Infortelecom

Noticias de america

17-07-2018 | Fuente: abc.es
Denuncian el uso de armas de guerra en Nicaragua para reprimir las protestas contra Ortega
La Conferencia Episcopal de Nicaragua (CEN) exigió al presidente Daniel Ortega que retome el Diálogo Nacional para solucionar la grave crisis que atraviesa el país tras la ejecución de la Operación Limpieza el fin de semana. «Es necesario entrar en diálogo para evitar muertes», insistió el cardenal Leopoldo Brenes, presidente de la CEN, después de que fallecieran quince personas durante el desarrollo de la misión que llevó a cabo el Gobierno centroamericano para eliminar las barricadas y bloqueos que habían instalado los ciudadanos por las calles del país para protegerse de las turbas orteguistas. Sin embargo, un total de once civiles, entre ellos dos menores, y cuatro policías han fallecido en la ciudad de Masaya como consecuencia de los diversos enfrentamientos durante el desarrollo de la operación, de acuerdo con la Asociación Nicaragüense Pro Derechos Humanos. «Que se cambie de método, no es la violencia la forma más adecuada», urgió Brenes. Asimismo, la CEN pidió a «policías, paramilitares y demás empleados públicos» a reflexionar sobre la grave crisis que sufre el país con cerca de 370 fallecidos en casi tres meses. Especialmente, los obispos expresaron su preocupación ante el recrudecimiento de la represión que ejercen los grupos «paramilitares progurbenamentales» contra las personas que se manifiestan de manera pacífica. «Nos hemos visto en la urgencia de asistir a los lugares de conflictos para defender la vida de los indefensos, llevar el consuelo a las víctimas y mediar a fin de lograr una salida pacífica a la situación», de acuerdo con un comunicado de la CEN. La recurrente utilización de las llamadas «fuerzas combinadas», conformada por policías y grupos paramilitares fieles a la causa sandinista encabezada por el presidente Ortega, ha elevado en las últimas semanas la violencia que sufre la oposición nicaragüense -estudiantes, empresarios y organizaciones civiles- desde el 18 de abril, fecha en la que comenzaron las protestas contra el Gobierno después de haber intentado implementar un severo recorte a las pensiones de los jubilados. Ante la continúa represión que el Ejecutivo ha ejercido para acallar las manifestaciones, miles de nicaragüenses han salido a las calles para exigir el adelanto de elecciones para sacar a Ortega del poder. Pero obstinado en su empeño por cesar toda resistencia a su régimen, el sandinista está recurriendo a estos grupos que emplean armamento de alto calibre -rifles automáticos y fusiles francotiradores- para realizar redadas y ataques contra todo elemento contrario al Gobierno. Así, el diario «La Prensa» volvió a mostrar imágenes de paramilitares portando estas armas de guerra, que según el periódico han sido utilizadas contra estudiantes que protestaban desde las instalaciones de la Universidad Nacional Autónoma de Managua. Las imágenes, en ese sentido, contradicen una vez más las declaraciones realizadas la semana pasada por el Ejército del país en el que la institución rechaza estar involucrada en alguna manera en las actividades de mantenimiento del orden público. De acuerdo con expertos de Seguridad consultados por «La Prensa», el Ejército de Nicaragua es el único que tiene este tipo de armas -fusiles AK-47 o M16- en su inventario. Se trata de uso exclusivamente militar a las que la policía del país no tiene acceso. Mientras tanto, la Organización de Estados Americanos anunció que celebrará hoy martes una nueva sesión para abordar la crisis en Nicaragua. Se trata de la tercera reunión desde que la semana pasada la Comisión Interamericana de Derechos Humanos -organismo que pertenece a la OEA- publicó un informe en que hacía hincapié en el recrudecimiento de la violencia por parte del Gobierno de Ortega. A su vez, la Unión Europea calificó de «deplorables» los violentos ataques que han ocurrido durante el fin de semana en el país centroamericano.
17-07-2018 | Fuente: abc.es
La UE y China plantan cara a la guerra comercial de Trump
En todas las guerras, incluidas las comerciales, rige aquella máxima posibilista de que «el enemigo de mi enemigo es mi amigo». Recurriendo a esta estrategia pese a sus diferencias, la Unión Europa y China celebraron ayer en Pekín su vigésima cumbre anual horas antes de que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, se reuniera con su homólogo ruso, Vladimir Putin. Con Trump llamando «ememigos» a sus hasta ahora socios comunitarios por sus disputas arancelarias, el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, y el de la Comisión, Jean-Claude Juncker, formaron una alianza contra natura con el primer ministro chino, Li Keqiang, en pos de la globalización y el libre comercio. «Es una obligación común de Europa, China, América y Rusia no empezar guerras comerciales», advirtió Tusk en su encuentro con Li Keqiang, según un comunicado emitido por la UE. Con el fin de solucionar los actuales problemas, como la guerra de aranceles que tiene a EE.UU. enfrentado con medio mundo, propuso a sus «anfitriones chinos, pero también a los presidentes Trump y Putin, empezar juntos este proceso para una reforma de la Organización Mundial del Comercio». A su juicio, dichos cambios deberían basarse en el multilateralismo y el libre comercio que ha traído la globalización frente a las políticas proteccionistas que propugna Trump. Plantándole cara también en otras cuestiones, como la medioambiental, la UE y China reafirmaron su compromiso con el Acuerdo de París para combatir el calentamiento global, del que Trump se retiró tras su llegada a la Casa Blanca. Limar asperezas Gracias al acercamiento que ha generado esta postura común ante Trump, Bruselas y Pekín han limado algunas de las asperezas comerciales y diplomáticas que les enfrentan. Solo así ha sido posible la firma de una declaración conjunta al final de la cumbre, algo que no lograron en las dos ediciones anteriores por sus profundas difrencias políticas. Con la UE como mayor socio comercial de China y unos intercambios de 1.500 millones de euros diarios, ambas partes aseguran haber hecho «progresos» hacia un acuerdo integral de inversión que siga abriendo el vasto mercado asiático y otro sobre protección de las Denominaciones de Origen que se quiere firmar antes de finales de octubre. Tras haber liberado a la poetisa Liu Xia, viuda del fallecido Nobel de la Paz Liu Xiaobo, el autoritario régimen chino prometió a la UE «mejorar los intercambios» en su diálogo sobre derechos humanos, un espinoso asunto del que antes no quería hablar.
17-07-2018 | Fuente: as.com
Los pubs de los equipos de la NFL en Inglaterra
La afición por el futbol americano no conoce fronteras y en Londres existen distintos puntos de encuentro para algunas de las franquicias de la NFL.
17-07-2018 | Fuente: abc.es
Detenida en Washington una ciudadana rusa por actuar como agente del Kremlin
Apenas horas después de la reunión entre Trump y Putin en Helsinki y de la insistencia de ambos en negar cualquier tipo de trama rusa en las elecciones de 2016, el Departamento de Justicia de Estados Unidos ha emitido un comunicado en el que anuncia que ha detenido a una ciudadana rusa de 29 años que responde al nombre de Maria Butina, a la que imputa el cargo de conspiración para actuar como agente de Rusia dentro de Estados Unidos. La pena máxima contemplada es de cinco años de prisión. La detención se produjo el domingo 15 de julio. Según recoge la nota oficial, Butina trabajó desde 2015 hasta febrero de 2017 bajo dirección de un oficial de alto rango del gobierno ruso, muy probablemente Alexander Torshin, vicegobernador del Banco Central de Rusia, investigado en España por blanqueo y actividad mafiosa, y uno de los 24 ciudadanos rusos sancionados en abril por el Departamento del Tesoro de Estados Unidos por su participación «en acciones perversas en todo el mundo», incluida la posible injerencia rusa en las elecciones estadounidenses que llevaron a Trump a la Casa Blanca. Los documentos judiciales explican los «esfuerzos de Butina por actuar como un agente de Rusia dentro de Estados Unidos con el propósito de desarrollar relaciones con personas de Estados Unidos e infiltrarse en organizaciones con influencia en la política americana, con el propósito de promover los intereses de la Federación Rusa». Según el Departamento de Justicia, Butina «emprendió sus actividades sin informar oficialmente de que estaba actuando como agente del gobierno ruso, tal y como requiere la ley». Maria Butina es la fundadora y presidenta de El Derecho a Portar Armas, un grupo ruso creado en 2012 que emula en Rusia los objetivos de la NRA, la Asociación Nacional del Rifle de Estados Unidos, el lobby más importante del país y del que Alexander Torshin era socio. La NRA es precisamente una de esas «organizaciones con influencia» en las que, según el escrito de acusación, Butina pretendía infiltrarse con la aprobación de la administración Putin. Tal y como ha mostrado esta madrugada el canal televisivo NBC, John Bolton, actual asesor de Seguridad Nacional de Trump, grabó un vídeo en 2013 en apoyo de un mayor acceso de los ciudadanos rusos a las armas, que fue proyectado en el congreso en Rusia de este grupo fundado por Butina. Un evento al que asistió Alexander Torshin y en el que participó el entonces presidente de la NRA, David Keene, que encargó a Bolton la puesta en marcha de un subcomité de asuntos internacionales de la NRA. En su intervención durante aquella conferencia, Keene dijo que era «un gran honor estar hoy aquí, en parte porque en los últimos tres años he sido anfitrión de vuestro senador Alexander Torshin en las reuniones anuales de la Asociación Nacional del Rifle». Mediante su relación con la NRA, además de con otras entidades y políticos conservadores, Butina y Torshin habrían intentado establecer un canal de comunicación secreto entre el Kremlin y Trump, incluso promover un encuentro entre Putin y Trump que, según The New York Times, fracasó hasta en dos ocasiones, aunque ambos llegaron a conversar con el hijo del presidente. Maria Butina es la imputada rusa número 26 desde que comenzara la investigación de la supuesta trama rusa, pero la única que ha podido ser detenida al encontrarse en suelo estadounidense. La imputación, sin embargo, no procede de la investigación del fiscal especial Robert Mueller, sino que ha sido formulada por fiscales del Departamento de Justicia que en su escrito de acusación citan la cooperación de al menos dos ciudadanos estadounidenses, uno de ellos, según The New York Times, Paul Erickson, otro socio de la NRA.
16-07-2018 | Fuente: abc.es
Putin y Trump no firman ningún acuerdo, pero se muestran encantados el uno con el otro
En su primera cumbre bilateral, los presidentes de Rusia y Estados Unidos, Vladímir Putin y Donald Trump, escenificaron sintonía y mostraron su intención de continuar los contactos más adelante. La cumbre de este lunes «no ha sido más que el primer paso», anunció Trump. El tema recurrente durante la rueda de prensa que ofrecieron al final de las conversaciones fue el de la injerencia de Moscú en las elecciones en las que fue elegido Trump. No hubo ninguna declaración conjunta ni se firmaron acuerdos. Refiriéndose a las informaciones recibidas de las agencias de inteligencia, el jefe de la Casa Blanca dijo: «Me han dicho que creen que fue Rusia. Pero yo no veo ninguna razón por la que podría serlo». Trump subrayó al respecto que Putin «lo ha negado de forma contundente y categórica» e insinuó que cree lo que dice. Según sus palabras, la investigación sobre la presunta injerencia rusa «es un desastre (..) nos ha mantenido separados» a Rusia y Estados Unidos. «No hubo conspiración y todo el mundo lo sabe (..) fue una campaña limpia", aseguró el presidente norteamericano en relación con la forma en que trató de conseguir la Presidencia. Reconoció que durante las cuatro horas que ayer estuvo reunido con Putin hablaron largo y tendido del asunto de las injerencias. Riesgo político El jefe del Kremlin, por su parte, aseguró al respecto que «debo repetir lo que he dicho ya muchas veces, Rusia nunca ha interferido y no hay intención de interferir en los asuntos internos estadounidenses, entre ellos en los procesos electorales». Insistió en que «vimos cómo durante su campaña electoral expresó el deseo de establecer unas buenas relaciones con Rusia y eso nos hizo que en Rusia despertase simpatías (..) claro que queríamos que Trump ganara las elecciones, pero eso es algo normal». Nada más empezar la comparecencia ante la prensa, Putin afirmó que su encuentro con Trump «ha sido sincero, productivo, exitoso y útil». Al mismo tiempo, hizo mención a la existencia de discrepancias. «Claro, aun quedan muchos problemas y no hemos podido despejar todos los obstáculos. No era posible hacer esto en un primer encuentro (..) pero, pese a los desacuerdos, hay cosas que nos unen y en ellas hay que trabajar», agregó. Para Trump, «nuestra relación ha cambiado en las últimas cuatro horas, realmente lo creo. Hoy ha sido solo el comienzo de una proceso largo, pero hemos dado el primer paso para conseguir un mundo mejor». A su juicio, «no puedo tomar decisiones sobre política exterior en un intento inútil para complacer a los demócratas y a los medios de comunicación», recalcó Trump en un intento de hacer frente a las críticas que le hacen dentro de su país por el acercamiento al presidente ruso. «Prefiero asumir un riesgo político en aras de la paz que arriesgar la paz en aras de la política», aseguró. A una pregunta sobre si el Kremlin dispone de información comprometedora sobre Trump para condicionar su política bajo amenaza de difundirla, Putin respondió, en relación con el viaje que su homólogo estadounidense realizó a la capital rusa para asistir al concurso de Miss Universo, en 2013, que «ni siquiera supe que estaba en Moscú. Se imaginan ustedes las cantidad de empresarios estadounidenses que acuden, por ejemplo, al Foro Económico de San Petersburgo, ¿y voy a conocer a todos ellos y saber sus nombres?». Buen competidor Una de las cuestiones por las que en Estados Unidos hay quien no aprueba el deseo de Trump de aproximación a Rusia ha sido la imputación de 12 agentes de la inteligencia militar rusa por hackear los correos del Partido Demócrata y de su candidata a los pasados comicios, Hillary Clinton. Y el primer mandatario norteamericano desveló a los periodistas que Putin le ha ofrecido que el fiscal especial, Robert Mueller, se traslade a Rusia para interrogarlos. Según Trump, «es una sugerencia increíble». Putin dijo al respecto que Mueller podría enviar una solicitud oficial a Moscú y eso le permitiría reunirse con los 12 acusados. El presidente ruso explicó que ello posible gracias a los acuerdos existentes entre Moscú y Washington de cooperación en el ámbito de la lucha contra la delincuencia y el crimen. Pero el jefe del Estado ruso advirtió que tales iniciativas deben hacerse en un marco de «reciprocidad». Habló de que la Justicia rusa también debe tener la posibilidad de interrogar a Bill Browder, de Hermitage Capital, al que acusa de no haber pagado impuestos en Rusia y de haber ganado el dinero de forma "ilegal". Washington tiene en vigor sanciones por el caso del abogado Serguéi Magnitski, al servicio de Browder y muerto mientras estaba en prisión preventiva a causa del mal trato que sufrió. En otra pregunta sobre por qué Trump llamó su homólogo ruso «competidor», éste contestó que «sí es un buen competidor y es un halago decirlo». El contexto tenía que ver con los reproches que el presidente norteamericano le ha hecho a la canciller alemana, Angela Merkel, que, según él, por un lado pide la ayuda de la OTAN ante Rusia mientras, por otro, la refuerza financieramente adquiriendo gas ruso. Trump arremetió hace unos días contra el proyecto de Putin de poner en servicio el gaseoducto North Stream-2, pero ayer ambos obviaron el asunto durante la conferencia de prensa hablando solo de «competición». En la cumbre hablaron también de Irán, del programa nuclear, en lo que los dos países mantienen posturas contrapuestas, y de la salida de la fuerzas iraníes de Siria como exige Israel. El secretario del Estado norteamericano, Mike Pompeo, dijo con anterioridad que en la solución para Siria «la pelota está en el tejado de Rusia» y ayer, bromeando, Putin le entregó en plena rueda de prensa un balón del Mundial de Fútbol recién clausurado. «En lo que se refiere a que la pelota de Siria está en nuestro tejado. Señor Presidente, usted acaba de decir que hemos organizado exitosamente el Mundial de fútbol. Así que quiero entregarle esta pelota. Ahora, la pelota está de su lado». El jefe de la Casa Blanca le tiró el balón a Melania y aseguró que será un buen regalo para su hijo pequeño. Salió a colación el conflicto en Ucrania, para lo que Putin pidió a Trump que influya en Kiev para que «cumplan los acuerdos de Minsk». En cuanto a Crimea, el presidente ruso reiteró que es un asunto cerrado. Dijo que Trump se opone y mantiene su postura, pero «habla de la ilegalidad de la reintegración de Crimea a Rusia. Nosotros tenemos otro punto de vista. Consideramos que se hizo un referéndum, de acuerdo a las leyes internacionales». Poco antes de que aparecieran Trump y Putin ante la prensa, un periodista fue expulsado por los servicios de seguridad por mostrar un cartel en el que ponía : «Tratado para la Prohibición de las Armas Nucleares». El reportero fue sacado por la fuerza hasta ponerle en la calle, fuera del Palacio Presidencial. El Tratado para la Prohibición de Armas Nucleares fue adoptado el 7 de julio de 2017 por más de dos tercios de los 193 miembros de la ONU. Pero no ha entrado aún en vigor al no haber sido firmado por todos los países, hasta ahora los han hecho solamente 57. Entre los no firmantes se encuentra EEUU.
16-07-2018 | Fuente: as.com
CCC sustituirá al BMC y Van Avermaet seguirá como líder
La empresa polaca ha llegado a un acuerdo con Continuum Sports para hacer las funciones de sponsor en el UCI World Tour que hasta este año desempeñaba el equipo norteamericano.
16-07-2018 | Fuente: elpais.com
El FMI alerta de que el proteccionismo amenaza con ?descarrilar la recuperación?
El organismo mantiene las previsiones para Estados Unidos y España pero las recorta para América Latina
16-07-2018 | Fuente: abc.es
Fuertes medidas de seguridad durante la cumbre de Trump y Putin
Tras las tenues acciones de protesta del domingo, el centro de Helsinki y los aledaños del Palacio Presidencial, lugar de encuentro de los presidentes Donald Trump y Vladímir Putin, han aparecido tomadas por la Policía y fuerzas del Ejército. El tráfico rodado fue cortado en varias calles, incluido el transporte público, y ni siquiera andando es posible acercarse a la sede de la Presidencia finlandesa. El reforzamiento de la seguridad ha sido la principal consecuencia y la más visible de que Finlandia se haya visto de repente como anfitriona de una reunión entre dos poderosos líderes mundiales. Agentes de los servicios de seguridad estadounidense y ruso se han unido estos últimos días al paisaje de la ciudad. Para evitar la llegada de activistas de movimientos antiglobalistas u otras organizaciones radicales, las autoridades finlandesas han reintroducido los controles fronterizos con los vecinos de la Unión Europea durante cuatro días. Pese al dispositivo desplegado, las acciones de protesta han sido inevitables aunque no han tenido una gran incidencia. La manifestación más numerosa «Helsinki Calling» (la llamada de Helsinki) apenas ha reunido a un millar de personas. Los asistentes han protestado por la presencia en la ciudad de dos jefes de Estado a los que consideran antidemocráticos e irrespetuosos con los Derechos Humanos. El cordón de seguridad ha afectado sobre todo a la popular plaza del mercado, situada en el puerto, frente a la catedral de San Nicolás y junto al Palacio Presidencial, cerrada a cal y canto. Los vendedores se han quejado de que, en plena temporada alta, van a sufrir pérdidas. Hasta el tráfico marítimo ha sido restringido y los ferrys repletos de turistas desviado a otra dársena. Se ha aconsejado a la población procurar no asomarse a las ventanas al pasar las comitivas de Putin y Trump. El diario finlandés de más tirada, «Helsingin Sanomat», ha colocado anuncios en varios puntos de la ciudad y a la entrada de algunos grandes almacenes con la frase en inglés y ruso: «Señor presidente, bienvenido a la tierra de la libertad de prensa». En otros vallas publicitarias aparecen titulares relacionados con actitudes hostiles de ambos presidentes hacia los medios de comunicación, por ejemplo, Trump tachando a la prensa de «enemigo del pueblo». Aunque no sin cierto esfuerzo, debido a que la cumbre se convocó de improviso y ha pillado a gran parte de los funcionarios finlandeses de vacaciones, Helsinki ha conseguido prepararse en un tiempo récord. Esta cumbre ha sacudido la habitual tranquilidad de esta pulcra ciudad nórdica, provocando sentimientos encontrados. Unos se alegran de acaparar la atención mundial aunque sea por un día mientras otros hubiesen preferido un encuentro entre lideres menos polémicos, más democráticos y con mejor reputación. Las autoridades se han volcado con los más de 1.500 periodistas acreditados a la cumbre, organizando una acogida sin precedentes y una condiciones óptimas de trabajo en el centro de congresos «Finlandia Talo». La capital de Finlandia ya fue escenario de intentos de distensión durante la «Guerra Fría», el más relevante la Conferencia de Helsinki de 1975 con la que la OSCE se puso en marcha y a la que asistieron el presidente norteamericano, Gerald Ford, y el líder soviético, Leonid Brézhnev. En esta apacible ciudad a orillas del Báltico se celebró además una crucial cumbre entre los presidentes estadounidense y soviético, George Bush y Mijaíl Gorbachov, en 1990, con la guerra de Irak como telón de fondo. Bill Clinton y Borís Yeltsin también se vieron en Helsinki, en 1997, con la ampliación de la OTAN como tema principal de discusión. La elección de Finlandia como sede de grandes cumbres se ha debido siempre a su neutralidad. El país formó parte del Imperio ruso hasta que, tras la Revolución bolchevique, Lenin no la convirtió en una república soviética más, sino que la concedió la independencia, lograda por primera vez en toda su historia. Finlandia tuvo más tarde una guerra con la URSS, entre 1939 y 1940. Las hostilidades se reanudaron en 1944, pero el país escandinavo consiguió mantener su independencia. Después, en 1948, Moscú y Helsinki firmaron un Acuerdo de Amistad y Cooperación con la neutralidad finlandesa como principal exigencia soviética. Finlandia estableció unas relaciones privilegiadas con el gigante comunista, con el que tiene una frontera común de 1.300 kilómetros. Se convirtió así en un puente de contacto entre Occidente y la URSS. De ahí que, pese a ingresar en la UE, no lo hizo en la OTAN. Según el presidente finlandés, Sauli Niinistö, «Finlandia ha defendido de forma coherente el diálogo en las relaciones internacional. La reunión de los presidentes en Finlandia es la continuación natural de esto».
16-07-2018 | Fuente: elpais.com
El FMI alerta del aumento de riesgos para la economía global por el alza del proteccionismo
El organismo mantiene las previsiones para Estados Unidos y España pero las recorta para América Latina
16-07-2018 | Fuente: abc.es
Trump: «La investigación sobre la trama rusa es un desastre para nuestro país. Nos ha separado»
La histórica cumbre entre el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, y el presidente de Rusia, Vladímir Putin, ya ha comenzado en Helsinki. 17.48Putin se ofrece a interrogar a 12 personas nombradas en las acusaciones de Estados Unidos, pero califica de absurdas las afirmaciones de colusión con la campaña de Trump. 17.38 Putin pide que le enseñen una sola prueba que demuestre la interferencia rusa en las elecciones de EE.UU.: «Tenemos que seguir los hechos, no los rumores», ha asegurado, ante la pregunta de un periodista estadounidense que ha apelado a las investigaciones de las instituciones de EE.UU. Antes, el presidente ruso ha dado por concluida la «Guerra Fría», cerca de 30 años después del colapso de la URSS. Putin ha afirmado que quería que Trump ganara las elecciones porque el actual presidente estadounidense se mostró interesado en normalizar las relaciones entre ambas superpotencias. 17.34 «Ambos países son responsables de la mala relación. Sí, he dicho que EE.UU. ha seguido una línea insensata; pero sinceramente creo que lo hemos sido todos», ha afirmado Trump sobre su tuit de hace unas horas. El presidente de EE.UU. ha descartado toda interferencia de Putin en las elecciones de 2016: «Gané fácilmente a Hillary Clinton». 17.31 A la primera pregunta de los periodistas, Trump ha tildado a Putin de «buen competidor», después de trascender una entrevista para la cadena CBS en la que utilizó el término «foe» para la UE, Rusia y EEUU, palabra que tiene como principal acepción la de «enemigo» en castellano. 17.27 Trump asegura haber conversado con Putin sobre su cooperación en Siria para salvar miles de vidas y «erradicar al autodenominado Estado Islámico». 17.26 Trump reconoce haber hablado con Putin durante bastante tiempo sobre la supuesta interferencia rusa en las elecciones. «La investigación es un desastre para nuestro país. Nos ha mantenido separados», dijo Trump 17.25 Trump: «Las relaciones con Rusia nunca habían sido tan malas; pero todo ha cambiado desde hace horas». 17.20 Putin ha terminado su alocución y le da paso a Trump. «Quiero felicitar a Putin por haber organizado una de los mejores Mundiales de la historia», ha afirmado el presidente de EE.UU., que ha subrayado el «productivo diálogo» mantenido con su homólogo pese a las diferencias entre las dos superpotencias. 17.19 «Rusia no ha interferido nunca en la política interior de EE.UU., y ni mucho menos en su proceso electoral», ha asegurado Putin, que ha confirmado haber hablado con Trump de la supuesta interferencia rusa en la campaña electoral estadounidense de 2016. 17.16 El presidente ruso, Vladimir Putin, asegura haber tenido una conversación «franca y útil» con Donald Trump. Putin afirma haber hablado con Trump de la situación de Crimea, de la que espera de Trump una actitud de «diálogo y no de confrontación», así como de la crisis de Ucrania y la «preocupante» salida de Estados Unidos del acuerdo nuclear con Irán, del que forma parte Rusia. 17.07 Los presidentes Trump y Putin van a dar en unos minutos una rueda de prensa conjunta. Como anécdota, han expulsado a un reportero por llevar propaganda antiPutin. 16.57 Putin no hizo declaraciones a la prensa al comienzo del almuerzo, aunque al empezar su reunión a solas con Trump le había pedido hablar de los «puntos de tensión en el mundo» sobre los que las dos potencias tienen posturas encontradas. 16.04 «Creo que es un buen inicio. Muy, muy bueno para todo el mundo», ha insistido Trump. 15.55 After their one-on-one meeting, Presidents Trump and Putin and delegation members sat down to lunch in the Hall of Mirrors. Asked how their meeting went, "very good start," said Pres Trump. (Pool photo by @anniekarni) pic.twitter.com/KVhwNhihob? Mark Knoller (@markknoller) 16 de julio de 2018 15.47 Trump ha calificado su encuentro con Putin de este lunes como un «buen inicio». El presidente de EE.UU. ha realizado unos breves comentarios frente a los periodistas antes del comienzo del almuerzo, que ha empezado tras la reunión a puerta cerrada entre los dos mandatarios. 15.36 El encuentro bilateral entre Trump y Putin ha terminado hace unos minutos. Y ha trascendido parte de la conversación que han tenido los dos mandatarios. «El mundo quiere vernos llevándonos bien», le ha dicho el presidente de EE.UU. a su homólogo ruso. Somos las dos principales superpotencias y tenemos el 90% de las armas nucleares; esto no es algo positivo, es algo negativo», ha añadido Trump, según «The Guardian». 14.41 «¡Nuestra relación con Rusia NUNCA ha estado peor debido a muchos años de tonterías y estupideces de Estados Unidos y ahora, la Caza de Brujas Amañada!», ha tuiteado Trump antes de la cumbre, en referencia a la investigación que dirige el fiscal especial Robert Mueller sobre los posibles lazos entre Moscú y la campaña electoral del ahora mandatario. 14.20 Washington ha recrudecido las sanciones a Rusia en los últimos meses y ha intercambiado con Moscú expulsiones de diplomáticos a causa del envenenamiento del ex agente Serguéi Skripal y su hija. El Departamento de Estado no cesa además de criticar el lamentable estado en el que se encuentran las libertades en Rusia. Pesa también el «dossier ruso», las investigaciones sobre las injerencias en las presidenciales norteamericanas, cuya vinculación Putin niega categóricamente. 14.16 El jefe del Kremlin ha indicado que mantiene «contactos permanentes» con su homólogo estadounidense, y ha añadido: «Nosotros hemos hablado por teléfono y nos hemos reunido varias veces en el marco de diversos eventos internacionales». Trump, por su parte, ha felicitado a Putin por la labor de Rusia como anfitriona del Mundial de fútbol que ha concluido este domingo, y ha dicho: «He visto bastante de la competición, y he visto toda la final y la semifinal». Melania Trump, Donald Trump y Vladímir Putin en Helsinki- Reuters 13.57 A pesar de la evidente tensión entre ambos, Trump y Putin han intercambiado frases con tintes de cumplido. «Ha llegado el momento de hablar a fondo sobre nuestras relaciones», ha dicho el presidente ruso. Por su parte, el estadounidense ha manifestado su esperanza por labrar «una relación extraordinaria». 13.51 Trump y Putin han entrado con semblante serio, tal y como muestran las fotografías, en el palacio presidencial de Helsinki, en una sala preparada para la reunión, donde se han saludado y han tomado asiento, dando paso a la entrada de dos traductores que se han sentado junto a cada uno de ellos, con las varias banderas de fondo de Rusia y de Estados Unidos. Tras intercambiar unos mensajes, se ha pedido a la prensa que salga de la sala para comenzar la reunión, que se prevé que dure unos 90 minutos. Cada uno de los mandatarios ha llegado al palacio presidencial por separado y ha sido recibido por el presidente del país, Sauli Niinisto. AFP 13.44 El presidente de Rusia, Vladímir Putin, ha dicho hoy al presidente de Estados Unidos al comienzo de la cumbre de Helsinki que ha llegado el momento de hablar de las relaciones entre Moscú y Washington, informa Reuters. 13.42 Desde su llegada a la presidencia, Trump ha negado hasta la saciedad que hubiese complot con Moscú y ha evitado, contra la opinión consistente de la inteligencia estadounidense, reconocer abiertamente que Rusia interfiriera en las elecciones, lo que podría cuestionar la legitimidad de su victoria. Al contrario, ha preferido airear la posición de Moscú al respecto. El verano pasado, tras verse con Putin en la reunión del G-20 en Hamburgo, aseguró que su homólogo le dijo que no hubo tal interferencia. Lo volvió a hacer a finales del mes pasado, en un mensaje en Twitter en el que insistía en que Rusia aseguraba que no tuvo nada que ver con esos esfuerzos. Pero la imputación de los agentes rusos le ha estallado en la antesala de su encuentro con Putin y no podrá evitar referirse al asunto. 13.36 President Trump & President Putin at the Presidential Palace in Helsinki, Finland. #HELSINKI2018 pic.twitter.com/ntdW0qsRej? Dan Scavino Jr. (@Scavino45) 16 de julio de 2018 Reuters 13.31 «Lo más importante es que tenemos muchas cosas buenas de las que hablar», ha afirmado Trump ante los periodistas. Ambos conversarán sobre «todo, desde el comercio a lo militar o los misiles o China. Hablaremos un poco sobre China. Sobre nuestro amigo, el presidente Xi», ha señalado el presidente de Estados Unidos. 13.30 El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, ha dicho este lunes que llevarse bien con Rusia es «algo bueno, no malo» ante la prensa, antes de celebrar una cumbre con su homólogo ruso, el presidente Vladímir Putin. 13.21 Putin ha llegado al Palacio Presidencial sobre las 13:35 (10:35 GMT), y ha subido las escalinatas acompañado del presidente finlandés, Sauli Niinistö. Trump, que había retrasado su trayecto hacia el palacio aparentemente para no llegar antes que Putin, ha llegado hacia las 13:57 (10:57 GMT), más de media hora después de le hora prevista de inicio de la cumbre. 13.16 La histórica cumbre entre el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, y el presidente de Rusia, Vladímir Putin, ya ha comenzado en Helsinki.