Infortelecom


EE.UU. ofrecerá garantías de seguridad a Corea del Norte a cambio de su desnuclearización

11-06-2018 - Fuente: abc.es
EE.UU. ofrecerá garantías de seguridad a Corea del Norte a cambio de su desnuclearización
En su cumbre de mañana en Singapur, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, garantizará al dictador de Corea del Norte, Kim Jong-un, que no intentará derrocar su régimen a cambio de su desnuclearización. Así lo ha avanzado este lunes el secretario de Estado norteamericano, Mike Pompeo, abriendo una nueva era de entendimiento con el régimen comunista de Pyongyang. «Estamos preparados para llevar a cabo acciones que les proporcionarán la suficiente certeza que les permita estar cómodos con la desnuclearización, que no terminará mal para ellos. De hecho, es justo lo contrario, ya que lleva a un mejor y más brillante futuro para el pueblo norcoreano», anunció Pompeo en un encuentro con periodistas emitido por televisión. Además, destacó que serán «medidas únicas» porque «el concepto para estas discusiones es radicalmente distinto a los de antes». Aunque Pompeo insistió en «la completa, verificable e irreversible desnuclearización» de Corea del Norte, parece que la Casa Blanca ha cedido ante las demandas del régimen de Kim Jong-un, que pretende inaugurar «una nueva época» en las relaciones entre ambos países, enemigos desde los primeros compases de la Guerra Fría. Rebajando las elevadas expectativas que había generado, no se esperan grandes resultados concretos de este encuentro histórico entre Trump y Kim Jong-un, el primero que celebrarán los mandatarios en el poder de EE.UU. y Corea del Norte. Como predijo Pompeo, será «el principio de un largo, complicado y arriesgado proceso». Lo que no está claro es si la declaración que ambos suscriban al final de su reunión incluirá un calendario para la desnuclearización de Pyongyang, un inventario detallado de su arsenal atómico o una referencia a las sanciones económicas internacionales que el régimen de Kim Jong-un quiere levantar. «Después de las numerosas crisis que ha habido en los últimos años, sobre todo desde 2013, el mero hecho de que ambos se sienten en la misma mesa para dialogar es algo histórico, suficiente para llamarlo un éxito», analizó ese lunes en un coloquio de expertos Kim Joonhyung, profesor de Relaciones Internacionales en la Universidad Global Handong de Corea. A su juicio, «la desnuclearización es un agujero negro que lo absorbe todo, pero estamos ante algo mucho mayor: un proceso de paz». Cambio de relaciones Coincidió con él John Delury, profesor de la Universidad de Yonsei, quien cree que «la desnuclearización es clave, pero lo más importante es que haya un cambio en las relaciones entre EE.UU. y Corea del Norte». Para este reputado experto, «lo más interesante será ver el lenguaje del comunicado final, su espíritu y lo que estén dispuestos a revelar a su público». Aunque en los últimos días se había especulado con que Trump y Kim Jong-un podrían firmar un tratado de paz que pusiera fin oficialmente a la guerra de Corea, que acabó en 1953 solo con un alto el fuego, tal posibilidad parece descartarse. De hecho, está previsto que su encuentro dure solo por la mañana y que el dictador norcoreano vuele de regreso a Pyongyang por la tarde, mientras que el presidente estadounidense se marchará de Singapur por la noche. Pero todo puede ocurrir en una cumbre cuya negociación ha estado llena de giros y sorpresas, ya que el propio Trump llegó a cancelarla para luego seguir organizándola con Kim Jong-un gracias a la mediación del presidente surcoreano, Moon Jae-in, auténtico muñidor de esta distensión. De momento, lo único que está confirmado es que ambos se encontrarán en el lujoso Hotel Capella, en la pequeña isla de Sentosa, a partir de las nueve de la mañana (tres de la madrugada, hora peninsular española). Sin traductores de por medio, Trump y Kim Jong-un hablarán cara a cara para cerrar el último conflicto que queda de la Guerra Fría y abrir una nueva etapa de entendimiento entre EE.UU. y Corea del Norte.