opción según el código penal alemán. El tribunal ha seguido la línea argumentativa de la fiscalía, que había pedido cadena perpetua, mientras que la defensa había solicitado la absolución de su defendida, alegando que ella sólo estaba con los otros dos miembros de la NSU porque mantenía con ellos una relación sentimental y que Zschäpe sólo supo a posteriori de sus crímenes. Los cuatro colaboradores de la NSU fueron condenados a penas de entre 2 años y medio y diez años, por delitos como pertenencia a organización terrorista y aportar la pistola con la que esta célula ultraderechista cometió sus diez atentados. Tras la lectura de las penas para los cinco encausados, el tribunal ha comenzado con la lectura de la argumentación de la sentencia, que algunos expertos consideran que podría prolongarse más allá de la sesión de hoy. Zschäpe, de 43 años, lleva cerca de siete años en prisión preventiva, desde que el 8 de noviembre se entregó a la policía, cuatro días después de que sus dos compañeros se suicidaran y de incendiar la buhardilla que compartían en Zwickau (este de Alemania), pese a que no logró eliminar parte del material incriminatorio. Este macroproceso, con cerca de 440 sesiones, comenzó en 2013 con un pliego de la acusación de 488 páginas y el total de las actas judiciales suma unas 500.000 páginas. Durante estos más de cinco años y medio de juicio se ha convocado a un total de 540 testigos, se han realizado 263 solicitudes de recibimiento a prueba y la acusación particular, con 58 abogados, ha representado a 91 demandantes, en su mayoría familiares de las víctimas.
1
...