Infortelecom

Noticias de actrices

25-10-2017 | Fuente: abc.es
La Eurocámara pide actuar contra el «secreto a voces» del acoso sexual a mujeres en la institución
Los diferentes grupos políticos en la Eurocámara han reclamado este miércoles 25 de octubre actuar para atajar el acoso sexual a las mujeres en el seno de la institución europea y mejorar los procedimientos internos para denunciar e investigar estos casos y sancionar al acosador, un problema que algún eurodiputado ha denunciado era «un secreto a voces» en la Cámara. Muchos han llevado un cartel de la campaña «MeToo» en apoyo a las actrices que han denunciado el escándalo sexual del productor de cine Harvey Weinstein. «Todas las instituciones tienen que mirar a esta cuestión», ha reclamado la eurodiputada popular polaca, Agnieszka Kozlowska-Rajewicz, que ha denunciado los «grandes obstáculos» de las víctimas para denunciar y ha recordado que «la mayoría de casos descritos en los medios nunca se han notificado por los canales oficiales por vergüenza, por miedo a perder el trabajo». «Hoy hablamos de casos en el Parlamento Europeo. Aquí hemos establecido legislación, tenemos procedimientos y herramientas para combatir este fenómeno que tenemos que empezar a utilizar», ha remachado durante el debate extraordinario en la Eurocámara para debatir el problema después de que «The Sunday Times» haya relevado este fin de semana más de una docena de casos de mujeres que han acusado a eurodiputados de acoso y tocamiento. Eso sí, ha lamentado que se hable «muy poco de los autores y los testigos de abusos», ha criticado al ministro de Economía francés, Bruno Le Maire, por admitir que no denunciaría a un «colega» si supiera que es acosador «activo», «una postura muy generalizada» y ha denunciado «el acuerdo social» para esconder el problema. La eurodiputada socialista, Iraxte García Pérez, ha denunciado que entre el 45 y 55% de las mujeres europeas han sido víctimas de acoso, ha recordado que el problema en la Eurocámara «era un secreto a voces» y ha reclamado «intentar poner soluciones encima de la mesa». «Pongamos en marcha los instrumentos necesarios para resolver estas situaciones», ha reclamado, insistiendo en que los instrumentos actuales en la Eurocámara «no están funcionando» y por ello ha justificado que en la resolución que aprobarán tras el debate se pida recurrir a «asesoramiento externo» para «evaluar» cómo «mejorar» los mismos para que sea «realmente útil» para las víctimas, que no pueden tener «miedo» a perder sus puestos de trabajo si denuncian, porque «sólo es responsable quien acosa». Investigación en profundidad Su colega, la socialista lituana Vilija Blinkeviciute, ha reclamado «una investigación en profundidad, recurriendo a expertos externos» porque los mecanismos actuales no son «suficientemente eficaces» y ha reclamado «prever sanciones severas» para quienes cometen estos abusos. La eurodiputada liberal holandesa Sophia in 't Veld, ha reclamado «pasar de las palabras a los hechos» para atajar el problema y ha lamentado que «sólo se han presentado diez casos desde 2014» al Comité interno en la Eurocámara para denunciar casos de abuso sexual. «El umbral para la denuncia es demasiado alto», ha criticado. Sus colegas de grupo Izaskun Bilbao y Beatriz Becerra han reclamado luchar contra «la impunidad» frente a estos casos. La portavoz de la Izquierda Unitaria en el debate, la eurodiputada sueca Malin Björk, ha reclamado el «apoyo pleno» para las víctimas y «actuar» después de que se haya «roto» el silencio de «lo que ha ocurrido en esta casa». También ha reclamado implicar a los hombres para cambiar la «cultura de macho dominante», mientras que su compañera de grupo, la eurodiputada de Podemos, Tania González, ha pedido sanciones «ejemplares» contra los responsables. «La mayoría de las mujeres sabemos de lo que se está hablando. Es un secreto a voces», ha agregado la eurodiputada de IU, Ángela Vallina, que ha recordado que al Parlamento Europeo se le ha definido como «semillero de acoso sexual» para «sorpresa» de «algunos». Y ha instado a la Comisión a proponer una directiva «para combatir la violencia contra las mujeres», «la mayoría» de las cuáles no denuncia su caso por miedo al estigma social y a perder su empleo. «Esto también es responsabilidad nuestra», ha admitido el eurodiputado de los Verdes, Ernest Urtasun, que ha lamentado que sólo intervengan «cinco» hombres en el debate. «Yo también he sido acosada como millones de mujeres en la UE», ha agregado su colega, la eurodiputada verde alemana, Terry Reintke, que ha reclamado «pasos legislativos» para combatir un problema «tan generalizado en la UE», mientras que su colega, la eurodiputada italiana Eleonora Forenza, también ha recordado «la vergüenza, rabia» que sintió con 19 años cuando un profesor de 70 intentó abusar de ella. «No lo olvido, lo que podía haber ocurrido», ha admitido. La eurodiputada del UKIP, Margot Parker, ha recordado que hay «15 eurodiputados acusados de acoso sexual». «Estos expedientes tiene que ser de acceso público inmediatamente», ha remachado, mientras que su colega de partido, Gerard Batten, ha acusado al expresidente de la Eurocámara, el socialdemócrata alemán Martin Schulz, de ser «instrumental» para no intervenir en los casos de denuncias. «Fueron de alguna manera impedidos y bloqueados por el Señor Schulz», ha asegurado, según le reveló «una fuente muy fiable» hace «varios meses», antes de que saltara el escándalo a la prensa. Tolerancia cero El presidente de la Eurocámara, Antonio Tajani, prometió el pasado lunes que será «muy estricto» a la hora de sancionar a eurodiputados cuya implicación en casos de abusos sexuales a asistentes quede probada y que el Comité consultivo creado en 2014 en la Eurocámara «realizará todas las investigaciones necesarias» y descartó encargar el caso «a actores externos». «Tenemos tolerancia cero para todo tipo de comportamiento impropio», ha asegurado el portavoz comunitario, Alexander Winterstein, que recordado que cuentan con «normas muy estrictas» para garantizar la «integridad» de sus funcionarios, un mecanismo para poder denunciar los casos, «una especie de policía ética que lleva a cabo investigaciones» y «posibles sanciones» para castigar estos casos. «Hay seguimiento de cada acusación», ha dicho. En los últimos cinco años, el Ejecutivo comunitario ha impuesto sanciones en cuatro casos de media al año"por comportamiento inapropiado y 13 víctimas han pedido asistencia cada año. «Las sanciones varían caso a caso. Una medida típica es la degradación de categoría, que lleva a una reducción (salarial) y a una ralentización en la carrera profesional», han explicado a Europa Press fuentes del Ejecutivo comunitario.
15-10-2017 | Fuente: abc.es
Críticas a la doble moral demócrata ante el escándalo sexual de Weinstein
Las denuncias de acoso sexual contra Harvey Weinstein, uno de los grandes mecenas de Hollywood y «superproductor» que atesora hasta seis Oscar a la mejor película, ha desatado un terremoto político capaz de conectar las dos costas de EE.UU. Su condición de poderoso donante demócrata, financiador de las campañas de Barack Obama, Hillary Clinton y de casi todos los destacados demócratas con ambiciones, durante sus tres décadas de poderío financiero, rompe las costuras del mundo liberal. Entre Manhattan, donde «The New York Times» lanzó hace diez días la exclusiva informativa sobre sus presuntos y continuados abusos contra jóvenes actrices que se abrían paso, y Los Ángeles, donde los actores políticamente más combativos con el mundo conservador se resistían a criticar a uno de sus iconos, el Washington político hierve ahora en medio de las denuncias republicanas contra la doble moral de su eterno enemigo político. Con el FBI por delante, la Administración Trump ha abierto una investigación. Como si no quisiera despertar de la pesadilla, la mayor parte de los líderes demócratas tardaron al menos cinco días en desfilar por los medios para condenar los desmanes de Weinstein. El 5 de octubre se hacía pública la escandalosa conducta de quien Meryl Streep, la actriz liberal más significada políticamente contra Trump, llegó a calificar de «dios» hace bien poco. Un grupo de senadoras, encabezado por Elizabeth Warren, fue la avanzadilla mínima de una reacción de condena que se demoraba. Kellyanne Conway, asesora de Trump en la Casa Blanca, preguntó en Twitter cómo Hillary Clinton «tardaba días en denunciar lo que fueron cinco minutos» en el caso de su rival republicano. It took Hillary abt 5 minutes to blame NRA for madman's rampage, but 5 days to sorta-kinda blame Harvey Weinstein 4 his sexually assaults.? Kellyanne Conway (@KellyannePolls) 10 de octubre de 2017Devolución de dinero Tímidamente, el Comité Nacional Demócrata, órgano de gobierno del partido, se comprometió a devolver 30.000 dólares de los 300.000 que había recibido del magnate de Hollywood. Un gesto parcial que aprovechó el Comité Nacional Republicano para disparar con bala: «Si los demócratas están tan a favor de la causa de las mujeres como dicen, no debería ser un problema para ellos devolver todo el dinero sucio». Como un reguero interminable, casi todas las campañas demócratas de relevancia se habían nutrido de las arcas del patrón de las causas liberales. También, las de Obama y Hillary Clinton. No fue hasta el 10 de octubre, en plena ebullición del escándalo y en medio de un ruidoso silencio, cuando el penúltimo matrimonio presidencial y la excandidata a la presidencia emitieron sendos comunicados de desmarque y condena. El icono liberal de Hollywood fue donante de campaña de todos los dirigentes demócratas Los Obama, «disgustados», exigían la rendición de cuentas para «un hombre que degrada y desprecia a las mujeres». La excandidata a la presidencia decía sentirse «conmocionada y horrorizada», al tiempo que tachaba el comportamiento de «intolerable». El matrimonio mantuvo durante años una relación cercana a Weinstein, a quien se contabilizaron trece visitas a la Casa Blanca. Este mismo año, la hija mayor de los Obama, Malia, trabajó unos meses como becaria en Weinstein Company, el emporio cinematográfico del que ha sido despedido ahora por sus socios el mismo que lleva su nombre. El último presidente estadounidense había recibido de él nada menos que 600.000 dólares para sus campañas electorales. El esfuerzo financiero de Weinstein para que Hillary llegase a la Casa Blanca fue aún mayor: 1,4 millones de dólares, que no fueron suficientes para alcanzar el éxito electoral. En un país ideológicamente tan polarizado como EE.UU., donde la división política se ha convertido ya en radical división mediática, las críticas han alcanzado a periódicos y comunicadores de televisión. Al liberal «The New Yorker» se le acusa de haber guardado en el cajón durante más de un año denuncias concretas contra Weinstein de actrices con nombres y apellidos. La misma publicación que había encabezado durante dos años la investigación de la saga de escándalos sexuales en el seno de la televisión conservadora Fox News, dirigida por el recientemente fallecido Roger Ailes. El prestigioso semanario se defiende alegando que no lograron «la suficiente confirmación de fuentes para publicarlo». «The Hollywood Reporter», influyente periódico de entretenimiento, también tuvo que excusarse esta semana por no haber dado cuenta de lo que había sido durante años un secreto a voces en el mundo hollywoodiense. Contraataque Los dardos de la crítica han alcanzado también a algunos de los significados presentadores de los llamados «late night», programas de entretenimiento nocturnos muy seguidos en EE.UU., a quienes se acusa de fijación con el mundo conservador y con Trump, pero una sátira casi nula hacia el mundo liberal. El escándalo sexual de Weinstein no ha merecido alusión alguna para los célebres Jimmy Kimmel y Stephen Colbert, dos de los más seguidos. Azuzado por los reproches de los medios afines al actual presidente, Kimmel decidió defenderse con un ataque y difundió en Twitter el vídeo obsceno que persiguió a Trump la pasada campaña electoral. El vídeo obsceno de Trump que se volvió contra Hillary Clinton Faltaba mes y medio para la elección presidencial. Aquel 6 de octubre, pareció caerse el mundo sobre Donald Trump. The Washington Post acababa de difundir un vídeo en el que el candidato republicano, en voz en off, presumía de besar y manosear a una mujer casada sin su consentimiento. En otro momento, parecía multiplicar por mil su experiencia: «Las beso. Cuando eres una estrella, te dejan hacerlo. Puedes hacer lo que quieras. Agarrarlas de la vagina? Lo que quieras». Era el momento álgido de la serie de denuncias que los medios habían publicado contra el aspirante a presidente. Desde entonces, arreciarían aún más fuerte. La campaña fue durante días una caza al acosador. Los mismos medios, ya decantados por Hillary, creyeron haber sentenciado la campaña. El mundo liberal y demócrata cayó sobre Trump súbita e implacablemente. Pero el magnate aguantó con dureza de superviviente. En sus recientes memorias, «Lo que ocurrió», Hillary relata cómo a su equipo de campaña le disgustó que el asunto solapara su verdadero ariete electoral: la intervención de Rusia para situar a Trump de presidente.
07-09-2017 | Fuente: elpais.com
Tenga resignación, querida amiga
Protagonizada por cinco actrices de primera, la función resulta tan graciosa y entretenida como la original
17-08-2017 | Fuente: marca.com
Las 10 actrices mejor pagadas del año, según Forbes
 
01-06-2017 | Fuente: elpais.com
Ofelia, ahogada en la piscina
Ernesto Caballero habla de la precariedad laboral de las actrices españolas, en un sainete metateatral sobre una compañía invitada a actuar para la mafia
31-05-2017 | Fuente: elpais.com
España envía a Alemania al ?cazador de actrices?
El Gobierno costea el traslado de Arndt Meyer, condenado por intentar matar en 2009 a la intérprete Sara Casasnovas
31-05-2017 | Fuente: elpais.com
Reese Whiterspoon y las mujeres que dan miedo a Hollywood
La protagonista y productora de 'Big Little Lies' es un icono que ha entendido la meca del cine y a sus actrices
31-05-2017 | Fuente: elpais.com
Reese
La protagonista y productora de 'Big Little Lies' es un icono que ha entendido la meca del cine y a sus actrices
30-05-2017 | Fuente: elpais.com
España envía a Alemania al ?cazador de actrices?
El Gobierno costea el traslado de Arndt Meyer, condenado por intentar matar en 2009 a la intérprete Sara Casasnovas
1
...