Infortelecom


Venezuela pide al Banco de Inglaterra que libere sus reservas de oro para hacer frente al coronavirus

01-05-2020 - Fuente: abc.es
Venezuela pide al Banco de Inglaterra que libere sus reservas de oro para hacer frente al coronavirus
Venezuela ha solicitado al Banco de Inglaterra que libere las reservas que tiene de oro venezolano, según informó la agencia Reuters citando fuentes gubernamentales, p ara combatir la epidemia del coronavirus, que se ha cobrado hasta el momento la vida de diez personas, según cifras oficiales. No hay confirmación de que el Gobierno de Nicolás Maduro haya recibido una respuesta, pero Londres ya dijo que no en el 2018 y en el 2019, aunque la solicitud se presentara por motivos distintos a la emergencia del Covid-19. El Banco de Inglaterra es uno de los mayores proveedores del servicio de custodia de oro a nivel mundial, y Venezuela tiene almacenadas en sus bóvedas aproximadamente 31 toneladas de oro, valoradas en más de 1,6 mil millones de dólares. Venezuela ha pedido, según las fuentes, que una parte sea vendida y el dinero sea invertido en la lucha contra el coronavirus en el país a través de la ONU. Según un portavoz del programa Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo, «se ha abordado recientemente la exploración de mecanismos para utilizar los recursos del Banco Central de Venezuela en instituciones financieras fuera del país para financiar los esfuerzos en curso para abordar las urgentes necesidades humanitarias, de salud y socioeconómicas derivadas de la pandemia». La crisis del petróleo y las sanciones impuestas por Estados Unidos han dejado al país sin liquidez, y esta no es la primera vez que los chavistas piden la recuperación de sus activos. Hace poco más de un año, en febrero de 2019, Maduro exigió a Reino Unido la devolución de las reservas de oro, que cifró en «más de 80 toneladas». «Espero que la legalidad internacional sea respetada, que la justicia prime y que Venezuela no sea despojada de algo que le pertenece», aseguró entonces. Pero Juan Guaidó, reconocido como presidente interino por más de medio centenar de países, incluido Reino Unido, solicitó tanto a la entonces primera ministra Theresa May como al Banco de Inglaterra que no devolviera las reservas, con el fin de protegerlas. Para Guaidó, la repatriación de esos activos pertenecientes a las reservas extranjeras del Banco Central de Venezuela, habría sido en ese momento una «transacción ilegítima». Maduro hizo otra solicitud en el 2018 que tampoco prosperó, y algunas fuentes señalaron que el gobierno de Estados Unidos ejerció presión sobre Londres para que la operación fuera denegada. Esta vez, el Banco de Inglaterra se ha limitado a declarar que «no da información sobre las relaciones con sus clientes». El ex jefe de ayuda humanitaria de la ONU, Jan Egeland, pidió esta semana que se levanten las sanciones contra Venezuela y otros países como Siria e Irán. «Temo que el lamentable tsunami de pobreza y hambre que vino con la pandemia sea peor que el virus», dijo Egeland en una rueda de prensa virtual en Ginebra.